Reign of Fire
¿Quieres reaccionar a este mensaje? Regístrate en el foro con unos pocos clics o inicia sesión para continuar.
Novedades

- (30/05) Aviso Importante

- (18/05) Ya podéis pedir Los Dracs de Mayo

- (28/03) ¡Cumplimos 6 años online!

- (29/01) ¡Empezamos a publicitar por Tumblr!

- (18/01) Debéis hacer el nuevo Registro único

- (15/01) ¡La minitrama Ash Blessing ha empezado!

- (17/11) Revisad bien la normativa de las búsquedas, pues hemos añadido una nueva norma.

- (18/02) Nuevos cambios en la normativa obligatoria para reactivar cuentas inactivas.

- (22/11) Nuevos requisitos para comprar subforos en la tienda aquí.

- (18/07) Nuevas normas respecto a los posts +18 de índole sexual.

- (18/05) Nuevas normas de emisión de reportes aquí.

Últimos temas
» Spirit Soul | Cambio de botón
Algo fuera de lo común [Zenda y Zareb] EmptyMiér Jun 10 2020, 09:24 por Invitado

» El ultimo Post
Algo fuera de lo común [Zenda y Zareb] EmptyMar Jun 02 2020, 15:19 por Selene Warren

» One Piece War [Afiliación Elite]
Algo fuera de lo común [Zenda y Zareb] EmptyDom Mayo 31 2020, 07:56 por Invitado

» En el bosque todo es más interesante || Luka
Algo fuera de lo común [Zenda y Zareb] EmptySáb Mayo 30 2020, 03:51 por Inaya

» Noche de guardia (Luka Schubert)
Algo fuera de lo común [Zenda y Zareb] EmptyJue Mayo 28 2020, 22:40 por Luka Schubert

» Una gran familia (Tamar y Anzu)
Algo fuera de lo común [Zenda y Zareb] EmptyJue Mayo 28 2020, 22:25 por Anzu

» Búsqueda romántica para un granjero (0/1)
Algo fuera de lo común [Zenda y Zareb] EmptyJue Mayo 28 2020, 12:16 por Luka Schubert

» El taller de las hermanas Balaur
Algo fuera de lo común [Zenda y Zareb] EmptyJue Mayo 28 2020, 04:55 por Daval

» You are finally here [Daval]
Algo fuera de lo común [Zenda y Zareb] EmptyJue Mayo 28 2020, 03:54 por Reeva

» El auspicio de la catástrofe [FB] (Oswin)
Algo fuera de lo común [Zenda y Zareb] EmptyMiér Mayo 27 2020, 15:26 por Oswin

Staff
Trystan
Admin
Selene
Admin
Faora
Admin
Síguenos

Afiliaciones V.I.P
Foros Hermanos
Algo fuera de lo común [Zenda y Zareb] G2TiwGkZ_o

06/06

Directorios y Recursos

08/10

Afiliados Élite

Limpieza 13/04


Time Of Heroes  photo untitled45.png
Algo fuera de lo común [Zenda y Zareb] V5tDusV Expectro Patronum
Crear foro
boton-aff
40/40


Algo fuera de lo común [Zenda y Zareb]

Ir abajo

Algo fuera de lo común [Zenda y Zareb] Empty Algo fuera de lo común [Zenda y Zareb]

Mensaje por Aredhel el Mar Feb 07 2017, 14:59

La vista obnubilada de la joven se perdía en el infinito de las baldosas de aquella habitación, sin soltar todavía la cubeta donde escasos minutos antes había arrojado aquel alimento envenenado y algo de más que hubiese en su estómago. Las lágrimas cubrían sus ojos, en parte asustada pero sobre todo angustiada y avergonzada. Nadie debiese verse en aquella situación y menos con gente que no conocía. La sensación de frustración era tal que se notaba temblorosa, paralizada, a la par que desconcertada y abrumada.

Con cuidado limpió su boca, sus labios, odiaba aquel olor del vómito, aunque no fuese uno enfermizo, el asco recorría su rostro. Ni hablar del sabor y sensación amarga y áspera en su garganta. Escupió un par de veces, intentando deshacerse de cualquier vestigio de todo aquello. Su rostro estaba sonrojado, así como los labios que anteriormente tenían tintes blanquecinos, ahora tomaban color vivo. Aquello se debía tanto al esfuerzo del cuerpo por eliminar las sustancias nocivas, la presión que había sufrido el rostro y los labios, así como la situación vergonzosa para ella. Aredhel podía notarlo, podía notar el calor hacerse eco de aquellas partes de su cuerpo.

Buscó donde dejar aquella cubeta, sin valor para mirar a ninguno de los hermanos después de aquella escena. Así pues la dejó en el suelo, a un lado de la cama, mientras doblaba cabizbaja el pañuelo que había usado para volver a insistir con él. Melei había quedado rendida pero parecía cuidada aquello era bueno, esperaba volver a ver a la muchacha en otra ocasión menos trágica y verla recuperada. No entendía que había pasado, todo había sido tan rápido que apenas podía asimilarlo. Lo recordaba, si, pero no sabía como justificarlo. Levantó las rodillas hacia su pecho, abrándolas encogida mirando sus propias manos. Tenía los guantes blancos sucios, no especialmente del vómito, aunque no descartaba que alguna salpicadura los hubiese alcanzado, sino además de haber estado apoyada en el suelo, en la calle, en todos lados. Con cuidado se los quitó, tirando de cada dedo ordenadamente y dejándolos plegados sobre la cama. No sabía que hacer, quería pedir disculpas, quería volver a casa y meterse en su cama, pero no sabía siquiera si sería capaz de aquello.




Algo fuera de lo común [Zenda y Zareb] 2E84FMX
Aredhel
Aredhel
Hybrid

Ocupación : Tasadora de arte
Mensajes : 147

Volver arriba Ir abajo

Algo fuera de lo común [Zenda y Zareb] Empty Re: Algo fuera de lo común [Zenda y Zareb]

Mensaje por Zareb Christopher el Jue Feb 09 2017, 19:12

A pesar de que había desviado la mirada en un intento de darle cierta privacidad a la joven castaña, no pudo evitar volver a observar fijamente su figura cuando ésta hacía lo propio para liberar todo aquella especie de veneno que la agobiaba por dentro.- Ehm, entonces… ¿ya te sientes mejor? - preguntó un tanto incómodo por la propia actitud de la dragona, pero no por ello menos amable y sonriente para evitar que los invadiera la tensión del entorno; vamos, ¿quién podría lidiar fácilmente con una esclava en shock y otro par que entraba con su pésima actitud a entregar el reporte final del día? - ¿Quieres recostarte? - propuso de inmediato, percibiendo que cualquiera que fuera el daño que la chica había recibido con anterioridad, éste no parecía haber quedado atrás sólo por el simple acto y gracia de vomitar.

Inquieto, el híbrido se puso de pie y aprovechó la cercanía de su hermana para hacerle notar que su invitada aún se encontraba un tanto incómoda, aunque el intercambio de palabras no duró mucho porque la esclava de Dita descansaba ya entre murmullos inentendibles, provocando que Zenda se diera a la tarea de ir de nuevo hacia ella.- Vale, quizá tú deberías hacer lo mismo que la señorita ahí presente.- se refería a recostarse y cerrar los ojos, obviamente, pues consideró que era lo mejor para que la chica sanara pronto de su malestar.- Salvo que tengas otra idea o desees algo distinto, claro está.- agregó con interés de escuchar qué era lo que pasaba por su mente, sin dejar de mirarla de pies a cabeza a manera de verificar que no tuviera alguna herida mayor o algo por el estilo. Luego entonces, se aclaró la garganta antes de preguntar: - ¿O quieres contarme qué fue lo que sucedió en la plaza? - incitó sin miramientos. Y es que quizá, si la joven exponía todo lo vivido en aquel lugar, su semblante cambiaría y dejaría de observar a todos como si fueran a comerla.
Zareb Christopher
Zareb Christopher
Hybrid

Ocupación : Aprendiz de Armamentista
Mensajes : 332

Volver arriba Ir abajo

Algo fuera de lo común [Zenda y Zareb] Empty Re: Algo fuera de lo común [Zenda y Zareb]

Mensaje por Zenda Faelynn el Sáb Feb 11 2017, 08:28

Debía admitir que las palabras de Melei me habían dejado un poco desconcertada. Mami había dicho y la sensación había sido notoriamente agradable tras escuchar aquellas palabras. ¿Los híbridos podíamos tener hijos? Sabía que los dragones llevaban años sin poder reproducirse pero los humanos si que podían además de que los dragones con humanas también podían procrear. Por eso existiamos mi gemelo y yo. Aunque esto me dejaba sólo con la certeza de que mi hermano Zareb, de querer, al menos podía dejar descendencia en otra humana aunque ¿si engontrara otra hibrida? ¿Yo podía embeazarme de un humano, un híbrido o un Dragon? Me quedé abstraída en la idea algunos minutos, antes de terminar de reaccionar agitando una cabeza a un lado y a otro. Aquello era ridículo aún si pudiera embrazarme no podría hacerlo, aquello arruinaría la fachada que tanto nos había costado construir, porque si yo me embarazaba...quedaría de manifiesto que no era una dragona. Suspiré negando lentamente, a lo mejor podría ser tía.

Dejando a Melei a un lado para que pudiera descansar en paz, lo necesitaba. Luego me acerqué hacia donde se encontraba la chica de cabellos castaños a quien Melei habían reconocido como Aredhle. A su lado estaba mi mellizo servicial y tranquilo. Vaya el contraste que mostraba con Ariakas, a quien habíamos dejado en la sala con Dita, a saber que estaría pasando ahora pero la casa del mayor de mis hermanos seguía en pie. - ¿cómo te sientes? Aredhel...¿verdad? -saludé con una suave sonrisa sembrada en mis labios, misma que intentaba ir minorizando todas la paleta de emociones por las que había pasado a lo largo del día . Hice una seña a una de las esclavas de Ari para que retirará la cubeta con vómito y abriera la ventana más cercana para que el ambiente de enfermedad comenzará a esfumarse - espero que mi hermano te haya cuidado bien, por cierto él es Zareb y yo soy Zenda y si necesitas algo para sentirte mejor... -ofrecí amable con un ligero encogimiento de hombros.





No sabía que iba a hacer con mi vida, porque la vida es un espacio inabarcable y sin tiempo

Algo fuera de lo común [Zenda y Zareb] PNsN7R4

Hermanos Z:

Te adoro Zareb, gracias ¡Feliz Cumpleaños!
Algo fuera de lo común [Zenda y Zareb] <img src=
Algo fuera de lo común [Zenda y Zareb] IqsX4Qh
" />
Zenda Faelynn
Zenda Faelynn
Hybrid

Mensajes : 378

Volver arriba Ir abajo

Algo fuera de lo común [Zenda y Zareb] Empty Re: Algo fuera de lo común [Zenda y Zareb]

Mensaje por Aredhel el Jue Feb 23 2017, 14:36

Se sintió algo mareada, y desde luego no era la sensación más agradable la de vomitar aquello que había dentro de su cuerpo. Los espasmos abdominales empujaban aquel amargo sabor a su boca. Lo cierto era que no sabía de verdad si se encontraba mejor o peor, pues la verdad era que empezaba a recuperar algo de color en las mejillas, quizás más del normal por la vergüenza, pero la sensación al expulsar aquello era tan desagradable que la congoja y angustia permanecían en su garganta. Sin saber que responder se encogió de hombros asintiendo muy levemente.

El muchacho parecía amable pese a la situación desastrosa que les había precedido en la estancia principal de la casa, e incluso al momento actual poco decoroso. El cansancio en el cuerpo era evidente y por su parte sería una idiotez negarse ante la propuesta del muchacho, si hubiese estado en plenas facultades no le hubiese importado negarse por su timidez y mantenerse sentada o irse, quizá, pero no podía ocultar las evidencias. Asintió de nuevo echándose levemente hacia atrás sin dejar de mirar a aquel. No sabía bien de quien era aquella casa, pero su condición de híbrida debía permanecer en secreto por lo que pudiese pasar. Comprobó su ropa con un vistazo rápido y se aseguró que no podría verse la cicatriz.

Melei parecía dormirse y estar recibiendo los cuidados necesarios, "debería transformarse, llevarla a algún lugar donde se transforme y sus heridas sanarían en pocos minutos..." pensó para sus adentros sintiendo lástima de aquella argolla que la tenía presa. - S...si. - No tuvo problema en recostarse aunque aquello de dormirse no era lo que quería, quería estar consciente y alerta. Dejó que sus cabellos se acomodasen sobre la almohada mientras observaba a aquellas dos personas tan similares."Son como los ángeles de los frescos de las ruinas de antiguos templos..." - Yo...- Negó con la cabeza, no tenía mucha idea de que hacer, realmente quería ir a casa pero no sabía como y tenía sed.- so...solo agua y...me... me gustaría estar en casa. No... no se que sucedió, solo estaba escuchando al juglar y... y... tom.. tomando un pastelito cu... cuando todo empezó a desmoronarse, empezando por mis pies, lu... luego la otra mu... mujer y después los gritos, todo pi...picaba y hacía cosquillas, da..daba vueltas...yo... yo no sé que pasó. - Trató de relatar las cosas que recordaba, como había estado distraída comiendo aquel pastel, cuando la gente bailaba y ella intentó apartarse y tropezó con otra mujer, que no quiso acompañarles y que se quedó haciendo lo que ella acababa de hacer momentos antes. Luego Gunnar la cogió en brazos y solo escuchó gritos de horror y todo daba demasiadas vueltas y ella estaba demasiado cansada con todo ese picor por el cuerpo.

La muchacha hermosa volvió a donde estaban ellos y Aredhel dejó escapar una sonrisa algo lastimera pero agradecida pues igual que el muchacho, parecía preocuparse por como se encontraba. - Me... mejor, gracias, ha... habéis sido muy buenos conmigo ¿Co... como está Melei?- Asintió mientras respondía a la chica aunque le preocupaba más la esclava que ella misma, pues Melei había sufrido aquel gran ataque, no entendía por qué, el hombre parecía cuerdo, ¿Que había pasado?.

Sonrió levemente de nuevo, se llamaban Zenda y Zareb y eran hermanos, por eso debían parecerse tanto...los observó en silencio un instante, intentando memorizarlos sin responder, mientras una extraña sensación de tristeza y soledad se acaparaba en su pecho. - Si... ha si... sido muy amable conmigo, graciás, Zareb.- Le respondió a Zenda mientras finalmente se giraba hacia Zareb para agradecer aquella atención que había puesto en ella. - Creo que m... me repondré pronto. - La actitud de confianza que tenían con ella hacía que se relajase un poco más, haciendo que su tartamudeo por nerviosismo y timidez fuese siendo menor.




Algo fuera de lo común [Zenda y Zareb] 2E84FMX
Aredhel
Aredhel
Hybrid

Ocupación : Tasadora de arte
Mensajes : 147

Volver arriba Ir abajo

Algo fuera de lo común [Zenda y Zareb] Empty Re: Algo fuera de lo común [Zenda y Zareb]

Mensaje por Zareb Christopher el Miér Mar 08 2017, 20:52

Prestó atención a las palabras de la dragona, quien aun con su palpable malestar accedió a relatar parte de lo que había acontecido en la plaza principal.- Tranquila.- aconsejó de pronto al notar la ansiedad de la joven, pues su manera de hablar era inquietante y Zareb no pudo evitar tomar su mano con suavidad para transmitirle confianza. De hecho, en un ligero arrebato se atrevió incluso a besar el dorso de la misma sin despegar su mirada de la de la chica, sin pensar siquiera en cuán incómodo pudiera resultar el gesto para ella porque a su juicio no estaba haciendo nada malo.

No obstante, la voz de su hermana lo llevó a salir de su ensimismamiento, razón por la cual dio fin a sus atenciones para con Aredhel y sólo la miró de nuevo cuando ella pronunció su nombre otra vez.- No tienes nada que agradecerme. Lo hago de corazón.- y no mentía, él era así la mayor parte del tiempo, por eso era dado a meterse en conflictos tanto con su familia como con la gente que pululaba en el exterior.- En fin, toma un poco de agua.- no había olvidado que la joven había confesado su necesidad de beber aquel líquido vital, así que lo ofreció sin reservas.- Y en cuanto te encuentres mejor, yo mismo me ofrezco a acompañarte a tu casa. ¿Estás de acuerdo? - él no perdía nada.

Mientras esperaba respuesta se puso de pie y caminó hacia Zenda, colocándose frente a ella al tiempo en el que acariciaba su rostro con una mano y tomaba su cintura con la otra.- ¿Y tú? No creas que te has salvado de ésta.- advirtió aún molesto con la chica, pero asimismo seguía preocupado por ella.- Aunque por fuera te ves bien.- la estaba escrutando sin pena alguna, rodeando su figura lentamente sin medir las caricias que le otorgaba de vez en cuando de forma discreta.- De cualquier forma, creo que deberían convertirse si quieren reponerse más rápido.- propuso de repente para ambas, sin descartar que la esclava dormida también debería hacerlo, pero… la joya que colgaba en su cuello no se lo permitiría, y ante ello, Zareb prefería ahorrarse conflictos con la querida de su hermano por ahora.
Zareb Christopher
Zareb Christopher
Hybrid

Ocupación : Aprendiz de Armamentista
Mensajes : 332

Volver arriba Ir abajo

Algo fuera de lo común [Zenda y Zareb] Empty Re: Algo fuera de lo común [Zenda y Zareb]

Mensaje por Zenda Faelynn el Jue Mar 09 2017, 06:11

La actitud de mi hermano para con Aredhel me parecía muy linda así como curiosa. Mi hermano siempre había sido muy atento, responsable y cariñoso con quien se sentía en confianza. Por supuesto, un comportamiento protector y cercano de Zareb para conmigo era normal, pero verlo así con otra chica me resultaba interesante aunque dada nuestra situación tampoco era como si hubiera visto a Zareb tratando a otra chica con demasiada frecuencia, pese a todo intentábamos mantenernos al margen de las cosas y a lo largo de sus días de rebeldía yo jamás había visto como se relacionaba con el resto. Sin embargo, debía admitir que lo mejor sería que Zareb acompañara a Aredhel hasta su casa, porque desconocía que era lo que estaba ocurriendo afuera justo ahora.

Cuando nos habíamos alejado del centro de la ciudad, las cosas parecían haberse ido suavizando, el barullo disminuyendo y todo parecía más tranquilo. Pero con la misma apariencia de alegría y paz era como había comenzado todo el desastres. Mejor era ser precavidos. Por otro lado, seguramente yo no podría abandonar la casa de Ariakas hasta que hablara con él. Me asustaba, la verdad es que cualquier miembro de mi familia imponía cuando se encontraba molesto. Pero nadie como mi padre, él era intachable.

Me alegro que vayas mejorando, y Melei se encuentra mejor, se han limpiado sus heridas y he puesto algunas hierbas sobre su cuerpo para que sus heridas sanen rápido es lo que podemos hacer con ella - me encogí de hombros pues si bien su recuperación se vería acelerada de otra forma yo no deseaba meterme con la anexa de mi hermano mayor. Entonces Zareb se acercó a mi, elevé ligeramente el rostro para verlo a los ojos, lucía molesto aunque no dijera nada pero es que aunque no dijera nada sentía su enojo por haber ido al festejo de año nuevo cuando el me dijo varias veces que no lo hiciera, que podría ser peligroso y, en efecto, lo fue.

Me dejé examinar por mi hermano, bajando un poco la vista pensando en la preocupación que le había causado a Zareb, en la molestia que le había generado a Ariakas y en todo lo que me esperaba. Sentía mucho lo de Gunnar, me hubiera gustado ayudarle más pero ya vería como lograr eso en el futuro, si es que lo volvía a ver y si es que quería hablar conmigo. Suspiré y detuve la mano de Zareb entrelazando la mía con la suya - Zareb estoy bien, te lo juro por suerte estaban cerca Gunnar y Faora cuando todo ocurrió, Faora es miembro de la armada, pero gracias por preocuparte - expliqué dando un largo suspiro viéndolo a los ojos - por otro lado me parece buena idea eso de transformarnos y dar alguna vuelta por los aires, hay...demasiada tensión y yo debo esperar seguramente horas antes de que Ariakas me reciba - aquello lo dije volteando a ver a Aredhel y extendiéndole mi mano a forma de invitación.





No sabía que iba a hacer con mi vida, porque la vida es un espacio inabarcable y sin tiempo

Algo fuera de lo común [Zenda y Zareb] PNsN7R4

Hermanos Z:

Te adoro Zareb, gracias ¡Feliz Cumpleaños!
Algo fuera de lo común [Zenda y Zareb] <img src=
Algo fuera de lo común [Zenda y Zareb] IqsX4Qh
" />
Zenda Faelynn
Zenda Faelynn
Hybrid

Mensajes : 378

Volver arriba Ir abajo

Algo fuera de lo común [Zenda y Zareb] Empty Re: Algo fuera de lo común [Zenda y Zareb]

Mensaje por Aredhel el Miér Abr 05 2017, 11:16

Las palabras de Zareb eran tranquilizadoras y cálidas, así como las caricias sobre sus dedos que le invitaban a relajarse y unirse a la calma en la que el muchacho parecía estar. Aredhel no entendía muchas cosas de las que había pasado, no conocía en realidad a los allí presentes, quizá si a su hermano mayor, el cual hizo presencia de manera un tanto agresiva, al parecer alto mando de la armada. La chica no había hecho nada que le delatase de su condición, pero los últimos tiempos le habían aconsejado que ningún dragón descubriese que era en realidad,mucho menos inquisidores y army. Tragó saliva al notar los labios cálidos sobre el dorso de la mano, un gesto cortés en alguna ocasión, aunque en aquella no sabía si era afectivo. Se removió internamente disimulándo como se le aceleraba el pulso y notaba como una oleada de calor se apoderaba de las mejillas. Por un instante fue ajena a la presencia de la bella Zenda o el cuerpo magullado de Melei, por un momento allí solo estaba Zareb. Si algo sucediese allí fuera se sentiría temerosa, y aunque le hubiese gustado estar en su casa y su cama, allí junto al muchacho se sentía a salvo, diferente al aura que le transmitía el dueño de la mansión.

Finalmente el chico apartó la mirada que poco a poco la hipnotizaba, para observar a Zenda, sacando a su vez a Aredhel del ensimismamiento en su agradable respuesta. Tomó de nuevo el agua entre sus manos y asintió, enjuagándose la boca, bebiendo. - N...no quiero r...resultar una molestia en realidad. - dijo tímida cuando terminó de tragar. - A...aunque no se si será seguro que vaya sola. - sonrió levemente y miró también a Zenda agradecida. - Muchas gracias por lo que has hecho por ella, se le ve una muchacha tán débil... - En realidad la misma Melei sería mucho más fuerte y poderosa que la misma Aredhel, ya solo por el hecho de ser una dragona lo era.

Pasó pues a ser mera observadora, testigo de la complicidad de ambos hermanos, dos gotas de agua, hermosos por igual, les observaba sin demasiado descaro desde la cama. Solo ellos podrían entenderse, y Aredhel llevó la mano a su pecho, sintiendo aquella soledad que le abatía desde tiempos inmemoriables. Él se acercó a ella, contemplándola y mimándola con el cariño fraternal. La híbrida había crecido en un hogar de cariño, aunque en aquel hogar tan solo moraban sus "padres" y ella. La mirada inocente de Aredhel no podía siquiera pensar nada más allá de lo evidente, entre aquellos había un cariño de hermanos muy puro, de preocupación, pues, aunque Zenda no había salido magullada ni malparada, podría haberle pasado lo mismo que a ella, Gunnar o Melei.

La propuesta de Zareb llegó temprana a sus oídos, "no", no debía hacerlo, su tamaño, su cuerpo desnudo, todo delataría quien era, o más bien, que era, pensó. Se arrebujó entonces negando. - N...no, no... ya estoy mejor, no debe de hacer falta. - Habló algo acelerada. Zenda también parecía estar bien, y aunque al chico no le faltaba razón, era su esperanza de no tener que mostrar quien era. No duró demasiado aquella esperanza, pues de seguida dejó caer que era una buena idea, así pues alternó su mirada entre ambos. Sería su tamaño demasiado descarado para volar por encima de la ciudad, cada vez que lo hacía procuraba adentrarse en el bosque o alejarse lo suficiente para que no le observaran ojos curiosos. - Pe....pero... - Tomaba temblorosa la mano de Zenda. - N...no hace falta, ¿Verdad? Yo... yo...




Algo fuera de lo común [Zenda y Zareb] 2E84FMX
Aredhel
Aredhel
Hybrid

Ocupación : Tasadora de arte
Mensajes : 147

Volver arriba Ir abajo

Algo fuera de lo común [Zenda y Zareb] Empty Re: Algo fuera de lo común [Zenda y Zareb]

Mensaje por Zareb Christopher el Jue Abr 20 2017, 09:07

No quiso insistir en su ofrecimiento porque, luego de un buen rato intercambiando palabras con la castaña, supo darse cuenta de que la misma resultaba ser bastante tímida o se encontraba lo suficientemente asustada como para permitir que cualquier otro que no fuera ella misma velara por su cuidado; no obstante, Zareb se daría a la tarea de convencerla a través de sus acciones, estaba seguro de que la dragona aceptaría siempre que él supiera cómo agradarle. Ahora que, ¿para qué o por qué deseaba ser grato a su vista? ¿Era realmente necesario caerle bien? Bueno, nunca estaba de más hacer una nueva y muy prometedora amiga, ¿no? Claro, en ese y muchos otros aspectos nadie reemplazaría el lugar que tenía su hermana melliza.- Dudo que Ariakas te reciba hoy. Salvo que no sea muy bien atendido por su invitada, claro está.- vamos, que de algo sirviera la mujer que osaba a ocupar actualmente un lugar que anteriormente tuvo su hermana mayor. Aunque lo mejor era no pensar en eso por ahora.

En cambio, mantuvo su sonrisa alegre y negó en cuanto escuchó la réplica de Aredhel como respuesta inmediata a la propuesta que él había formulado hace algunos minutos.- Vamos, ¿o acaso te da pena? - preguntó como acto reflejo de autodefensa personal.- Sólo los humanos se niegan a mostrarse en su gloriosa plenitud.- se refería al hecho de tentar su desnudez, que para ser sinceros sí le agobiaba, pero en teoría no debería afectarle ni un ápice.- Anda, volemos juntos.- añadió finalmente, tomando la mano de la castaña al tiempo en el que Zenda los guiaba hacia el lugar más adecuado para llevar a cabo su transformación.

Una vez en la zona propicia, Zareb esperó a que las señoritas se convirtieran en bellos dragones y posteriormente las imitó resintiendo cada segundo de su mutación, pues aunque no era la primera vez que se transformaba en su vida draconiana, nunca dejaría de ser un tanto doloroso sacar las garras y buscar la manera de que su cuerpo aparentara ser de la forma y tamaño promedio de un dragón puro. “Mucho mejor, ¿cierto?”, preguntó mientras se elevaban en el aire, había que extender las alas y permitir que la propia naturaleza los llenara de vida, si bien es cierto que la Reina Madre se adjudicaría todo el crédito de su existencia si supiera siquiera valorar a un híbrido.
Zareb Christopher
Zareb Christopher
Hybrid

Ocupación : Aprendiz de Armamentista
Mensajes : 332

Volver arriba Ir abajo

Algo fuera de lo común [Zenda y Zareb] Empty Re: Algo fuera de lo común [Zenda y Zareb]

Mensaje por Zenda Faelynn el Vie Jun 02 2017, 06:39

En realidad no hay nada que agradecer, al final a cada uno le toca hacer su parte - en lo personal lo peor que podía hacer era mostrar indiferencia cuando definitivamente nadie parecía querer prestarle atención a la esclava porque su ama estaba atendiendo a saber qué asuntos con un Ariakas que no parecía cargar con el mejor humor en ese momento. Una sonrisa media se dibujó para mostrarse ante mi mellizo quien no erraba en sus suposiciones - bien la experiencia dice que eso no ocurrirá y que tal como dices no lograré hablar con Ariakas por mucho que me haya dedicado esa mirada de tenemos una conversación pendiente, pero bueno podemos agregarla a la lista de pendientes ¿no crees? - me encogí como si nada, pues no era la primera vez que un asunto mío era pasado a segundo plano. Claro, consecuentemente se resolvía pero la emoción o la importancia del mismo solía ir en declive y, el sentimiento que aquello me generaba, resultaba desagradable. Quizá era yo la que estaba mal, mi parte humana me invitaba a ser más emocional y debía comprender que los dragones no procesaban de igual forma las cosas y Ariakas claro, era un dragón con alto prestigio y grandes ocupaciones.

La mirada de súplica me sorprendió por parte de Aredhel, no comprendía cuál era el inconveniente detrás de convertirnos aunque a lo mejor temía abandonar la seguridad de la habitación en la que ahora nos encontrábamos considerando el caos al que habíamos terminado por enfrentarnos esta mañana. Apreté la mano de la híbrida, acunando la misma entre las mía - no si no quieres, pero a puesto a que será divertido y ya que iremos los tres juntos podemos cuidarnos si vemos que pasa algo extraño. Lo cierto es que me sigue preocupando que haya quedado algún residuo de aquello que comiste dentro de tu cuerpo, será mejor asegurarnos de que quedarás limpia para esta noche y todos podemos quedarnos, al final del día, sólo con el mal sabor de boca pero ya no con los malestares reales - gentil tiré de su mano, un gesto que pronto Zareb no tardó en suplir, lo que me hizo sonreír advirtiendo las traviesas intenciones de mi mellizo. No lo culpaba, la dragona tenía un hermoso cabello castaño y resultaba realmente linda.

Una vez de pie, me acerqué a la puerta y me asomé al pasillo con curiosidad. En apariencia todo estaba desalojado y en silencio, no había rastros ni de los esclavos y, aún mejor, tampoco había seña aparente de que Ariakas o su amiga se encontraran cerca. Respiré hondo e hice seña a los chicos para que me siguieran. A partir de ahí comencé a marcar un camino por la izquierda, pasando por las cocinas donde algunas mujeres nos vieron curiosas pero sin emitir pregunta alguna, no había duda de que la disciplina en la casa de mi hermano mayor se desenvolvía de manera diferente. Después de la cocina quedó expuesto ante nosotros la parte trasera del hogar de mi hermano, el lugar estaba despejado y el cielo en lo alto dejaba ver un par de rayos de Sol. Me detuve y me giré a ambos - será divertido ¡vamos! ¡vamos! - comenté con verdadero humor, me desprendí con destreza de mi vestido azul con toques en blanco y me convertí. Mi figura mostraba escamas blancas con algunos toques rosadas, extendí mis alas y me elevé esperando a Are y a Zareb Uhm definitivamente, solo espero que Ariakas no tome esto como que estoy huyendo... eso si es que lo nota pensé con humor hacia mi mellizo soltando un bufido, mismo que no salió únicamente con aire...sino con fuego en forma de bola, que por poco da contra Zareb. Por suerte, en el último momento aquella bola de fuego que salió de mi boca siguió su camino hacia el cielo esfumandose en la lejanía. Esto...era raro, no sólo porque no esperaba lanzar fuego sino porque este siempre salía como una ráfaga, no como una bola del elemento.





No sabía que iba a hacer con mi vida, porque la vida es un espacio inabarcable y sin tiempo

Algo fuera de lo común [Zenda y Zareb] PNsN7R4

Hermanos Z:

Te adoro Zareb, gracias ¡Feliz Cumpleaños!
Algo fuera de lo común [Zenda y Zareb] <img src=
Algo fuera de lo común [Zenda y Zareb] IqsX4Qh
" />
Zenda Faelynn
Zenda Faelynn
Hybrid

Mensajes : 378

Volver arriba Ir abajo

Algo fuera de lo común [Zenda y Zareb] Empty Re: Algo fuera de lo común [Zenda y Zareb]

Mensaje por Aredhel el Vie Ago 11 2017, 19:10


Ambos eran de los seres más hermosos que había visto jamás, y allí estaban ofreciéndole la hospitalidad con palabras dulces. Aredhel era más tímida que cualquier humano podría ser, no solo a su escaso trato con la gente y exterior, sino también por sus propios temores y vergüenzas. Zareb parecía estar orgulloso del cuerpo que había recibido, como todos sin importarle su propia desnudez y Zenda parecía buscar la libertad del vuelo.

La reunión con su hermano mayor era quizá lo que más le asustaba y por suerte el deseo o a saber que asuntos le mantenían alejado de los dos mellizos y por suerte, de ella. El precio de su cabeza estaba marcada solamente por su condición, una secreta y oculta condición, que durante muchas décadas sus padres adoptivos habían procurado ocultar con recelo. - No... no es eso, solo que... transformarse también duele...y....- trató de escusar vanamente. Miraba de uno al otro como si de un deporte de entretenimiento se tratase, viéndoles conversar. Su animadversión a la transformación tampoco sería comprendida, no había motivo para ello, pero no era solo la timidez la que le hacía negativa ante la transformación, sino aquella cicatriz en el pecho que todo híbrido conservaba, aquel signo de la maldición que les asolaba y también su diminuto tamaño, de entre los dragones los tamaños eran muy diversos, y de los híbridos, pero en menor tamaño y ella, dentro de los de su condición, era de los más pequeños, hermosa y reluciente como un zafiro recién tallado, pero sumamente pequeña.

Las insistencias eran grandes y no encontraba la forma de negarse a ellas sin delatarse, quizá pudiese encontrar una forma en la que no viesen esa cicatriz, y esperaba que al volar, su tamaño no fuese percibido como tan pequeño. Asintió a las palabras de preocupación de Zenda sobre el malestar que había sufrido y la nueva insistencia de que sería lo mejor. No podía quitarle la razón, las mejores formas de quitar la enfermedad, el daño exterior e interior, era transformarse. Suspiró algo temblorosa mientras tiraba de ella como si de una muñeca de trapo se tratase sin oponer resistencia. El muchacho se sumó también empujándola a lo que no sabía si sería su última transformación o no. El tacto de su mano le hacía temblar más todavía y el brillo en los ojos de él le estremecían de aquella manera tan extraña. Se notaba la perfección en la relación de ambos, la bondad de ella y el arrojo emocionante en él.

La mujer fue quien les guiaba y sus cabellos ondeaban delante de ellos, pálidos como una nube de aire puro. Pasaron por diferentes partes de la casa, mientras Aredhel con la mano libre de Zareb se apretaba las ropas contra el pecho, todavía no muy segura de despojarse de ellas. La inmensidad de aquel patio se abrió ante ellos, no solo los adoquines al salir a la luz sino también las varias hectáreas verdes que propiciaban una transformación sin destrozar partes de la gran ciudad, era lo bueno de aquellas mansiones, que permitían que los dragones pudieran transformarse sin destruir el pequeño orden público. Ella tenía costumbre de ir hasta la entrada del bosque para aquello y así evitar miradas curiosas que pudieran sospechar nada.

Más hermosa era la figura de la mujer que se transformaba, con aquellas piezas brillantes de escamas por él, ese rosa que brillaba a la luz del sol. Disimulada desvió la vista mientras se soltaba suave de las manos de Zareb, no sabía si quería desprenderse de las mismas, como tampoco sabía si quería hacerlo de su ropa. Se giró levemente evitando dejar su pecho al descubierto, con timidez y delicadeza, quitando las prendas de su cuerpo, notando el rubor en las mejillas y la tensión de ser descubierta.

Apretó fuerte el rostro en aquel esfuerzo que le dolía como si fuesen los mil infiernos, incluso una lagrima recorrió su rostro cuando todavía no se había afilado en un hocico cristalino, poco después y a la par, las alas tomaron forma de su espalda y su figura se iba tornando del tamaño de muchos pisos. Su piel se hizo azulada, brillante, con escamas cristalinas y transparentes, como si fuesen cristales engarzados a su cuerpo, de azul más intenso hacia las alas y el vientre y azul cielo en el resto del cuerpo. Era claramente muy pequeña, como si de una cría de dragón casi se tratase, pero intentó tomarlo con normalidad, quizá con el disfrute del momento no se diesen cuenta, o quizá si. Temía lo que vendría a partir de ahora, pero alzó el vuelo junto a Zenda.




Algo fuera de lo común [Zenda y Zareb] 2E84FMX
Aredhel
Aredhel
Hybrid

Ocupación : Tasadora de arte
Mensajes : 147

Volver arriba Ir abajo

Algo fuera de lo común [Zenda y Zareb] Empty Re: Algo fuera de lo común [Zenda y Zareb]

Mensaje por Zareb Christopher el Miér Sep 06 2017, 06:51

¡Pero qué precioso color azul! Sí, sin duda alguna la figura de la dragona de color azul le resultaba preciosa, e incluso por un instante llegó a considerar que juntos combinarían perfecto, pero… su mirada no tardó en posarse sobre el rosáceo tono de las escamas de su melliza y su mirada brilló sin que pudiera hacer nada para evitarlo: no eran las similitudes, sino las diferencias las que hacían una relación perfecta, aunque… ¿por qué pensaba en eso? Quizá porque su propia hermana era el modelo de chica que buscaba, quizá porque su propia naturaleza animal no le hacía reprimir el deseo que esa coqueta dragona le provocaba. “¡Oye!”, a duras penas alcanzó a esquivar la bola de fuego que la menor le había lanzado: así de tonto lo traía cuando se convertía, cuando hablaba, cuando se enojaba, cuando lloraba… siempre, simplemente siempre.

Pero bueno, volviendo a la dragón de color azul… “aún la noto rara”, comunicó a su hermana e intentó disimular la atención que le prestaba a la chica para no incomodarla, pues no pasaba por alto que continuaba reticente a la comunicación que Zareb le ofrecía. “¿Ya te sientes mejor?”, preguntó educado, volando un poco más cerca de ella con la intención de establecer una mayor conexión y confianza, pero las respuestas fueron escuetas y de pronto la voz de Aredhel pareció ajena. “No, no te escucho”, dijo mientras otro sonido se hacía presente dentro de su cabeza, mismo que era acompañado de un molesto zumbido.

Abrió los ojos y las alas de par en par en cuanto la voz de su madre, Amerasu, salió a flote para enviarle saludos a su hermana y a él. ¿Hace cuánto no lo hacía? Bueno, la verdad sólo habían pasado un par de días pero ahora mismo lo curioso del asunto radicaba en la forma en la que el mensaje llegaba a él. “Sí, ella está aquí conmigo. Estoy seguro de que te escucha”, pero la realidad era que no pasaba nada de eso, Zenda no tenía ni la mínima idea de que Amerasu únicamente se estaba poniendo en contacto con él. ¿Acaso eso era normal? Quería pensar que sí, pero de nuevo el zumbido tuvo lugar y se extendió a sus oídos, como si se hubiera encontrado en una especie de trance que al concluir lo dejó fuera de sitio. “Perdón, me distraje”, le dijo a la dragona azul y aceleró el vuelo para llegar lo más pronto posible hacia ambas híbridos: al parecer se había quedado atrás. “Estaba hablando con mamá. ¿No escuchaste?”, preguntó inquieto y la respuesta negativa de su melliza lo sorprendió. Eso no era normal, lo sabía, pero también tuvo en claro que no era momento de entrar en detalles. Lo mejor sería disfrutar del viaje.


Fin de Rol





♥️ ¡86 años juntos, pequeña traviesa! ♥️
Zareb Christopher
Zareb Christopher
Hybrid

Ocupación : Aprendiz de Armamentista
Mensajes : 332

Volver arriba Ir abajo

Algo fuera de lo común [Zenda y Zareb] Empty Re: Algo fuera de lo común [Zenda y Zareb]

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.