Novedades

- (15/10) Ya están disponibles novedades de Octubre, ¡no te las pierdas!

- (15/10) Ya podéis pedir los dracs del mes de Octubre.

- (15/10) En el pregón, nueva entrevista a Dev.

- (15/10) ¿Quieres conocer las leyes? Pásate por aquí.

- (15/10) ¡La llegada del anexo del Gremio ya está aquí! ¡Conócelos!

- (15/10) ¿Quieres conocer nuestro índice? Pásate por aquí.

Últimos temas
Staff
Letyko
Admin
MP
Thareon
Admin
MP
Nyssa
Mod
MP
Aldrik
Mod
MP
Selene
Mod
MP
Síguenos

Afiliaciones V.I.P
Foros Hermanos

05/06

Directorios y Recursos

09/14

Afiliados Élite
Expectro PatronumRandom High SchoolElentarirpgLoving PetsFINAL FANTASY: Zero
59/60

Afiliados Normales


My realm of calm. Here. Now. You | Moira

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

My realm of calm. Here. Now. You | Moira

Mensaje por Trystan el Dom Abr 17 2016, 17:07

La claridad se dejó percibir a través de mis cerrados párpados, instando a mi curiosidad natural a abrirlos para comprobar que ya era de día. Y eso hice, con algo de reticencia, tenía que admitir. Aunque, también tenía que admitir que lo primero que vi me hizo sonreír como un auténtico idiota: Moira dormida, boca arriba, a escasos centímetros de mí.

Aguanté mis ganas de elevar una mano hacia ella, ansioso por establecer contacto físico con ella. Una simple y pequeña caricia. Pero no quería interrumpir su sueño. Sobre todo, porque aún le costaba conciliarlo al encontrarnos en un lugar nuevo. Llevábamos pocos días allí, pero yo ya había notado cómo cierta pesadez había abandonado mis hombros, al no estar en un ambiente tan denso y oscuro cómo era el del alcantarillado. Me seguía resultando curioso que, después de toda una vida viviendo allí, fuese justamente ahora cuando más me afectaba.

Me giré levemente hacia ella, despacio, procurando que el lecho se moviera lo menos posible y ella no lo notara en sueños. Inspiré profundamente, dejándome embaucar por esa esencia floral suya, antes de comenzar a delinear cada línea de su afilado rostro con mis tranquilos azules. Mis labios dibujaron una leve sonrisa tierna, tranquila, viendo de soslayo cómo su pecho subía y bajaba, siguiendo el ritmo de su propia respiración. La idea de seguir indagando entre túneles de aquella cálida cueva fue arrinconada y hasta desechada a un pequeño rincón de mi mente, pues la morena ocupaba prácticamente la totalidad de ella.

Sabía que era algo que debería hacer pero, ¿qué había mejor que aquello?




This above all: to thine own self be true
avatar
Trystan
Heartless

Mensajes : 1295

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: My realm of calm. Here. Now. You | Moira

Mensaje por Moira el Dom Abr 17 2016, 18:43

Aún continuaba dormida, relajada, como si pudiese notar el cálido cuerpo ajeno a su lado. Una tranquilidad que sólo la presencia del pelirrojo lograba brindarle, en los días que más le costaba conciliar el sueño. Llegó a suspirar, estando todavía sumergida en la inconsciencia. Hasta que, al final, poco a poco, su respiración acompasada cambió el ritmo, indicando su inminente despertar. Sus labios se separaron, en un pequeño bostezo, casi contenido, que logró que sus pestañas fueran acariciadas por un exceso de humedad en sus ojos. Los párpados poco a poco se alzaron, pestañeando con pesadez, hasta que finalmente logró levantarlos por completo.

Tardó un instante en recordar dónde estaba, con ese techo rocoso que había parecido en su campo de visión. Acabó girando la cabeza, en busca de Trystan. Con la necesidad de tenerlo a su lado. Y lo encontró. Mirándola, esbozando una sonrisa. Sus propios labios se curvaron, en una adorable sonrisa capaz de iluminar aquella cueva. Porque lo que hacía resplandecer su día era aquella imagen: él, a su lado, en el lecho, disfrutando del despertar.

Sus irises, de cambiante color, acariciaron con su mirada los intensos zafiros que él poseía-. Buenos días –murmuró, sin poder borrar aquella sonrisa tierna y cariñosa. Todavía boca arriba, alzó la mano más cercana a él para acariciar con el dorso de sus dedos una de las mejillas masculinas. Le hubiera gustado decirle que le encantaba despertar a su lado. Que disfrutaba de la ternura con la que él la contemplaba. Que se quedaría en aquel lecho con él, olvidándose del resto del mundo. Que lo adoraba y que era un completo regalo aquel momento, libre de preocupaciones, con la atención de ambos puesta única y exclusivamente en el otro. Pero sólo se quedó mirándolo, sin cambiar de posición, disfrutando de la tranquilidad y repasando con el dorso de sus dedos las facciones masculinas. Y cada caricia, cada roce de su piel, era un silencioso “te quiero”.




avatar
Moira
Human

Ocupación : Esclava
Mensajes : 1109

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: My realm of calm. Here. Now. You | Moira

Mensaje por Trystan el Dom Abr 17 2016, 22:04

No perdí detalle cuando la morena empezó a desperezarse, anunciando que no tardaría en abrir los ojos, para encontrarse con el irregular techo de aquella cueva. Me mantuve quieto, cuando eso mismo ocurrió, suspirando cuando su mirada y la mía conectaron una vez más. Mi sonrisa llamó a la suya, lo que me enterneció aún más. Me sentía tan ridículo por un lado y tan bien por el otro... Unos sentimientos encontrados que hacía tiempo que no sentía-. Hola preciosa. -pronuncié en un murmullo que marcó aún más mi sonrisa.

Me incorporé levemente, para apoyarme sobre el codo y dejar mi cabeza sobre la palma de mi mano, cambiando ligeramente la perspectiva desde donde poder mirarla. Aunque acabé cerrando los ojos cuando ella elevó su mano y dejó una caricia en mi mejilla. Sin poder reprimirla más, la mano que mantenía libre se extendió hasta tocar su costado. Tenía que reconocer que me dejé llevar, llegando a apartar suavemente su camisa, dejando su vientre al descubierto. Mas, mis intenciones distaban demasiado de cualquier otra cosa que no fuera disfrutar de esa burbuja tierna que había en ese momento.  

Repasé su vientre suavemente como si aquella superficie pudiera romperse si no tenía verdadero cuidado, con el dorso de mis dedos, posando la palma de mi mano posteriormente, dejándola ahí. Suspiré con la misma suavidad, antes de volver a ensanchar más la curvatura de mis labios. Tampoco pude reprimir el acabar incorporándome, para poder posar mis labios sobre su abdomen, bien consciente de su estado y hasta emocionado por ello. Con la idea mejor asimilada de que iba a ser padre todo era relativamente más fácil. Sobre todo ahora que gozábamos de una libertad y tranquilidad que en las cloacas era realmente complicado conseguir-. ¿Pudiste descansar? -pregunté cuando volví a elevar la mirada, en busca de la suya, recuperando esa postura semi incómoda en la que apoyaba mi cabeza en la palma de mi mano, de nuevo a su altura.




This above all: to thine own self be true
avatar
Trystan
Heartless

Mensajes : 1295

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: My realm of calm. Here. Now. You | Moira

Mensaje por Moira el Dom Abr 17 2016, 23:02

El saludo murmurado amplió la sonrisa femenina, como si nada consiguiese apagarla. Se sentía tan bien en aquel momento que no tenía prisa por incorporarse. Sólo quería disfrutar de aquella intimidad en el lecho, compartiendo susurros, miradas, sonrisas y caricias. Algo a lo que ella no había estado acostumbrada antes, pero que con él le salía con una gran facilidad. Y no se arrepentía de sentir que necesitaba esos instantes casi como el aire que respiraba. Porque aquella adicción por él continuaba presente. No sólo por sus besos, sino por su compañía, por su persona, por cada latido propio que a él le pertenecía.

Se quedó mirando los increíbles ojos azules cuando él se incorporó, quedándose apoyado sobre el codo, hasta que los cerró por las caricias de sus dedos en la mejilla. Notó el aire rozar primero su vientre, recién descubierto, antes de que el dorso de los dedos masculinos repasasen aquella superficie de una manera que se le antojó muy tierna. Su piel se estremeció un poco ante aquel contacto y sus labios marcaron una sonrisa, encantada con las atenciones. Sus irises lo miraron con completo amor reflejado en ellos, para después observar con curiosidad cuando él se incorporó.

El beso en su abdomen la hizo morderse el labio, intentando contener la emoción que aquel gesto había despertado en ella. La mano más cercana acarició los rizos pelirrojos, con suavidad y ternura. No pudo evitar pensar que era un amor de hombre… y que sería un auténtico padrazo. Por un momento, recordó aquella vez que habían ido a ver a un amigo de Trystan, quien acababa de ser padre. La ternura que desprendía él con los bebés… nunca había visto una escena tan conmovedora. Ni un momento que la hiciese mirarlo tan embobada, por esa época. Justo como ahora mismo lo estaba observando.

Continuó repasando con calma sus ensortijados cabellos hasta que él ascendió de nuevo para apoyarse otra vez sobre su codo. Lo miró sonriendo, con sus ojos brillantes por la emoción. Siendo consciente de que todo lo que ella necesitaba, era él quien lo tenía. Sabiendo que sus sentimientos por él nunca podrían menguar ni cambiar-. Sí, un poco mejor –murmuró antes de incorporarse lo suficiente como para rozar su nariz con la de él en un cariñoso gesto, para volver a echarse de nuevo-. ¿Y tú? –susurró, con una sonrisa que dulcificaba sus facciones, mientras elevaba la mano más cercana y volvía a acariciarlo, esta vez el mentón con el dorso de los dedos.




avatar
Moira
Human

Ocupación : Esclava
Mensajes : 1109

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: My realm of calm. Here. Now. You | Moira

Mensaje por Trystan el Lun Abr 18 2016, 20:41

Que esa costumbre de compartir murmullos y caricias durante un rato cada vez que amanecíamos, nos gustaba demasiado a los dos, saltaba a la vista. Lo cierto era que no recordaba haberlo hecho con nadie más. Mi historia con Moira era distinta a todo lo que había conocido con anterioridad, pese a que muchas veces rozaba la peligrosa similitud con lo que tuve con Rainreth. Aún tenía miedos. Aún podía decir que me notaba inseguro para algunas cosas… ¿Quién no lo era cuando estaba enamorado? Ese estado de casi enajenación mental en el que la persona que es lo más importante para ti, ocupa tu tiempo, espacio y pensamientos. Y eso me pasaba a mí con la morena.

Y, de sobra, sabía que a ella le pasaba lo mismo.

Cuando recuperé postura, pude ver la emoción en sus ojos, sin saber del todo si era por la misma razón que tenía yo, o por el simple gesto de haber besado su vientre, como tierno gesto hacia ese bebé que crecía en su interior. No podía dejar de sonreír, por esa calma, esa sensación de plenitud que me invadía en aquel instante, pese a que contrastaba con una sensación de vacío que había hecho eco estos últimos días en mi pecho.

Moira alzó su rostro hacia el mío, para rozar tiernamente su nariz con la mía antes de volver a tumbarse y contestar a mi pregunta. Y como tentación que fue, no evite ser yo quien agachara mi semblante instantes después, adorando esa proximidad que me hacía percatarme hasta de su propia respiración cálida acariciando mi piel al abandonar sus pulmones-. Podría decir lo mismo. -seguro que hasta ella había notado esa relajación parcial que tenía ahora-. Aunque me encanta poder despertarme para tener estos ratos contigo… -añadí en un murmullo, justo antes de bajar mis labios para sellar suavemente los suyos, como punto culmen de aquel saludo en la mañana.




This above all: to thine own self be true
avatar
Trystan
Heartless

Mensajes : 1295

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: My realm of calm. Here. Now. You | Moira

Mensaje por Moira el Mar Abr 19 2016, 20:45

Dejó escapar el aire suavemente, en un silencioso suspiro, por sus fosas nasales, en cuanto él se agachó. Sus irises impactaron, de forma tierna y a la vez intensa, con los profundos orbes azules. Sus labios no podían borrar una cálida sonrisa que le salía sola, por aquel momento compartido y su cercanía. Como si su sola presencia pudiese hacer que olvidase todo cuanto los rodeaba, colmándola de tranquilidad. ¿Le pasaría lo mismo a él? Sí. A veces lo había visto calmarse mirándola simplemente a los ojos. Y no podía negarle aquella paz temporal, completamente supeditada a sus necesidades.

Alzó una mano, para repasar una mejilla masculina, sobre la barba, cuando él empezó a hablar. Evidenció más aquella tierna sonrisa en sus propios labios. Se había dado cuenta de que parecía tener cierto alivio, tras haberse mudado. Y no pudo evitar marcar más aquella sonrisa, completamente embobada con él y con aquel añadido. Justo antes de recibir los cálidos labios ajenos en un beso suave que correspondió encantada. La mano en la mejilla se trasladó hacia el inicio de los rizos pelirrojos, internando sus dedos en ellos con una delicadeza que no parecía provenir de ella. Cuando se separó un poco, rozó su nariz con la de él y lo miró sonriendo, sin dejar de acariciarlo con ternura-. Soy del mismo parecer susurró en confesión, antes de besarlo de nuevo, con la misma suavidad. Suspiró al terminar el beso, antes de mirarlo y volver a hablarlo, sin borrar su sonrisa-. Tanto que no me importaría quedarme en la cama contigo el resto del día –murmuró, jugando con sus rizos entre sus dedos, con calma-. Salvo que… tengas en mente otra cosa –agregó, con adoración en su mirada.

Pues si a él le apetecía otra cosa, no podría negárselo. Tampoco ella se iba a molestar, incluso, si él decidía hacer alguna actividad por su cuenta. Aunque estuviese deseando volver a verlo y esperando, como un sediento en el desierto, un nuevo encuentro. Porque no se cansaba de amarlo, de su presencia, de su tacto, de sus besos, de sus palabras, de su compañía, de mimarlo. De forma diferente a como lo había hecho tras la primera vez que se vieron. Más intensa e incondicional. Consciente de que el amor que sentía por él permanecería hasta el último latido de su propio corazón.




avatar
Moira
Human

Ocupación : Esclava
Mensajes : 1109

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: My realm of calm. Here. Now. You | Moira

Mensaje por Trystan el Jue Abr 21 2016, 19:22

Sonreí por ese segundo beso que ella comenzó, por esas carantoñas y caricias en mis rizos. Tanta suavidad me embriagaba, volviéndome un borracho de felicidad. En aquel momento, el resto del mundo no importaba, las preocupaciones o mismamente el grandísimo problema que yo tenía que encarar: un desafío que necesitaba conseguir, si no quería desaparecer agónicamente en un cuerpo que dejaría de ser el mío, volviéndome un puñetero autómata. Nada más que la morena importaba en aquel momento para mí.

Fuera de aquella cama, había un mundo ansioso por colmar nuestros hombros de problemas y, desde luego, no sería yo quien pusiera un pie fuera del lecho con ganas. Enarqué una de mis cejas ante su murmullo, dejando que la sonrisa se me ensanchara-. No me parece mala idea… -musité en respuesta, devolviéndole ese roce tierno con la nariz-. Puede que tenga en mente varias cosas… pero todas son contigo… y en esta cama. -tildé las últimas palabras de un tono sugerente, dándole a entender algo que, en realidad, no consideraba como algo necesario en ese instante. Mi tiempo, para dedicárselo sólo a ella. No había nada más. No había nadie más. Terminé riéndome con suavidad, ante la perspectiva de que aquella burbuja dulce se tornara en un agujero negro de deseo y necesidad otra vez. No sería la primera vez que nos pasara, pero sí en aquel lugar.

Y, de repente, noté una presión en mi pecho que me hizo fruncir el ceño. Esa avalancha de sensaciones, tan intensa como agónica atacaba de nuevo, abrasando mi interior. Cerré los ojos con fuerza, deseando no sobrepasar el límite. ¿Por qué ahora? ¿Por qué aquí? ¿Acaso no me iba a librar pronto de esa... mierda? Todo porque a mi mente acudieron tórridos recuerdos compartidos con aquella mujer. En una sala de entrenamiento cualquiera, en la intimidad de un lecho compartido. Daba igual dónde. Mi piel se erizó y con un sonoro suspiro, mi instinto me apremió a volver a aquellos labios con algo menos de sutileza. Bebí de su boca con avidez malamente contenida, haciendo que lo que antes había supuesto un simple jugueteo dejase entrever que mis ganas por ella no habían menguado ni un ápice. Mi cuerpo se inclinó suavemente sobre Moira, pero no aparté la mano de su vientre. Por fin, mis labios abandonaron los suyos, no sin antes atrapar su labio inferior entre mis dientes. Tiré con suavidad, hasta que se soltó. Tragué saliva, disparando la intensidad de mis zarcos en los suyos, antes de hablar bajo, grave y ronco:- Ni aunque quisiera que no lo hicieras... me haces perder el control con demasiada facilidad... -o me paraba ella...

O me paraba ella.




This above all: to thine own self be true
avatar
Trystan
Heartless

Mensajes : 1295

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: My realm of calm. Here. Now. You | Moira

Mensaje por Moira el Vie Abr 22 2016, 02:37

Se derritió con aquel roce que él propició con la nariz. Nunca había sido especialmente ñoña, aunque nunca había tenido ningún problema en demostrar cariño. Pero él, y sólo él, la sensibilizaba hasta tal extremo. Y no se cansaba, adicta a aquellos tiernos momentos con su pelirrojo. Sonrió, encantada con que quisiera compartir su tiempo con ella y divertida con el tono sugerente con el que se expresó-. Creo que no quiero salir de esta cama –susurró en un tono juguetón que no pudo evitar, enarcando una de sus cejas y mirándolo con una sonrisa. Con esa facilidad que ambos tenían para combinar la ternura con un cautivador coqueteo. Pero la verdad es que se sentía tan bien poder compartir su tiempo con él, sin pensar en tener que levantarse para ir a cazar… que no tenía ganas de salir de aquella burbuja que habían creado. Susurrándose, mimándose, dedicándose sonrisas y miradas, sin importar lo demás que no fuese él. Y casi juraría que el tiempo se ralentizaba, permitiendo que saborearan mejor cada instante juntos.

La varonil y suave risa la hizo sonreír embobada con aquel sonio y el verlo tan relajado. Pero también con un pequeño rastro de desconcierto por no saber la razón. Aunque se veía tan bien, tan alejado de ese peso sobre los hombros que había portado desde que se habían encontrado en las cataratas… Suspiró, encandilada y feliz por verlo así. Mas su expresión cambió a una de preocupación en cuanto lo vio cerrar los ojos con fuerza. Se tensó, inquieta por aquel cambio en el rostro ajeno. Apoyó una mano en la mejilla masculina, en un silencioso gesto de atenderlo. Y estuvo a punto de incorporarse para cuidarlo, para velar con él. Pero él fue más rápido, sellando sus labios de forma pasional.

Su propia piel se estremeció y su boca se apresuró a corresponderlo con una necesidad creciente que no pudo evitar. La mano en la mejilla ajena se trasladó, con suavidad hacia sus cabellos, por encima de la oreja. Las uñas rozaron el cuero cabelludo lentamente, mientras sus dedos se internaban entre sus rizos. Otro estremecimiento se adueñó de su cuerpo cuando él atrapó su labio inferior entre sus dientes. Dejó los labios separados hasta que Trystan rompió aquel sensual contacto. Su pecho subió y bajó, dejando escapar un suspiro. Sus irises se vieron atrapados por la intensidad de los zafiros y un sugerente escalofrío recorrió su espalda ante aquella voz ronca y grave que emergió de la garganta masculina. La mano en sus cabellos descendió, pasando por su hombro, por el brazo en un firme contacto hasta llegar a aquellos dedos que se posaban sobre su vientre, dejándola encima, con suavidad.

Se incorporó lo justo para capturar los labios ajenos, en un fugaz pero intenso beso. Y, cuando lo rompió, rozó con sus labios el mentón del pelirrojo antes de mordisquear suave y juguetonamente en aquella piel escondida parcialmente por la barba-. ¿Y qué piensas hacer al respecto? –susurró, volviendo a reposar en la cama mientras le echaba una de sus intensas miradas que él conocía tan bien, enarcando una de sus cejas. Al tiempo que las yemas acariciaban con suavidad el dorso de la mano masculina sobre su vientre, de forma tierna, en contraste con su juguetón descaro.




avatar
Moira
Human

Ocupación : Esclava
Mensajes : 1109

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: My realm of calm. Here. Now. You | Moira

Mensaje por Trystan el Vie Abr 22 2016, 22:53

Mi ceño se mantuvo fruncido mientras devoraba sus labios y ella los míos. Si Moira quería que me detuviera, poco me ayudó, pues sentir sus uñas por mi piel me hizo suspirar por la nariz, hasta alcanzar el leve ruido de gruñido de placer, incapaz de romper aquel beso. Al menos, hasta que atrapé su labio, con cierta sugestión y un intenso brillo en mis azules. En aquel rincón de aquella inmensa cueva, otro lugar más en la que hacerla mía. Y, al parecer, la morena estaba por la labor. ¿Habría algún momento en el que me dijera que no? ¿Qué posibilidad habría? Por muy dominante que yo fuera, me veía claramente supeditado a sus designios. Puesto que, con todos los cambios sufridos, me era imposible negarle… eso, precisamente. Pero mi mente colapsó, vaciándose de todo pensamiento con ese nuevo beso suyo. Uno que no evité corresponder, con la misma intensidad, por fugaz que fuera.

¿Qué había sido de la ternura del momento? De ese rato en el que disfrutar con ella, henchido de felicidad, dejando ese vacío que a veces sentía en mi pecho, a un segundo plano, con la sola idea de que aquella deseable mujer me haría padre y estaba decidida a seguir a mi lado, pasara lo que pasara.

Enarqué una ceja, igual que ella, ante su pregunta. Sonreí ladino, antes de echarme sobre ella un poco más. Bajé mis labios a su mejilla, comenzando ahí un suave y sugerente recorrido que me llevaba hacia en picado a su cuello. Colé una de mis piernas entre las suyas, subiéndola parcialmente, apoyando el lateral de mi rodilla en el hueco que dejaban sus piernas. La mano que aún mantenía en su vientre, atrapó la suya, arrastrándola hacia su costado, rodeando su cintura mientras bajaba a su cadera. Tiré de su cuerpo cuando mis dedos alcanzaron su trasero, girándola levemente hacia mí, mientras marcaba una exhalación contra su piel al sentir la calidez de su cuerpo contra el mío-. ¿Acaso tengo opción alguna? -murmuré antes de atrapar su tersa piel entre mis dientes. ¿Que no había dicho que ella me llevaba a la locura hasta sin proponérselo? ¿Qué posibilidades tenía yo de negarme? Ninguna.




This above all: to thine own self be true
avatar
Trystan
Heartless

Mensajes : 1295

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: My realm of calm. Here. Now. You | Moira

Mensaje por Moira el Sáb Abr 23 2016, 17:39


Suspiró por el contacto de sus labios en su mejilla, un roce que no quería olvidar aún cuando los años pasasen. Una caricia en su piel, imprimiendo la importancia que tenía para él. Dejó caer los párpados, permitiéndose ser arrastrada por aquella sensación que la hacía estremecer, queriendo olvidar todo cuando no fuese él ni ese momento compartido. Por un breve segundo temió que se desvaneciese, que el tiempo hubiera pasado y él no estuviese a su lado. Que sólo quedase la huella de sus labios, marcada no sólo en su piel, sino en su corazón. Abrió los ojos, con un nuevo suspiro, al sentir la pierna masculina entre las femeninas. Una inusitada tranquilidad la envolvió, cuando sus temores se alejaron.

Allí estaba, con ella. La mano que continuaba en los cabellos pelirrojos se trasladó hacia la nuca masculina, con sus dedos internándose entre sus rizos, acariciándolos. Sometida a sus deseos, lo dejó hacer lo que quisiera con ella. Hasta estar un poco girada hacia él, con sus cuerpos encajando a la perfección. La mano que él había llevado a su costado viajó hasta uno de los hombros masculinos y luego descendió por su espalda, hasta el extremo inferior de la camisa que él llevaba. Introdujo sus dedos, acariciando la lumbar. Se curvaron para que sus uñas rozaran la piel ajena, ascendiendo por debajo de la tela. Lenta y suavemente.

Ante su pregunta, la única respuesta que pudo emitir fue un jadeo que escapó de sus labios ante la sugerente mordida. Su propio cuerpo presionó un poco contra el de él, estremeciéndose. Porque ella no tenía tampoco opción, más que ser suya, de todas las maneras posibles. Porque no podía negar que se había entregado a él por completo. Cuando recobró un poco el aliento, un nuevo suspiro brotó de sus labios-. No. Eres mío –susurró, con un tono juguetón y posesivo-. Olvidémonos de todo lo demás durante un rato –agregó, casi en un pedido, repasando la espalda masculina piel a piel y deslizando la pierna más alejada de la cama por la masculina que estaba entre las suyas.




avatar
Moira
Human

Ocupación : Esclava
Mensajes : 1109

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: My realm of calm. Here. Now. You | Moira

Mensaje por Trystan el Sáb Abr 23 2016, 21:46

Mi respiración se fue marcando más conforme tuve aquel cuerpo femenino contra el mío. Todo para mí. Y también, para esa bestia ansiosa por devorarla figuradamente hasta la saciedad. Un animal que no quería que apareciera del todo en aquel momento. Quería estar con ella, con toda la tranquilidad del mundo. Disfrutar de esa calma antes de que el plan de la revolución avanzase más y perdiéramos aquel sosiego tan deseable en una sencilla cama como era la que compartíamos.

Pero Moira me lo estaba poniendo tan difícil...

La deseaba. No podía ni quería negarlo. Pero la morena respondía tan bien y rápido a todas mis insinuaciones y gestos sugestivos que, efectivamente, me abocaba a actuar, a volver a convertirme en una criatura hambrienta cuya necesidad se desborda de su mirada al tener el alimento justo enfrente. El paseo marcado de sus uñas me erizó la piel, haciéndome subir más la pierna que mantenía entre las suyas. Suspiré sobre su piel por ese estremecimiento, conforme ella ascendía por mi espalda y yo me pegaba más a ella-. Dioses, sólo tuyo. -susurré hasta con cierta desesperación al expulsar el aire. No era ansiedad por poseerla. Realmente, sólo quería ser de ella. De Moira. Exasperadamente. Mi susurro no llevaba ningún cariz sexual ya, con esa bola de sentimientos tan intensos como contradictorios que vapuleaban violentamente mi carácter, impulsividad o mi simple manera de actuar. Subí la mano desde su nalga a su lumbar y la acerqué a mí. Susurré que la quería antes de separarme para poder volver a perderme en su mirada, en aquella necesidad mayúscula por calmar esa avidez que me quemaba por dentro y la que yo quería posponer esta vez. Sus orbes cristalinos acudieron al rescate de los míos y sólo entonces pude exhalar largamente-. A tu lado, podría olvidarme de la vida entera... -añadí, quizás, para no preocuparla por tanto cambio de rumbo, a caballo entre ternura y deseo. Tragué saliva, dejándome embaucar por aquella claridad en su mirada, totalmente dependiente de lo que Moira quisiera hacer: volver al camino del deseo y dejarse llevar por ese momento de lucidez y sensiblería que me había costado tanto.




This above all: to thine own self be true
avatar
Trystan
Heartless

Mensajes : 1295

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: My realm of calm. Here. Now. You | Moira

Mensaje por Moira el Dom Abr 24 2016, 19:53

No pudo evitar estremecerse ante el movimiento de su pierna y el cálido aire expulsado en ese suspiro masculino sobre su sensible piel. Sus cuerpos parecían querer fundirse en uno solo, pero no con esa necesidad envuelta en una vorágine de deseo. Era una urgencia diferente, como si fuesen sus almas las que querían estar más cerca la una de la otra. Pero la intensidad de Trystan era mucho mayor a la suya. Una que había podido comprobar a medida que avanzaba el desafío. Una que no le desagradaba pero que le hacía preguntarse un hasta cuándo duraría. Una que había visto vinculada a su deseo, pero que también, estaba segura, lo estaba a su amor por ella. El tono del primer susurro de él le confirmó esto último, haciendo que su propio corazón latiese con fuerza, como si quisiera salir del pecho femenino y acudir al encuentro de su dueño. Porque si pudiese, se lo daría sin dudarlo. Cuando la realidad era que no siquiera podía compartirlo.

Se dejó acercar más a él, cuando sintió su mano en la lumbar. Sus labios continuaron mostrando aquella embobada sonrisa por cada cosa que él hacía y decía. El susurro, sólo para ella, la hizo ruborizarse de manera adorable. Su nariz rozó la ajena, de forma tierna, una vez más. Susurrándole a su vez que lo amaba, que lo adoraba con cada pequeño rincón de su ser. Sus irises capturaron los azules que él poseía, transmitiéndole un cariño inconmensurable. Pareciéndole increíblemente cautivador que viajasen entre el deseo y la ternura con tanta facilidad y combinándolos tan bien. Quizá es que se necesitaban de todas las maneras posibles, perdiéndose en aquellos momentos compartidos fuesen de la naturaleza que fuesen. Porque ella lo quería todo de él. Los instantes candentes que hacían que su cuerpo ardiente por él. Los encuentros románticos que lograban que se emocionase y se pusiese tan ñoña como no recordaba haberlo sido en el pasado. Las conversaciones serias para compartir emociones, escuchar al otro y que los acercaban como personas y pareja. Y cuando uno de los dos estaba mal, poder refugiarse en el otro sin condiciones.

Nadó en aquel océano de los irises azules de aquel maravilloso hombre que había tenido la fortuna de encontrar. Como si no hubiese nada más que él. Como si no existiese aquel oscuro mundo que los quería engullir. Ante aquel agregado que él pronunció, sus irises mostraron emoción contenida, volviéndose acuosos. Sus labios marcaron un poco más la sonrisa que ya portaban y acercó su rostro al suyo para, una vez más, rozar con su nariz la de él, esta vez de costado-. Entonces deja que te comparta mi aliento –murmuró, por la idea de que se olvidase de la vida, antes de besarlo con suavidad y ternura. En un beso largo y lento que le costó cortar-. Olvídate de todo menos de mí, mi amor. Menos de nosotros susurró, amorosa, tocada por sus palabras en lo más profundo de su corazón. Bajando un momento su mirada en dirección a su vientre, para referirse también a su descendencia. Sus ojos claros volvieron a ascender para mirarlo, con una sonrisa que hasta su mirada compartía. Los dedos en los rizos pelirrojos iniciaron un suave y rítmico masaje en el cuero cabelludo. Como había comenzado a hacer con él, en esos momentos compartidos en el lecho. Como si así lo quisiera ayudar a relajarse y a olvidar todo lo demás.




avatar
Moira
Human

Ocupación : Esclava
Mensajes : 1109

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: My realm of calm. Here. Now. You | Moira

Mensaje por Trystan el Miér Abr 27 2016, 22:59

No sabía decir si fue consecuencia de que tuviera toda mi atención puesta en Moira, o mis nuevas cualidades como desafiado, pero pude sentir cómo su pulso -ese que a mí me faltaba- se aceleraba con ese murmullo que emití para su exclusivo deleite. No podía ser más sincero, en aquel momento en el que sus claros orbes atrapaban a mi fiera interior, dejando que mi cuerpo volviera a relajarse, a mecerse en la calma que reflejaba el cristal cambiante de su mirada, volviendo a disfrutar de su sola presencia, atenciones, mimos y susurros.

Mi sonrisa se ensanchó, de hecho, cuando me repitió lo que sentía por mí, de una manera tan entregada que hasta sus palabras se me antojaban irrefutables. Pues, ¿quién era yo para tildar su murmullo de mentira si era el primero en comprobar esa entrega de Moira? Jamás habría imaginado aquel cambio en ella desde que nos cruzaramos por primera vez. Una mujer que imponía por su propia pose, y su carácter la hacía hablar con tal contundencia que no solía dejar lugar a duda o réplica alguna, convertida en la más sensible y emotiva de las mujeres entre mis brazos. Un señor cambio, sin duda.

Mi mano, tentada por la dulzura del momento que se había abierto paso de la manera más inverosímil, navegó por su costado hasta acabar en su rostro, con la simple intención de afianzar uno de sus oscuros mechones tras su oído. Aproveché el momento que ella utilizó para rozar sendas narices con sutileza, para que el dorso de mis dedos repasaran parte de su mejilla con una loable suavidad. Justo entonces, toda mi atención pasó a estar en sus labios, nada más rozar los míos, en ese beso largo y lento, que me dejó figuradamente sin aliento. Una curiosa ironía que aquel gesto fuera precisamente para compartir el suyo. Negué con tranquilidad, provocando así un nuevo roce de mi nariz con la suya-. Amor... -repetí en un susurro, como un estúpido embobado-. Nunca podría olvidarme de ti… -llevé la mano a su barbilla cuando Moira bajó la mirada un momento, incitándola a que volviera a mirarme.  Exhalé suavemente cuando sentí sus dedos moverse, perdidos entre mis rizos. Podía decir que aquello era mi remanso de tranquilidad, que encontraba siempre que ella quería enseñarme el camino-. No quiero olvidarme de ti. De él -o ella-. De nosotros. -pese a la gravedad de mis palabras, y la solemnidad de estas, aún mantenía esa tranquilidad que quería transmitirle una seguridad aparente que no sentía del todo. Pues el miedo a la incertidumbre de lo que me pasara estaba ahí-. Quiero luchar por todo esto hasta que no me queden fuerzas. -estaba más que decidido a afrontar mi reto, ahora sí. Prepararme para ello e, incluso ir a por ese miembro de la Inquisición que me había hecho esto-. Pero, Moira... -tragué saliva entonces, sin perder la suavidad-. Si, pese a todo, no lo consigo... quiero que la que no lo olvide seas tú...




This above all: to thine own self be true
avatar
Trystan
Heartless

Mensajes : 1295

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: My realm of calm. Here. Now. You | Moira

Mensaje por Moira el Jue Abr 28 2016, 20:33

El gesto de colocarle tras la oreja un mechón de cabello, tan familiar viniendo de él, y las caricias en su mejilla la hicieron suspirar y sonreír. Se perdió en su roce, en su mirada y en aquel beso que compartieron con una inusitada calma para lo pasional que ella solía ser. El nuevo roce en su nariz logró que sus labios se estirasen más, encantada con las suaves atenciones. Se sentían demasiado bien como para querer que se terminasen. Allí, en la cama, con él. Sin otra intención más que la de olvidarse del mundo, permaneciendo en aquella burbuja de ternura.

La palabra repetida que él susurró la enterneció, mordiéndose el labio y ruborizándose suavemente. ¿Por qué de sus labios sonaba mejor? ¿O era ella, completamente embobada con él, quien no podía quedarse impasible a cada palabra que saliese de su boca? Y quizá por ese efecto que Trystan tenía en ella, no habló. En silencio, al sentir su tacto en la barbilla, levantó la mirada para encontrarse con aquellos espectaculares orbes azules que no se cansaba de mirar. La varonil voz continuó fluyendo, haciendo que su corazón latiese tan fuerte que parecía que no tenía suficiente espacio en su pecho.

Lo dejó hablar, mirándolo cada vez con mayor adoración. Sus dedos continuaron moviéndose entre sus rizos, con suavidad y ternura. Hubiera besado sus labios por todo lo que le estaba diciendo. Pero se contuvo, porque quería continuar escuchándolo y morir de amor con cada palabra que escapaba entre ellos. Tan sincero, tan adorable, tan encantador… y notándose lo que sentía por ella en cada frase. Acabó por inclinarse hacia él, juntando sus frentes y frunciendo su entrecejo. Enmudecida, afectada, totalmente sensible y presa de una gran devoción por él.

Llegó a suspirar con suavidad, mientras continuaba las caricias en sus cabellos. Antes de poder estar segura de ser capaz de pronunciar las palabras que sentía. Y cuando lo hizo, fue en un susurro que sonó colmado de ternura-. No sería capaz de olvidarte. Ni aunque indujesen a mi mente a hacerlo. Pues mi corazón continuaría atesorándote y latiendo por ti –le dijo en la intimidad de aquel lugar. Movió un poco la cabeza, lo suficiente como para que sus labios rozasen la punta de la nariz masculina, en un adorable beso. Para después separarse lo suficiente y mirarlo a los ojos, con un inconmensurable afecto por él en su mirada-. Cada caricia, cada mirada, cada beso, tu aroma, el sonido de tu voz, cada detalle… todo eso lo tengo grabado dentro de mi pecho –murmuró, antes de bajar la mirada a su muslo, allí donde todavía estaba su marca de esclava-. No existe para mí marca más importante… -ascendió de nuevo la mirada a aquellos impresionantes azules, con intensidad, para continuar hablando- … que la que tú has dejado en mí, en mi interior, en mi alma, en mi corazón –terminó la frase, con una faceta romántica que sólo le salía con él. Suspiró suavemente, después, para añadir algo-. Tienes muy buenas cualidades para superar el desafío. Eres observador, astuto, inteligente y constante. Esto último seguro que te viene bien para entrenarte. Por ello, apostaría a que lo vas a lograr. Sobre todo sabiendo que no es imposible, que hay un precedente. Pero también tengo miedo. Temo dejarme llevar por ese optimismo y llegar a perderte. Y temo que mi mundo se desmorone y no ser una buena madre –murmuró, siendo consciente de esa posibilidad. No obstante, en su mirada de repente hubo un atisbo de determinación y fuerza de aquella mujer, justo cuando volvió a hablar-. Aún en el peor de los casos, quiero que sepas que tu recuerdo y lo que siento por ti seguirán presentes hasta mi último aliento. Que no lo abandonaré y que tampoco te olvidará. Que sabrá lo maravilloso e increíble que eres –susurró, asegurándole que velaría por esa vida que crecía en su vientre-. Si no lo consigues, quiero que sepas que me has dado los momentos más felices de mi vida y que me enamoraré de ti cada día, como lo hago ahora. Eres la luz de mis ojos, Trys. Sólo soy humana. Pero sé que si viviese más tiempo, no pasaría ni un solo día sin adorarte como lo hago. ¿Cómo olvidarme de nosotros? Simplemente no puedo susurró las sentidas palabras, con la emoción brillando en sus claros irises y el corazón latiendo con fuerza en su pecho.




avatar
Moira
Human

Ocupación : Esclava
Mensajes : 1109

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: My realm of calm. Here. Now. You | Moira

Mensaje por Trystan el Sáb Abr 30 2016, 19:30

Verla influenciarse por mis palabras, en aquel murmullo mientras irrumpía en el silencio de aquel lugar, bajito, sólo para el alcance de sus oídos, me seguía fascinando. Cómo perdía toda entereza para derretirse con mis sentencias sinceras en la intimidad de aquella cama. Dejé que apoyara su frente en la mía, mientras mi mano acariciaba el lateral de su rostro una y otra vez, con una delicadeza impropia.

Pero, como no podía ser de otra forma, Moira habló, en contestación a mi susurro. Elaborando mucho más aquello que yo había podido decirle pero que con lo que no dejaba de identificarme. Tal intensidad, tal sentimiento llevaban sus palabras que secaron mi boca más rápido de lo que pudiera esperar. Y por cada vez que nuestras miradas se encontraban, podía jurar que me quedaba sin aliento. Sus orbes ahora más cristalinos que antes, eran claros lentes a ese sentimiento tan intenso, fuerte y arraigado que se había instalado en su corazón... así como lo había hecho en el mío, aunque no latiera en mi pecho ya. Allá donde estuviera, quizás molestara a su captor por la vehemencia de sus latidos. Algo que no me importaba lo más mínimo.

Suspiré suavemente, ladeando la sonrisa cuando empezó a enumerar esas cualidades que yo podía tener, para enfrentarme al desafío. Como ella, tenía miedo. Las estadísticas no eran las mejores del mundo, y aunque hubiera precedentes... sólo existía una persona que lo hubiera superado. No era nada halagüeño, pero no iba a dejar de intentarlo. Por ella. Por la pequeña criatura que crecía en su interior. Por esa familia que no quería perder una segunda vez.

Por todo lo que dijo, quise besarla. Y así lo hice, sin prisa, con profundidad y lentitud. Mi ceño se arrugó y hasta mi garganta emitió un pequeño murmullo, de gusto y necesidad por aquel beso. Por ella. Porque me sentía pletórico con ella a mi lado, hablando sobre un sentimiento como si así lograra forma, solidez. Como si así dejara de ser etéreo-. Aún queda mucho para centrarnos en esas dos posibilidades y especular sobre ellas... -no apetecía hablar más. Ni escuchar más. No obstante, no podía dejarla con esos miedos mencionados en su corazón-. Eres y serás perfecta para todo lo que él o ella necesite... como ya lo eres para mí, Moira. -sentencié en tono bajo. No podía decir que atisbase duda alguna en mis palabras. Y ya que estaba, ¿por qué no seguir un poco más?-. Eres una de las humanas más fuertes que he podido conocer. Una de esas pocas que hasta ignoran su verdadera capacidad... La que se robó mi corazón antes de que me lo extirparan del pecho. Y seguirá siendo tuyo, lo recupere o no... -eso era un hecho, del que no merecía la pena hablar más.

Entonces, nos moví. Empujé su cuerpo para que volviera a tumbarse y yo no tardé en rodar levemente con ella, quedando entre sus piernas, apoyado con mis codos a ambos lados del cuerpo femenino-. Puedo... podríamos seguir hablando de lo que nos adoramos el uno al otro durante toda la mañana... pero, sinceramente... -mis caderas se presionaron dulcemente contra las suyas, queriendo desprendernos de esa burbuja sensible que habíamos alcanzado y que sólo podía culminarse con la entrega total de sendos cuerpos al contrario-  ... ahora, prefiero disfrutar de un momento más, contigo... -sonreí, con una picardía renovada, de la que quería que se contagiara, manteniéndome pegado a ella, entre sus piernas-. De perderme en tus ojos... -los que pasé a besar, suavemente- ... tu cuello... -al que bajé, para hacer lo propio, sin perder la lentitud, ni la tranquilidad. Bueno, puede que la tranquilidad comenzara a menguar ligeramente- ... Repasar todo tu cuerpo con mis manos... -continué susurrando, mientras me inclinaba a un lado, apoyando todo mi peso en un codo mientras que con el otro brazo, repasaba una vez más su costado- hacerte suspirar, temblar, con todo lo que me muero por hacerte... -subí de nuevo, dejando mi boca sorprendentemente cerca de su oído, para atraparlo sugerentemente entre mis dientes- ... pero, no sin antes, perderme en tus adictivos labios sin descanso. -y con estas, llevé los míos a los suyos, dispuesto a contagiarla de mi anhelo. Dispuesto a hacerla partícipe de mi deseo. De mostrarle esa necesidad que hacía de mí alguien diferente, ávido por devorarla figuradamente, por aprenderse cada centímetro recorrido de su piel.

Alguien que quería hacerla suya en aquel momento.




This above all: to thine own self be true
avatar
Trystan
Heartless

Mensajes : 1295

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: My realm of calm. Here. Now. You | Moira

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.