Novedades

- (09/18) Ya están disponibles las novedades de Septiembre.

- (09/18) Ya podéis pedir Los Dracs de Septiembre.

- (09/18) ¡Enhorabuena Faora, ya eres Moderadora!

- (09/18) Nueva actualización de las fichas de personaje. Mada MP a Selene para actualizar.

- (09/18) El juego "Confieso que..." se clausurará si persisten las malas conductas entre sus participantes. ¡Los juegos son para divertirse, no para atacar a nadie!

- (07/18) Nuevas normas respecto a los posts +18 de índole sexual.

- (05/18) Nuevas normas de emisión de reportes aquí.

Últimos temas
» Recomponiendo los pedazos [Issan]
Hoy a las 03:33 por Meena

» Edén, pt I (Celesei)
Hoy a las 02:49 por Waleska

» Gatito... gatito... [pv]
Hoy a las 01:36 por Ororo

» Cascadas y Dagas ||Privado, Tizne
Hoy a las 01:19 por Verenaa

» Ficha Aredhel
Hoy a las 01:07 por Aredhel

» Mercado de Esclavos
Hoy a las 01:04 por Ororo

» La inocencia, una vez perdida, no se puede recuperar FB Kylian Veidt
Hoy a las 00:27 por Kylian Veidt

» Visitas inesperadas Verenaa
Hoy a las 00:20 por Verenaa

» El taller de las hermanas Balaur
Ayer a las 23:52 por Arthyel

» Draconians por Mes
Ayer a las 23:25 por Rokghul

Staff
Letyko
Admin
MP
Thareon
Admin
MP
Selene
Admin
MP
Faora
Mod
MP
Síguenos

Afiliaciones V.I.P
Foros Hermanos

05/06

Directorios y Recursos

06/14

Afiliados Élite
Expectro PatronumLoving PetsTime Of Heroes  photo untitled45.png

37/64

Afiliados Normales


Oh Cazador, su Cazador [Thurdok]

Página 1 de 2. 1, 2  Siguiente

Ir abajo

Oh Cazador, su Cazador [Thurdok]

Mensaje por Etta el Jue Jul 20 2017, 13:45

Cuando ella le pidió ayuda no estuvo segura de qué hacer, mas al final cedió. Como lo hacía en cada una de las ocasiones que la palabra ayuda salía de boca ajena. Estaba en su voluntad o en su forma de ser. Suponía. Ahora se encontraba de camino a un determinado lugar. Uno alejado y concreto. Tenía la cabeza gacha, oculta por la amplia capucha de su capa, y miraba sus propios pies al andar. No por nada en particular, sino por el hecho de estar pensando. No había preguntado el motivo que los había llevado a esa situación, ni de la necesidad de precisar su ayuda, pero acabó protegiéndolos. Y todos estaban corriendo riesgos por ello.

Torció la esquina que daba a un pequeño callejón maltrecho y siguió andando hasta que se detuvo en una de las puertas. La puerta no llamaba la atención, estaba inflada por las propensas lluvias y algo agrietada, y otorgaba una visión algo precaria. Pero eso era lo único que le había pedido. Un lugar donde pasar desapercibidos y, con todas sus ganas, deseaba que ese lugar fuera el indicado.

Se retorció las manos con impaciencia y nerviosismo antes de sacar la llave prestada que tenía e introducirla en la oxidada cerradura. Lo cierto es que no estaba segura de qué encontraría allí. Hasta ese instante, su labor se había limitado a hacer de intermediaria con terceros, buenas personas, que le debían algunos favores, y ahora estaban saldando las deudas. Unas deudas que no sabría si los llevarían de lleno hacia la guillotina.

Cuando el "clack" de la llave cedió a su empuje entró.

¿Hola? —titubeó y cerró tras ella.
avatar
Etta
Human

Ocupación : Sierva de Sybelle y Sanadora
Mensajes : 159

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Oh Cazador, su Cazador [Thurdok]

Mensaje por Thurdok el Jue Jul 20 2017, 23:58

Apenas iba, estaba con mi hombro herido por jade y en el otro cargaba el cadáver de mi amada. Mis ojos se cerraban pero hacia el esfuerzo por mantenerlos abiertos, mi cuerpo pedía desmayarse pero no lo dejaba. Finalmente llegue al lugar donde nos habíamos alojado, no el que había descubierto Vaurien. No dude en recostar el cuerpo sobre la cama para caer inconsciente en aquella habitación.

No se cuanto tiempo había pasado pero al despertar seguía oscuro y la herida me dolia como mil demonios. Me arrastre hacia la pared quedando sentado en el piso y al lado de la cama. En el velador teníamos una botella de whisy que no due en sacar y comenzar a beber. La verdad es que esperaba morir a su lado.

Quería ahogarme en alcohol y no despertar nunca mas, mi mundo se había derrumbado por completo, ya no importaba nada. Quería llorar, quería gritar y destruirlo todo pero no podía, algo me contenía y me hacia estar como un cascaron sin alma bebiendo y bebiendo. Solo quería olvidar y morir.

Un crujido sonó en la puerta, ni me moleste en mirar, ya nada me importaba, si era Vaurien o algún dragón que me buscase sin lugar a dudas no dudaría en aceptar mi muerte, a fin de cuentas lo haría al lado de la mujer que amaba. Eadgyth había sido la que había cambiado mi mundo, la que me había hecho amar de aquella manera por primera vez y ahora me la habían arrebatado, ahora nada importaba.

Cuando sentí la voz de aquella chica no me moleste en responder, no podía ni sacar la maldita voz. Pero sabía que el escandalo se armaría cuando viera el cadáver de Eadgyth y me viera a mi bebiendo como loco con la mirada perdida y con una herida que si no era curada seguramente causaría mi muerte.







Mi historia:


MEDALLAS:
avatar
Thurdok
Dragon

Ocupación : Exiliado
Mensajes : 739

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Oh Cazador, su Cazador [Thurdok]

Mensaje por Etta el Sáb Jul 22 2017, 11:33

La curandera observó. Solo le llevó unos segundos saber que la Parca había arrebatado la existencia a la mujer. La sangre envolvía la ya mortecina piel de porcelana en una más que evidente calma. Tan serena y tranquila que acercarse para comprobarlo no ayudaría en nada. Sabía por experiencia que su tez estaría fría, que su alma -esperaba- habría retornado a sus inicios y , ella, nada podría hacer para remediarlo. Sus iris repararon en el dragón. Un dragón que parecía haber muerto en vida, pues a menudo el sepulcro encerraba, sin saberlo, dos corazones en un mismo ataúd. Y él parecía querer alcanzar el lugar de su amada, pero por ella no lo dejaría; al igual que le había jurado a Gyth que no la dejaría morir si él moría.

Reparó en la sangrante herida de su hombro y se acercó a él. Nada se podía hacer por los muertos, mas si por los que aún se aferraban a la vida… a pesar de querer ahogarse en alcohol. Permitió que el ambarino licor envolviera aquella mirada vacía y la garganta ajena en ese estado de dolor por la pérdida. Dejó que el licor se encargase de entumecer los sentidos del varón, mientras ella apartaba parte de la tela ensangrentada que cubría la herida. Era posible que el exiliado hiciera aspavientos y la apartara pero ella insistiría, pues era su labor. Cuando la herida quedó al descubierto de telas ensangrentadas le arrebató la botella de licor y, sin ningún atisbo de misericordia, vertió su contenido para limpiarla. Aguantara o no el ardiente dolor, gritara o la apartara de un empujón, quedaría relegado al comprobar la gravedad de la herida.

¿Cuándo os han herido? —exigió tomando con brusquedad la mandíbula de él para obligarlo a mirarla— ¡Hablad!.

La herida, inflamada, sangrante y oscurecida por un mortal veneno -para los draognes-  le indicaba que la pareja se había metido en unos problemas más graves de lo que en un principio creyó.  La promesa que había hecho empezaba a presentarse como algo casi imposible, pues el jade se extendería por el cuerpo del dragón como una serpiente reptante en busca de una morada: su desquebrajado corazón.
avatar
Etta
Human

Ocupación : Sierva de Sybelle y Sanadora
Mensajes : 159

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Oh Cazador, su Cazador [Thurdok]

Mensaje por Thurdok el Lun Jul 24 2017, 04:29

Mi mirada era perdida, estaba en aquel lugar pero a la vez no estaba, ni me inmute cuando la chica se acercó a mi, solo bebía y miraba el cadáver sin vida de la mujer que amaba. Mi vida se había derrumbado, el jade dolía como los mil demonios pero sinceramente en aquel momento que este llegara a mi corazón para morir junto a ella.

Cuando la chica arrebato mi ambarino licor de las manos lo único que hice fue mirarla con aquella misma perdida mirada, pero la chica no dudo en arrojar aquel licor en mi hombro herido. Aquel dolor fue inmenso ya que era una herida realizada por jade por lo que apreté mis labios con fuerza haciendo que un hilito de sangre brotara por mis labios. Aquella chica estaba empeñada en salvarme pero la verdad era que nada me importaba.

Cuando Etta, tomo mi cara para interrogarme sobre aquella herida la mire fijamente sin ningún sentimiento en mi mirada, sin ninguna emoción, era un cascaron vacío.

-Hace un rato- respondí con un tono de voz que no denotaba expresión o emoción alguna. Mi herida no me importaba en lo mas mínimo, solo me importaba lo que había sucedido, había perdido a la mujer que amaba ante el viejo dragón, solo me había dejado escapar para hacerme sufrir, para darme un esperanza y aquello era lo mas cruel que cualquier ser con sentimientos y emociones pudiera hacer.

La chica se veía preocupada por mi estado de salud por lo que debía preguntar -¿Para que te molestas? Mi vida acabo de todas maneras- dije mirando el cadáver de la hibrido mas importante en mi vida, de la mujer que me había hecho ser el dragón mas feliz por unos instantes y que me había hecho ser consciente de la jaula en la que me encontraba al servir a la Reina Madre.







Mi historia:


MEDALLAS:
avatar
Thurdok
Dragon

Ocupación : Exiliado
Mensajes : 739

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Oh Cazador, su Cazador [Thurdok]

Mensaje por Etta el Miér Jul 26 2017, 17:37

Etta soltó la quijada del maltrecho dragón y una arruguita de preocupación se creó entre sus cejas. «Hace un rato... » no era una ayuda. Por no ser no era ni una contestación factible ni plausible para una curandera. Se arrodilló a su lado y presionó con delicadeza los bordes de la herida para examinar la supuración de sangre, pus amarillenta y ponzoña que salía al exterior. No pudo evitar mirarle iracunda ante la desfachatez de su pregunta. ¿Para qué? ¿En serio osaba preguntarle el por qué a una curandera? A la que les había dado un salvoconducto en a saber qué y a la misma que tenía en “su casa” un cuerpo frío como el mármol y uno medio muerto. ¡Por los mismísimos avernos!

Soy curandera —respondió lo obvio con un tono demasiado agresivo—. Y pensar que vuestra vida acabó es algo sumamente egoísta por vuestra parte. Si bien es cierto que ella ha muerto, ¿creéis que si fuera al revés ella se rendiría?. ¿Si fuerais vos el que hubiera fenecido os gustaría que ella cediera a la muerte?.

Vertió algo más de líquido ambarino en la herida y rebuscó en su bolso. Sacó algo de comida, bebida, y algo enrollado en telas claras. El bulto fue extendido en el suelo y abierto para dar paso a un surtido demasiado variado de plantas y pequeños tarros que fue alzando para comprobar su color. Cuando hubo encontrado el deseado lo destapó y lo olió para confirmar que no se había equivocado. Vertió el contenido, una mezcla de agua y plantas analgésicas, sobre la propia herida. La herida empezaría a supurar en un sin fin de burbujas blanquecinas que no cesarían debido a la infección. Mientras la pócima hacía efecto se alzó y dirigió a la pequeña tina de agua que había cerca del camastro.

Sus zafiros iris se desviaron al cuerpo que había a su lado, tendido en la cama, y tornándose de un color blanquecino, sin vida, con cada segundo que avanzaba. Una sola mirada fue suficiente para ver qué había ocasionado la muerte. Se acercó y retiró un poco la tela ensangrentada de la herida para confirmar sus sospechas. La reseca y coagulada sangre sólo encharcaba una zona herida. Una única zona. Un corte conciso y limpio fue causa de una muerte rápida. En cierto modo sintió alivio. Alivio al saber que no había sido torturada, que de cierto modo su asesino o asesina había sentido piedad por su alma.

Quizás vos creáis que vuestra vida ha acabado, pero yo no lo creo —volvió a la tina de agua, la cual cogió y se dirigió hacia el vacío cascarón que era ahora Thurdok—. Si ella estuviera en esta situación. Si fuera ella la malherida y vos el fenecido, ella habría luchado por su vida para …«...vengaros», concluyó mentalmente—. Descuidad, gracias a la Diosa no está en vuestra mano si morís o vivís —lo miró desafiante—, sino en la mía.

Y no pensaba dejarlo caer en el río Estigia.
avatar
Etta
Human

Ocupación : Sierva de Sybelle y Sanadora
Mensajes : 159

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Oh Cazador, su Cazador [Thurdok]

Mensaje por Thurdok el Miér Jul 26 2017, 22:23

Aquella chica no entendía lo que pasaba por mi cabeza y por mi corazón, me sentía vacío, ya no tenia motivación alguna para seguir en el mundo de los vivos. Había amado como nunca antes lo había hecho, me había entregado ciegamente al amor y me lo habían arrebatado de manera abrupta. Ya había tenido suficiente dolor en mi vida y sentía que con esto ya se había terminado mi existencia.

-No lo entiendes- dije casi en un susurro, pero finalmente alze la voz lo que mas pude -¡No lo entiendes!- por hacer fuerza la herida me dolio como mil demonios y mordí con fuerzas mis labios por esto -¿Qué sentido tiene seguir luchando?- le pregunte casi enojado –El motivo de mi lucha era ella- mi voz se rompería en cualquier momento pero necesitaba hacerme el fuerte -¿Por qué lucho ahora?- pregunte casi con indignación.

Cada vez que la chica vertía algo sobre mi herida solo mordia mis labios evitando el gritar ya que sabia que toda la ciudad me buscaba y también sabía que si gritaba y hacia fuerzas me dolería mucho mas de lo que me dolía en aquel momento.

-Vengarme- concluí su frase con una mirada sombría, había pensado todo este tiempo en morirme junto a ella, pero había pasado de largo el hecho de quien había sido el culpable de toda esta situación. No podía dejar pasar esta situación por alto, no podía dejar que Vaurien se saliese con la suya así como así. Todos los actos tienen consecuencias, yo había pagado el precio por haberme enamorado de una hibrido y ahora Vaurien pagaría el precio por haberla asesinado. La chica me había ayudado a encontrar una nueva razón para seguir con vida, una razón para seguir luchando, Vaurien debía pagar.







Mi historia:


MEDALLAS:
avatar
Thurdok
Dragon

Ocupación : Exiliado
Mensajes : 739

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Oh Cazador, su Cazador [Thurdok]

Mensaje por Etta el Jue Jul 27 2017, 19:34

Quizás no lo entendiera. No entendiera como una persona podía desear su muerte al perder a la persona amada, y es que Etta nunca había sentido esa conexión -famosa- de amor con una pareja. Por no haber experimentado no había -en sus 20 ó 22 años de existencia- tenido pareja. ¿Sería similar a lo que sentía por el Teniente? Por él daría su vida. Pero la daría en una acción honrada, no a base de ahogar sus órganos en alcohol hasta que éstos fallaran y llorando como una mártir. Suspiró al percibir el grito agónico y lastimero de él.

El que no entiende nada sois vos —dijo, ignorando el grito, y rasgó la parte baja de su túnica para usarlo de harapo. Limpió con parte del agua de la tina la herida, con cuidado, y dando leves toques. Sus iris estaban centrados completamente en el color ennegrecido que se extendía por la periferia de la incisión—. Ella sigue siendo el motivo de vuestra lucha.

Y es que el rasgado corazón draconiano. Ese órgano que amenazaba con punzadas agónicas que lo desquebrajaba en cuerpo y alma, la desafiaba con hacerlo ceder a la idea de reunirse con su amada. Había oído que el río Estigia era un lugar de almas en pena. Donde quien no pagaba las monedas correspondientes a un barquero… barquero… ahora mismo no recordaba el nombre… los ahogaba en el río y las almas vagaban en un limbo sin destino. ¿Por qué recordaba eso ahora? Cierto. Las historias de la Guardiana la ayudaban a concentrarse en sus labores. Mas cuando los pacientes querían fenecer y ella tenía tendencias a querer golpearlos por ilusos. ¿Es que acaso no pensaban en sus seres queridos? La vida, por mal que se presentara ante ellos, debía perdurar.

Lo dejó lamentarse y gritar en silencio. Por el rabillo del ojo observaba como mitigaba su dolor con la mordedura de su labio inferior. Etta creyó que si seguía mordiéndoselo tanto tendría que tratar esa zona pues acabaría en carne viva. Sus manos se detuvieron unos instantes al ver manifestado su propio pensamiento en los labios de él.

¿Y creéis ser capaz de cambiar vuestro campo de batalla? ¿De ser capaz de seguir luchando por ella por venganza? —mientras lo entretenía con sus preguntas sacó otro tarro de lo que parecía tierra. Vertió algo de agua de la tina en el bote. Lo meneó con el dedo hasta que éste quedó barroso y rebuscó en su bolsa de enseres. Sacó una daga enfundada y lo tomó con la mano libre del mentón, de nuevo, obligándolo a mirarla—. Prestadme atención: Debo hacer una incisión en forma de cruz sobre la herida para aplicar la cataplasma de barro y que seque el veneno. ¿Estáis entendiendo lo que os estoy diciendo?
avatar
Etta
Human

Ocupación : Sierva de Sybelle y Sanadora
Mensajes : 159

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Oh Cazador, su Cazador [Thurdok]

Mensaje por Thurdok el Mar Ago 01 2017, 21:19

“Ella sigue siendo el motivo de vuestra lucha” Aquellas palabras hicieron que todo el dolor de la herida desapareciera por unos segundos y me perdiera en mis pensamientos. La chica tenia razón, mi lucha no terminaba con la muerte de Eadgyth, la lucha estaba a penas comenzando, no podía dejar que ella muriera porque si, su muerte no podía venir sin justicia, debía mantenerme en pie para destruir a los culpables y para no salirme de la senda en la que ella me había dejado, debía honrarla en la vida y en la muerte.

Realmente no estaba seguro si podía poner las cosas a mi favor, si podía cambiar el campo de batalla como ella decía, pero ahora estaba seguro que daría la pelea hasta el final, total en fin de cuentas lo peor que podía pasarme era morir y volver a reunirme con mi amada. Necesitaba encontrar aliados si quería llevar a cabo esta batalla, sabía que podía tratar de buscar a los Terroristas, pero aquello no era mi primera opción, quería barajar todas mis cartas antes de tomar una decisión adecuada –No estoy seguro si puedo hacerlo- dije con total honestidad –Pero aun así lo intentare- aquellas últimas palabras venían con firmeza, ya no eran las palabras de un dragón vencido, aquellas eran las palabras de un dragón sediento de venganza.

¿Venganza o redención? Aun no sabía que camino elegiría, por una parte quería seguir encaminado por el sendero en el que Eadgyth me había dejado y por otra parte quería ver sufrir a Vaurien y que terminara rogándome que lo matara ¿Era posible tomar ambos caminos?

-Manos a la obra- dije tras su explicación sobre lo que haría en mi herida, tenia la impresión de que dolería como los mil demonios pero estaba dispuesto a curarme para llevar a cabo mi nuevo objetivo. Por mis labios ya corrían pequeñas gotas de sangre por lo que antes de que comenzara la incisión, raje un pedazo de mi ropa y la user para morderla. Estaba dispuesto a sufrir cualquier tipo de dolor con tal de vengarme de Vaurien.







Mi historia:


MEDALLAS:
avatar
Thurdok
Dragon

Ocupación : Exiliado
Mensajes : 739

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Oh Cazador, su Cazador [Thurdok]

Mensaje por Etta el Miér Ago 02 2017, 18:56

Centró los iris en él y le dedicó una cálida sonrisa de entendimiento. Era normal. Más normal de lo que aquel contrariado dragón podría entender en un primer momento. La venganza no era algo simple, no era como cambiar de un arma a otra. Era la elección de un nuevo camino. De un nuevo campo de batalla. Era añadir a un antiguo enemigo uno nuevo: a sí mismo. Muchos eran lo que se convertían en sus propios enemigos. Consumidos por el odio y la venganza. Etta era consciente, más bien fue consciente tarde, de hacia donde estaba guiando la conversación. Pero, por otra parte, sabía que eso mismo sería lo que Eadgyth haría por él. Entonces, ¿hasta qué punto ella era la causante? ¿Acaso la semilla no había sido sembrada por la híbrida y ella sólo estaba haciendo que creciera?

Un buen estratega ha de conocer el campo de batalla antes de lanzarse sobre el enemigo —comentó al comprobar el cambio en el tono de voz—. Intentad no convertiros en vuestro propio enemigo. La venganza es un camino largo que consume a aquellos que emprenden una cruzada por él. Si de verdad queréis emprender ese periplo os aconsejo tener siempre a la vista la luz que os guía, y nunca apartar la vista de ella, pues sino la oscuridad de la venganza os hará desviaros.

Tras el pequeño consejo deslizó hacia fuera la daga de la funda y le tendió el cuero duro de la cobertura.

Mordedlo, de algo os servirá. No obstante, os he aplicado analgésico anteriormente, debería amortiguar un poco el dolor —aunque dudaba que fuera lo suficientemente potente para lo que iba a soportar—. Intentad no gritar o tendremos a media Guardia aquí —ordenó con el implícito suplico.

Con movimientos firmes y de un cirujano presionó la daga sobre la herida, al igual que si fuese un bisturí, y trazó dos cortes: uno a suroeste y otro al noreste. Trazando una cruz torcida sobre la herida. Sin darse tregua dejó la daga sobre el muslo ajeno y, obviando la sangre que emergía de las incisiones, empezó a aplicar la cataplasma sobre ellas. Cuando hubo tapado toda la herida con el barro se arrodilló en el suelo, apoyando las posaderas en el suelo, junto a las espinillas, y arrancó otro retal de su vestido para empaparlo en agua. Con cuidado fue enfriando el rostro y el cuello del dragón

¿Quién ha sido? —dijo, tras unos minutos demasiado largos de silencio, y armándose de valor suficiente. No hacía falta más que esas tres palabras para saber a lo que se refería. Pero entonces otra duda la asaltó—: ¿Y por qué vos seguís vivo?
avatar
Etta
Human

Ocupación : Sierva de Sybelle y Sanadora
Mensajes : 159

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Oh Cazador, su Cazador [Thurdok]

Mensaje por Thurdok el Dom Ago 06 2017, 02:15

Las palabras de la chica eran totalmente sabias, no podía dejar llevarme por la oscuridad, no podía dejar que la venganza me consumiera porque si lo hacia estaría tirando por la borda todo el cambio que había logrado gracias a Eadgyth, pero aun así no podía esconder lo que sentía, no podía esconder el deseo de querer destripar a Vaurien parte por parte. Quería ver muerto al viejo dragón, era algo innegable –Lo hare pagar, pero no saldré de el camino en el que Ea me puso- era realmente importante mantenerme en aquella senda.

Estaba preparado para el dolor que se viniera, estaba preparado a soportar cualquier clase de dolor con tal de poder recuperarme y llevar acabo aquella venganza que tanto deseaba, por lo que mordí el paño con fuerza mientras Etta aplicaba todas sus dotes de curandera. El dolor era bastante fuerte, hacia que sintiera mi sangre hirviendo, pero aun así no había sido tan fuerte como esperaba, tal vez debido al analgésico.

Con aquella pregunta, toda la pena y el dolor volvieron a mi pero aun así decidi responder, era lo menos que podía hacer por la única persona que me había dado cobijo con Eadgyth y ahora me daba las atenciones que necesitaba para curar mis heridas físicas.

-Después de salir de acá, todo iba bien, nos íbamos a fugar y cuando estábamos en las puertas pude ver…- un nudo se hizo en mi garganta y mis ojos volvieron a humedecerse, pero trague con fuerza y contuve mis ganas de llorar como un niño –Pude ver como su cuerpo caía al suelo, no pude hacer nada- me sentía impotente ahora y en aquel minuto ya que no había detectado en ningún minuto la presencia de Vaurien –Tras asesinarla Vaurien escapo y me dejo luchando con muchos humanos portando sus espadas recubiertas de jade- había asesinado sin piedad a esos humanos a servicio de Vaurien pero lamentaba no haberlo matado a el, lamentaba no haber vengado en ese mismo minuto a Eadgyth.







Mi historia:


MEDALLAS:
avatar
Thurdok
Dragon

Ocupación : Exiliado
Mensajes : 739

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Oh Cazador, su Cazador [Thurdok]

Mensaje por Etta el Dom Ago 06 2017, 20:35

Él estaba convencido que no saldría de la luz, que seguiría el camino que Eadgyth había puesto ante él tras su muerte, mas la curandera no estaba tan segura. Había visto caer a hombres más disciplinados y regios hacia la oscuridad. La voluntad se quebraba como un débil junco en las manos equivocadas. Sólo esperaba, de todo corazón, que el dragón hallara la paz que anhelaba. Creía, por lo poco que había hablado con la fenecida mestiza, que ese dragón tendría a alguien más que pudiera guiarlo en el camino correcto. Esperaba que fueran capaces de guiarlo si el camino era demasiado pesado.

Prestó atención a sus palabras. A los sucesos que habían llevado a la híbrida a viajar al reino de Hades y frunció el entrecejo. ¿Por qué tenía la sensación de creer que aquel hombre había sabido de su paradero desde siempre? ¿Por qué la duda la asaltó y la hizo desviar los cerúleos ojos hacia la maltrecha puerta del hogar? Mientras escuchaba el relato, notó como su vello se erizaba en un intento por descifrar el misterio. Y la respuesta evocó una sola idea: ¿ellos los habían delatado? Se mordió el labio inferior con cierta inseguridad y entrecerró los ojos. No estaba enfadada, más bien cavilaba la posibilidad de que esa idea pudiese ser verídica. Culpar al anciano matrimonio sería ruín.

No creyó oportuno revelarle sus sospechas al maltrecho dragón, pues era posible que la venganza se extendiera a esa anciana pareja.

Luchar con armas cubiertas de jade es algo que me preocupa —retornó sus orbes hacia él y examinó al dragón en busca de más heridas— ¿Tenéis más heridas o rasguños ocasionados por ese veneno?

Y al no fiarse de las palabras, ni de que él se hubiese percatado de algún posible corte debido a la adrenalina, comenzó a quitarle la ropa. Así podría verlo con sus propios ojos. Sus movimientos no eran precipitados, dejaba a la perfecta interpretación, con movimientos claros y pausados, sus más nobles intenciones. Pues no le apetecía en lo más mínimo ser mal interpretada por él. Mientras le quitaba la ropa repasaba con la mirada y con la punta de sus dedos cada centímetro de la expuesta piel.

¿Vaurien es el líder de la Inquisición? —preguntó retóricamente, pues aunque había oído hablar con él, no tenía el placer de conocerlo. Eso sí, había oído hablar de él. No recordaba que su señora hubiera recibido visitas de él, al menos en su presencia, pero se decía que su red de informantes era mayor incluso que el de la Guardiana—. Os habéis ganado un enemigo demasiado poderoso y … peligroso —y una nueva duda surgió en su mente—. ¿Por qué a vosotros?¿Por qué matarla a ella? Por lo que contáis no se trataba de una patrulla que os descubriera, sino de una ejecución planeada.


avatar
Etta
Human

Ocupación : Sierva de Sybelle y Sanadora
Mensajes : 159

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Oh Cazador, su Cazador [Thurdok]

Mensaje por Thurdok el Miér Ago 09 2017, 00:48

Con aquella pregunta el recuerdo de mi primera herida con jade volvió a mi cabeza, todavía podía recordar cuando había intentado capturar al asesino Jokull y en la gran lucha que habíamos tenido este había logrado escapar y herirme con jade. Pero también pude recordar quien me había cuidado cuando me habían herido, aun podía recordar cuando Eadgyth se había colado por mi ventana y se había encargado de cuidar de mi herida y de darme todo el cariño y afecto que necesitaba en aquel momento.

-Hace un tiempo atrás, cuando aun era de la inquisición y cuando aun no conocía a Eadgyth hice una misión con Vaurien a un lugar llamado Novam Urbem, el lugar era un ciudad bajo el monte Vesubio liderada por dos híbridos, el volcán estallo pero aun así Vaurien debe haber vuelto por el jade que estos portaban, o el que quedo-
No tenia la mas mínima idea de como el viejo dragón había logrado rescatar algo ya que la última vez que había visto aquella ciudad secreta estaba tapada en lava y en humo. En aquella ocasión yo y Vaurien habíamos logrado escapar por los pelos.

¿El líder de la inquisición? Me pregunte para mi mismo, el tipo tenía una gran red de informadores y por haber sido un antiguo aristócrata era respetado en la organización, pero en la inquisición no habían lideres, cada uno se regia a si mismo, cada uno elegía a quien quería perseguir.

-En la inquisición no hay líderes, aunque Vaurien es un dragón con una red amplia de informadores pero nada mas- en efecto era un dragón muy poderoso y respetado dentro de la sociedad pero aun así seguía siendo un dragón común y silvestre  -Hasta el mas poderoso tiene debilidades- aun no sabían cuales eran ni como iba a descubrirlas pero lo haría, por Eadgyth y por mí.







Mi historia:


MEDALLAS:
avatar
Thurdok
Dragon

Ocupación : Exiliado
Mensajes : 739

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Oh Cazador, su Cazador [Thurdok]

Mensaje por Etta el Miér Ago 09 2017, 19:31

¿Novam Urbem? La curandera se deshizo de la camisa del antiguo Inquisidor y ladeó el rostro. Por alguna extraña razón la descripción de los sucesos le resultaban familiares pero no recordaba que la Guardiana le hubiese hablado de aquel lugar ¿o sí?; quizás había sido mencionado por alguno de los feligreses -y no tan creyentes- que acudían en su ayuda. Una arruguita entre interesada y preocupada acabó reflejándose en su entrecejo al ser mencionados los híbridos. ¿Por qué le recordaba tanto a una vieja historia pasada? ¿Cómo había dicho que se llamaba la ciudad de aquella tragedia? Intentó centrarse en el cometido que ahora la apremiaba.

Bueno… yo me refería a si tenéis más heridas ahora —comentó en un susurro aparentemente distraído. Sus iris no divisaron más heridas que los moratones típicos de una trifulca con la guardia, así que dejó de escudriñarlo—. Por lo que me contáis el Inquisidor ha recobrado las armas más peligrosas para vuestra raza con el fin de utilizarlas en vuestra contra… o en contra de otros de vuestra raza.

La sola idea se le antojo sumamente retorcida pero no le resultaba tan descabellada. Cada vez eran más los dragones insurgente que iban contra los mandatos de la Reina, contra la ley primordial impuesta desde la Guerra del Despertar, y aquellas armas bañadas de jade eran una solución contra los problemas que parecían acontecer. Presionó los labios hasta que se convirtieron en una fina línea. Ella sólo veía un desenlace: más sangre.

¿No hay líderes? Eso explica bastantes cosas.. —sobre todo que fueran una organización centrada en las venganzas y placeres personales con el beneplácito de la Reina—. Sí… me temo que todos tienen debilidades… pero para utilizarlas en su contra se han de hallar. Vaurien parece ser un hombre que preferiría acabar con su propia debilidad antes de que la usen en su contra.





Dones:

;
avatar
Etta
Human

Ocupación : Sierva de Sybelle y Sanadora
Mensajes : 159

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Oh Cazador, su Cazador [Thurdok]

Mensaje por Thurdok el Miér Ago 16 2017, 00:52

Todavía no podía comprender como Vaurien había rescatado tanto jade en aquella ciudad subterránea, yo mismo había rescatado unas puntas de flecha de jade que seguramente solo me alcanzarían para recubrir la punta de mi espada con aquel mineral pero nada mas. Además a Vaurien lo habían tenido cautivo casi todo el tiempo que habíamos estado en aquella ciudad bajo la mismísima Pompeya y el tiempo que había estado libre lo habíamos usado en luchar y escapar de el volcán.

-Ninguna importante-
si bien había tenido algunos rasguños mas, solo habían sido a causa de espadas comunes y corrientes, la única herida que importaba era la que me habían hecho con jade. Tiempo atrás también había sido herido con jade, pero no había comparación con la herida que había recibido ahora, ya que tenia mas profundidad y había estado mucho mas tiempo sin tratármela –Vaurien sabe de lo que soy capaz, sabe que me vengare y estará preparado- el viejo dragón era muy consiente de mis habilidades, sabía que era un digno rival para el ya que aunque en la última pelea que habíamos tenido me había derrotado, también lo había salvado cuando estaba siendo torturado por los nativos de Novam Urbem.

Con aquellas frases sentí un punzón dentro de mi, me sentía identificado, sabía que muchas cosas las había hecho incluso por placer –No te mentiré Etta, también fui así como describes a la inquisición- trague saliva con fuerza y continúe hablando –Por eso es tan importante Eadgyth para mi, no solo porque me enamore sino porque me abrió los ojos- si no hubiera sido por ella seguramente seguiría siendo un tirano inquisidor.

Tras esto mire mi herida la cual estaba siendo curada por aquella humana -¿Esta curada?- pregunte, sabía que para completar la curación debía reposar y asumir mi verdadera forma para lograr la regeneración, pero a lo que me refería era que si el veneno que nos producía el jade había sido extirpado de mi cuerpo.







Mi historia:


MEDALLAS:
avatar
Thurdok
Dragon

Ocupación : Exiliado
Mensajes : 739

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Oh Cazador, su Cazador [Thurdok]

Mensaje por Etta el Jue Ago 17 2017, 17:48

Asintió al oír las palabras que confirmaban el recorrido de sus ojos por su tez y recorrió con los dedos los cortes que decoraban superficiales uno de los pectorales. Sus dedos acabaron dirigiéndose hacia su rostro y comprobó que la sangre había perlado sus yemas. Frotó los dedos unos segundos comprobando el pequeño coágulo de sangre que tenía entre ellos y lo observó determinante. Introdujo las mismas yemas en el cuenco y removió el dedo para deshacerse del símbolo de la vida.

Comprendo —se limitó a mencionar en la confesión de su venganza.

La empapada mano emergió de la superficie acuosa del cuenco, Etta tomó un apósito que ahogó en el mismo. Las gotas de aire se apagaron en un suspiro y lo removió para que se empapara bien. Saber que Gyth era la causa de cambiar el oscurecido corazón del Inquisidor le hizo suspirar. Se sentía algo culpable por insuflar la llama de ira y rabia que la mestiza consiguió apaciguar; mas había sido necesario. Así quería creerlo. Necesario no siempre era lo correcto. Negó internamente. Ahora él debía dirigir sus pasos de forma firme sobre el camino, guiado por aquella que había ocasionado tal destino, y no desviarse del camino.

Dicen que el amor es la magia más fuerte y que es capaz de hacer cambiar totalmente la vida de una persona en un sólo instante. —aventuró a decir, a pesar de desconocer ese sentimiento.

Sacó el retal empapado en agua y comenzó a limpiar el barro seco sobre la incisión que poco antes había efectuado. Sus iris se centraban en la tarea como si está fuese de vital importancia, y se entrecerraron al percibir el color carne muerta de la superficie. Su nariz se arrugó levemente en ese análisis y palpó la cercanía de la incisión con cuidado. Presionó y comprobó que el líquido que supuraba era rosáceo y no negruzco.

Bueno, señor ex-Inquisidor, me temo que no está curada —afirmó al fin y alzó los iris para dedicarle una leve sonrisa—, pero no moriréis envenenado. Intuyo que si algo de veneno a quedado en vuestro sistema es nimio y que será filtrado por vuestros órganos.

Volvió a retomar su labor de limpiar la herida. Se demoró más tiempo del necesario en ello, para confirmar sus sospechas, y cuando estuvo convencida resquebrajó las telas en finas tiras. Aplicó algo más de antiséptico en la herida antes de vendarla, sin oprimir demasiado, y hacer un nudo que aguantara.

Había traído algo de comida, así que os recomiendo comer y reponer fuerzas si deseáis llevar a cabo vuestra nuevo periplo.

En el funesto velatorio se alzó sobre sus entumecidas piernas y se dirigió al camastro donde mortecina se hallaba la mestiza. Su diestra se introdujo en uno de los pliegues de su destrozada falda y sacó de ella unas monedas. La posicionó sobre el inerte pecho de la mujer,a pesar de saber que una debía ir en cada ojo en el momento del sepulcro, y cerró por unos instantes los párpados en una muda oración.  

Procurad las monedas para que su alma pueda pagar al barquero si su cuerpo es sepultado; mas si vais a incinerarla orad por su reencarnación —viró el rostro hacía él.

Dicho esto se encaminó hacia la puerta. Allí poco más podía hacer, bien lo sabía, y él debía llorar su perdida. Una idea fugaz pasó por su cabeza, fugaz pero férrea, que se quedaría en su mente hasta que encontrara a cierta dragona. Eso haría, sí. Ahora sólo debía encontrarla.
avatar
Etta
Human

Ocupación : Sierva de Sybelle y Sanadora
Mensajes : 159

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Oh Cazador, su Cazador [Thurdok]

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 1 de 2. 1, 2  Siguiente

Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.