Novedades

- (09/18) Ya están disponibles las novedades de Septiembre.

- (09/18) Ya podéis pedir Los Dracs de Septiembre.

- (09/18) ¡Enhorabuena Faora, ya eres Moderadora!

- (09/18) Nueva actualización de las fichas de personaje. Mada MP a Selene para actualizar.

- (09/18) El juego "Confieso que..." se clausurará si persisten las malas conductas entre sus participantes. ¡Los juegos son para divertirse, no para atacar a nadie!

- (07/18) Nuevas normas respecto a los posts +18 de índole sexual.

- (05/18) Nuevas normas de emisión de reportes aquí.

Últimos temas
Staff
Letyko
Admin
MP
Thareon
Admin
MP
Selene
Admin
MP
Faora
Mod
MP
Síguenos

Afiliaciones V.I.P
Foros Hermanos

06/06

Directorios y Recursos

06/14

Afiliados Élite
Expectro PatronumLoving PetsTime Of Heroes  photo untitled45.png
Expectro Patronum

46/64

Afiliados Normales


[How to protect our loved ones] Alabyran

Ir abajo

[How to protect our loved ones] Alabyran

Mensaje por Sybelle el Mar Nov 27 2018, 19:02

El viento soplaba desolador, en ese acantilado en el que Keith le había dicho que su amiga había estado a punto de matarse. Sus ojos estaban clavados en el vasto océano, escuchando las aguas golpear con hambre las rocas, viendo la aterradora perspectiva de caer contra esas rocas que estaban en el fondo... ¿Qué había empujado a Nara a ese límite?

La dragona rubia, se sentó en ese borde y silenciosa permanecía allí, inmóvil, tratando de comprender... antes de cualquier cosa, incluso antes de ir a verla. Quería comprender ¿Qué estaba haciendo que se deteriorara así? Aunque Keith, fue claro cuando le dijo que él estaba haciendo lo imposible, le había pedido paciencia... pero ¿y ella? Escuchaba las voces de sus congéneres, todos hablando de cosas tan superficiales, engreídos, ellos no tenían nada más que perder que sus malditas fortunas, no querían a nadie.

Y mientras estaba ella allí, luchando por ayudar a la única persona que le importaba y por la que daría sus alas de ser necesario para salvarla, sin realmente no poder hacer nada, no teniendo la cara para verla fijamente luego de esa realidad impactante, con la que se había estrellado en esa reunión. Cinco años y no habían podido hacer nada.

Una sonrisa amarga y muy triste se dibujó en sus labios, mientras cerraba sus puños y posaba sus ojos en el vasto océano que se removía al fondo de ese acantilado, donde el viento era desagradablemente frío, pero no le importaba realmente. Sus botas, sus pantalones, aquella chaqueta que había llevado estaba en el césped, solo llevando un bello semi “vestido” de color melocotón pastel, que dejaba su espalda y brazos descubiertos y cuya tela se balanceaba con el viento, descubriendo sus piernas hasta sus muslos... su cabello, estaba un poco más largo que antes y desordenado se movía con el viento, manteniendo su mirada perdida.




#990033
Sybelle
Sybelle
Dragon

Ocupación : Propietaria del Viñedo "Tallus"
Mensajes : 95

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [How to protect our loved ones] Alabyran

Mensaje por Alabyran el Lun Dic 03 2018, 14:07

Ten. Hace frío —murmuró Alabyran, rodeando a Sybelle con la capa que hacía las de abrigo o manta sobre la dragona. Le sonrió y procedió a sentarse a su lado mientras posaba sus ojos sobre el horizonte.

Alabyran tragó saliva. La había visto y seguido a este lugar. Había pensado en dejarla ir, permitir que disfrutara de su espacio y soledad. Al fin y al cabo, Sybelle había huido de él la última vez que se habían visto. Al final, había optado por acercarse, con todo lo malo que eso pudiera significar.

Suspiró. Sabía que había algo que impedía que Sybelle durmiera, que se centrara en según qué cosas. Alabyran preferiría permitirle compartir sus problemas con él, pero Sybelle no se había abierto tanto con él y no estaba seguro de que fuera a hacerlo. Aquella mujer, rubia y bella, era todo un misterio... pero Alabyran creía haber captado lo más importante en ella: la ira que la corroía. Debía usarla a su favor, no en su contra.

Cerró los ojos y posó una mano sobre la de Sybelle por un momento. Se obligó a dejarla donde estaba. Debía reconocer que tenía algo de miedo: si Sybelle volvía a rechazarlo con agresividad, si se enfadaba y le golpeaba... Sabía que terminaría dolido y ofendido, y no quería que eso ocurriera.

Oye, escucha. No quería agobiarte la última vez que nos vimos. Tampoco ofenderte. Ahora que te he encontrado, prefiero ser claro y sincero. Pensar que he podido dañarte o, precisamente, ofenderte... No es agradable para mí. Por eso, quería pedirte perdón. No volveré a acercarme tanto a ti, y jamás volveré a besarte. Lo prometo.

Era una promesa agridulce, pero Alabyran la hacía con cariño y sinceridad: si Sybelle no deseaba tanta proximidad con él, no le obligaría a tenerla. Le sonrió, asintió y apartó la mano para apoyarla después sobre su propia pierna.

¿Qué ocurre? Hay algo que desvela tu inquietud. Pareces triste, nerviosa... Enfadada. ¿Ha sucedido algo nuevo, o es el mismo problema del que hablamos? Puedes confiar en mí, de veras. Somos amigos, ¿verdad? —Le sonrió y le guiñó un ojo.

Debía calmarla, no enfadarla. Ése era su objetivo.




Alabyran
Alabyran
Dragon

Mensajes : 29

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [How to protect our loved ones] Alabyran

Mensaje por Sybelle el Miér Dic 05 2018, 00:42

Se estaba despedazando de a partes, el rugir del mar, el fuerte viento que azotaba en esa punta del mundo, con sus ojos clavados en el vacío... la ayudaban a ver un poco más allá, Yanara había sufrido lo suficiente para creer que esa era la única salida, una muerte brutal y posiblemente rápida como lenta, si corría la mala suerte de sobrevivir a la caída.

El estómago de la dragona se revolvió, cuando escuchó pasos a sus espaldas... ya lo reconocía. Ese dragón tan persistente que estaba sacudiendo su mundo entero y estaba haciendo víctima de esa cosa suya, que buscaba alejar a todo lo que pudiera hacerla feliz... porque no sentía que podía ser feliz, no lo merecía. Yanara sí.

Escuchó esa voz, sintió ese calor y ese olor... que ya conocía muy bien.

Ese “prometido” que su familia había enviado para quien sabe qué cosas y que de alguna manera estaba ganándola de a pocos y ella no quería reconocer.

Su mano fue cubierta por esa mano masculina, escuchando aquellas palabras suyas que vinieron y apenas escuchó ¿Ofenderla? ¡Que equivocado estaba al pensar que se había ofendido! Una parte muy profunda, esa que quizá aún poseía la ilusión de la felicidad, se había deshecho en nerviosismo como una colegiala, ante ese beso que le había removido entera... sintió su corazón latir con una velocidad única, doler y romperse en su pecho por escuchar aquella disculpa, que no tenía que dar... y por primera vez quizá estaba doliéndole realmente el lastimar a alguien tan bueno como él, ella estaba cansada...muy cansada, de no poder ayudar a quienes amaba, de no poder mantener solo una cosa entera, ella nunca había querido nada malo para nadie... ni siquiera para esa hermana que había tratado de asesinarla y ahora odiaba, odiarla... a ella y su familia.

El mundo, la reina, todo.

Tenía tanto odio que se estaba consumiendo así misma en ese vórtice repetitivo de dolor y furia...y repentinamente el calor de la mano de Alabyran... desapareció. Y se sintió desamparada, tan frágil, tan agobiada... y apagada, apenas pudo verlo unos segundos, antes jadear y quizá por primera vez... lloró. Jadeó llorando, llevando sus finas manos a ese rostro que siempre era impertérrito, a ese semblante que nunca cambiaba, a esa dragona mil doscientos cuarenta y ocho años, independiente que nunca flaqueaba ante nadie.

Ese nadie era relativo.
Por qué Alabyran era ALGUIEN.

Ella no pudo hablar, solo llorar, llorar con furia y enojo, llorar por todo lo que sentía, por la vida tan agónica que llevaba y no sabía cómo manejar, por no poder ayudar a quien quería, por no saber querer y dejarse querer, por todo lo que se le estaba saliendo de control y sentía que iba a estrellarse y explotar en cualquier momento. Se estaba despedazando en una caída en picada tan estrepitosa que… no sabía que quedaría de ella después.




#990033
Sybelle
Sybelle
Dragon

Ocupación : Propietaria del Viñedo "Tallus"
Mensajes : 95

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [How to protect our loved ones] Alabyran

Mensaje por Alabyran el Jue Dic 13 2018, 13:44

Alabyran abrió los ojos como platos. En cuanto vio las primeras lágrimas de Sybelle derramarse, se percató de que tembló por un solo instante... y durante ese breve instante, se sintió tan frágil como ella. Bastó un solo segundo para sentirse así. Tragó saliva y se recompuso de inmediato, viéndola sollozar, temiendo no saber cómo reaccionar.

Se vio obligado a soltar a Sybelle en cuanto se tapó el rostro con las manos, ocultando así sus lágrimas. Aguardó apenas unos instantes antes de simplemente suspirar, acercarse a ella, colocarse enfrente suyo y...

Abrazarla.

Tiró de su rostro para que lo ocultara en su pecho y rodeó su cuello, sus hombros, con sus brazos cálidos. Apoyó sus labios en la cabellera de Sybelle y cerró los ojos. Por unos instantes, no hizo falta decir nada: simplemente, permitió que Sybelle sollozara y llorara contra él. Se sentía... a gusto, pese a todo.

Está bien, Sybelle. Estoy aquí. Me tienes a mí, aquí, contigo... —trató de calmarla unos instantes después.

Esperó un rato, dejando que Sybelle se desahogara. Alabyran se levantó poco después y la cogió en brazos, mirándola fijamente a los ojos, sonriéndole. Era ligera... pero fuerte. Muy fuerte.

Te llevaré a casa. Pasa la noche conmigo, Sybelle: deja que te prepare algo de comer, que te ofrezca mi lecho y mis brazos para dormitar... Deja que te escuche. Háblame. Confía en mí.

Acto seguido, se puso a caminar. Si Sybelle le contaba qué ocurría en el camino a casa, escucharía lo que le contaría. Si no, esperaría a que se sintiera preparada... pero por lo menos quería hacer esto por ella. Por sí mismo.




Alabyran
Alabyran
Dragon

Mensajes : 29

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [How to protect our loved ones] Alabyran

Mensaje por Sybelle el Vie Dic 14 2018, 06:57

Cuando los brazos masculinos del dragón envolvieron su frío cuerpo, cuya silueta desnuda bajo esa única prenda y la chaqueta masculina, por haber llegado allí volando, estaba retemblando. Poco fue necesario esperar para sentir como las manos de la rubia se anclaban a las ropas masculinas, finalmente escondiendo su rostro contra ese pecho que ahora era su refugio.

“Nada pesa tanto como el corazón cuando se está cansado” – José de San Martín.

Y ella estaba cansada, el agotamiento emocional finalmente la había orillado a ese punto sin retorno, en que la vida le pesaba como bloques de roca sólida sobre los hombros, sobre sus emociones, sobre sus sueños, deseos, añoranzas, incomprensiones. Lejos de encontrar una salida, se sintió colapsar y solo allí, es que no pudo más, dejándose envolver por los brazos de ese dragón que murmuraba para ellas esas palabras que se escuchaban tan lejanas y a la vez tan cerca. Agarrándose con mayor intensidad, dejando que de momento a otro su cuerpo fuese alzado por él de ese modo tan fácil, encontrando sus ojos empañados por las lágrimas que continuaban desbordando por sus mejillas enrojecidas, con los de él.

Tan intensos como el mar, tan cristalinos que dolía y su angustiado corazón, no hizo más que sufrir, no opuso resistencia a la decisión que él tomó de llevarla a su hogar, ella silenciosamente aferrada a él, no hizo más que llorar y romperse en miles de pedazos, hasta que su respiración irregular doliera y le costase siquiera abrir sus ojos. En ese momento no podía siquiera pensar en nada más que esa agonía emocional que la carcomía, por lo que su silencio en los brazos del dragón fue mortuorio, su cuerpo tiritaba de frío y estaba más fría de lo que hubiese imaginado que estaría, por lo que algo atontada, cayó en la inconsciencia a medio camino, debido al frío que recorría su piel nívea.

[...]

La siguiente vez que despertó, fue cuando su cuerpo ya estaba hundido débil, entre las frazadas y mantas en esa cama, que no era la suya, algo desubicada, por los olores masculinos que llegaban a su nariz y le fueron familiares al instante.

Alabyran.

Sus ojos pesados y cansados se abrieron y con debilidad intentó erguirse, pero no pudo, inquieta, apenas empezando a reaccionar, con un suspiro que, a lo mejor, se escuchó lastimero, llevando sus manos a su cabeza, para cubrir su rostro y hundir sus dedos entre sus cabellos, hasta que escuchó esa voz masculina que finalmente la hizo buscar su origen, justo a su lado, ejerciendo de guardián ¿me desmayé?... preguntó ronca, mientras miraba el semblante de Alabyran ¿Cuánto estuve inconsciente? ... susurró, antes de asentir a su respuesta y tensar sus labios, conteniendo las ganas de volver a llorar. Claro que recordaba la petición de él, no se negaría a quedarse quieta en cama, tampoco a que él la cuidara, no tenía fuerzas para ello y mucho menos para combatir más.

No podía pelear más y él seguramente ya había notado eso.




#990033
Sybelle
Sybelle
Dragon

Ocupación : Propietaria del Viñedo "Tallus"
Mensajes : 95

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [How to protect our loved ones] Alabyran

Mensaje por Alabyran el Vie Dic 14 2018, 14:49

Alabyran suspiró. Se hallaba frente al hogar, por fin. La travesía había resultado casi eterna, y no precisamente porque cargar a Sybelle fuese una tarea dura, sino porque verla sufrir y ser consciente de que había perdido el conocimiento le dolía. Al haber sentido que el peso de su cuerpo aumentaba porque se desmayaba, Alabyran había suspirado con pesar en el corazón y había murmurado el nombre de la dragona: un nombre que sonaba cada vez más bello, más melódico.

Hacerse cargo de Sybelle no resultó una tarea difícil: bastó con arroparla en su lecho, acariciar su mejilla, apartar el cabello de su rostro para que no la molestara y embelesarse en su belleza. Después, se hizo con una tila para mitigar el dolor de Sybelle, pues opinaba que era el mejor remedio para un mal como el que ella sufría, y aguardó pacientemente a su lado, recostado, cálido con sólo mirarla.

En cuanto Sybelle despertó, Alabyran se apoyó en el codo y la observó desde una posición un poco más elevada. Sonrió tiernamente, asintiendo a su pregunta y perdiéndose en su belleza. Sentía atracción por aquella mujer, pero ahora mismo no podía sino velar por ella y procurar que se encontrara bien. No quería que le faltara de nada.

Así es, Sybelle. Perdiste el conocimiento en mis brazos... pero no te preocupes. He procurado mantener tu cuerpo cálido. —Un momento después, Alabyran reflexionó acerca del tiempo que Sybelle había permanecido inconsciente y sacó un número aproximado—. Una hora y media, tal vez. Dos a lo sumo.

Después de todo, su origen de dragón le permitía moverse rápidamente y recorrer largas distancias sin mucha dificultad. Alabyran miró a Sybelle y apoyó una mano en su hombro para sonreírle.

Tranquila, no te agobies. No pienso sonsacarte nada que tú no me quieras contar. Estás en tu casa, y eso es literal: puedes recorrerla, explorarla, coger lo que desees... Incluso marcharte, aunque preferiría que me dejes velar un poco más por ti. Sé que no es fácil que alguien se involucre de este modo, pero no tienes que desconfiar de mí o de ti misma, Sybelle: no tiene nada de mano necesitar un poco de ayuda de vez en cuando. Si te ayudo, es por los dos: porque quiero verte bien, y eso me hace sentir feliz y dichoso.

Alabyran se recostó en la cama, sobre su espalda, y colocó las manos detrás de su cuello mientras mantenía sus ojos en el techo. Se hallaba en una posición de lo más natural, pues quería transmitir a Sybelle un sentimiento de confianza.

Dime, ¿tienes frío? Puedo procurar más fuego, o traerte más mantas. ¿Te molesto estando aquí a tu lado? También puedo dejarte un rato sola, si es lo que necesitas. No dudes en pedirme lo que sea, Sybelle. Lo que sea.




Alabyran
Alabyran
Dragon

Mensajes : 29

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [How to protect our loved ones] Alabyran

Mensaje por Sybelle el Sáb Dic 15 2018, 18:11

La rubia, acostada en aquella cama, apenas sentía su cuerpo tener energías para nada más que respirar. Sus extremidades se sentían pesadas, doloridas y su mente estaba realmente agotada y su voz, ronca, también parecía no querer cooperar con ella. Las voces de los otros dragones, la presencia de los otros dragones de la red, la molestaba, la enojaba, la fastidiaba sobremanera, llamada a la atención de las palabras masculinas que resonaron con aquella voz que cosquilleaba en su oído.

“No tiene nada de malo necesitar un poco de ayuda de vez en cuando”

¿Por qué quieres ayudarme? preguntó entonces fijando sus cristalinos ojos azules en el semblante masculino ¿por que te hace tan feliz y dichoso, como dices… el ayudarme? eran preguntas llenas de una genuina confusión No soy la dragona adecuada para ti ¿había tal cosa? Yo no creo en esta sociedad decidió confesar ni en la reina… continuó ni la llamada “unidad dracónica” ¿por que alguien como tú querría ayudar o si quiera querer a alguien como yo? había permanecido acostada, mientras llevaba uno de sus brazos a cubrir su rostro, esperado que él le diera una respuesta.

Dependiendo de esta… quizá, le contaría su pesar por su amiga, finalmente contarle todo lo que se estaba guardando y la estaba destruyendo. Deseaba ayudar a Nara ¿pero como?
¿Alabyran podría ayudarla? Mas bien… ¿querría ayudarla?




#990033
Sybelle
Sybelle
Dragon

Ocupación : Propietaria del Viñedo "Tallus"
Mensajes : 95

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [How to protect our loved ones] Alabyran

Mensaje por Alabyran el Mar Dic 18 2018, 14:00

¿Y por qué no debería? ¿Te has parado a mirarte a ti misma, Sybelle? ¿Tienes idea del efecto que tienes en quienes te conocen? Nada más verte, supe que eras una promesa. Si me comprometí a romper nuestro matrimonio por tu bien, no lo hice porque yo quisiera escapar a mis obligaciones, sino porque creía y creo que mereces algo mejor que estar ligada a una vida que no deseas. En este poco tiempo, has conseguido que me sienta próximo a ti. Me identifico contigo en cierto aspecto... y, por ese motivo, quiero ayudarte. Necesito que estés bien. El corazón me lo pide.

Alabyran empezó a reírse, como si los argumentos de Sybelle realmente pudiesen tener peso. Bien es cierto que no pretendía mofarse de ella, pero tampoco pretendía darle la razón en temas donde no la tenía.

¿Y crees que yo estoy a favor de la locura en la que vivimos? ¿Crees que disfruto viendo a los nuestros sufrir, incluso a los humanos? Ni siquiera estoy a favor del tráfico de esclavos, por todos los dioses. La Reina Madre nos ha traído mucho sufrimiento y los dragones ven las cosas por el lado erróneo de la moneda. Tú y yo nos parecemos más de lo que crees, Sybelle: los dos somos dos jóvenes dragones más liberales, más preparados para aceptar distintas perspectivas y para cambiar las cosas. Lo único que nos diferencia es cómo procedemos, y por eso quiero ayudarte. No quiero que la rabia te consuma porque eso podría hacerte mucho daño.

Alabyran tomó aire y se aproximó de Sybelle, ofreciéndole una sonrisa y cogiéndole la mano mientras la besaba tiernamente. Después, acarició su cabello, apartó un mechón de pelo de su rostro y besó su mejilla, muy cerca de sus labios.

Alguien como tú es alguien muy valioso, corazón. Importas mucho más de lo que crees... aunque estés centrada en pensar lo contrario. Si estoy aquí, es porque te lo has ganado a pulso. No tienes derecho a cuestionar mis motivos para ayudarte, Sybelle. Lo que siento por ti es culpa o mérito tuyos.




Alabyran
Alabyran
Dragon

Mensajes : 29

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [How to protect our loved ones] Alabyran

Mensaje por Sybelle el Miér Dic 19 2018, 20:59

Fue tomada por sorpresa, sin embargo, al escuchar como él empezaba a hablar, mirándolo fijamente a esos ojos azules profundos y ese semblante masculino que sin duda se le era familiar ahora. Ella sabía que era guapa, pero en contadas ocasiones había usado esa apariencia exterior para ganar algo de otros, por lo que lo había visto siempre como una herramienta, más que algo realmente significativo... hasta ese momento en que el macho dragón, la sacaba de su burbuja del mejor modo: Al estilo sorpresa.

“El corazón me lo pide”

Ay por la puta Madre de los dragones, porque puta o no, seguía siendo en cierta medida madre de todos ellos, loca, pero madre. Así, como le habían enseñado en la sociedad dracónica, con su ley de “no-ames-a-nadie-mas-que-a-ti-mismo”, que fuera madre no significaba que tenían que amarla incondicionalmente.

¿Él estaba enamorándose? La dragona contuvo el aire ¡QUE LOCO ESTABA! ¿lo estaba? Poco sabía ella que también estaba cayendo en sus redes y que cuando se fuese a dar cuenta, iba a ser muy tarde y no podría huir. Y que ese matrimonio innombrado de sus finos labios, ya no sería una maldición como lo fue al inicio. ¿o ya se estaba dando cuenta? Lo observó reír y hablar con una certeza única de todas aquellas cosas que mencionaba y que no cualquier dragón las decía, mientras se re acomodaba de a pocos para encararlo mejor, como quien presta atención por completo en lo que estaba siendo dicho, como si deseara leer entre líneas o asegurarse que esas palabras no estaban vacías.

Y no lo estaban.

En silencio, dejó que él besara su mano, que la mirara y sonriera, que cada gesto se hiciese más real a medida que sus palabras calaban como dardos profundos, incrustándose en su centro y enraizando allí ¿Cómo podía él haberse enamorado de ella? Ella solo había hecho por alejarlo y someterle a un tira y jala que parecía nunca tener fin, pero que conforme conocía un poco más su forma de pensar... más propensa era a desear saber más. Cuando él hubo terminado de hablar, ella había cerrado sus ojos, mientras meditaba en sus palabras y suavemente se sentaba en la cama y apoyaba su espalda contra el respaldar mi rechazo hacia el compromiso... no era por ti...mi familia ya me defraudó lo suficiente como para no querer nada de ellos, ni siquiera sus cartas y preferí no confiar en nadie más. Sin embargo, son contadas con los dedos de una sola mano, las personas que son importantes para mí y una de ellas, es como una hermana para mí...

Hizo una pausa, deteniéndose pero ella también ha sido víctima de este sistema social de mierda y ni yo, con todo el poder e influencia que tengo, he encontrado una forma de protegerla contó ¿de qué sirve entonces todo este poder que tengo? De nada, más que ayudar a cuantas personas pueda... excepto a quien más me interesa proteger... murmuró quiero quemar abajo esa maldita ciudad, quiero... sus manos apretaron sus rodillas, que ahora había recogido contra su pecho ¿Qué quería?

Mordió su labio inferior y suspiró pesadamente.




#990033
Sybelle
Sybelle
Dragon

Ocupación : Propietaria del Viñedo "Tallus"
Mensajes : 95

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [How to protect our loved ones] Alabyran

Mensaje por Alabyran el Dom Ene 06 2019, 11:15

Alabyran sabía que Sybelle no se negaba al compromiso por él. Después de todo, habían sido comprometidos sin conocerse el uno al otro. Además, sabía que, después de todo, no le caía particularmente mal a Sybelle. Lo que Sybelle anhelaba, quería suponer, era la libertad: la posibilidad de escoger lo que quería para quienes quería — si es que restaba alguien en esa lista — y para sí misma.

Frunció el ceño al escuchar el relato de Sybelle. Había una persona en particular que tenía a Sybelle con el corazón en un puño: una persona que, según ella, consideraba como a una hermana. Alabyran dudaba haber oído algo acerca de esta persona con anterioridad, pero dejaría que Sybelle se explicara y después se ofrecería a ayudar, muy probablemente.

¿Qué quieres? —preguntó, sonriendo y acercándose al rostro de la dragona cuando afirmó que quería quemar la ciudad, pero no dijo nada más.

Hubo un incómodo pero pacífico silencio entre ambos. Alabyran aprovechó ese momento para darle varias vueltas a qué respondería y, finalmente, optó por suspirar, reírse por lo bajo y negar con la cabeza.

Perdona mi risa. No pretendo mofarme de ti, lo sabes bien. Es sólo que... Dices querer quemar todo este maldito lugar y, créeme si te digo que, lejos de infravalorarte, te creo capaz de hacerlo. Sé que puedes hacerlo... pero no quiero que lo hagas. No quiero que te pongas en peligro, como tampoco quiero que hagas sufrir a quienes no lo merecen. Por muy asqueroso que sea el sistema en el que vivimos, la gente de Talos, en su mayoría, no tiene culpa: es gente inculta, incapaz de ver más allá de la burda mentira en la que vivimos. Tal vez sean inconscientes, pero también inocentes. No lo olvides nunca.

>>Ahora bien: dices que eres incapaz de ayudar a esa persona que es tan querida para ti. ¿Por qué no cuentas conmigo? ¿Por qué no me cuentas en detalle qué es lo que ocurre con esa chica y permites que te ofrezca mi mano? Para ayudar, claro, dejando de lado el compromiso. —Se rió: un pequeño chascarrillo no estaría de más para calmar el ambiente—. Sabes que ejerzo cierta influencia en la aristocracia y, bueno, también soy... un dragón de recursos.

Alabyran tomó la mano de Sybelle entre las suyas e hizo que la dragona lo mirara a los ojos. Después, apoyó su pecho masculino en las rodillas de Sybelle, sintiendo el calor de su cuerpo bajo el suyo.

Te acompañaría al fin del mundo a combatir contra el cielo mismo si me lo pidieras... pero sólo si supiera que tienes posibilidades de vencer, y que no estás en tremendo peligro. Mi prioridad es tu bienestar y, eventualmente, el de tu amiga. Así que dime cómo puedo ayudarte. Cuenta conmigo... y prueba algo nuevo: confía en mí.




Alabyran
Alabyran
Dragon

Mensajes : 29

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [How to protect our loved ones] Alabyran

Mensaje por Sybelle el Dom Ene 13 2019, 09:22

La rubia levantó la mirada hacia el dragón, al verlo reírse, para luego escuchar sus palabras con detenimiento. Él sabía que ella no se iba con juegos, ella no era una mujer de falsas palabras y cuando prometía algo, lo hacía en serio.

Sin embargo, ella comprendía muy bien aquello que él ponía en perspectiva es por eso que compro esclavos y les enseño... algo que ya él debía haber notado, el modo de vida de los esclavos de la rubia, todos estaban bien instruidos en matemáticas, conocimiento básico y medio de lectura y escritura y cada uno, tenía cierto nivel de autoridad. Sus viñedos se movían por una mano de obra voluntariosa, como una empresa donde todos salían beneficiados de las ganancias.

Solo mujeres atendían su residencia y todas eran expertas en costura, en cocina, almacenaje y otras materias que a la larga les permitiría trabajar, cuando ella las liberara, ella protegía bajo sus alas a muchas familias humanas, muchas vidas que estarían a la intemperie sin ella.

Sus dedos apretaron sus piernas y escondió su rostro contra sus rodillas.

No puedo hacer nada... o eso creo... ya no sé lo que creo, en realidad por fin murmuró con voz muy baja y sus ojos azules puestos en un punto muerto y perdido de la habitación y comenzó a contarle sobre Yanara. Cómo se conocieron, como entablaron una amistad cuando ella estaba en el ejército y mucho antes, revelándole con palabras cortas y simuladas que era especial, refiriéndose a su naturaleza híbrida... le contó lo que ocurrió con ese dragón que por quitársela de encima, para que no le quitara el cargo, la acusó falsamente de intento de asesinato, le contó del juicio y como había sido condenada a la Flor Azul, trabajando como prostituta... como también le comentó los esfuerzos que todos sus cercanos estaban haciendo por ayudarla, sin frutos.

Le contó de Keith, que aparentemente ya tenía un plan que estaba en marcha, le contó sin embargo, de que ella no había ido a verla, por no tener cara para confrontarla, le contó de las marcas que había visto en las zonas que había logrado ver de su cuerpo... de cómo se sentía frustrada de saber que ella estaba sufriendo daño alguno y ella... solo podía ¿Qué? Cruzarse de brazos, sabiendo que el hijo de perra que la había condenado estaba feliz de la vida o que la estaban dañando y no podía intervenir para protegerla para que no acabara peor.

Para ese momento, ella ya sostenía fuertemente la mano del dragón, porque no omitió las lágrimas que escaparon de sus ojos, cuando le dijo lo que Keith ya le había informado: Que había tratado de suicidarse.

Sintió el calor del cuerpo masculino y sus ojos, se encontraron con esos bellos azules que él poseía... precioso azul reconfortante, dulce, lleno de tibieza y una sinceridad que dolía. Ella no puede más que suspirar profundamente con una agonía que la quería bajar de su nube de orgullo y solo resignarse a esa cercanía protectora que le robaba el aliento Ella es como una hermana para mi… finalmente dijo en voz muy baja y suave, ahogando un suave sollozo.




#990033
Sybelle
Sybelle
Dragon

Ocupación : Propietaria del Viñedo "Tallus"
Mensajes : 95

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [How to protect our loved ones] Alabyran

Mensaje por Alabyran el Miér Ene 16 2019, 11:27

Alabyran esbozó una mueca. ¿Realmente creía que no podía hacer nada? A decir verdad, no era quién para decirle lo contrario, pero quizá animarla no estaría de más. Tal vez darle esperanza... El problema era que Alabyran no quería alimentar sin más la esperanza para que después el golpe fuera peor. La miró con cierta lástima, pero no porque sintiera piedad por ella, sino porque era capaz de ver a través de sus ojos, de su corazón, y sentir lo mismo que ella.

Escuchó toda la historia. Por fortuna, Sybelle se decidió a darle detalles, y eso le permitía opinar con mayor facilidad. Miró fijamente a Sybelle en todo momento, sin apartar sus ojos un solo instante. No quería perderse nada, y tampoco quería dar la impresión de no interesarse por lo que contaba.

El suicido es una solución demasiado definitiva. Ha de estar muy desesperada para plantearlo siquiera...

Sus palabras quedaron en el aire. ¿Tanto había sufrido Yanara? Por ende, era lógico que Sybelle sufriera tanto por ella. La propia dragona lo dijo: era como una hermana para ella. Era una hermana. Alabyran suspiró. La familia había sido muy importante para él, y por eso podía entender la necesidad que Sybelle sentía para salvar a su amiga.

La familia es muy probablemente lo más preciado que tenemos. Sólo nos damos cuenta de ello cuando la perdemos, como con todo. Tú, en cambio, pareces ser más que consciente de la gravedad del asunto. Quieres salvar a Yanara porque la quieres sinceramente; y eso, Sybelle, me hace reafirmarme en lo que pienso de ti. Eres una buena persona, con sentimientos, con motivaciones... y estás dispuesta a proteger a los tuyos. Yo estoy dispuesto a hacer lo mismo ahora: protegerte a ti. Por ello, te ayudaré a salvarla. Poco me importa el plan o lo que arriesguemos: estoy dispuesto a hacer lo que sea necesario para ayudar a Yanara. Deja que por lo menos hable con ella.

Tal vez, con su labia, Alabyran sería capaz de sonsacarle información o de hacerla entrar en razón. Alabyran apoyó su rostro en el vientre de Sybelle y cerró los ojos por un instante, tratando de transmitirle su calma y su respiración. Quería que se relajara.

Quería que lo dejara ayudarla. Ahora, sus problemas eran los suyos, y Alabyran no permitiría que nadie hiciera daño a Sybelle o a la gente que quería.




Alabyran
Alabyran
Dragon

Mensajes : 29

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [How to protect our loved ones] Alabyran

Mensaje por Sybelle el Vie Ene 25 2019, 09:07

El suicidio es una solución terrible, ella… hizo una pausa entonces con su voz quebrada ella era una mujer fuerte, de esas que te patearía el trasero sin pena, ni duda si pudiera...para que alguien como ella quiera acabar con su vida… algo terrible debe estar pasando y yo… yo quiero saber que la llevó a ese extremo… y matar a quien sea responsable de ello y por fin desahogar su furia volcánica sobre alguien que lo mereciera.

No puedo perderla, no quiero perderla… murmuró negando con insistencia, conforme pánico se cernía sobre su ya inestable personalidad que volvía a removerse con miedo de pensar que luego de perder a su familia, de que esta la traicionara, pudiese llegar a perder a Nara. No despreciaba la amistad de Cedrik, Andhra o incluso Keith.. Pero Yanara, era tan parecida a ella en muchos aspectos, ambas cómplices de sus propios secretos y con poderosas similitudes casi fraternales… que la sentía parte de si misma y perderla, solo agregaría un bloque amargo de odio e ira, que podría terminar de romperla más de lo que ya estaba.

Por que lo estaba.
La dragona, de dorados cabellos y ojos azules, estaba ya rota y las grietas eran profundas y dolorosas.

Llenó sus comprimidos pulmones y trató de calmarse a sí misma, sumergiéndose en la voz del dragón que estaba a su lado y con esos profundos ojos azules, buscaba calmar toda esa inestabilidad que parecía haber sentido en un principio, él la sanaba de alguna manera… por lo que encontrando sus ojos azules con los de él, sintió como ese mar, lleno de una honestidad palpable y cruda, la bañaba, regalandole una seguridad que tenía miedo de sentir. Por que era demasiado buena para ser cierta, porque quizá por primera vez, amaba ser protegida o que alguien por fin… quería cuidarla.

Y eso la aterraba.
Que fuese demasiado bueno para ser cierto y luego, fuese herida de nuevo. Cuando sintió la calidez del rostro masculino en su abdomen… su mundo se redujo a ese segundo. En que su tibieza, la hizo sentir su corazón relentizado y pausado… quieto.

Su mano derecha se alzó con lentitud y casi dudosa, hundió sus dedos entre los cabellos del dragón y se permitió sentir su suavidad, tragando saliva, tembló internamente y sucumbió a ese mundo que se abría a su paso e..esta bien… murmuró, en respuesta a su petición, sobre dejarlo ayudar y hablar con esa rubia que ella deseaba salvar. Aunque Keith ya estaba trabajando en ello, ella quería apoyar en lo que pudiese, sin dudas... ella es conocida en la Flor Azul, como la Venus Azul...todos creen que es una dragona… murmuró … es rubia, como yo...

El silencio se esparció entonces, conforme se veía engatuzada por el olor masculino que ahora la hacía poco a poco relajarse. Alabyran era sin duda, el causante de que la calma, se apoderase de ella y empezara a hablar y comunicar sus preocupaciones Alabyran... murmuró entonces con voz ronca y quebrada, dudosa... como si desease saber si... realmente todas las heridas de sus espinas, valiesen tanto la pena. Si él era observador, no necesitaría escucharlo y entendería con solo mirarla. ¿Sus espinas, realmente valían la pena?




#990033
Sybelle
Sybelle
Dragon

Ocupación : Propietaria del Viñedo "Tallus"
Mensajes : 95

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [How to protect our loved ones] Alabyran

Mensaje por Alabyran el Miér Ene 30 2019, 09:10

El tacto de Sybelle sobre su cabello corto hizo que Alabyran sonriera y que su piel se erizara. ¿Había logrado calmarla? Estaba dispuesto a jurar que sí, pero Sybelle era una mujer imprevisible y prefería tener cuidado. Después de todo, bastaría unas malas palabras o un movimiento en falso para hacer que explotara, y no era lo que quería para nada. Quería ser el canalizador de su ira y el precursor de su cólera.

Bien. De acuerdo, lo haré, claro que lo haré: hablaré con ella y trataré de hacer que entre en razón. Idearemos algo para sacarla de esta situación. Tal vez podamos incluso llevarla fuera de Talos, ¿quién sabe? Ahora mismo, lo importante es pensar con la cabeza fría y que te relajes. Haremos algo por Yanara. Tienes mi palabra.

Al escuchar su nombre, Alabyran tragó saliva y miró fijamente a Sybelle a los ojos. Creía haber entendido qué respuesta buscaba, o qué palabras necesitaba. En realidad, dudaba que Sybelle buscara que la reconfortara sin más. Alabyran trataría de ser sincero.

No tienes que seguir inquietándote. No si eso te priva de tu fuerza y de tu vida. Creo en verdad que eres una buena persona, y que Yanara tiene mucha suerte de poder contar con alguien que la quiera tanto. Por eso estoy dispuesto a ayudarte: porque apuesto por ti, Sybelle. Apuesto porque creo en verdad que eres alguien de bien, y porque me gustas. Puedo demostrarlo.

Su voz era dulce y, a la vez, grave. La miró a los ojos, tiró de su rostro con cuidado y besó sus labios con anhelo. Se abrazó a su cuerpo poco a poco, siendo él ahora quien se posicionaba un poco más abajo del rostro de Sybelle. Después de apartarse de sus labios, apoyó su rostro en el pecho de la mujer, cediéndole el control de la situación.

Había sido sincero; había dicho qué pensaba, y había desvelado por qué quería ayudarla: porque confiaba en ella y porque, por ello, le gustaba. Sybelle debía comprender que el mundo era cruel, y que lo mejor que podía hacer con los problemas inevitables era enfrentarlos con determinación. Lo mejor siempre es arrepentirse después de solucionarlos.

Tu corazón. Late con fuerza y tesón... pero es un bello latir —opinó con una sonrisa mientras llevaba una mano a la zona donde sentía el palpitar más fuerte, en medio de su pecho. Elevó la mirada para sonreírle y asintió.




Alabyran
Alabyran
Dragon

Mensajes : 29

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [How to protect our loved ones] Alabyran

Mensaje por Sybelle el Vie Feb 01 2019, 01:40

Las palabras de Alabyran parecían componerse de mil sensaciones y la tibieza de la comprensión ¿Cómo demonios podía ser tan asertivo? ¿Cómo podía él lograr tanto con tan poco? Sybelle, no quería dejarlo entrar y de alguna manera, él ya se había abierto su camino hacia lo más profundo de ella... aún no había llegado, pero iba por buen camino.

Y Sybelle, no deseaba admitirlo ¿o era demasiado tarde?

Un escalofrío recorrió el cuerpo de la rubia, que se estremeció hasta la médula, que no rechazó ese beso que tardó en responder, pero al final... lo hizo, permitiéndose sentir el roce suave de esos labios, el calor de ese cuerpo masculino sobre el suyo, con la más inocente de las intenciones ¿Qué carajos estaba pensando su madre cuando acordó aquel compromiso que no había sido cancelado? ¿ella sabía cómo era Alabyran? ¿Por qué le había enviado un dragón como él? Uno que, si parecía saber cómo contenerla, que parecía comprender demasiado bien lo que estaba sintiendo y ahora, por primera vez, le robaba un exhalo, luego de separar sus labios y apoyar su cabeza en su pecho.

Eres demasiado bueno para ser un dragón quizá como ella, su “juventud” había dibujado una mentalidad distinta en ellos, una creencia distinta que se veía plasmada en sus acciones y decisiones ser así, es un peligro ella lo sabía si nos descubren.... si se daban cuenta que ayudaban a los humanos, que luchaban por las causas justas, que creían que su raza no era perfecta y merecía una caída estrepitosa...podría significar el final para ambos.

Pero, algo le decía que no iban a caer, porque lo que menos imaginaba era que, juntos, podían ser tan o más fuertes que los otros dragones, jugadores del juego de poder que era esa sociedad. Aristócratas, ambos... estaban en una posición que podía significar más peso a su causa... si jugaban bien sus piezas. Ella lo miró fijamente a los ojos y mordió su labio inferior.

En que lío estaban metiéndose y con mucho gusto.

Ayudaré a mi amigo, a comprar a Yanara murmuró entonces pero quiero venganza,  contra todo aquel responsable de su sufrimiento... ¿me ayudarás a vengarme?




#990033
Sybelle
Sybelle
Dragon

Ocupación : Propietaria del Viñedo "Tallus"
Mensajes : 95

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [How to protect our loved ones] Alabyran

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.