Novedades

- (15/09) Ya están disponibles novedades de Septiembre, ¡no te las pierdas!

- (15/09) Ya podéis pedir los dracs del mes de Septiembre.

- (15/09) En el pregón, nueva entrevista a Faora.

- (15/09) ¿Quieres tener un negocio privado? Pásate por aquí.

- (15/09) Importante: Nuevas normas de las búsquedas y las minitramas ¡Pasaros a mirarlas! ¡Hay tablilla nueva!

- (15/09) ¿Quieres conocer nuestro índice? Pásate por aquí.

Últimos temas
Staff
Letyko
Admin
MP
Thareon
Admin
MP
Nyssa
Mod
MP
Aldrik
Mod
MP
Selene
Mod
MP
Síguenos

Afiliaciones V.I.P
Foros Hermanos

04/06

Directorios y Recursos

09/14

Afiliados Élite
Expectro PatronumRandom High SchoolElentarirpgLoving Pets
59/60

Afiliados Normales


You better run - Kain

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

You better run - Kain

Mensaje por Kyrieth el Jue Oct 30 2014, 15:47

Iba completamente desarmada (a excepción de la daga que guardaba en una bota). No tenía más remedio pues caminaba por entre las calles de la ciudad y no podía llevar encima el arco con las flechas. Podían acabar requisándolas o peor, yo podía acabar en un calabozo. Con el último decreto de la reina que había salido a la luz todo era el triple de peligroso. Por si fuera poco, nuestra situación empeoraba por momentos. No nos estaban facilitando la tarea en absoluto.

Acababa de salir del trabajo en la forja y me disponía a salir de la ciudad para adentrarme en el alcantarillado y volver a la base. Últimamente esta rutina se había vuelto sumamente peligrosa. No me podía permitir una vivienda en la ciudad porque no tenía suficientes ganancias económicas y tampoco podía ir a la antigua tienda de Ever porque ya había sido ocupada por otro comercio. Era una pena ver que donde antes había una tiendecita de plantas medicinales, ungüentos, etc, ahora había una especie de alfarería o algo así en la que trabajaba una anciana con una niña pequeña que parecía ser su nieta. En realidad lo que era triste es que todo lo que rodeaba a Ever se iba esfumando poco a poco con el tiempo y odiaba aquello porque había sido mi hermano y de nuevo lo había perdido.
Lo que más odiaba de todo era que ya no me sentía tan impotente, ni tan culpable, ni tan preocupada. Solo me sentía normal, como siempre, y eso me daba miedo. A lo mejor hasta yo terminaba por olvidarle.

Sacudí la cabeza deshaciéndome de aquella idea y me acerqué a la entrada de la tienda. Frente a la puerta, la anciana manejaba un torno de alfarero sobre el cual amasaba con delicadeza lo que sería una de sus futuras piezas. La niña pequeña, de unos diez años estaba recolocando unas vasijas fuera de la tienda.
La verdad es que la mujer, a pesar de su edad, tenía buena mano para aquellas cosas y se notaba que le gustaba su trabajo por todo el empeño que ponía al crear aquellas obras de barro. En cierto modo me alegraba de que la tienda de Ever se hubiese convertido en eso en lugar de una taberna o cualquier otro antro de mala muerte.
Quizás algún día le compraba algún cuenco o algo bonito que me sirviera para poner instrumental de dibujo y tener la mesa de los planos más ordenada. A veces era un caos.

Continué mi camino hasta que en un puesto de comida vi a un chico de aspecto descuidado intentando coger algo de fruta sin que nadie le viera, con la mala suerte de que hubiera un guardia por allí rondando. El joven parecía algo hambriento y necesitado así que me dio pena que el guardia fuese a darse cuenta de que estaba robando. Me acerqué a él, colocándome a su lado, cerca, pero sin intentar sobresatarle mucho -Te están observando- murmuré sin dirigirle la mirada, con los ojos puestos sobre la fruta. ¿Dónde estaría el dueño del puesto en aquel momento?
Sin embargo, antes de que pudiera darse la vuelta, el guardia gritó.

-¡Eh! ¡Vosotros!- me giré y le vi correr hacia nosotros. Mierda, se creía que ambos estábamos robando. Miré a todos lados y agarrando al chico de sus ropas tiré de él para que corriera conmigo. Casi le arrastré por las calles mientras varios guardias ya nos seguían. Terminamos por doblar una esquina y adentrarnos en un callejón entre dos edificios. Estaba casi en penumbra.
Me llevé las manos sobre las rodillas y jadeé un poco intentando recuperar el aire perdido por la carrera. Al erguirme sonreí intentando parecer normal, aunque por el cansancio y el mal momento seguro que mi cara era un poema.

-¿Estás bien? Casi nos pillan- me limpié el sudor de la frente con la manga. Odiaba el clima de Talos en la estación humedad. Era agobiante.
Ahora debíamos esperar algo de tiempo escondidos antes de salir del callejón porque probablemente nos estarían buscando. Robar una pieza de fruta podía ser un delito menor, pero después de ese estúpido decreto yo ya no me fiaba y además, yo estaba en la resistencia, no me podía permitir que me capturasen por una tontería. Era peligroso.




Kyrieth:

I can't scape from my dreams:

avatar
Kyrieth
Human

Ocupación : Arquitecta e inventacosas en general. Jinete de dragón.
Mensajes : 616

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: You better run - Kain

Mensaje por Kain el Vie Oct 31 2014, 15:58

Desde aquel incidente en el lago en el que me salvaron la vida decidí no salir mucho de mi bosque hasta que lo considerase oportuno, tenía todo lo necesario allí para sobrevivir si no contaba lo solo que me sentía. No había vuelto a ver a ninguno de los visitantes del bosque ni a Mordi así que a excepción de los juegos habituales nada que hacer interesante, solo tensar la cuerda del arco de papá hasta conseguir lo deseado. Quizás por esa misma razón salí antes del amanecer de la cabaña en dirección a Talos para algo de diversión y observación.

Cogí solo mi daga de hoja verde inscrita y poco más, quizá algunos cuchillos de los de desollar por si las moscas, una ropa discreta para no desentonar en la ciudad y tampoco tenía mucho a parte del arco que desentonaba bastante en plenas calles. Caminé alegre por los ''caminos'' que habitualmente seguía por el bosque para llegar a la ciudad, esos senderos estaban lejos de ser caminos propiamente dichos pero los conocía tan bien que no me perdía ni me resultaba complicado correr por ellos al contrario que los guardias que intentaban perseguirme. Al chico del bosque no se le podía atrapar en su terreno, menos unos lagartos tal como prometí a mis padres en sus lechos de muerte, no podía fallarles y convertirme en un prisionero en las casas de los dragones.

Para cuando el sol acababa de salir yo vislumbraba Talos y el ajetreo de las mañanas, esperaba ansioso ver que descubría nuevo de los humanos urbanos y los dragones que vivían allí, siempre aprendía algo nuevo y con la cantidad de tiempo que llevaba sin pasarme habrían sucedido muchas cosas interesantes. Me escabullí entre la gente como de costumbre, siendo uno más de los ciudadanos o intentando serlo, me sorprendió el aumento de de guardias en las calles que nada tenía que ver con las veces anteriores, me resultaba complicado no estar tenso ante la idea de que me descubriesen. Nadie iba a buscar a un habitante de los bosques ni sabrían de mi existencia pero esa sensación la tenía siempre desde hacía mucho tiempo,  esa sensación de angustia y muchas otras cosas que nada tenían que ver conmigo, no me dejaban dormir tranquilo y a veces sentía como su hubiese alguien más en mi cabeza... extraño y desconcertante a partes iguales y la causa de que me encontrase más tenso caminando entre las calles con el aumento de la vigilancia.

Tras unas horas caminando observando a varios niños jugar juntos, a hombres y mujeres intercambiando saquitos con unas cosas redondas metálicas, que descubrí se llamaba dinero, por comida y otros artículos me entró hambre. Había recorrido la ciudad muy atento, buscando a mi supuesto tío que residía allí, deseaba conocerlo para que me hablase de mi madre y mi padre cuando vivían en la ciudad y para tener algo de contacto con él. Nunca tuve la necesidad de encontrarlo mas en este año se me hacía necesario saber un poco más de mi y de mis orígenes, necesitaba poder hablar con alguien de mi familia, puede que un abrazo como los de mi madre.

Me paré en un puesto de comida al pasar junto a este, mis tripas rugieron y la boca se me hizo agua al ver toda esa fruta bien colocada y tentándome, el tendero estaba distraído con una clienta que le acusaba de intentar colarle fruta podrida así que era el momento oportuno, parecía que nadie me estaba viendo así que iba a alargar el brazo para coger una pieza cuando me sorprendió una chica que se situó junto a mi para avisarme justo cuando la agarré. No supe qué decirle, lo mejor era recular y dejar la fruta en su sitio y largarse sin levantar sospechas, me di la vuelta lentamente y el guardia en el que no había reparado gritó algo. No me dio tiempo a nada, la chica me agarró de la ropa y tiró de mi para conducirme por las calles, si miraba atrás veía como a ese guardia se le unían otros bastante enfadados, si que se habían puesto serios en la ciudad. Al doblar una esquina nos metió en un callejón cuyo interior quedaba un poco escondido por la oscuridad, viendo a la chica tomar aire y mirarme con una sonrisa, haciendo yo lo mismo pero apoyado en la pared del callejón.

-Si... pero te advierto que no tengo nada, si esperas que te recompense por tu ayuda lo llevas claro.- espeté tras tomar aire y airearme un poco el cuello de la camisa, algo había escuchado de la gente que esperaba favores a cambio de la ayuda prestada. -No he podido ni coger la fruta...- dije acariciando mi estómago que se estaba quejando, intentando no pensar en ello a ver si así se me pasaba. Miré a la joven en guardia, por si intentaba algo ser más rápido y sacar mi daga para defenderme, nunca debía fiarme de nadie por mucho que me hubiese salvado de algo malo.

avatar
Kain
Hybrid

Ocupación : Terrorista
Mensajes : 169

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: You better run - Kain

Mensaje por Kyrieth el Lun Nov 03 2014, 20:42

-¿Qué?- fruncí el ceño. ¿Qué esperaba de mi? ¿que le pidiera dineor o algo? ¿es que a caso no creía en las buenas acciones o qué? aunque claro, estando en la ciudad en la que estábamos y habiendo visto cómo debía robar para poder sobrevivir no me extrañaba que se creyese que fuera a pedirle algo  -No necesito nada de ti, solo pretendía ayudar- después de todo yo también me había visto sola alguna vez luchando por sobrevivir. Ya hacía mucho tiempo de eso, pero había aprendido a que muchas veces se pasaba mal en esas situaciones.

Metí la mano en el bolsillo y saqué una moneda de plata. Parte de mis ahorros. Abrí la palma de la mano frente al chico y le tendí la moneda para que se la quedara  -Toma anda, con esto te dará para comer algunos días. A mí no me hace falta- yo tenía la comida que ofrecían en la Resistencia y también podía cazar cuando me apeteciera. Por el contrario aquel chico no parecía haber probado nada decente en años.

-Y no te preocupes, no te voy a hacer nada- le sonreí  -Mi nombre es Kyrieth- ni si quiera le pregunté por su nombre esperando que él se presentara, pero antes debía echar un vistazo a la calle.
Caminé hasta la salida del callejón y me asome a ambos lados. No había ni un solo guardia a la vista. A lo mejor ya les habíamos perdido...
Justo entonces dobló una esquina uno de los soldados que nos estaban persiguiendo antes y fue cuando me sobresalté de nuevo porque tuve la mala suerte de que el hombre me vio asomarme.
Antes si quiera de poder comprobar que venía corriendo a por nosotros me metí en el callejón para agarrar otra vez al chico y tirar de él para salir lo más aprisa posible del callejón y en dirección contraria con respecto al lugar del que venía el soldado.

-Corre, corre, corre- apremiaba al joven. El día parecía ser movidito y yo no me podía permitir que me cogieran, pero claro, tampoco podía dejar que pillaran al chico, sino me sentiría demasiado responsable.
Fuimos todo recto, doblamos una esquina a la izquierda y nos topamos con más guardias. Volvimos sobre nuestros pasos y en vez de girar a la izquierda lo hicimos hacia la derecha donde parecía que el camino estaba algo más despejado.
Las caras de los transeúntes con los que nos íbamos cruzando iban mostrando desde miedo hasta disfrute. Bien se podían escuchar tanto risas a nuestros pasos, como gritos acusándonos de ladrones. Sin embargo, nadie a excepción de los guardias parecían mover un dedo por atraparnos.
Lo mejor para perderles era salir de la ciudad, pero cómo hacerlo sin que nos vieran. No podíamos usar las salidas y entradas oficiales.. quizás buscar alguna entrada al alcantarillado sería la solución. Pero antes que nada debíamos cogerle ventaja a los soldados para que no descubrieran que nos habíamos metido en las alcantarillas, lo cual sería desastroso para la resistencia. Tampoco podía meter al joven en la base directamente, porque no me fiaba de él. Simplemente le llevaría por los túneles, rodeando cualquier lugar de la resistencia hasta el aire libre. Sí, eso haría, era buena idea, pero primero...

-¿Se te ocurre algo para perderles de vista?- pregunté jadeante mientras no dejaba de correr esquivando a los habitantes de la ciudad, puestos y demases que había por mitad de las calles.




Kyrieth:

I can't scape from my dreams:

avatar
Kyrieth
Human

Ocupación : Arquitecta e inventacosas en general. Jinete de dragón.
Mensajes : 616

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: You better run - Kain

Mensaje por Kain el Lun Nov 10 2014, 19:05

Eso era algo nuevo para mi, llevaba rondando esa ciudad desde hacía tiempo como para saber la verdad sobre los habitantes de Talos, nadie hacía nada por nadie sin querer sacar beneficio. Era la primera vez que me encontraba a alguien que solo ayudaba a un desconocido  para evitar que fuera apresado, era surrealista pero nunca me habían dicho que no pudiera fiarme de los humanos siempre que ella lo fuese. -Pues en ese caso supongo que gracias... tampoco es que la necesitase...- intenté parecer más duro de lo que era, claro que le agradecía su ayuda pero reconocer que necesitaba que me salvasen era bastante vergonzoso, no era un crío pequeño que robaba por primera vez, solo que Talos había cambiado.

La chica abrió la palma de mi mano depositando una de esas extrañas esferas planas de color grisáceas, una de esas cosas que llamaban monedas de plata y que intercambiaban por comida y otros objetos, algunos hasta las mordían. Nunca había tenido una tan de cerca así que la examiné bien y la palpé notándola fría al tacto, no tenía pinta de ser comestible y que me fuese a aliviar el dolor de tripa. -¿Esto que es?, no creo que se pueda comer y sinceramente lo que necesito es llenarme la barriga con algo decente y no un dinero.- no sabía si lo estaba pronunciando bien o si se le llamaba dinero de esa forma, cosas de no estar familiarizado con ello. Se lo devolví porque cabía la posibilidad de que para ella fuese importante o le diese un uso cosa que conmigo era imposible, a lo sumo tendría eso en mi cabaña a modo de decoración.

La chica recalcó que no pensaba hacerme daño, a esas alturas ya lo tenía bastante claro, tiempo había tenido para pillarme desprevenido y yo ya no tenía esa pose defensiva. Luego se presentó pero no pidió mi nombre, igualmente se lo dí por cortesía. -Yo me llamo Kain y te creo, no vas a hacerme daño- intenté sonreír pero por la situación no me salía. Necesitaba tomar aire y pensar un plan de fuga de la ciudad, apoyado contra el muro mientras ella iba hasta la salida al callejón para asomarse. Las salidas más seguras ya no lo eran tanto, podía saltar por los muros o atajar por los tejados saltando de uno en otro pero corría el riesgo de no poder saltar a un árbol para bajar, me revolví el pelo algo frustrado y volvió a ocurrir, la chica tiró de mi para sacarme del callejón por el lado contrario en el que miró. -¿Como es posible que te hayas dejado ver?- bufé corriendo otra vez por las calles de la ciudad, haciendo caso a la chica.

No sabía por donde me estaba llevando, perdí la cuenta de las esquinas que doblamos y los guardias que encontramos y cuya atención llamamos para que se uniesen a la persecución. Doblamos a la derecha saliendo a un camino algo más despejado pero me sentía demasiado observado, la gente nos miraba y algunos se reían, joder ni que nunca hubieran visto a dos personas correr de guardias para salvar sus vidas. -No se para que narices vengo a Talos con lo bien que se está en mi bosque... no hay dragones molestando.- dije como pude por el cansancio, necesitábamos alejarnos mucho de ellos para poder escapar por alguna de las salidas pero así era imposible. Salté hacia la derecha para seguir corriendo cuando se me cruzó una anciana, así no se podía ir y la chicha había tardado una eternidad en pedir ayuda. -Tu tápate la nariz y no mires atrás.- dije dibujando una sonrisa pícara en mi juvenil rostro mientras rebuscaba entre mi ropa una bolsita como las que llevaban los de la ciudad pero llena de un polvo mezcla de plantas irritantes, empujando a gente para que cayeran al suelo y retrasasen a los guardias. En temas de supervivencia no podía permitirse uno el lujo de ser amable así que su sacrificio no sería en vano, permitiría nuestra fuga con el coste de unos moretones y además solté el contenido de la bolsa tapando mi boca y nariz con la camiseta, viendo como el viento esparcía tras nosotros ese polvo y algunos ya comenzaban a notar los efectos en sus ojos, enrojecidos y llorosos mientras que la nariz adquiría el mismo tono y los hacía estornudar. -Sácanos de aquí... ya....- le dije mirándola y visiblemente agotado de tanto correr y por la falta de alimento, tirando de ella para que subiera a un muro bajo a correr por su superficie con cuidado de no caernos, saltando a una calle que quedaba cerca y que con suerte nos escondería de ellos el tiempo justo para tomar aire y trazar un buen plan de escape.




avatar
Kain
Hybrid

Ocupación : Terrorista
Mensajes : 169

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: You better run - Kain

Mensaje por Kyrieth el Dom Dic 14 2014, 17:43

Observé al chico de nombre Kain mientras rebuscaba en su ropa. Me volvía a poyar sobre las piernas intentando buscar el aire que había perdido con la carrera que nos habíamos dado.
Fruncí el ceño cuando me pidió que me tapara la nariz. No estaba en posición de cuestionarle, así que le hice caso y me puse el brazo por delante de la boca y la nariz, dificultando que pudiera respirar bien.
Vi cómo esparcía una especie de polvos por el aire que dejarían incapacitados a los guardias mientras seguíamos corriendo.
Reconocía que me había gustado ese detalle. Miré sorprendida a Kain y le sonreí -Vale, me tienes que enseñar a hacer eso- eché una mirada a atrás. Los guardias se frotaban los ojos y nuevos hombres se les unían saliendo de las calles para perseguirnos.
¿Tanto se había liado por robar una fruta?

Tiré de Kain para doblar la que sería la última esquina y el último callejón en el que nos meteríamos. Si recordaba bien debía estar.... -...ahí- señalé la tapadera de una alcantarilla y me acerqué a ella vigilando ambas salidas del callejón. Levanté la tapadera y miré hacia abajo un segundo. No había escalerilla, solo se podría bajar, pero al menos distraeríamos a los guardias. Podían pensar perfectamente que habríamos atravesado el callejón entero hasta el otro lado.

-Baja- apremié a Kain -Rápido.

Allí abajo estaría más oscuro. Sus ojos tardarían en acostumbrarse bien del todo unos minutos. Yo estaba curada de espanto con aquello, pero al fin y al cabo era nuestra única salida de escape. Por las alcantarillas podía guiarle perfectamente hasta el bosque donde sí que no nos encontrarían. Había estado trabajando en los planos para las duchas de la resistencia y me había tenido que aprender todo el complejo del alcantarillado que estaba bajo Talos. Ahora sí que resultaba útil saber aquello.




Kyrieth:

I can't scape from my dreams:

avatar
Kyrieth
Human

Ocupación : Arquitecta e inventacosas en general. Jinete de dragón.
Mensajes : 616

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: You better run - Kain

Mensaje por Kain el Miér Dic 17 2014, 22:20

Todo el mundo quería conocer mi secreto, ese polvo mezcla de plantas que nos acababa de salvar el culo y como creador me sentí orgulloso por ello... aunque claro, nadie más a parte de mi me había visto usarlo nunca porque no es que tuviera muchos amigos a parte de la chica loca rubia del bosque y el dragón raro y a ellos no les enseñé nunca mis trucos. La verdad es que era la primera que lo había visto después  de todo... -Si, supongo que podría hacerlo pero cuando no nos esté persiguiendo medio cuartel de la ciudad por un puñetera pieza de fruta que por cierto sigue en el puesto de comida.- tocaba seguir corriendo pues ni con esos polvos la amenaza descendía, los guardias salían de todos lados, peor que las hormigas del bosque que eran atraídas por la comida que dejaba en el suelo de la cabaña, no iba a regresar más allí para recibir ese tratamiento.

Tiró de mi por enésima vez para doblar una esquina y señaló una alcantarilla, las conocía solo por un pequeño accidente que tuve... uno vergonzoso y que era mejor no recordar en ese momento... era bastante reacio a bajar allí abajo sabiendo lo que desechaban las personas de la ciudad en esos túneles, apestaban además la inmensa mayoría de ellos pero no me quedaba otra, estaba con la tapa levantada y metiendo prisa pero al no haber escalerilla uno solo podía saltar y así lo hice. -Mierda... odio este sitio...- tan pronto como mis pies tocaron el agua maldecía a los soldados aquellos y me aparté disgustado a esperar a la joven aparecer, no estaba contento.

-Bien... y ahora que estamos llenos de mierda de dragón, ¿qué se supone que tenemos que hacer?, paso de quedarme mucho rato oliendo sus desechos y escuchando ratas.- pateó a un rata que le rozó la pierna con bastante fuerza y se pudo escuchar como esta caía al agua y chapoteaba... o esperaba que fuese una rata porque estaba algo oscuro, mis ojos se estaban acostumbrando a la falta de luz como me pasaba en el bosque pero con la diferencia de que las estrellas del firmamento no estaban en esos túneles. -Odio las ratas... y no se si eso era una o algo que estaba flotando en el agua en cuyo caso me alegro de que mi vista aún ne acostumbre a la oscuridad...- creo que es la vez que más cosas me habían sucedido en Talos en todo el tiempo que llevaba yendo a la ciudad.




avatar
Kain
Hybrid

Ocupación : Terrorista
Mensajes : 169

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: You better run - Kain

Mensaje por Kyrieth el Jue Dic 18 2014, 22:53

Nada más Kain bajó, yo fui la siguiente en adentrarme en la oscura profundidad del alcantarillado cerrando la tapadera tras de mí.
Caí en el agua de pie y arrugué la nariz. Nunca me iba a acostumbrar del todo al olor de aquel lugar, pero por suerte las duchas que estaba construyendo en la base arreglarían un poco nuestro problema de que los miembros de la resistencia salieran de allí con ese tufo.
Kain se quejó, no era de menos y pateó una rata, o algo por el estilo. Yo también esperaba desde luego que fuera una rata.
Miré hacia arriba y luego a Kain. No creía que nos fueran a buscar pues ya probablemente habrían perdido nuestro rastro, pero más valía prevenir que curar así que...

-Lo primero que tenemos que hacer es movernos- y comencé a caminar recordando todo el mapa mental del laberinto de túneles que estaba bajo la ciudad -Tienes suerte de que conozca este sitio, ah y ya te acostumbrarás al olor... un poco- le sonreí.
Me guiaba en la oscuridad con precisión subiéndome a los bordes de los laterales para salir de las aguas residuales e intentando no pisar nada más desagradable de lo que ya estaba pisando o que ya había pisado.

-Por cierto, el dinero no se come- hice referencia a lo que había comentado antes el chico. No había tenido tiempo de responderle en condiciones y ahora estaba algo más relajada y me sentía mucho más segura en mi terreno -pero sí sirve para conseguir comida.

Fruncí el ceño mientras giraba hacia la izquierda escogiendo entre dos túneles en los que se dividía el principal por el que íbamos -¿De dónde vienes?- pregunté con curiosidad y extrañada. ¿No había visto una moneda en su vida? ¿habría nacido en algún otro lugar de Talos?




Kyrieth:

I can't scape from my dreams:

avatar
Kyrieth
Human

Ocupación : Arquitecta e inventacosas en general. Jinete de dragón.
Mensajes : 616

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: You better run - Kain

Mensaje por Kain el Lun Dic 29 2014, 20:48

Hice caso a la chica cuando dijo que debíamos empezar a movernos, por fortuna mi vista estaba ya bien, por alguna razón siempre la tuve excelente incluso en la oscuridad, podía distinguir bastante bien las formas, ventajas de haber crecido bajo la más absoluta oscuridad de la noche en los bosques, donde a veces ni las estrellas llegaban a iluminar nada por las copas de los árboles. -El olor es el menor de los problemas, lo que me preocupa es que te sepas el lugar de memoria... espero que no vivas aquí, entiendo que la ciudad sea un sitio horrible pero esto no es higiénico- salté un par de bultos salpicando las paredes e intentando no mojar las ropas de la chica, siempre detrás suya, no me convenía perderme en el entramado de túneles.

-¿Qué?-  dije a la chica cuando me dijo que no se comía, no caí en ello hasta que recordé lo pasado con el dinero ese, me estaba respondiendo ahora que estábamos tranquilos, escuchando atentamente, sin poder asociar eso a la comida como ella afirmaba, un trueque debía ser por algo equivalente y dar comida a cambio de un pieza metálica me parecía un trato nefasto, salía perdiendo quien se quedaba con eso. Yo nunca cambiaría una de mis presas por esferas redondas y planas que servían como mera decoración en cualquier rincón de la casa, estaban locos esos de la ciudad. -Sigo sin verlo... a ver me resulta inconcedi... vamos que me resulta raro que la gente haga eso que dices.- no me salían las palabras cultas que los dragones intercambiaban en sus conversaciones.

Al llegar a un cruce entre dos túneles me paré a ver por donde tiraba ella, siguiéndola y acelerando el paso hasta quedar a muy poca distancia de ella, a su espalda, sopesando si decirle donde vivía o no, con la multitud que había en los bosques recientemente si se lo decía podían aparecer más. -Pues vivo en el bosque, alejado de todo este circo, monedas y guardias.- acabé por decir, no era peligrosa y que le dijese donde vivía no significaba que encontrase mi pequeña choza perdida en mitad de la frondosidad.

Caí entonces en que se asombró con la bolsa de hierbas y sus efectos, queriendo saber como lo hacía, en agradecimiento por salvarme dentro de esos túneles supongo que le podía dar una o dos de las que llevaba, siempre podía fabricar más y mama decía que ser agradecido con aquellos que nos ayudaban era deber de todo hombre o mujer, que eso nos diferenciaba de los dragones que tomaban cuanto deseaban y solo se preocupaban por ellos. Metí la mano para sacar un par de bolsitas y con la otra di unos toquecitos en su hombro, extendiendo las bolsas para que las tomara. -Gracias por ayudarme... son bolsas como las que usé ahí arriba, por las que te interesaste...- me sonrojé un poco y agradecí la oscuridad, odiaba depender de la gente, quería demostrar que era un hombre y esas cosas pero al final siempre necesitaba que me echasen un cable en algo.




avatar
Kain
Hybrid

Ocupación : Terrorista
Mensajes : 169

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: You better run - Kain

Mensaje por Kyrieth el Jue Ene 08 2015, 17:24

Sonreí al escuchar a Kain hablando sobre lo poco higiénico que era el alcantarillado. Si él supiera lo que había allí dentro...

-Tengo mis motivos para saberme el camino- me encogí de hombros. Los túneles cada vez se hacían más oscuro a medida que nos perdíamos por ellos. A veces la negrura se veía interrumpida por la aparición de alguna boca de salida con la tapa mal puesta como por la que habíamos entrado antes, y que dejaba filtrar la luz hacia el interior.

No sé qué tenía el chico contra el dinero, puede que viniera de algún lugar lejos de Talos en el que se valieran del trueque, pero aquel era el sistema establecido en la ciudad y si no quería morirse de hambre debía acatarlo o... vivir en el bosque como acababa de afirmarme.

-Yo también viví en el bosque durante una temporada. Entiendo lo que puedes llegar a sentir en la ciudad. Ahora vivo en... bueno, vivo, o lo intento. No es que los lagartos de ahí arriba puedan permitirme vivir como una reina, y que la rubia no me escuche- solté una pequeña risita. Kain no parecía alguien que pudiera hacerle daño ni a una mosca, así que me sentía a salvo con él de momento. Sobre todo si estábamos en el alcantarillado. Donde ningún estúpido dragón se había dignado a buscar bien a ver si encontraba algo fuera de lo común.

Sentí unos golpecitos en el hombro y me giré hacia él que me mostraba un par de saquitos como el que había usado para entretener a los guardias en la superficie. Los agarré y los guardé en mi macuto con una sonrisa. Luego volví a mirarle -No sé cómo agradecértelo. El dinero no sirve y... por aquí- añadí repentinamente al encontrarme de nuevo en un cruce de túneles eligiendo el de la derecha aquella vez -En unos minutos estaremos fuera y podrás respirar aire puro- habíamos recorrido gran parte de las alcantarillas y había decidido tomar todos los atajos que podía esquivando los caminos que atravesaban la base. Solo esperaba no encontrarme ningún compañero transitando los túneles que levantara sospechas en el joven Kain. Nos habíamos salvado la vida por los pelos aquel día, pero no quería ponerle en peligro otra vez ni a él ni a los míos.

-¿Vives solo en el bosque? ¿y desde cuándo?- pregunté sin poder acallar mi curiosa naturaleza.




Kyrieth:

I can't scape from my dreams:

avatar
Kyrieth
Human

Ocupación : Arquitecta e inventacosas en general. Jinete de dragón.
Mensajes : 616

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: You better run - Kain

Mensaje por Kain el Miér Ene 14 2015, 21:31

Pues esos motivos debían ser muy buenos porque a mi como que me daba asco caminar por allí, ya tendría que sacar algo realmente jugoso para compensarlo. Es que no podía haber nada en el mundo que compensase esa asquerosidad, por el amor de de una madre si era como un campo minado en el que cada tres pasos había algo flotando o emergía amenazando con chocar contra mi o la chica.  Era pensarlo y notar arcadas, pero si vomitaba no iba a echar nada porque tenía el estómago vacío por completo, no se si agradecía no haber probado bocado o me arrepentiría si llegaba a suceder lo del vómito.

-No creo que se pueda comparar, dices que has vivido una temporada pero te desenvuelves bastante bien allí arriba.- señalé al techo aunque no me viera. -Sabes como burlar a los guardias de esa vieja amargada que se cree reina, como sacarle provecho a ese dinero y a que no te pillen.- preferí omitir la parte en que se convertía en niña rata para pasar inadvertida cuando se metía en problemas, seguramente no lo entendiese y pensase que me burlaba de ella cuando era una especie de cumplido... creía. Normalmente no necesitaba cuidar mis palabras ya que hablaba solo o con los animales del bosque y ellos no se sentían ofendidos por nada de lo que salía de mi boca, a no ser que les hiciese algo pero vamos que igual se me escapaba una burrada y la cagaba hasta el fondo... cosa que no desentonaría demasiado con lo que nos rodeaba.

Guardó los saquitos y creo que se giró para mirarme, podía distinguir sus rasgos pese a la oscuridad, benditos ojos entrenados en la noche del bosque. No necesitaba que me agradeciera nada, bastante hizo ya por mi allí arriba y de hacerlo me vería en la obligación de estar en deuda con ella otra vez, eso no me parecía lo mejor ya que no la conocía demasiado todavía. Volvimos a girar a la derecha esperando que verdaderamente fuese cierto lo que comentaba de respirar aire puro, ya estaba que no aguantaba más y el agua se me estaba metiendo por las botas empapando estas demasiado, tenía miedo de que se colase algo indebido, ni remetiendo los pantalones dentro de las botas me sentía mejor. -!Genial¡, no volveré a pisar este maldito lugar en años, como que llamo Kain que esa mierda flotante será la última que vea en mucho tiempo.- dije señalando una muy cerca de Kyrieth, una forma de avisarla de la inminente colisión.

-Si, vivo solo en el bosque desde hace como tres años o más...- dije secando una lágrima al recordar el rostro de mis padres y los primeros días sin ninguno de ellos, cuando estaba tan desconsolado y sin ganas de hacer nada, creo que adelgacé como cinco kilos y eso en alguien tan esmirriado como yo era mucho. Tuve que respirar profundamente para no romper a llorar pensando en ellos, aún tras todos estos años seguía necesitando de ellos en muchas ocasiones, me sentía solo, perdido en las raras ocasiones en las que sentía cosas diferentes a las habituales, cuando sin razón aparente algo me asqueaba o molestaba. Sentía como si me faltase algo en mi vida pero centrarme en esos sentimientos en compañía de la chica era un error. -Lo prefiero a decir verdad, los dragones no me gustan nada y no conozco otra forma de vida, llevo toda mi vida viviendo allí así que...- le resté importancia encogiéndome de hombres. -Lo interesante es como te conoces estas alcantarillas y esas cosas...- seguro que era extraña pero nadie más se aventuraba por esos túneles.




avatar
Kain
Hybrid

Ocupación : Terrorista
Mensajes : 169

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: You better run - Kain

Mensaje por Kyrieth el Dom Ene 25 2015, 16:52

-Eso es porque la mayor parte de mi vida la pasé viviendo en una herrería de allí arriba- expliqué encogiéndome de hombros -Y la otra parte de mi vida, burlando a los soldados y escapando. Ya es como una rutina- añadí divertida.
Reí ante las palabras de Kain. Realmente no le gustaba estar allí encerrado, sí que era un chico del bosque. A mi me costó muchísimo acostumbrarme a las alcantarillas después de haber vivido en el bosque, todavía salía muchas veces para dar un paseo o para cazar. Era algo que necesitaba y me ayudaba a relajarme, a olvidar mis problemas y sentirme más libre.
Cuando escuché que vivía completamente solo fue cuando caí en que entonces habría perdido a su familia hace tiempo. Yo también había perdido la mía. Ambos habíamos sido supervivientes -No todos los dragones son malos- añadí -de hecho, mi mejor amigo es un dragón. Aunque ahora está desaparecido- reprimí un gesto triste. Me costaba pensar en que Ever se había marchado y no sabría cuándo volvería.

Finalmente la luz se hizo paso en la oscuridad y llegamos a la salida de las alcantarillas. Por suerte no nos habíamos topado con nadie y no levantaría más sospechas de las suficientes en el pobre de Kain -Ya hemos llegado- suspiré. Me sentía realizada. Habíamos salido airosos de los hombres de la reina -Muchas gracias por los saquitos- di un par de palmaditas a mi macuto -Les daré un buen uso, te lo aseguro- le guiñé un ojo -Y... eh, pues, supongo que esto es una despedida, he de volver a mis asuntillos. Quizás si nos volvemos a encontrar te revelo el secreto de porqué me conozco las alcantarillas, chico del bosque- le sonreí por última vez y volví a meterme en los oscuros túneles despidiéndome de él con la mano alzada.




Kyrieth:

I can't scape from my dreams:

avatar
Kyrieth
Human

Ocupación : Arquitecta e inventacosas en general. Jinete de dragón.
Mensajes : 616

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: You better run - Kain

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.