Novedades

- (09/18) Ya están disponibles las novedades de Septiembre.

- (09/18) Ya podéis pedir Los Dracs de Septiembre.

- (09/18) ¡Enhorabuena Faora, ya eres Moderadora!

- (09/18) Nueva actualización de las fichas de personaje. Mada MP a Selene para actualizar.

- (09/18) El juego "Confieso que..." se clausurará si persisten las malas conductas entre sus participantes. ¡Los juegos son para divertirse, no para atacar a nadie!

- (07/18) Nuevas normas respecto a los posts +18 de índole sexual.

- (05/18) Nuevas normas de emisión de reportes aquí.

Últimos temas
» Una situación compleja||Ruven
Hoy a las 23:50 por Aisha

» Ororo - La luz de la mañana
Hoy a las 22:53 por Ororo

» Buscando un poco de todo ¿sugerencias?
Hoy a las 22:40 por Aldebaran

» Fiesta (privado)
Hoy a las 21:46 por Aisha

» Underwater [Alaric]
Hoy a las 21:28 por Derek

» Cambios de botón | Modificaciones | Problemas
Hoy a las 20:01 por Invitado

» << Inaya cronología >>
Hoy a las 19:55 por Inaya

» Una charla diferente [Vaurien]
Hoy a las 19:17 por Vaurien

» Un tiburón muerto, un puñado de conchas y una chica curiosa (Inaya)
Hoy a las 19:12 por Inaya

» Cómo funciona? || Rata
Hoy a las 18:50 por Aisha

Staff
Letyko
Admin
MP
Thareon
Admin
MP
Selene
Admin
MP
Faora
Mod
MP
Síguenos

Afiliaciones V.I.P
Foros Hermanos

05/06

Directorios y Recursos

06/14

Afiliados Élite
Expectro PatronumLoving PetsTime Of Heroes  photo untitled45.png

37/64

Afiliados Normales


Strangers things- Siri

Página 2 de 2. Precedente  1, 2

Ir abajo

Re: Strangers things- Siri

Mensaje por Siri el Lun 14 Ago - 9:32

Respiró profundo un par de veces para que desapareciera ese cosquilleo rogando para sus adentros que no volviera a hacerlo pues, sin saber verdaderamente el motivo, se encontraba con la guardia baja. seguramente reiría de nuevo y por supuesto ella detestaba eso. Estaba tan cerca que podía sentir su perfume, no un aroma agregado o si lo era no se notaba tanto, sino algo más particular, más personal. Darse cuenta de ese detalle no le gustaba nada, nada de nada.

Hacía bien en no estar seguro pero no se lo diría tampoco, la realidad era que si él no le sujetaba de algún modo ella volvería a golpearlo para huir de inmediato. Podían seguir peleando pero al parecer ninguno de los dos saldría ganando al menos que usará algún tipo de arma como apoyo, él era fuerte pero ella era rápida y no le importaba nada si tenía que defenderse de algún modo, de forma que o la golpeaba, le apresaba o la retenía de algún modo que no le dejare una pizca de espacio como para moverse para nada, tal y como estaba haciendo.. con cierto plus que no necesitaba siquiera ser mencionado.

Hace bien soldado
- murmuró mirando hacia a un lado y por lo bajo, en un susurro innecesario pero que no pudo mantener para sus adentros. Rodó los ojos al escuchar su pedido de ser sincera. He hecho, lo había sido o al menos en todo lo que podía pero él no se veía con intenciones de creerle. Al notar que se movía no estaba segura de si acompañar el movimiento o de retroceder un poco. Cierto era que no podía pegarse más a la pared, pero una cosa es saberlo y una muy diferente  intentarlo de todos modos. Todo se reduce al acto reflejo de acercarse, esquivar, alejarse, negarse o dejarse llevar. Actos de ese tipo cargan de significado las verdaderas intenciones que no siempre tienden a reconocerse… Corrección: que la cazadora no tiende a reconocer.

Desvió la mirada hacia su costado y la dejó descansar allí mientras él preguntaba quién era ella. ¿Acaso importaba quien era? Claro que no importaba y claro que no era asunto suyo. ¿Qué demonios quería saber realmente? - ¿Qué clase de pregunta es esa? - la mayor parte de la pregunta la formuló aun mirando hacia otro lado. Al final de la misma volvía a sus ojos. Intentó responder con una ceja en alto, pero se quedó a mitad de camino como un gesto inacabado, como si se encontrara cansada, como si le hubiesen preguntado mil veces lo mismo. No era así, claro, pero en su mente había sucedido mil y una. Perseguida, apresada, interrogada tantas veces que se obligaba constantemente a tener cuidado. Nadie podía saber lo que era, nadie debía siquiera sospecharlo y si alguien en algún momento se interesaba en ello como para preguntarlo, debía hacer todo lo que estuviera a su alcance para que terminara por olvidarlo, aunque más no fuere por un momento. Nunca fue una mujer de muchas palabra, y con él al parecer éstas no servían demasiado, tampoco los golpes…

No pudo evitar observar por sobre su hombro con algo de enojo en su mirada, pero al suspirar y humedecer sus labios para decir algo, aquel gesto desapareció poco a poco cuando volvió a enfrentarlo. Su pecho se expandió al tomar un poco de aire y todo su cuerpo volvió a relajarse al soltarlo. - ¿Qué es lo que realmente quiere saber, soldado? - murmuró. Formuló cada una de sus palabras despacio, acercándose poco a poco con cada una, al finalizar la pregunta rozaba sus labios, pegó su cuerpo al suyo lo que dura un latido y volvió a apoyarse en la fría pared. Alternó la mirada entre sus ojos y su boca de la que no se había separado, cediéndole la oportunidad de alejarse. Pero él no se movió, no lo hizo cuando su lengua le  acaricio suavemente, ni cuando robó su propio aire al respirar sin alejarse, no lo hizo cuando éste escapó entrecortado ni al comenzar a besarle lentamente. Se encontró cerrando los ojos, acercándose de a poco en un pedido tácito de que repitiera el gesto, se detuvo un instante, separándose apenas para tomar aire y recordarse porqué lo estaba haciendo antes de volver con más fuerza que antes, y claro, mientras buscaba el roce de su lengua, maldecía para sus adentros.

*Conste que pedí permiso de metarol también... ¿Qué creías? xDD




Spoiler:

Life is about change. Sometimes it´s painful. Sometimes it´s beautiful... But most of the time, it's both.

Medallas ᕙ(`▿´)ᕗ:


avatar
Siri
Hybrid

Ocupación : Cazadora
Mensajes : 549

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Strangers things- Siri

Mensaje por Dylan el Miér 16 Ago - 11:34

*Recorda que sí me desmayo, tenes que violarme y hacerme disfrutar :yao:

Una pequeña línea se había dibujado en medio de las cejas del oficial al recibir más respuestas esquivas. Una vez más, no la respuesta que esperaba, sin dudas. Tampoco que se acercara hasta rozar sus labios satinados con los de él por propia voluntad.

¿Querer? El oficial quería eso. Quería mucho más. Pero no de aquella manera.
Tenía la experiencia suficiente para saber que solo intentaba distraerlo con la sedosa caricia de su boca.
También tenía el suficiente oído para notar cierto tono implícito que contradecía lo que hacía con lo que parecía estar pasando por su cabeza.
El dragón no era tan incautó ni tan poco perceptivo como para no reconocer ciertos patrones y las evidencias de su trato esquivo y sus acciones rudas no eran algo que se pudieran obviar con un beso, por mucho que lo hubiera dejado sin palabras aquella nueva treta. Era un acto de pura desesperación y su orgullo se sentía resentido, pero ese no era el momento para pensar en eso.

Se había mantenido inmóvil, aunque su boca y su lengua  insistían para que correspondiera, de una manera mucho más sutil que la suya cuando había demandado aquel primer beso que le había reclamado.
Con la mayor demanda, ya no se quedó tan inmóvil. La mano en su cintura la abrazo, trayendola contra él y al mismo tiempo constatando que no cargaba ningún arma oculta en la estrecha curva que ahora rodeaba con su brazo.
Su boca demandó tanto como le estaban exigiendo, saboreándola al enredar su lengua con la suya.
Reconocía que era un acercamiento forzoso debido a las circunstancias y a los métodos por los que la estaba reteniendo, y pese a eso, un sonido de satisfacción vibro bajo su garganta respondiendo involuntariamente al  deseo que le despertaba.
Su mano izquierda, presionó aún más las que tenía atrapadas contra la pared ayudándose con el cuerpo que se inclinaba contra ella sin dejar  ningún espacio entre los cuerpos.

La mano en su cintura, tanteo el borde de su capa y lo sostuvo con firmeza, un instante más, un latido más del acelerado corazón que palpitaba contra su pecho.
Entonces separó su boca y la obligó a girar sobre si misma, envolviendo sus brazos juntos apretadamente con la capa que le había puesto  sobre los hombros para cubrirla.
Con el mismo brazo con que seguía rodeándola la apartó de la pared, cuidando que su piel semidesnuda nunca rozará contra la piedra, y la sostuvo contra él.
Estaba rabioso por su testarudez.
—Se te acabó el tiempo. Haberte atrevido a tanto, te implica todavía más. Si me hubieses respondido con la verdad, no hubiéramos llegado a este punto. —le habló contra su oído, esta vez, sin ningún resto de calidez o destello de diversión con que la había tratado antes, a pesar de haber sido golpeado y desafiado, no una, sino varias veces por ella.—No sé que planeabas, pero eres descuidada. La próxima vez, si es que existe una próxima ...detente a la voz de alto, no golpees al uniformado que te esté deteniendo y trata de inventar algo que sea realmente una patraña más convincente. Usa tu ingenio más provechosamente...— la reprendió cortante.
Mientras hablaba, al mismo tiempo movía uno de los hombros y pasaba un brazo por entre la correa que le cruzaba el pecho, quitándosela por encima de su cabeza y pasándola por encima de ella, sobre ambos hombros femeninos. De un jalón la ajustó a la altura de los codos, ciñendo sus brazos a su torso.

El dragón había sido testigo de la fuerza y habilidad y era tan simple como sumar dos más dos.
Dylanh no era de subestimar a sus oponentes y le desagradaba que lo intentarán con él.
—Vamos a ver de qué color son tus escamas, preciosa.
La cargaría como si fuese un saco sobre su hombro, recogería la ballesta del suelo, antes de ir por los otros miembros de su tripulación con los que estaba de guardia esa noche.





avatar
Dylan
Dragon

Ocupación : 1er Of. de la Marina
Mensajes : 304

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Strangers things- Siri

Mensaje por Siri el Miér 16 Ago - 17:35

Una serie de palabras dispersas se entretejían en su mente y se deshacían al instante perdiéndose en la nada a la que se obligaba a llegar por dentro. “No…” “Para nada…” “Ya basta…” frases sin sentido en realidad pero cargadas de significado para aquellas preguntas y suposiciones que ella misma se negaba a formular, porque la simple idea de pensarlo ya le suponía un peligro.

Temió, entre tantas cosas, que se alejara desde un comienzo dejando a la cazadora sin demasiadas alternativas como para liberarse. Pero él no se movió en ningún momento.¿Estaría analizando si aquello no sería más que un engaño? Veamos... Básicamente lo era aunque por mucho que ella lo estuviere negando una vez comenzó, no podía asegurar tampoco que se estuviese sacrificando. Algo que por supuesto negaría rotundamente y que se lo repetiría no pocas veces en los siguientes días cuando cada tanto ciertos pensamientos y recuerdos aparecieran para mortificarla.

Al sentir que su mano se deslizaba por su cintura un escalofrío le recorrió el cuerpo. Debido a la  noche o al frío de la pared en que se apoyaban ambos, debía de seguro deberse a eso. No le buscó excusa alguna a aquella sensación de calor que le invadió cuando al mismo tiempo se entrelazaron sus lenguas en una danza que fluctuaba entre el arrebato y un roce lento. Existen respuestas tan automáticas que ni ella lograba evitar a veces. ¿Cómo lo había llamado él? ¿Instinto? Su cuerpo se amoldó al de él y recargó su peso en el brazo que la sostenía desde la cintura mientras una especie de ronroneo que juraría luego no existió nunca, tembló en su pecho. Una voz lejana interrumpió de repente, pero sonaba tan lejos y a tal distancia que tardó demasiado tiempo en reconocer que avisaba que algo se movía en su costado.

La separación le dolió en lo profundo pero no por el motivo que podría llegar a creerse. Lo que más le dolía a la cazadora era que tuviera que recordarse los aparentes motivos por el que se estaban besando, porque claro, ella no se había dejado llevar en ningún momento y por supuesto, todo estaba fríamente calculado. Negando todo eso se encontró llevando levemente su cuerpo hacia delante mientras él retrocedía y girando luego con ambas manos envueltas con la capa que él le habría supuestamente prestado.

Se encogió por simple reflejo mientras fulminaba con la mirada la pared frente a ella que pretendía evitar y que él tampoco había permitido que tocara. Sonrió con una malicia prestada. No era realmente propia y no podía decir que tenía verdaderas ganas de sonreír en aquel momento, pero si sonrió a modo de burla y eso si era sincero. ¿De quién se burlaba? No estaba segura. - Dije la verdad - Ladeó la cabeza apenas hacia el lado en que él no estaba mientras mentalmente agregaba “Al menos la mayor parte del tiempo”. La filosa lengua del oficial hizo acto de presencia y aunque no para lo que hubiese preferido, si dejaron  las palabras “descuidada” e “ingenio” flotando en el aire arrebatando aquel esbozo de sonrisa de sus labios. Sus ojos eran dos rendijas que se fijaron en un punto de aquella pared.

-¿Tanto necesita sujetarme soldado? Cualquiera pensaría que me tiene miedo - la sonrisa regresó a sus labios tan irónica como el comentario. Su cuerpo se enderezó del tirón de aquella sujeción- Eso…  es claramente una invitación. - Su voz resonó completamente desprovista de un tono que cargara de sentido sus palabras. Suspiro. “Esto va a doler” se dijo a sí misma pero no se preocupó demasiado por eso. Sabía de sobra que las heridas sanaban, sus huesos estaban cansados de reacomodarse cada tanto como para detenerse a pensar en eso y contaba con la ventaja de que no le importaba nada. La separación que había con la piedra era suficiente como para ganar impulso y el que no había lo ganó al empujarle hacia atrás un poco, no demasiado o no podía usar al propio soldado como punto de apoyo para que al rebotar de un salto ambos salieran disparados. Ya había dejado en claro que sabía usar las piernas de modo que ni bien se separó de él, pateó la ballesta hacia el soldado esperando que por acto reflejo este la tomara o la esquivara, no importaba realmente cual de las opciones eligiera, ella buscaba el próximo movimiento que sería una secuencia de tres patadas a lo alto. No necesitaba los brazos para correr y no tenía muchas más opciones, de modo que pasando sobre él y sin mirar atrás, salió disparada por la calle mientras adolorida sentía aproximarse el cambio. Sus músculos se reacomodaron, sus huesos se reubicaron poco a poco pero sólo fue parte del doloroso proceso pues, sin transformarse, no dejó de correr en ningún momento. No atendió a gritos si es que había y corrió tan rápido como le dieron las piernas, semiagazapada llegó hasta la barandilla y se lanzó al agua pero cuando llegó a tocarla se elevó en vuelo.




Spoiler:

Life is about change. Sometimes it´s painful. Sometimes it´s beautiful... But most of the time, it's both.

Medallas ᕙ(`▿´)ᕗ:


avatar
Siri
Hybrid

Ocupación : Cazadora
Mensajes : 549

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Strangers things- Siri

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 2 de 2. Precedente  1, 2

Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.