Reign of Fire
¿Quieres reaccionar a este mensaje? Regístrate en el foro con unos pocos clics o inicia sesión para continuar.
Novedades

- (30/05) Aviso Importante

- (18/05) Ya podéis pedir Los Dracs de Mayo

- (28/03) ¡Cumplimos 6 años online!

- (29/01) ¡Empezamos a publicitar por Tumblr!

- (18/01) Debéis hacer el nuevo Registro único

- (15/01) ¡La minitrama Ash Blessing ha empezado!

- (17/11) Revisad bien la normativa de las búsquedas, pues hemos añadido una nueva norma.

- (18/02) Nuevos cambios en la normativa obligatoria para reactivar cuentas inactivas.

- (22/11) Nuevos requisitos para comprar subforos en la tienda aquí.

- (18/07) Nuevas normas respecto a los posts +18 de índole sexual.

- (18/05) Nuevas normas de emisión de reportes aquí.

Últimos temas
» Spirit Soul | Cambio de botón
Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 EmptyMiér Jun 10 2020, 09:24 por Invitado

» El ultimo Post
Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 EmptyMar Jun 02 2020, 15:19 por Selene Warren

» One Piece War [Afiliación Elite]
Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 EmptyDom Mayo 31 2020, 07:56 por Invitado

» En el bosque todo es más interesante || Luka
Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 EmptySáb Mayo 30 2020, 03:51 por Inaya

» Noche de guardia (Luka Schubert)
Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 EmptyJue Mayo 28 2020, 22:40 por Luka Schubert

» Una gran familia (Tamar y Anzu)
Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 EmptyJue Mayo 28 2020, 22:25 por Anzu

» Búsqueda romántica para un granjero (0/1)
Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 EmptyJue Mayo 28 2020, 12:16 por Luka Schubert

» El taller de las hermanas Balaur
Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 EmptyJue Mayo 28 2020, 04:55 por Daval

» You are finally here [Daval]
Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 EmptyJue Mayo 28 2020, 03:54 por Reeva

» El auspicio de la catástrofe [FB] (Oswin)
Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 EmptyMiér Mayo 27 2020, 15:26 por Oswin

Staff
Trystan
Admin
Selene
Admin
Faora
Admin
Síguenos

Afiliaciones V.I.P
Foros Hermanos
Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 G2TiwGkZ_o

06/06

Directorios y Recursos

08/10

Afiliados Élite

Limpieza 13/04


Time Of Heroes  photo untitled45.png
Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 V5tDusV Expectro Patronum
Crear foro
boton-aff
40/40


Perro malo (Rhynn) +18

Página 2 de 2. Precedente  1, 2

Ir abajo

Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 Empty Re: Perro malo (Rhynn) +18

Mensaje por Rhynn el Dom Feb 09 2020, 21:51

El maldito collar de perro no solo me hacía sentir humillado como antaño me había sentido, en los primeros momentos de esclavitud, cuando mi primer dueño se encargó de moldearme para convertirme en el sirviente sumiso y callado que soy ahora mismo. Sino que además se ceñía con cada tirón a mi cuello cortando la entrada de aire al mismo, haciendo que el ligero miedo a morir asfixiado se uniera al nerviosismo que la presencia de la dragona ya genera en mi. Pero si algo he aprendido durante estos largos años de esclavitud es a aceptar lo que quiera que me ocurra, por lo que si mi destino es morir asfixiado esta noche a manos de ella, lo aceptaré sin más. Incluso hay una parte de mi que no le importaría que todo acabara de una vez por todas, a pesar de que mi calidad de vida como esclavo ha mejorado muchísimo desde que estoy en este palacio.

Lo que sí que puedo sacar en claro de toda su reflexión sobre el amor es que ella ha vivido la parte amarga del mismo, pues solo una persona que ha sufrido con él podría llegar a decir semejante tontería sobre el mismo, ya que siempre he visto que el amor hace más fuertes a las personas, les da un motivo para luchar y avanzar. O puede que esté equivocado, y que, en realidad, ella nunca haya sentido amor propiamente dicho, solo atracción carnal por alguien y por eso no puede llegar a entender la fuerza que el amor otorga. Claro que no pienso rebatírselo, puesto que sería cometer una gran estupidez y bastantes he cometido ya con ella como para permitirme el lujo de una más.

Tras mis palabras, veo como un brillo extraño de satisfacción aparece en su mirada, notando cómo el collar deja de apretarme tanto el cuello al dejar ella de tirar de la correa, liberando mi cuello lo suficiente como para poder tomar aire con normalidad, algo que no dudo ni un segundo en hacerlo. Aunque poco dura ese respiro momentáneo ya que pronto su contacto se hace demasiado patente, pues no tarda en juntar su cuerpo contra el mío, pasando sus brazos por mi espalda y comenzando a arañar mi espalda, haciendo que me tense al instante por culpa de su contacto, sintiendo ése calor excesivo que desprenden los cuerpos de los dragones en sus formas humanas, y mudando la expresión de mi rostro a una que expresa el dolor que siento al notar sus uñas arañar mi piel aun por encima de la ropa que llevo. Tragando saliva con fuerza, sintiendo cómo mi cuerpo suda en abundancia por el nerviosismo y el exceso de calor del cuerpo ajeno, suelto su pecho inconscientemente al tensarme, manteniendo los brazos rígidos a lo largo de mi cuerpo, mientras mi respiración y pulsaciones se disparan vertiginosamente.

Era cierto que nunca antes había hablado tanto con ella, pero era por una simple razón, nunca le había dado la oportunidad para ello. A diferencia de su hermano, de mi dueño, ella jamás me había permitido expresarme, pues es como la gran mayoría de dragones, los cuales solo andan interesados en ellos mismos y no son capaces de aceptar cualquier comentario o explicación por parte de aquellos seres a los que consideran inferiores a ellos. Por eso a ella me dirigía con frases cortas ya que era inútil intentar explicarme.

Lo que estaba claro era algo que ya sabía, que era mentira que respondiendo a esa pregunta iba a dejarme en paz, puesto que estoy muy familiarizado con el juego de darle esperanzas al esclavo para conseguir lo que uno quiere y luego reírse de él al negarle lo prometido. Es por este motivo que no me sorprende que la cosa no termine ahí, que se atreva a acercar sus labios a los míos, haciendo que note cómo sus dientes se clavan en mi labio inferior provocándome una molestia que se une a la de su arañazo, algo a lo que no puedo hacer nada más que soportar como mejor pueda con la certeza de que el juego acaba de empezar.




Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 NRP6sHA
Rhynn
Rhynn
Hybrid

Ocupación : Esclavo
Mensajes : 137

Volver arriba Ir abajo

Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 Empty Re: Perro malo (Rhynn) +18

Mensaje por Lyanna el Jue Feb 13 2020, 00:10

Lyanna tenía planes para Rhynn aquella noche y todo iría según él se comportara y actuara. Había oído que sus antiguis esclavos habían hecho de él todo un semental rubio, musculoso de casi dos metros. Por supuesto la morena no iba a dejar correr su oportunidad y debía aprovechar la ausencia de su hermano y que Iraida no les interrumpiría.

Claro que no por el motivo que le había dicho al esclavo, sino porque la había encerrado sabiendo que la listilla de la muda encontraría la forma de salir a socorrer al que parecía era su único amigo de escala igual desde hacía mucho tiempo. El haber contestado a la pregunta le había salvado de comer comida de perro, porque desde luego que si era necesario no iba a tener el menor problema, quizás hasta podía llevarlo donde estaban los perros y así ponerlo junto a ellos.

- Verás Rhynn... Me gustan los esclavos serviciales, pero no sumisos, si quieres salir bien parado esta noche te aconsejo que controles tus nervios y seas sincero conmigo. - Le aconsejó y eso en ella era muy raro, por lo que el rubio podía darse con un canto.

Claro que como la mayoría de dragones, Lyanna también era pasional y no tenía ningún problema ni vergüenza en satisfacer su cuerpo si este se lo pedía. - Fuiste muuuuuy valiente ayudando a la chica y al esmirriado que iba con ella. Sin duda todo un caballero, pero ese día seguías mis órdenes y para mi sorpresa me encontré con un Rhynn bastante decidido y no tan sumiso. Por lo que, puedes dejar toda esa fachada cuando quieres, y es lo que te estoy pidiendo. - Le dijo mientras llevaba un dedo a su barbilla para que le mirara a los ojos.

Por su reacción estaba claro que Rhynn no sabía convertir el dolor en placer, algo que le vendría bastante bien. Por lo que una vez había arañado su espalda, sujetó su barbilla con la diestra y se acercó más al notar como sudaba y se tensaba cada vez que ella se pegaba más. - Sé que sabes como complacer a una mujer y estoy deseando descubrirlo... - Se acercó uniendo sus labios a los del esclavo. - Estoy segura de que Aiden estará muy contento contigo si dejas satisfecha a su hermanita. - Comentó para después soltar una risilla.

Le encantaba molestar al esclavo y en varias ocasiones había disfrutado de veras asustándolo y viendo como este saltaba del susto o del propio estrés de la situación. Aun así sabía que Rhynn era leal a Aiden y hacer lo que le estaba pidiendo podía ir contra sus principios, si es que los tenía, pero se moría de ganas por ver su reacción. Y para que mentir, tenerlo esa noche para ella sola de esa forma, hacía que ya estuviera excitada y sus brillantes ojos así lo dejaban bien claro. Además el toque de la correa era un punto muy interesante.

- ¿Porque te afecta tanto mi cercanía? - Se acercó esta vez a su oreja para susurrarle y después mordió su lóbulo despacio mientras su mano sin previo aviso y con la única intención de sorprenderle fue directa a su entrepierna donde dedicó unas cuantas caricias mientras sonreía con picardía.

- Vamos Rhynn, despierta. - La personalidad impulsiva de la dragona quería respuestas y reacciones ya por lo que volvió a hacer uso del collar, ese que le daba cierto poder sobre el rubio, tirando de nuevo para que espabilara. Tenía dos opciones y la morena se moría de ganas por ver cual escogía. Pues para las dos ya tenía algo pensado...




Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 1NErYS2
Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 1eV5JOf
Tell me how bad I am, that makes me feel good:


Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 WrOE7hH
Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 0RYSYsP

The fire that melts:
Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 Fgiuadx
Lyanna
Lyanna
Dragon

Ocupación : Inquisidora
Mensajes : 158

Volver arriba Ir abajo

Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 Empty Re: Perro malo (Rhynn) +18

Mensaje por Rhynn el Vie Feb 14 2020, 22:57

Incapaz de moverme, sintiendo como si mi cuerpo fuera ahora una estatua de duro mármol, pues ese es el efecto que tiene su abrazo y sus atenciones sobre mi, no puedo sino dejarla hablar, notando como sus palabras no dejan de ocultar una clara amenaza, una clara invitación a obedecer y responder aquello que ella quiere oír, sin importar si es verdad o no por mucha sinceridad que me esté exigiendo. Porque básicamente es eso lo que está haciendo, exigiéndome que sea sincero con ella, que deje de ser sumiso, como si la obediencia y la sumisión no fueran la misma cara de la moneda, ya que una va de la mano de la otra, y una no puede vivir sin la otra, pero por lo visto la dragona está emperrada en no entender esa regla sencilla de la esclavitud.

Pronto saca a relucir el motivo que le ha dado la oportunidad para atacarme, para golpearme como lo ha hecho antes el patio, unos golpes de los que mi pobre estómago todavía no ha terminado de recobrarse, y de los que mi cara da clara prueba por la fuerte inflamación que cubre su mitad. Y ahí estaba lo que le hacía sospechar que no soy el esclavo sumiso que todo el mundo cree que soy, salvo que se equivoca, puesto que cuando ataqué a la araña, no lo hice porque no sea sumiso, sino porque era mi deber, era lo que le había prometido a Aiden y a él no puedo defraudarle. La cuestión es cómo hacérselo entender a su hermana, cómo hacerle ver que no soy lo que ella cree que soy, un esclavo cegado por la ira deseoso de acabar con la vida de sus dueños, algo que dista muchísimo de la realidad, de mi realidad, pues no sería capaz de atacar a mi dueño por el respeto que le proceso y mucho menos a la hermana de éste, ya que sería como traicionarle a él, algo que me niego rotundamente a hacer.

Igualmente no me llega a dejar replicar, ni defenderme, ni tan solo decir una palabra más, pues no duda en acercar sus labios a los míos, rozándolos levemente mientras sigue hablando, sacando a la luz algo que ya había intuido muchas veces antes por la forma de mirarme que tiene, pues nunca me han pasado desapercibidas esas miradas, esa forma de observarme detenidamente, como si de un animal o un trofeo me tratara, como si evaluara mis posibilidades para algo que está tramando y que ahora me queda bien claro de lo que se trata, de otra dragona buscando divertirse con un esclavo en la cama. Y esto no me era nueva, para nada, solo que no tengo muy claro qué tipos de juegos le pueden gustar a Lyanna en ése aspecto, por lo que no tengo la certeza de poder actuar como espera de mi.

Pero su cercanía sigue bloqueándome, dejándome sin saber cómo actuar, algo que nunca me había pasado antes con una dragona. Incluso cuando me pregunta el motivo de que me afecte tanto su cercanía me siento incapaz de responderle, pero no por nada, sino simplemente porque ni yo mismo tengo una respuesta para esa pregunta, pues no logro entender qué me lleva a no saber reaccionar, algo que solo puede ser causado por el miedo que siento hacia ella, hacia su carácter tan explosivo y temperamental, aunque eso no llega a explicar mi tensión al tenerla rodeando mi cuerpo con uno que es realmente atractivo.

La sensación de sus dientes al morder lentamente el lóbulo de mi oreja consigue mueva ligeramente la cabeza, intentando apartarla de ella justo antes de que su mano irrumpa en mi entrepierna sin previo aviso, comenzando a rozarme en un claro intento por despertar esa parte de mi cuerpo, algo que, de momento, no está logrando ni remotamente.

Y es el collar lo que me hace reaccionar finalmente, puesto que volver a notar su presión sobre mi cuello, recordándome quien manda y lo humillante que es para mi el que esté usando un collar de uno de sus propios perros, lo que consigue sacarme de ese estado de total rigidez. - Sé lo que quiere que haga mi Señor – empiezo a decirle con voz ronca mientras enfoco mi único ojo en su rostro, pues el otro me es imposible abrirlo por la inflamación de la cara, - Por eso actué así en la plaza, por eso no me quedé en el tejado esperándola, porque su hermano me ordenó que debía protegerla, con mi vida, llegado el caso y eso hice. Ataqué a aquella araña para protegerla, y volvió en su búsqueda por si me volvía a necesitar – le explico, puesto que es totalmente cierto que su hermano me pidió que la protegiera y que ese fue el motivo para atacar a la araña y la excusa perfecta para volver a la plaza y ayudar a Joe y su hermana. - Ése es el motivo, señora, no hay otro motivo para que fuera tan decidido, como usted dice, que el de cumplir las órdenes de su hermano – añado con total sinceridad, en un primer intento por hacerle comprender que no soy lo que ella cree.




Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 NRP6sHA
Rhynn
Rhynn
Hybrid

Ocupación : Esclavo
Mensajes : 137

Volver arriba Ir abajo

Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 Empty Re: Perro malo (Rhynn) +18

Mensaje por Lyanna el Jue Feb 20 2020, 01:17

Era la primera vez que un esclavo quedaba tan cohibido ante su presencia. La mayoría solía tener miedo y al principio siempre se mostraban algo temerosos a actuar, pero acababan cediendo y complaciendo a la morena sabiendo que obviamente eso era lo mejor. Pero Rhynn seguía en su estado sumiso-pasivo. Observó su rostro hinchado por los golpes que le había dado antes, algo que seguramente aún le dolería bastante, tenía claro que los que le había dado en el vientre habían dejado sus secuelas, sus muecas de dolor cuando había rozado aquella zona lo dejaban claro. Pero incluso cuando la observó con su ojo sano no percibió odio ni rabia hacia ella. Normalmente aunque hacían lo que ella quería y ordenaba, la ira les hervía la sangre y los ojos eran el espejo del alma, lo mostraban todo. Incluso lo que uno no quería que se supiera, desvelando así sus verdaderos sentimientos.

Recordó el primer día que vio a Rhynn, cuando su hermano lo trajo a la que sería su primera cena para presentarlo como su nuevo esclavo. Uno que sin duda había pasado a ser su mano derecha claramente, pese a ser un esclavo, Aiden lo trataba como a un igual. Teniendo en cuenta sus necesidades y sentimientos, intentando que siempre tuviera todo lo que necesitaba. Claro que, la fragua iba viento en popa y Rhynn obedecía y realizaba todo lo que Aiden le pedía, haciendo que se sintiera aún más orgulloso.

Pero Lyanna nada más verle tuvo una idea que durante semanas la llevó a observar al esclavo en la fragua, sabiendo que para ser un simple humano, gozaba de un físico magnífico y un atractivo que obviamente no pasaba desapercibido. Por eso su empeño en quedárselo para ella, para poder usarlo a su antojo y saciar sus... necesidades. Tanto a nivel sexual, como a nivel de... entretenimiento. La negativa de Aiden por primera en su vida a algo en lo que ella se había encaprichado era lo que hacía que tuviera una actitud tan hostil, incapaz de ver más allá de su egoísmo, sin tener en cuenta ni importarle, que su hermano apreciaba a Rhynn tanto que no podía dárselo. Pero la morena era incapaz de poner la vista en algo que no fuera para su propio beneficio.

- Oh... Entiendo. - dijo en un susurro tras escuchar sus palabras.

Notaba como sudaba presa del pánico que seguramente sentía en ese momento a la espera de que la dragona decidiera que hacer con él para divertirse, como la presa de una araña viéndola venir, atrapada en su red, antes de ser devorada. Vio como las gotas de sudor le caían por la frente y también notó su espalda algo pegajosa. Lyanna desprendía un calor corporal bastante fuerte, como todos los de su especie, pero la respiración acelerada de Rhynn y la tensión que mostraba su postura corporal le dejaba claro que realmente sentía miedo hacia ella.

Así que llevó su diestra a la nuca del rubio y acercó su boca a la de él, juntando sus labios con los suyos en un pasional beso, mientras saboreaba su lengua buscando excitarle o por el contrario, ponerle mas nervioso.

Le observó durante unos segundos tras separarse despacio y le dedicó una sonrisa ladina, acompañada de una mirada felina para después separarse y poner en pie. Se acercó al armario y lo abrió para coger algo con lo que tapar su cuerpo desnudo. La suave y fina tela cubrió las curvas de su atractivo cuerpo mientras miraba de reojo a Rhynn, sabiendo que la estaría observando. Volvió hacia el rubio y cogió de nuevo el extremo de la correa tirando para que se levantara.

- Así que, obedecías a mi hermano para protegerme, verdad? Con tu vida... Todo un detalle. - Le reconoció, volviendo a sonreír ladina. - Tengo una idea Rhynn, ven conmigo. -Le ordenó. - Aunque creo que el plan de acostarnos seguramente te habría gustado mucho más... Me temo que acabas de perder tu oportunidad. - Acercó su cuerpo al del rubio de nuevo tirando de la cadena para que agachara su cabeza y quedaran cara a cara.

Dio media vuelta seguida del esclavo mientras se dirigía al jardín. Hizo un gesto con la  mano para que dos esclavos más se acercaran. - ¿Conocéis a Rhynn? Es el esclavo favorito de Aiden. - Empezó diciendo mientras golpeaba con dureza la pierna de Rhynn para que cayera de rodillas, sabiendo que ese golpe le dejaría en desventaja. Se puso a su espalda y volvió a tirar para que echara la cabeza hacia atrás y así la viera mientras hablaba y daba instrucciones a los otros dos.

Sabía que el dato del esclavo favorito de Aiden, a los otros dos los molestaría y por tanto cumplirían el papel que ella quería sin rechistar. - Rhynn acatando órdenes de mi hermano, debe protegerme con su vida. Por lo que... vosotros dos tenéis que intentar atacarme y Rhynn... debe protegerme. - Miró al rubio- ¿Lo entiendes querido? - Se burló soltando esta vez la cadena, dejando que por fin fuera libre de ese agarre tan humillante y en parte sofocante que le debía suponer ya que ella había tenido en su poder el dejar que pasara el aire a sus pulmones, sintiendo un placer mezclado con una gran diversión en ello. No obstante, no le quitó el collar, tan solo lo soltó, para que tomara posición en lo que le había ordenado.

Entregó una daga a Rhynn, sabiendo que no la usaría contra ella, o al menos de hacerlo, la sorprendería ya que jamás lo imaginaría. Haciendo que así tuviera algo de ventaja y después volvió a hablar a los dos esclavos. - Sé que tenéis familia y sé que queréis lo mejor para ellos. Sé que tu tienes una niñita preciosa a la que puedo vender en un burdel cualquiera sino me obedeces... Si, Aiden es demasiado bueno, os escuché hablando en una ocasión... Un dragón que protege a sus esclavos, que admiraaaaaaable. Atacad a Rhynn con todas vuestras fuerzas o mataré a vuestra familia. A todo el que os importe. - Alzó la voz para que vieran que iba en serio y el espectáculo comenzara.

Se colocó detrás de Rhynn, de manera que los dos esclavos tenían que luchar contra él para llegar a ella, dejando al pobre esclavo con la daga en la mano y el collar aún colgando de su cuello en la situación de tener que luchar e incluso matarlos para cumplir sus órdenes, y sobretodo para cumplir la de su dueño Aiden. A quién por nada del mundo el esclavo pensaba desobedecer o defraudar, aumentando así su diversión.




Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 1NErYS2
Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 1eV5JOf
Tell me how bad I am, that makes me feel good:


Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 WrOE7hH
Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 0RYSYsP

The fire that melts:
Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 Fgiuadx
Lyanna
Lyanna
Dragon

Ocupación : Inquisidora
Mensajes : 158

Volver arriba Ir abajo

Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 Empty Re: Perro malo (Rhynn) +18

Mensaje por Rhynn el Vie Feb 21 2020, 23:40

Su murmullo a modo de respuesta a mi explicación me indica que nada bueno me espera y, sobretodo, que poco le ha importado lo que le he explicado, pues está claro que está encabezonada en que no soy lo que aparento y, ojo, lo mismo tiene razón, puesto que no soy un humano sino un híbrido, pero de ahí a odiar a mis amos hay un paso demasiado grande.

Notar nuevamente como tira de mi cabeza hacia abajo no me gusta demasiado, pero no puedo hacer nada más que obedecer, por lo que bajo mi cabeza permitiéndole darme un beso que poco tiene de agresivo y mucho de pasional, un beso que no me resulta tan violento como el otro, sobretodo porque ahora no se entretiene en morder mi labio y solamente se divierte usando su lengua para explorar mi boca, lo cual no me incomoda demasiado e incluso me parece más normal, más a lo que estoy habituado. Tanto es así que ese beso consigue despertar ligeramente aquello que su mano no ha logrado anteriormente, aunque el nerviosismo que siento ante la incerteza de lo que debo hacer no ayuda a que se endurezca como ella espera.

En cuanto se separa, noto como una relajación casi instantánea se apodera de mi cuerpo, con tanta fuerza que he de hacer acopio de fuerzas para no caer de rodillas ahí mismo. Pero, pese a esta relajación, no quito mi ojo abierto de la dragona la cual se dirige hacia un armario para abrirlo. Inconscientemente, siento como mi cuerpo se vuelve a tensionar, ante lo que pueda sacar del armario, tensión que desaparece en cuanto veo que lo único que saca es un vestido que no duda en ponerse.

- Sí, señora, eso es lo que hacía – le respondo sumiso a su comentario sobre que lo único que hacía era cumplir las órdenes de su hermano, algo que es totalmente cierto. Aunque su siguiente comentario con ese tengo una idea poco me gusta y menos cuando vuelve a sujetar la cadena haciendo que el collar se cierre ligeramente sobre mi cuello, recordándome con su presión quien tiene el mando ahora mismo de la situación y de mi vida.

Realmente no me extrañaba, pues no es algo nuevo, que alguien de la cercanía de mi dueño quisiera disfrutar de mi compañía en la cama, pues por desgracia parece que ejerzo esa atracción sobre algunas dragonas, las cuales no parecen tener reparos en acostarse con esclavos con tal de satisfacer su apetito sexual, la cuestión es que habitualmente ya sé si lo que buscan es un encuentro pasional, tierno o violento, a lo que me han enseñado a adaptarme para satisfacerlas, pero en el caso de Lyanna no me ha indicado qué tipo de sexo quiere conmigo, y eso no me ha ayudado mucho en lograr que todo quedara en un simple revolcón, el cual habría sido bastante doloroso para mi, sobretodo por los golpes recibidos previamente, pero ahora ya me deja claro que busca algo distinto de mi, algo que seguramente no me va a gustar lo más mínimo.

Con firmeza, consiguiendo que la entrada de aire a mis pulmones se vaya complicando al tirar de la cadena según caminamos, me lleva al jardín, el cual luce completamente mojado por la reciente lluvia la cual por suerte ha dejado ya de caer, aunque todavía se pueden ver las negras nubes cubriendo el cielo, por lo que la amenaza de más lluvia sigue todavía vigente. Una vez allí escucho cómo empieza a hablar con dos esclavos que se encontraban en el jardín, no sin antes obligarme a ponerme de rodillas mediante un fuerte golpe en mi pierna. Pero no contenta con tenerme de rodillas sobre el húmedo suelo me obliga a echar la cabeza hacia atrás con un fuerte tirón de la correa, la cual cierra peligrosamente el paso de aire a través de mi garganta durante unos exageradamente largos momentos en los que empieza a desvelar su terrible plan.

Con la sorpresa reflejada en mis ojos, algo que no había conseguido antes, escucho sus palabras. Está claro que se quiere beneficiar de la rivalidad, de los celos, que puedan llegar a sentir esos dos esclavos hacia mi por ser el esclavo favorito de su hermano, algo que todos en su casa conocen pero que nunca antes me ha causado problemas al no alardear de ello con el resto de esclavos. Quizás sí que estén celosos porque yo dispongo de un cuarto para mi solo, pero todos saben que trabajo duro como todos ellos y que disfruto del mismo trato que Aiden otorga a todos los esclavos que hacen bien su trabajo. Pero eso no quita que no haya algunos de ellos que se sientan inclinados a sentir esos celos o envidia que la dragona parece querer fomentar en estos momentos.

Que si lo entendía… claro que lo entendía. Estaba claro lo que quería la dragona, quería una pelea, quería sangre, quería oír los gritos de dolor, de esfuerzo de unos esclavos al pelearse para satisfacer su ¿diversión?, ¿su apetito sexual?, sea lo que sea me parece algo horrible, inhumano pero propio de los dragones. Por eso no puedo evitar mirarla con tristeza, no con odio ni con rabia, simplemente con tristeza, puesto que es eso lo que ahora mismo me hace sentir sus palabras, tristeza por ver cómo la rabia, el odio puede llevar a un ser a disfrutar con el dolor y la muerte ajenas. Pero al menos libera la correa, por lo que pronto el collar se afloja lo suficiente como para que el aire pueda entrar en mis pulmones libremente, reestableciendo el flujo de aire y permitiendo que mi cabeza vuelva a una posición más normal, sobretodo al clavar mis ojos en el suelo del jardín.

Sin apartar la mirada del suelo, centrándola en una pequeña hormiga la cual corre despavorida por un suelo que se le ha vuelto irreconocible por culpa de la abundante lluvia caído, acepto la daga que me entrega, mirándola durante unos momentos como si de un objeto extraño se tratase mientras ellas continúa hablando, esta vez amenazando directamente a los pobres esclavos.

Tras sus últimas palabras, aquellas que dejan bien claro lo que la buena de Lyanna es incapaz de ver, que su dueña no es más que un ser despiadado que no duda en pisotear a nadie con tal de conseguir lo que busca, el silencio se apodera de aquel jardín, a la par que varios esclavos curiosos, atraídos por los gritos de la dragona, asoman sus cabezas tímidamente al jardín, con unas miradas que denotan el terror que sienten ante lo que está a punto de suceder.

Durante esos momentos no dejo de mirar la daga, ladeando ligeramente la cabeza mientras la muevo contemplando los reflejos que la tenue luz del encapotado día consiguen arrancar a su afilada hoja. Finalmente elevo ligeramente mi cabeza, enfocando con el único ojo que me queda abierto a los dos esclavos, los cuales han permanecido callados igual que yo hasta este momento. Sabiendo que la visión de mi rostro hinchado, del collar en mi cuello puede estar causándoles decido forzar mis labios a esbozar una sonrisa que a penas si logro conseguir. - Os conozco perfectamente a los dos – empiezo a hablar a los dos esclavos, con tono tranquilo, relajado - Conozco a vuestras familias, sé que os quieren y que os echarán mucho de menos en caso de que dejéis este mundo de sufrimiento – continúo hablándoles mientras sujeto con la mano libre la correa - Yo en cambio no tengo a nadie que le importe si vivo o si muero – digo alargando mis manos ofreciéndoles tanto la daga como la correa para que hagan lo que tengan que hacer - por eso a nadie le importará si me matais. Pero siento que os veáis en esta situación por mi culpa. Pues hagáis lo que hagáis recibiréis un castigo demasiado duro, porque si no atacáis ella atacará a vuestra familia, pero si atacáis… – aprieto los labios mientras niego con la cabeza - todos sabemos el precio que conlleva el atacar a un dragón, y más siendo esclavos – un precio que solía ser la muerte o una visita a los torturadores de la inquisición - Pero sabed que no os impediré que lo hagáis, puesto que Aiden me ordenó que la protegiera mientras estábamos paseando por la fiesta de la cosecha, algo que ya pasó, puesto que ya hemos vuelto y ya no tengo porqué protegerla de nadie, ya que nadie osaría hacerle daño en su propia casa. Así que la decisión es vuestra – termino de decirles.

Sé que estoy ahora mismo en una situación muy complicada, puesto que al negarme a defenderme, de defenderla en caso de que decidan atacarnos, puedo acabar muerto ahora mismo a manos de los que considero mis iguales, como también soy consciente que al negarme también le estoy negando la diversión que espera obtener de mi al verme pelear con gente contra la que no tengo nada, con gente que conozco lo demasiado como para no sentir empatía hacia ellos, como para no sentirme incapaz de hacerles daño, exponiéndome a una mayor ira por parte de la dragona. Pero si con ello consigo que los dos esclavos, y sus familias, no sufran la ira de la dragona, me sentiré realmente aliviado y contento. A parte que tampoco he mentido, ya que mi dueño me dijo que la protegiera mientras estábamos fuera, así que en cuanto regresamos esa orden caducó para mi.




Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 NRP6sHA
Rhynn
Rhynn
Hybrid

Ocupación : Esclavo
Mensajes : 137

Volver arriba Ir abajo

Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 Empty Re: Perro malo (Rhynn) +18

Mensaje por Lyanna el Lun Feb 24 2020, 23:02

Si Rhynn hubiera reaccionado y hubiera sido listo habría complacido a la dragona, optando por la opción que le debería resultar más fácil, teniendo en cuenta su pasado y sus anteriores dueños. Pero por algún motivo que Lyanna no entendía, ni siquiera la miraba a la cara. No era algo que ya le molestara pues más bien sentía indiferencia y además, empezaba a tener claro que no sacaría nada de Rhynn. Sus palabras habían estado muy bien pero Lyanna sabía que no decía la verdad y eso si que la enfadaba. Había visto la complicidad con la pareja que había en la plaza y que pasara de las órdenes de la dragona es algo que iba a permitir. Y a eso sumado que Rhynn no era capaz de reaccionar ni moverse estando ella cerca, se podía decir que tenía hasta suerte de que estuviera hablando.

Aquella noche no moriría, pero si recibiría una lección. Después de eso, la morena no tendría ningún motivo por el que volver a acercarse, pues se trataba de su hermano y en el fondo la sangre le tiraba, por lo que dejaría en paz a Rhynn. Hasta que volviera a decidir meterse con él. De igual manera ya sabía que tendría una discusión con Aiden tras lo que haría esa noche y que seguramente le prohibiría volver a acercarse a su "amigo", pero hasta que llegara ese momento tenía que aprovechar.

Los demás esclavos miraban la escena horrorizados y no era para menos, Lyanna se paseaba con Rhynn como si fuera su perro. Mientras los demás se compadecían al ver el estado lamentable del rubio, con el rostro hinchado y la respiración entre cortada mientras claramente agachaba la cabeza por la vergüenza que estaría pasando. Aquello también serviría para dar una lección y aviso a los demás esclavos. Sabiendo lo que era capaz de hacer la dragona si alguien osaba desobedecerla o intentar tomarle el pelo.

Sólo había una persona capaz de interponerse e intentar parar la situación. Quién ahora mismo estaría intentando salir de la habitación, pensando únicamente en como ayudar a Rhynn y convencer a su dueña de que era un esclavo fiel y que lo dejara en paz. Había insistido con que no le hiciera daño, asegurando que la trataba bien y siempre era muy respetuoso hacia la dragona. Pero Lyanna no se creía ni una palabra, el rencor era visible en la mirada de Rhynn, y eso lo reconocía enseguida por mucho que su querida Iraida le quisiera jurar y tratar de convencer.

Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 Morgana-pendragon-gif-4

Sabía que los demás esclavos de Aiden tenían celos de Rhynn y quiso usarlo para fomentar el odio hacia él y que así los otros dos no se echaran atrás. Sin embargo, ninguno de aquellos esclavos vivían en malas condiciones. Rhynn era de los únicos que tenía habitación propia y demás lujos que realmente se había ganado, ya que era muy beneficioso para Aiden. Así que de eso iba a aprovecharse. - Rhynn quiere ser la mano derecha de Aiden y si debe pisaros a todos vosotros, lo hará. Si me obedecéis os daré lo que necesitéis y protegeré a vuestras familias. - Les propuso, para así tentarles.

Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 Source

Observó como los dos esclavos se miraban al ver como le entregaba la daga, dándole ventaja, pero lo que sobretodo le llamó la atención fue la reacción de Rhynn. El numerito del bueno de Rhynn, dándoles él mismo la daga y la cadena que iba unida a la correa de su cuello. Lyanna puso los ojos en blanco y tras un sonoro suspiro, ordenó a los otros dos atacar. Lo tenían fácil, si el rubio no iba a defenderse, pues era su decisión. Los dos esclavos adelantaron unos pasos y aunque al principio dudaban, finalmente tras cruzar la mirada con Lyanna y esta mantenerles una mirada fría y dura entendieron que sus familias morirían sino actuaban. - O atacáis o todos morirán, Rhynn ha tomado una decisión. Nadie tiene porque morir, el bueno de Rhynn se recuperará. - Le soltó mientras empezaba a impacientarse.

Finalmente uno de ellos tomó la iniciativa y se adelantó cogiendo la daga que el esclavo tenía en la mano usándola para hacerle un corte en el brazo. El otro parecía dudar por lo que Lyanna se acercó y lo cogió por la mugrosa camiseta para encararle. - ¿Quieres morir? - El esclavo no respondió pero ella pudo sentir como temblaba. - ¿A qué esperas? - Le preguntó escuchando un susurro un "no puedo..." salir de sus labios, apenas imperceptible. Aquello la enfadó tanto que directamente le partió el cuello viendo como su cuerpo sin vida se desplomaba en el suelo. - ¿Y tú, quieres el mismo final? - Pregunté al otro esclavo que se abalanzó sobre Rhynn cogiendo esta vez la correa y tirando de ella. Al mismo tiempo que descargaba su miedo y rabia por haber perdido a su compañero contra el rubio, que realmente no tenía culpa de nada, pero sabiendo que tenía que hacerlo para salvar su vida y la de su familia.

Un charco de sangre empezaba a adornar el suelo mientras el esclavo seguía golpeando a Rhynn, quién ni siquiera podía levantarse ni defenderse, tan solo aguantar y rezar porque acabara pronto.




Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 1NErYS2
Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 1eV5JOf
Tell me how bad I am, that makes me feel good:


Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 WrOE7hH
Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 0RYSYsP

The fire that melts:
Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 Fgiuadx
Lyanna
Lyanna
Dragon

Ocupación : Inquisidora
Mensajes : 158

Volver arriba Ir abajo

Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 Empty Re: Perro malo (Rhynn) +18

Mensaje por Rhynn el Sáb Mar 07 2020, 17:04

Sin dejar de ofrecerles daga y correa con mis extendidas manos espero nervioso a ver cuál es su reacción sin poder dejar de preguntarme qué haría yo en su situación. Todos los esclavos de los hermanos nos conocemos, puesto que compartimos vivienda y, aunque no tengamos mucho contacto, siempre acabamos siendo todos citados en alguna reunión o evento, por lo que ninguno me es ajeno, como tampoco yo lo soy para ellos. Por eso sé que ellos están tan nerviosos como yo, o peor aún, ya que está claro que hagan lo que hagan van a sufrir las graves consecuencias de sus actos.

La tensa espera no se alarga más allá de lo necesario, pues finalmente noto cómo uno de ellos toma la daga de mi mano y pronto el agudo y ardiente dolor de un corte en mi brazo me aclara que éste ya ha tomado su decisión. Sin embargo no se produce ningún otro movimiento, por lo que permanezco en la misma posición, comenzando a escuchar el viscoso ruido que hace mi propia sangre al caer sobre el mojado suelo, empezando a formar una pequeña mancha carmesí sobre el mismo. Pero lo que sucede a continuación consigue horrorizarme, pues soy testigo mudo de cómo el otro esclavo se niega a golpearme, un acto de rebeldía y de respeto que desata la ira de la dragona, quien no duda en partirle el cuello, arrancando gritos quedos y otros sonidos de sorpresa al romperle el cuello allí mismo, dejando que su cuerpo caiga como un simple saco de huesos sobre el mismo suelo en el que tengo clavada mi mirada.

Tras el tenso y espeluznante silencio que se crea ante la muerte del esclavo, la voz de la dragona retumba como una advertencia en los oídos de todos los allí presentes, haciendo que el otro esclavo no dude en luchar por conservar su vida, a pesar de sentenciar a su familia a una muerte segura al tomar la correa que continuaba ofreciendo y tirar de ella, consiguiendo que caiga de cabeza al suelo, aunque sin llegar a golpearlo con ella al frenar la caída con mis brazos. Así, indefenso, notando como el collar se cierra con fuerza sobre mi cuello estrangulándome sin compasión, empiezo a sentir los primeros golpes, unos propinados por el miedo y la rabia sobre mi espalda y cabeza, unos golpes que poco a poco se vuelven más violentos, más salvajes y a los que empiezan a unirse patadas, las cuales castigan sin compasión mi costillar, mientras lucho por respirar haciéndome un ovillo en el suelo.

Había recibido muchas palizas durante mi vida como esclavo, sobretodo en los primeros años en los que aún la rebeldía de la edad y de la perdida libertad todavía anidaba en mi ser. Unas palizas que eran propinadas por los propios dragones, mucho más fuertes y crueles que cualquier humano que haya llegado a conocer, mucho más duras que los golpes desesperados que me está dando el pobre esclavo. Por eso me limito a encogerme, en adoptar una postura fetal protegiendo mi estómago y cabeza con brazos y piernas, esperando simplemente a que la lluvia de golpes cese. Pero por muy débiles que sean algunos de esos golpes, los que recibo en las zonas previamente castigadas por la brutalidad de la dragona me duelen horrores, por lo que tengo que apretar los dientes con fuerza para no gritar de dolor, algo que, poco a poco me va costando más.

Solo había un pequeño detalle que no contemplaba y era la daga. La misma daga que me había ofrecido para defenderme, la misma que yo mismo había entregado en un intento por apaciguar la ira de la dragona y que parecía haber sido olvidada por el esclavo. Pero al rato su presencia se vuelve terriblemente real, puesto que, repentinamente, noto el fuerte dolor que produce su afilada hoja penetrar profundamente en la pie de hombro antes de que un espasmo eléctrico recorra toda mi extremidad consiguiendo que mis dedos se abran involuntariamente y que un grito de dolor brote de lo más profundo de mis ardientes pulmones.

Por desgracia al caer al suelo, el esclavo había soltado la correa, permitiendo que el collar se aflojara lo suficiente como para que pudiera respirar entrecortadamente, algo que hubiera preferido que no pasara y que hubiera perdido la consciencia asfixiado. Pero que ahora permitía que pudiera gritar, porque empiezo a hacerlo cada vez que noto cómo la daga se clava en mi piel, triturando sistemáticamente la carne de mi brazo. Horrorizado dirijo la mirada de mi único ojo útil hacia el brazo, el cual he elevado instintivamente en un intento por impedir que la daga se clave en mi costado y me aboque a una muerte lenta y dolorosa, pero que no para de recibir puñalada tras puñalada convirtiéndose en una auténtica fuente de sangre.

Esa visión, la de mi brazo ensangrentado siendo apuñalado una y otra vez, notando como el dolor se vuelve insoportable, pero sobretodo pesando totalmente horrorizado en la probabilidad de perderlo, que quedar manco, de ser incapaz de forjar nada, y lo más importante, de ser incapaz de ayudar a mi dueño, consiguen que finalmente, y a pesar de mi negativa previa, me vea obligado a reaccionar. Así, esperando a sentir el dolor de una nueva herida en el destrozado brazo me preparo para actuar.

En cuanto siento y veo la daga clavarse en mi carne, obligo a todo mi cuerpo a girarse hacia el lado opuesto, provocando que el esclavo se incline hacia delante perdiendo ligeramente el equilibrio, momento que aprovecho para impulsarme con mi otro brazo y levantarme de golpe, impactando con mi dura cabeza contra su cara, sintiendo el crujido que hace su nariz al recibir toda la fuerza del impacto. Dejando que el recuerdo de los movimientos de lucha milenarios tantas veces vistos en los entrenamientos de mi dueño tomen el control de mi cuerpo, me revuelvo contra el esclavo situándome a su espalda con rapidez para pasar mi brazo sano sobre su cuello, apretándolo con fuerza mientras tiro de él hacia arriba, elevándolo del suelo sin problemas gracias a mi altura y fortaleza superiores a la suya. - Lo siento, hermano… – le susurro al oído antes de tirar con todas mis fuerzas hacia arriba, asfixiándole con la misma eficacia que antes ha hecho conmigo, manteniéndole en el aire, impidiéndole que pueda hacer otra cosa que golpearme desesperadamente con sus pies y manos, aguantando el dolor que me producen sus uñas al clavarse en mis hombros, en mis brazos, en mi hinchado rostro, soportándolo mientras que poco a poco su lucha se va haciendo más débil, más lenta según la falta de aire hace mella en su organismo.

Seguramente de no haber sido un híbrido no habría sido capaz de soportar el dolor y la gran pérdida de sangre antes de lograr que el pobre esclavo caiga inconsciente, momento en el que libero su cuerpo de mi agarre dejándolo caer al suelo sabiendo que no está muerto, algo que supongo que deseará en cuanto Aiden se entere de lo que ha pasado. Jadeante, con el rostro hinchado y cubierto de sangre, con la daga aún clavada en mi brazo, el cual cuelga inútil junto a mi cuerpo sangrando abundantemente, me acerco a la dragona, dejando un rastro carmesí en el suelo.

Una vez delante de ella, mirándola seriamente, sujeto la tela de su ropa dejando una marca roja en ella. - No soy ningún perro – le digo en tono hueco, sin emoción, pues ahora mismo solo siento dolor, pena, tristeza y rabia, pero sobretodo un vacío en mi interior, un vacío causado por la falta de escrúpulos, de piedad que parece poseer la dragona. - Pero si lo que quieres es que me comporte como tal, lo tendrás… –. Nada más decirle eso tiro con fuerza de su ropa, rasgándola, dejando al aire su perfecto cuerpo para después llevar mi ensangrentada mano hacia su entrepierna, introduciendo con violencia mis dedos índice y corazón en su cálido interior y comenzando a rozar rudamente su clítoris con el pulgar de la misma mano. Manteniendo mi mirada vacía clavada en su rostro a la espera de su reacción unos momentos antes de volver a hablarle - Y todo el mundo sabe que los perros, cuando se siente arrinconados.... muerden – le digo en el mismo tono carente de emociones antes de abrir mi boca y clavar mis dientes con fuerza en su hombro, mordiéndolo hasta que empiezo a notar el sabor metálico de su sangre en mi boca, cerrando mis mandíbulas como si de un auténtico perro de presa me tratase.




Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 NRP6sHA
Rhynn
Rhynn
Hybrid

Ocupación : Esclavo
Mensajes : 137

Volver arriba Ir abajo

Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 Empty Re: Perro malo (Rhynn) +18

Mensaje por Lyanna el Dom Mar 15 2020, 01:45

Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 Tumblr_p91r9xI1nR1r0hmulo1_250
No era la primera que hacía ese tipo de actos y no sería la última, tan solo tenía que encargarse como siempre de que su hermano no se enterara. Y aunque lo sabía, que esta vez estaba tocando a alguien que era más que un esclavo para Aiden, a quién estaba considerando llevarlo con él en sus salidas, por la confianza que le tenía sabiendo que Rhynn nunca tentaría contra su vida, sintiendo quizás que a su lado ganaría aún más confianza y que también tranquilizaría al resto de los hombres, pues aunque Aiden era pacífico y tenía el don de la palabra, en momentos de histeria alguien que apoyara su tranquilidad le haría que los demás entraran antes en razón.

Al ver las miradas de terror, confusión y sobretodo, de negación por parte de los demás esclavos, supo que su hermano se enteraría y llegados a ese punto poco le importaba. Lyanna quería probar a Rhynn, pues sabía que tenía capacidades más altas que los demás esclavos. Su físico sin duda no pasaba desapercibido, mucho menos para ella y tampoco para Aiden y no necesitaba que lo reconociera, saltaba a la vista. Rhynn era una gran inversión, porque si, así eran los esclavos para ellos. Y no solo por como la pudiera satisfacer en la cama, que realmente era lo que menos le importaba, sino porque su musculoso cuerpo junto a su gran autocontrol, lo volvían un gran enemigo en una pelea cuerpo a cuerpo. Lyanna buscaba un guardaespaldas y ese era el sitio que quería ofrecerle a Rhynn, antes de recibir claro, la negativa de su hermano. Dejándole claro que el rubio seguiría permaneciendo de su propiedad por mucho que ella pataleara.

Y haciendo acopio de su carácter impulsivo y explosivo, arrasando con todo lo que se interpusiera en su camino, provocó al esclavo en vano, por eso su táctica cambió cogiendo a dos pobres desgraciados, sabiendo perfectamente donde darles para que actuaran, pero sabiendo que el bueno de Aiden no iba a dejar que Lyanna arrasara con sus familias. Por lo que, tuvo claro que el miedo que sentían hacia ella no les dejó pensar con claridad, pues pese a ser sus esclavos, el alma buena de los dos, no dejaría que Lyanna hiciera maldades inocente siempre y cuando pudiera evitarlo...

El paseo seguida de Rhynn hacia los jardines fue... indescriptible. Observaba de reojo como el rubio agachaba la cabeza y miraba el suelo con su ojo sano. Mientras las expresiones de los demás esclavos eran de horror ante lo que estaban viendo. Podía imaginar a Iraida buscando desesperadamente como salir al encuentro del que sabía que era su amado, aunque ella estaba demasiado ciega y como para verlo y creerlo. Actuaba como una buena samaritana con quién consideraba una buena persona y su amigo.

A la que había pillado varias noches yendo a hurtadillas a la fragua de Rhynn, pero dejando que los encuentros prosiguieran mientras averiguaba que es lo que hacían durante tantas horas. Dejando que creyeran que la dragona no sabía nada de lo que tramaban y escuchado como Rhynn le confesaba lo poco que se fiaba de ella y hacía bien... Era más que lógico su opinión y por supuesto, mutua, ella tampoco se fiaba de él. No se creía que fuera un simple humano esclavo que acogía sin rechistar todas las órdenes. No... Pese a haber hurgado en su pasado, encontrando simplemente que su vida había mejorado ahora que convivía con los hermanos, la morena no cesó en su empeño por provocar y divertirse con el rubio.

Observando con los ojos entrecerrados como ofrecía daga y correa para que acabaran con su vida, apretando los puños en un claro gesto de enfado por volver a desobedecerla. Tan solo quería eso, de haberlo hecho aquel maldito día, todo esto no habría pasado. Y como era el primero que osaba no hacerle caso y cumplir sus peticiones, iba a pagar por ello. Debía hacerlo para demostrar a sus esclavos lo que les pasaría, aunque sabía de sobra que se hacían una idea.

Escuchó los sollozos de dos esclavas cuando mató al que negaba enfrentarse a Rhynn, impulsando así al otro a decidir hacerlo o morir allí mismo también. Apretó sus labios volviéndolos una fina línea mientras veía como cogía la correa de Rhynn y tiraba con fuerza ahogándolo, resopló molesta al ver como el rubio se encogía en el suelo y dejaba que le pegara sin defenderse. Casi estuvo a punto de irse, de no querer presenciar aquella escena ni un maldito minuto más, ya que estaba claro como iba a terminar, con un inconsciente Rhynn al que se llevarían para curar sus heridas y evitar que se desangrara.

El grito de Rhynn inundó la estancia pese a estar al aire libre, haciendo que se girara de golpe mientras observaba como el esclavo clavaba sin piedad la daga en el hombro del rubio una y otra vez. Volviendo a escuchar como gritaba y como cogía aire sonoramente, girándose del todo mientras abría los ojos observando la escena y mostraba poco a poco una sonrisa al ver como Rhynn al fin reaccionaba y cogía al hombre pasando su brazo por el cuello ajeno hasta dejarlo inconsciente. Lyanna ensanchó su sonrisa satisfecha por lo que había visto y en parte sorprendida del aguante físico que el hombre poseía. Sin pasarle desapercibido como su brazo colgaba inerte, esperando que se recuperara, pues debía quedar de una pieza tras todo lo que había ocurrido. Seguramente las puñaladas en su hombro habrían destrozado algunos nervios, con suerte Iraida conseguiría curarle.

Entrecerró los ojos de nuevo cuando se acercó a ella despacio, escuchando sus palabras pero sin interrumpirle, bajando tan solo la mirada cuando agarró su precioso vestido con su ensangrentada mano. Para en unos segundos notar como tiraba de la tela, dejándola desnuda delante de todos. Quiénes miraban curiosos o bien quitaban la mirada por miedo a las represalias.

Justo cuando iba a preguntarle si le había gustado la experiencia de ser tratado como un perro, sus dedos inundaron su interior con brusquedad y sin ningún permiso, haciendo que un jadeo de sorpresa y placer brotara de su garganta mientras le miraba, notando en su único ojo el odio que procesaba hacia ella en ese momento. Pero sabiendo sin duda alguna como excitarla, y verlo caminar hacia ella lentamente tras soltar esas palabras, junto con la forma que la había sorprendido, habían conseguido que su interior se estrechara al ser profanada sin permiso. Por la sorpresa, de jamás imaginar a Rhynn haciendo tal cosa, mucho menos su siguiente frase y como llevó sus dientes a su hombro, notando como mordía su piel sin piedad, mientras abría la boca soltando un quejido de dolor, mientras sentía como se clavaban en su piel cada vez más.

Llevó su mano a la daga que Rhynn aún tenía clavada en el hombro y tiró de ella de golpe en un intento por liberarse de sus fauces, mientras el rubio aún mantenía su mano en su sexo y el cual también parecía que no soltaría con facilidad. Casi consiguiendo que el dolor al sacar el acero de su carne le hubiera impulsado a hacer más fuerza contra su carne.

Spoiler:
Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 Tumblr_oulijsHxN81sqxx17o4_540




Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 1NErYS2
Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 1eV5JOf
Tell me how bad I am, that makes me feel good:


Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 WrOE7hH
Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 0RYSYsP

The fire that melts:
Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 Fgiuadx
Lyanna
Lyanna
Dragon

Ocupación : Inquisidora
Mensajes : 158

Volver arriba Ir abajo

Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 Empty Re: Perro malo (Rhynn) +18

Mensaje por Rhynn el Dom Mar 22 2020, 18:36

La reacción de la dragona no se hizo esperar y pronto comprobé que había conseguido pillarla por sorpresa pues su sexo se cerró con fuerza sobre mis dedos, aquejado de aquella intrusión ni esperada ni permitida animándome a introducirlos más sin dejar de rozar con rudeza su clítoris en un intento por darle aquello que parecía ansiar tanto. Pues ahora ya me queda bien claro que lo que busca no es más que es sexo duro, sin cariño, sin amor, como muchas otras dragonas que me utilizaron para eso, para divertirse en la cama con el esclavo grandullón y rudo, algo que de haberme dicho a las claras hubiera cumplido sin más, evitando así la muerte del pobre esclavo, una muerte que pesará en mi conciencia mucho más que en la de ella, pues en cierta forma ha muerto por mi culpa, por desobedecerla, por negarse como yo a cumplir sus órdenes, aquellas que le indicaban atacar a alguien indefenso.

Seguramente su viperina lengua estaba a punto de soltarme alguna otra frase para intentar humillarme, castigarme o jactarse por haber conseguido que atacara en contra de mi voluntad, pero mi ataque, mi reacción nada convencional la había pillado tan por sorpresa que de su boca solo surgía un jadeo que no tardó en convertirse en un quejido al notar cómo mis dientes perforan su piel. Pero ella misma se lo había buscado, se había emperrado en tratarme como si no fuera más que un pobre chucho al que pudiera patear y humillar impunemente, sin tener en cuenta que los perros, por muy obedientes que sean, pueden llegar a atacar cuando se sienten en peligro. Y había sido el inminente peligro de morir lo que me había hecho reaccionar finalmente, pero no solo por mi muerte, sino porque justo en aquel momento me imaginé el rostro de decepción que habría adoptado mi dueño al verme en aquella situación. Un dueño que me había prometido enseñar a pelear, un dueño al que había visto entrenar a sus hombres en incontables ocasiones y que había despertado en mi ese impulso de defender y de atacar.

Clavando más y más los dientes en su carne, notando perfectamente con la sangre comienza a brotar entre mis labios, recorriendo su cuerpo desnudo, noto perfectamente cómo la daga se mueve ligeramente antes de que sea liberada bruscamente de mi cuerpo, provocando que mis mandíbulas se cierren más aún en un intento por acallar el grito que brota de lo más profundo de mi ser. Un mordisco que comienza sobre una carne que corre el riesgo de ser arrancada por él.

Sin sacar mis dedos de su interior, el cual empieza a humedecerse por momentos, ni de rozar su clítoris, libero finalmente su hombro de mis dientes, llevando mis labios cubiertos de su propia sangre hacia su oreja, dejando perfectamente visible una mancha de sangre en cuanto los rozo - Placer y dolor, ¿es lo que deseaba la señora? – le susurro al oído, usando mi tono normal de hablar, ese tan calmado y sumiso que le indica claramente que solo estoy haciendo aquello que parece ella desear, recordándole lo buen esclavo que soy, mientras mis dedos comienzan a entrar y salir rítmicamente de su interior, sin importarme que los demás esclavos sean testigos de lo que estoy haciendo puesto que ella misma así lo ha deseado.




Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 NRP6sHA
Rhynn
Rhynn
Hybrid

Ocupación : Esclavo
Mensajes : 137

Volver arriba Ir abajo

Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 Empty Re: Perro malo (Rhynn) +18

Mensaje por Lyanna el Miér Mar 25 2020, 01:15

¿Porque aquel simple esclavo había llamado tanto su atención? Quizás porque notaba el temor en sus ojos y la voluntad que tenía para obedecer. Aunque sus intentos por hacerse con Rhynn habían sido todos fallidos, ahora disfrutaba de vez en cuando incomodándole, sabiendo que como buen esclavo solo tenía que obedecerla. Quizás cuando Aerith estuviera lista, propondría un combate entre ellos. Rhynn sabía defenderse, más de lo que quería aparentar. Por lo que, estarían en igualdad de condiciones.

Había observado como había dejado inconsciente al otro esclavo, estando mal herido y no solo físicamente, también mentalmente después de haberlo paseado por toda la mansión como un perro y por no hablar, de la tensión que habían pasado en la habitación de la dragona. Pero sabía que después de esa noche todo iba a cambiar. A todos cuando los acorralan, acaban mostrando su verdadera cara, de lo que son capaces y ahí es donde quería llegar con Rhynn. Todo su carácter sumiso, que ni siquiera pudiera mirarla a los ojos... Escondía mucho más. El esclavo grandullón escondía muchas cosas que no quería que nadie supiera, pero la dragona iba a indagar. Y le sería tremendamente fácil tenerlo en el punto que ella quería. Pues alguien honrado como él, no haría daño a un inocente. Por lo que, su acto de paz entregando la daga y la cadena, sabiendo que eso podía matarle no le sorprendió.

Pero si cuando decidió defenderse. Cuando atacó al otro esclavo por obedecer finalmente las órdenes de la hermana de su dueño. Sabía que la muerte del otro pesaría en su conciencia y eso no hacía falta que Lyanna se lo dijera, pero como la zorra despiadada que era, no estaba mal hacer hincapié en ello. - Al fin muestras tu verdadera cara... Lástima que haya tenido que morir un esclavo para lograrlo. Su muerte recaerá sobre tus hombros hasta el final de tus días.- Le dijo mientras lo veía acercarse a ella.

Antes de que la pillara por sorpresa; de notar como mordía su hombro con fuerza haciendo que abriera los ojos sorprendida y soltara un jadeo de dolor. Y cuando la mano del rubio decidió adentrarse en su sexo sin su permiso, haciendo que se tensara y un escalofrío le recorriera el cuerpo. Al sacar la daga de su brazo los dientes del esclavo apresaron más su carne haciendo que soltara un quejido de dolor segura de que acabarían arrancándole parte de su fina piel si seguía ejerciendo esa fuerza, pero sin temer a que ocurriera. Había soportado heridas mucho peores.

La seguridad que había tomado el rubio con esas dos acciones hizo que se excitara, pues aunque su interior al principio se había quejado por esa brusca intromisión, el esclavo sabía lo que hacía, tendría una gran experiencia contentando a dragonas todas las noches. Por lo que con cada roce, se humedecía cada vez más y su interior se iba a acostumbrando a la presencia de sus dedos, por muy rudo que estuviera siendo. Así cuando por fin soltó su hombro y se acercó para hablarle al oído, compuso una sonrisa divertida, al notar el tono sumiso y tranquilo de su voz. Ya había demostrado delante de todos de lo que era capaz y eso a ella la llenaba de orgullo. También serviría para que se lo pensaran dos veces si alguien se le ocurría hacerle alguna trastada o incluso vengarse por celos al ser el favorito de Aiden.

Pero que empezara a masturbarla sin pudor si le sorprendió, por lo que abriendo la boca para coger aire y tras mirarle con las mejillas rosadas y los ojos brillantes finalmente le habló. - Has obedecido como un buen perro. - Apretó los labios negándose a darle un gemido. Aunque sin poder ocultar la reacción de su cuerpo ante el contacto que Rhynn estaba haciendo en su clítoris. Su respiración estaba acelerada y no pudo evitar arquear su espalda intentando apartarse de él.




Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 1NErYS2
Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 1eV5JOf
Tell me how bad I am, that makes me feel good:


Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 WrOE7hH
Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 0RYSYsP

The fire that melts:
Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 Fgiuadx
Lyanna
Lyanna
Dragon

Ocupación : Inquisidora
Mensajes : 158

Volver arriba Ir abajo

Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 Empty Re: Perro malo (Rhynn) +18

Mensaje por Rhynn el Dom Mar 29 2020, 12:53

Era cierto que la muerte del esclavo me acompañaría el resto de mis días, pero lo que la dragona no tenía en cuenta, lo que se le escapaba, es que estaba hablando con un esclavo. Con un esclavo que sabía lo que era que dañaran a otras personas para conseguir doblegarle, que había conocido lo que los dragones eran capaces de hacer para conseguir herirme sin llegar a tocarme un pelo, simplemente maltratando, humillando o incluso matando impunemente a aquellos que tenían cierta importancia sentimental para mi. Así había sido durante muchos años, y así seguiría siendo durante muchos más. Por eso sé que la muerte del esclavo recaerá sobre mis hombros, pero también sé que yo no he sido quien lo ha matado, que ha sido ella misma al obligarle a escoger entre dos opciones, sin darse cuenta que al final él ha conseguido lo que todo esclavo añora, la libertad. Puesto que él mismo eligió libremente el no obedecerla, lo que le conllevó la muerte por su desobediencia, pero sé que, para todos los esclavos que han presenciado la escena se ha convertido en un mártir, en un esclavo que será recordado durante años, que su espíritu de rebeldía, de búsqueda de la libertad no se olvidará infundiendo ése valor al resto de los esclavos, sembrando la semilla de la rebelión que quizás, pronto, estallará. A parte de que su hazaña se esparcirá como la pólvora por todo Talos es esclavo que fue asesinado por una dragona tras desafiarla por intentar obligarle a cometer un acto injusto.

Habiendo liberado su carne de mis dientes, y susurrado a sus oídos, no hago lo mismo con su húmedo sexo, el cual no dejo de rozar rítmicamente con mis dedos, los cuales se deslizan ya con mayor facilidad gracias al abundante flujo que su cálido interior genera, permitiéndome recrearme durante un largo rato, jugar a cambiar el ritmo, la profundidad, la inclinación con la que la penetro con dos de ellos, mientras alterno suavidad y rudeza a la hora de estimular su clítoris sin pudor alguno, dejando que todos vean cómo la dragona, una de sus dueñas, tiemble y goce del placer que sé que le estoy provocando.

De haber podido usar mi otro brazo, ahora mismo estaría aprovechando su voluntario arqueamiento de espalda para agarrar sus cabellos con fuerza y tirar de su cabeza hacia atrás, exponiendo así su cuello al que mordería con fuerza nuevamente complaciéndola con su estúpida fantasía de que la posea un perro. Por desgracia mi brazo no sólo cuelga inerte a mi costado, sino que se ha convertido en una especie nacimiento de un río de sangre que ya ha dejado un buen charco en el suelo. Una pérdida de sangre que sé que pronto me afectará, de igual forma que el dolor cada vez más presente, más contundente, se va apoderando de todo mi cuerpo.  - Solo he hecho lo que un esclavo ha de hacer, señora, servirle. Aunque la próxima vez solo tiene que pedirlo directamente – empiezo a decirle en un tono completamente sumiso, tras escuchar su halago por haber obedecido bien, sacando lentamente mis dedos de su interior, liberándola finalmente de mi roce justo cuando noto que el flujo es tan abundante que se acerca al clímax, retirándome unos pasos de su cuerpo, con la mirada baja, clavada en el suelo como suelo hacer, en actitud servil, sabiendo que, con esas palabras me libera de tener que seguir sirviéndola, notando como un mareo comienza a apoderarse de mi cabeza antes de que mis rodillas golpeen repentinamente el suelo, el cual veo acercarse vertiginosamente hacia mi antes que mi mirada se nuble por completo.




Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 NRP6sHA
Rhynn
Rhynn
Hybrid

Ocupación : Esclavo
Mensajes : 137

Volver arriba Ir abajo

Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 Empty Re: Perro malo (Rhynn) +18

Mensaje por Lyanna el Jue Abr 09 2020, 21:33

Si no quería que aquello fuera notícia, más le valía dejar las cosas claras a los esclavos antes de terminar aquel encuentro con Rhynn. Quién la había sorprendido y dado la razón por fin de que no es nada sumiso ni fiel, como él quiere hacer creer. Sabiendo que es valioso por su mano en la forja y su buen físico, teniendo en cuenta que soportaba bastante bien el dolor, lo que significaba toda una vida de maltrato hacia el rubio que había hecho que se acostumbrara a los golpes... O, desde luego había algo más, algo que se le escapaba. Pero que en ese momento la había sorprendido tomándose la libertad de meterle mano sin su permiso.

Otra dragona quizás le habría matado sin pensarlo y aunque Lyanna sintió las ganas y el placer que ello le generaría... Sería todo un desperdicio, por no hablar de que tendrían una discusión muy fuerte con su hermano. El cual apreciaba demasiado al esclavo como para perderlo por un arrebato de la morena, por muy hermana que fuera.

Sin embargo, y aunque no quería demostrarlo, Rhynn sabía como estimularla y Lyanna no pudo contener ni su respiración ni sus movimientos involuntarios aunque se negara a darle el gusto de oírla gemir. Por supuesto que no se lo daría, necesitaba algo más que meterle a traición los dedos para conseguirlo.

Lyanna apretó los labios y agachó la cabeza mientras seguía cogiendo el brazo de Rhynn para sacar sus dedos de su interior, pese a que jamás reconocería que estaba reaccionando a sus penetraciones. Por lo que finalmente alzó la cabeza y clavó sus ojos azules dedicándole una gélida mirada de frustración y resentimiento a la vez que gruñía al notar como finalmente sacaba sus dedos y se alejaba.

- No habrá próxima vez, escoria. - Le siseó mientras observaba como la pérdida de sangre empezaba a pasarle factura. - Quizás no sobrevivas a esta vez, algo que me traería problemas, pero que es lo que te mereces. - Se acercó tirando de la cadena antes de que se desplomara, quedando cara a cara ya que sus rodillas habían cedido. - Debería cortarte la mano por tocarme. - Sus ojos dieron unos destellos dorados, signo de lo enfadada que empezaba a estar. - Pero es mejor que te desangres lentamente y mueras solo... Como un perro. - Sentenció soltando la cadena y dejando que se desplomara, pero sin quitársela.

Se giró mirando a los esclavos con una mirada amenazante. - Volver a vuestros quehaceres, aquí no ha pasado nada. Así estaréis a salvo. Sino, prenderé fuego y arrasaré con todo lo que se interponga en mi camino. - Gritó para que la escucharan y tras eso, se marchó dejando solo a Rhynn bajo la lluvia.




Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 1NErYS2
Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 1eV5JOf
Tell me how bad I am, that makes me feel good:


Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 WrOE7hH
Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 0RYSYsP

The fire that melts:
Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 Fgiuadx
Lyanna
Lyanna
Dragon

Ocupación : Inquisidora
Mensajes : 158

Volver arriba Ir abajo

Perro malo (Rhynn) +18 - Página 2 Empty Re: Perro malo (Rhynn) +18

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 2 de 2. Precedente  1, 2

Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.