Novedades

- (09/18) Ya están disponibles las novedades de Septiembre.

- (09/18) Ya podéis pedir Los Dracs de Septiembre.

- (09/18) ¡Enhorabuena Faora, ya eres Moderadora!

- (09/18) Nueva actualización de las fichas de personaje. Mada MP a Selene para actualizar.

- (09/18) El juego "Confieso que..." se clausurará si persisten las malas conductas entre sus participantes. ¡Los juegos son para divertirse, no para atacar a nadie!

- (07/18) Nuevas normas respecto a los posts +18 de índole sexual.

- (05/18) Nuevas normas de emisión de reportes aquí.

Últimos temas
Staff
Letyko
Admin
MP
Thareon
Admin
MP
Selene
Admin
MP
Faora
Mod
MP
Síguenos

Afiliaciones V.I.P
Foros Hermanos

06/06

Directorios y Recursos

06/14

Afiliados Élite
Expectro PatronumLoving PetsTime Of Heroes  photo untitled45.png

37/64

Afiliados Normales


Camuflando la decadencia. (Jormunand)

Ir abajo

Camuflando la decadencia. (Jormunand)

Mensaje por Erik Belich el Sáb Jun 16 2018, 05:50

Llevo horas despierto, tantas que no recuerdo haber dormido. ¿Hace cuántos días descansé? ¿Lo he hecho desde que estoy bajo el yugo de Jormunand? No lo sé. En el lugar donde duermo comparto espacio con tanta gente que no estoy seguro de quien son los ronquidos, de quien es el respirar, incluso si las pesadillas son mías o de la persona desconocida que duerme a mi lado. He perdido completamente la noción de mi descanso o de mi intimidad.

El caso es que una mañana más estoy plantado frente la puerta de los aposentos de mi señor. Esperando el rugir de su despertar, impaciente por lo que me pueda ocurrir u ordenar pero no por miedo, sino por dignidad. El miedo dejó de existir en mi mente en el mismo momento que me di cuenta de que se transformó en miseria.

Cuando noto movimiento en la alcoba, sin llamar a la puerta alzo la voz de manera cálida y agradable, aunque me cueste hacerlo. - ¿Mi Señor? Estoy aquí para lo que necesite. – hago saber a Jormunand sobre mi presencia. He aprendido a camuflar mi ira y tristeza para entregarle mi servicio de una manera agradable, directa y placentera, quizá porque sé que lo que le encantaría a él sería verme roto pero también porque sé que en el momento en que me vea así seguramente sea comida para su cocodrilo.
avatar
Erik Belich
Human

Ocupación : Esclavo de Jormunand
Mensajes : 100

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Camuflando la decadencia. (Jormunand)

Mensaje por Jormunand el Dom Jun 17 2018, 21:24

Me había despertado hacía un rato, y al incorporarme un poco sobre la pared en la que estaba pegada la cama me di un golpe en la cabeza, estaba bastante dura. Y realmente no era lo único que estaba duro esa mañana. Metí mi mano en la sábana, y me disponía a bajar el hinchazón cuando escuché esa voz que tanto me sacaba de quicio. No porque tuviera una voz fea, de ser ese el caso hace tiempo que habría servido de comida a Jose Mari, mi cocodrilo. Si no por ese tono conciliador y dulce. Lo odiaba. De todos mis esclavos él era el único que no tenía la voz rota y descorazonada, por eso le daba aún más trabajo y era incluso más duro con él. Quería que no quedase ni rastro de esas cosas buenas para las personas, pero nocivas para un esclavo.

- Sé que estás ahí, despojo de la sociedad. Vives para eso. Le recriminé con tono evidentemente malhumorado. Tenía la certeza de que él sabía que hablarme en ese tono me sacaba de quicio, y era su forma de vengarse por todo lo que le hacía. Pero obviamente no le iba a servir de nada. De hecho mostrarle mi enfado cuando usaba ese tono me venía bien, él creería que eso me molestaba más de lo que realmente hacía, y ese pequeñísimo detalle le daría más fuerza para servirme y no caer en la absoluta oscuridad como ya habían hecho muchos.

Saqué mi mano de la sábana, la basura que tenía por esclavo ya me había bajado el hinchazón él mismo. - Puedes entrar. Sentencié en un tono más calmado y cuando lo hizo me levanté y salí de la cama. - Ya puedes empezar a vestirme. Dormía desnudo, y como cada mañana él se ocupaba personalmente de ponerme ropa interior y algo de ropa. Realmente no era necesario que lo hiciera, no me suponía una gran carga hacerlo por mí mismo, pero quería darle trabajo hasta en lo más básico.

Me quedé completamente quieto, mirándolo, para que hiciera su tarea. Una vez hubo terminado lo tumbé en el suelo de una patada. - La próxima vez hazlo más rápido, inútil. ¿Acaso te gusta verme desnudo? No esperé respuesta, era una pregunta retórica. Comencé a andar hacia el salón con paso firme, ni siquiera miré atrás para ver si me seguía, más le valía hacerlo. Me senté frente a una mesa esperando mi desayuno. Al servírmelo miré el plato y cogí un vaso para beber de su interior. Inmediatamente escupí el contendido en la cara de Erik. - ¿Qué es esto? Sabes perfectamente que el agua me gusta del tiempo ligeramente fría, no ligeramente caliente. ¿No sirves ni para servir agua? Le miré con asco. - En fin, tampoco puedo esperar mucho más de un humano. Baja al foso y comprueba si Jose Mari necesita algo. La casa estaba compuesta por dos plantas y un sótano. En la segunda planta estaba mi dormitorio junto a otro de invitados. En la primera planta estaba el baño, salón, cocina y comedor. Y en el sótano se encontraba el foso de Jose Mari, y el lugar donde estaban los esclavos. Apenas bajo, así que no recuerdo muy bien cómo es. Miré a Erik, el cuál seguía todavía ahí. - ¿Qué haces? ¿Por qué no te mueves? ¿Acaso quieres servir como su desayuno?
avatar
Jormunand
Dragon

Ocupación : Inquisidor
Mensajes : 28

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Camuflando la decadencia. (Jormunand)

Mensaje por Erik Belich el Lun Jun 18 2018, 06:35

Como siempre Jormunand ya sabía que estaba de pie, frente a su puerta esperando su permiso para entrar. Seguramente le he fastidiado su masturbación matutina y eso me llega a alegrar de alguna manera, estoy seguro de que le da rabia y así las siguientes vejaciones y humillaciones que sufriré al menos tendrán un sentido para mí.

Cuando me da la licencia a entrar abro lentamente la puerta y sin mirarle la cierro a mis espaldas. Al girar una vez más le veo desnudo. Quizá al principio debido a mi hormonada conducta adolescente o a que no le conocía podría resultarme atractivo, hoy en día me repugna tanto como yo a él. Doy unos pasos hacia él y agacho la cabeza. -Mi señor.

Ante su petición rápidamente busco sus ropas y empiezo a vestirle. Lo primero es la ropa interior para lo cual me arrodillo a la altura de sus partes poniéndome cerca para que se apoye en mis hombros para mantener el equilibrio. Puedo sentir cerca de mí el ardor de no haber podido desfogarse, por un momento me apetece sonreír pero ahogo las ganas por no sufrir las consecuencias. Simplemente me limito a seguir vistiéndole, dando paso al pantalón el cual al abrochar rozo sin querer el orgullo del dragón. Tras eso, sin darle la mayor importancia, le pongo una camisa y una chaqueta para que ande elegante el resto del día pero lo suficientemente cómodo.

Lo último son las botas y cuando termino de ponérselas recibo de su parte una patada que me envía directamente al suelo haciendo que gima dolorido, sin duda no me lo esperaba y no he sabido encajar el golpe. Aún así no hay sollozo, ni llanto, no le daré el gusto. “No señor, no me gusta verle desnudo. De hecho me da asco.” pienso sin llegar a contestar.

En seguida tras esto me levanto y le sigo hasta la mesa en la cual se sienta para servirle el desayuno. El cual, como es costumbre en él, no es de su agrado. Esta vez es el agua pero otras es el pan duro o la manteca rancia, ni que yo tuviese la culpa del estado de los alimentos… Me limpio el esputo de mi cara con cierto desagrado pero con una medio sonrisa que le pueda molestar más. -Lo siento mi señor, soy un inútil, lo reconozco. – reconozco con cierto sarcasmo.

Su siguiente orden es que baje a visitar a Jose Mari. Odio a ese dichoso cocodrilo, es un monstruo, un desgraciado come almas que se llevó a mi hermana. Él lo sabe, es consciente de mi profundo miedo y odio hacia su mascota y por eso hace que la vea cada día. Dudo en si bajar o no, por un momento mi coraza cae y me veo débil, inseguro y Jormunand lo nota, se aprovecha para humillarme una vez más.

-No… No quiero ser su desayuno, lo siento señor. Bajaré ahora mismo. ¿Necesita algo más después de que haga mi visita a Jose Mari? – vuelvo en mí y sigo con mi pantomima de complaciencia.
avatar
Erik Belich
Human

Ocupación : Esclavo de Jormunand
Mensajes : 100

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Camuflando la decadencia. (Jormunand)

Mensaje por Jormunand el Lun Jun 25 2018, 22:38

Siempre supe que Erik adoraba a Jose Mari, ¿quién no lo haría? Es un cocodrilo muy bueno y obediente. Es por eso que siempre lo enviaba a él, ya desde hace tiempo comprobó en primera persona lo obediente que era mi pequeña mascota. Es ironía obviamente, pero desde que el cocodrilo se comió a su asquerosa hermana le guarda recelo, y más le valía tenerlo guardadito si no quería correr su misma suerte. Puede que se preguntara por qué lo hice aunque en el fondo sabía la respuesta, era bastante simple. Alguien había olvidado darle de comer a Jose Mari ese día, y mi pobre amigo escamado tenía que comer algo. El chico decidió que él sería su alimento pero bueno, algunos me conocen ya como para saber que a veces me guío por la psicología inversa y bueno.. pasan esas cosas.

- No, cuando acabes puedes retirarte de momento, cuando necesite algo ya te llamaré. Puedes aprovechar para jugar a poner tu cabeza sobre su boca si quieres para comprobar si la cierra, pero claro sólo si te gusta el riesgo. Aunque bueno, a un cobarde como tú seguro que no le gusta. Cogí el vaso para beber y lo miré nuevamente. - ¿Pero aún sigues ahí? Le dije al mismo tiempo que se lo lanzaba a la cabeza. El vaso le golpeó pero lamentablemente no le hice ninguna herida. - Largo.

Una vez se hubo ido me relajé sobre el asiento y suspiré. ¿Tendría yo todos los esclavos torpes e inútiles? Tenía que ir pensando en renovar la plantilla, algunos de los que había allí ya eran viejos. ¿Les daría un último toque de libertad antes de que muriesen? Hmmm, todo dependería de cómo me levantase ese día. A lo mejor los dejaba un día sueltos por Talos antes de la 'última cena', recalcando que la cena eran ellos y sería mi dulce mascota quien los degustaría.

Pero lo más práctico sería venderlos. Dudaba en que alguien me diera algo por esos carcamales humanos, pero podía intentarlo. Aunque por otra parte nunca me ha gustado que usen mis pertenencias. Podría parecer que no, pero esto de gestionar esclavos tenía su complicación. Me levanté y busqué papel y tinta, para dejarle una nota a Erik. Le escribí que se me habían antojado manzanas, y debía de ir a comprarlas cuando terminase con Jose Mari. Se la dejé en la mesa donde estaba comiendo para que la viese y salí de casa a dar un ligero paseo mañanero. Le dejaba salir porque sabía que no se escaparía, además nadie le haría caso llevando una cadena en el pie que resaltaba aún más su condición de esclavo.
avatar
Jormunand
Dragon

Ocupación : Inquisidor
Mensajes : 28

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Camuflando la decadencia. (Jormunand)

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.