Novedades

- (15/05) Ya están disponibles novedades de Mayo.

- (15/05) Ya podéis pedir Los Dracs del Mes de Mayo.

- (15/05) Nuevas normas de emisión de reportes Aquí.

- (15/05) ¡Anexo de la Hermandad Pirata! ¡Conócela!

(15/04) ¡Consecuencias de trama global!.

- (15/04) ¡Nuevas Celebridades! tras la trama.

- (15/02) ¿Quieres conocer las leyes? Pásate por aquí.

Últimos temas
Staff
Letyko
Admin
MP
Thareon
Admin
MP
Aldrik
Mod
MP
Selene
Mod
MP
Síguenos

Afiliaciones V.I.P
Foros Hermanos

06/06

Directorios y Recursos

06/14

Afiliados Élite
Expectro PatronumLoving PetsTime Of Heroes
50/64

Afiliados Normales


Together we stand | Julenth

Página 1 de 2. 1, 2  Siguiente

Ir abajo

Together we stand | Julenth

Mensaje por Thein el Dom Abr 17, 2016 4:38 pm

El rugido de las olas chocar contra las rocas era algo que a Thein no le gustaba demasiado, por alguna razón que no podía entender del todo sentía un gran respeto y temor por el inmenso azul que se extendía a varios metros por debajo de ellos. Alargó un poco el cuello hacia afuera con la mirada gacha en un intento de apreciar el agua romper pero tan elevados estaban que apenas distinguía unos puntos grises y negros entre la mezcla de espuma y mar. Un graznido lo hizo volver hacia atrás y posar su mano sobre el cuello del Paikeikis para tranquilizarlo pues lo notaba tenso y tembloroso; no podía culparlo, ese día en particular el viento estaba especialmente fuerte. Casi no había momento en que no escucharan el silbido de las corrientes al pasar sobre la piedra antes de golpearlos en sus gruesos abrigos. Dentro de las capas de piel de animal que llevaba encima pudo sentir algo removerse y acurrucarse más contra su cuerpo, había querido dejar a la pequeña criatura en su despacho pero el hurón era terco y se negaba a dejarlo ir solo. Muy parecido a otra persona que conocía.

- Avanzaremos un poco más ¿Estás bien? -Habló con algo de fuerza para que su voz pudiera oírse pese al sonido del viento; su rostro se giró hasta que dio con aquellos bucles castaños imposibles de no reconocer. Eran las primeras palabras ”personales” que Thein le dirigía a Julenth desde que abandonaron los Cuarteles, limitándose en su mayoría a dar las instrucciones con la voz algo perdida; su mente estaba demasiado perdida en sus pensamientos, en toda la información que le llegó en los últimos días y lo que él mismo había buscado por su cuenta acerca del asunto de los desafiados y cada cosa era un puñal nuevo en su pecho, una carga más en su ya decaída espalda que no hacía más que aumentar la pena- Cubriremos una zona más antes de volver a los Cuarteles -Apartó pronto la mirada de su compañera, volviéndola al frente con desganas mientras el Paikeikis volvía a graznar.




Thein - Locust

Awards:
avatar
Thein
Heartless

Ocupación : Capitán al servicio de su Majestad, la Divina y Gloriosa Reina Madre
Mensajes : 231

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Together we stand | Julenth

Mensaje por Julenth el Dom Abr 17, 2016 8:20 pm

Cuando Thein le había propuesto aquella misión de reconocimiento, Juls no se lo pensó dos veces. Los acantilados. Ese lugar al que Julenth adoraba ir. Dejando que la brisa de los acantilados meciera sus cabellos y el salitre del mar, arrastrado por dicho viento irregular llenara sus pulmones. Lo que no le hizo verdadera gracia es que Thein fuese tan acompañado. La híbrida no era muy amiga de tanta criatura junta. Y, de hecho, de no haber sido porque Thein se montó en aquel pajarraco, Julenth habría preferido ir andando en vez de a caballo. ¿Que tardaban más? Pues sí, pero también gozarían por más tiempo de esa compañía del otro. Que era lo que la híbrida siempre procuraba buscar-. Dentro de nada, si quiero hablar contigo en privado voy a tener que pedir cita y adelantarme a tanto bicho... -soltó con picardía descarada mientras forzaba una zancada de su montura a una piedra que ofrecía un nivel algo más pronunciado en ese camino. Se tentó más de una vez en gruñir al animal que la miraba de forma esporádica, ya fuera la avestruz esa extraña o la bola de pelo que se refugiaba al calor del cuerpo del capitán. Celos, celitos, celos. "Cállate", espetó mentalmente a esa vocecita interior tan molesta.

Ese malestar se disipó un poco cuando Thein se volvió a mirarla. Julenth asintió, práctica, aprovechando que él la miraba. Contestar a voz en grito, dadas las circunstancias, no era la mejor de las ideas. El viento pareció amainar un tanto, hecho que la híbrida aprovechó también para ponerse a la altura del capitán-. ¿Tanta prisa tienes por resguardarte con tanto animal a solas en tu despacho? -levantó una ceja, hablando con un tono más que divertido, justo antes de que el pajarraco volviera a graznar de una forma estridente que conseguía que la mujer rechinara los dientes.

Iba a dejar que su lengua soltase cualquier blasfemia contra el bicho cuando un olor muy distinto al que llevaba percibiendo en aquel paseo, asaltó sus fosas nasales. Arrugó su frente, mientras su mirada ambarina empezó a recorrer la línea de tierra, repasando cada planta de forma inquisitiva. Tiró suavemente de las riendas, haciendo que su montura se detuviera-. Para... -dijo entonces a Thein. No obstante, siguió buscando algo que le llamara la atención y que le ayudara a identificar ese aroma agrío y desagradable. Casi pudo escuchar la pregunta muda de su acompañante. Al final, cedió a la tentación de buscarlo con su mirada, encontrándose con la intensidad de los claros ojos del hombre que la acompañaba- Tengo un mal presentimiento, T...




avatar
Julenth
Hybrid

Mensajes : 211

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Together we stand | Julenth

Mensaje por Thein el Lun Abr 18, 2016 9:20 pm

El comentario no cayó en oídos sordos y una leve sonrisa divertida se dibujó en su rostro por un instante antes de desaparecer tan fácil como vino al igual que inadvertida al no estar observándola directamente, como esperaba que su semblante sombrío pasara a ojos de Julenth. Justamente deseaba lo contrario. Por primera vez en todo el tiempo que podía recordar el volver a los Cuarteles era lo que menos deseaba, por eso había decidido tomar en persona la exploración; por eso había pedido a la castaña que lo acompañara, porque necesitaba de su cercanía, de la sensación cálida que le daba su compañía. Quería descargarse con ella como la noche del juicio, quizá escuchar algunos de sus comentarios humorísticos junto a las palabras de aliento y finalmente reír… Como si la cosa no fuera tan seria… Deseaba que no lo fuera; pero fue verla a los ojos antes de salir, cruzar su mirada por aquellas gemas ambarinas para que la duda lo asaltara y rehuyera de ellas. Por más que quisiera liberarse de la presión que representaba en su pecho más fuerte era el miedo al posible rechazo que representaba su condición- Irónico ¿No? -Maldijo por dentro.

Mas la voz de Juls lo sobresaltó, no por lo próxima que estaba, sino por la severidad que captaba en sus palabras. Fue girar de nuevo el rostro hacia ella y tirar a su vez de las riendas del Paikeikis para entender que algo no andaba bien. Entonces sus claros grises dieron de lleno contra sus ambarinos y la preocupación que sentía aumentó considerablemente. Si de algo estaba más que seguro era que los presentimientos de la castaña solían ser muy reales. Por instinto su mirada se desvió a los matorrales y árboles que los rodeaban, repasando cada rincón y sombra en busca del más mínimo movimiento, de forma alguna fuera de lo normal sin llegar a encontrar nada. Tampoco lograba oír algo que no fuera el romper de las olas en el fondo del acantilado. Con un suave golpe de su talón espoleó a la bestia, que apenas emitió un pequeño murmullo antes de avanzar despacio, no sin antes dirigirle Thein una mirada silenciosa a Juls.

Ahora era el rubio el que tenía un muy mal presentimiento, una sensación molesta que lo hacía estar inquieto. Su mirada seguía yendo de un lado a otro mientras sus dedos se tensionaban sobre la cuerda de las riendas. Una de sus manos se apartó y fue de inmediato a su cintura, al mango de su arma pero había reaccionado tarde. Dos personas ya se lanzaban en contra suya desde el follaje y lo derribaban de su montura que graznaba y pateaba a un tercero. Thein gruñó en cuanto su espalda golpeó el suelo y el frío tacto de las manos huesudas alrededor de su cuello le hizo tensionarse y abrir de par en par los ojos- Mier...




Thein - Locust

Awards:
avatar
Thein
Heartless

Ocupación : Capitán al servicio de su Majestad, la Divina y Gloriosa Reina Madre
Mensajes : 231

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Together we stand | Julenth

Mensaje por Julenth el Lun Abr 18, 2016 10:37 pm

Julenth soltó todo el aire por la nariz como toro rebufando cuando de la línea verde que llegaba al sitio desde el bosque, salieron varios individuos mugrientos, desordenados al grito de "¡A por ellos!". "No saben con quién se están metiendo", pensó con la mirada intensa en esos dos o tres que se dirigían a ella en un despliegue totalmente irregular y hasta errático. Echó la mirada con rapidez a la silla que traía su montura. Buscando una "ayudita" algo más... grande que las espadas cortas a su cintura. Un hacha de su anterior jinete la hizo sonreír. Con gran soltura, saltó del caballo, cogiendo el arma en el proceso. El pobre animal ya tenía bastante como para acabar fiambre. Le golpeó en los cuartos traseros y el animal no necesitó mucho más para salir corriendo.

¿No eran demasiados para ella? Julie asió el hacha con ambas manos, anclando los pies en la tierra próxima al vacío, preparándose para el inminente choque. ¿Choque? "Paso de nadar hoy", pensó cuando el primer contrario llegaba donde ella estaba, con un ¿palo? alzado. ¿En serio? Valiéndose de su rapidez híbrida, Julenth optó por echarse a un lado, viendo cómo le cambiaba la cara de pura decisión al horror ante una caída inminente de varios metros. Aquel hombre, claramente desnutrido y harapiento, consiguió frenar en el borde, pero un toquecito con el mango del hacha que la híbrida portaba terminó por fastidiar sus planes, si es que se pensaba a salvo ya.

"Ups."

- Vale, ¿quién sigue? -apenas había terminado de formular esa pregunta con una sonrisa casi burlona, cuando el segundo valiente blandió una espada desgastada y oxidada contra ella. Julie no se pudo tomar esa pelea en serio. No estaban en igualdad de condiciones. La mujer detestaba esas situaciones. No era ninguna asesina, pero no se le caerían los anillos por defenderse. Así optó por dejar los filos de un lado. O intentarlo, por lo menos.

Pim.
Pam.
Pum.
¿Para qué entretenerse en más pudiendo dejarles inconscientes de un sólo golpe de mango? Y un poderoso chichón al día siguiente si es que Julenth acertaba a ser cuidadosa con la fuerza que empleaba. No quería hacerles verdadero daño. No entendía por qué les atacaba, aparte de la desesperación de ver a dos soldados de la armada aparentemente solos. Pero no eran dos soldados cualesquiera, para desgracia de aquellos suicidas.
"Espera... ¿y el rubiales?". La Teniente entonces se giró a buscarlo, con la inquietud visible en el gesto.


"Ah, no. A Thein no". Es lo primero que pensó cuando lo vio en serios problemas, y con ella demasiado lejos como para llegar a tiempo sin perjudicarle de verdad. Con un golpe seco de muñeca, uno de los kukris que Juls nunca se olvidaba de sujetar en sus antebrazos, cayó hasta su mano. En concordancia con los movimientos que había hecho hasta ahora lanzó el cuchillo de hoja negra, acertando de lleno en el cuello del atacante que agarraba el cuello de Thein. El capitán no tardó en mirarla-. ¡Levanta! -le instó tan contundente como el arma de dos manos que aún tenía asida-. ¡Ya! -sin dilación, lanzó el hacha al otro "compañero" que aún se mantenía cerca de Thein. "Levanta de una vez, T. Son demasiados." Ella ya había noqueado a un par y herido de gravedad a otros dos.

De repente, se vio impedida, con otros dos atacantes que se habían rezagado y habían ido a por ella. La empujaron al suelo, peligrosamente cerca del acantilado, echándosele encima. Julenth apretó los dientes, más que decidida a forcejear y liberarse, si tenía la suerte de que ninguno de aquellos dos hombres fuera un híbrido.




avatar
Julenth
Hybrid

Mensajes : 211

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Together we stand | Julenth

Mensaje por Thein el Mar Abr 19, 2016 8:49 pm

La desesperación en el rostro sucio del hombre que lo mantenía sujeto del cuello contra el piso podía hacerle a uno preguntarse ¿Qué buscaban con atacarlos? Comida seguramente, algo para aplacar el frío quizá; nada de eso cruzaba en esos momentos la mente de Thein más que la imperiosa necesidad de llenar sus pulmones de aire pero en su locura el hombre se negaba a soltarlo mientras su compañero intentaba quitarle las armas de su cintura. Las manos del rubio se debatían entre intentar retirar al que tenía encima y evitar que el otro entre en posesión de las espadas. Algo pasó zumbando en el aire y el rostro de Thein fue empapado con algo cálido. El que lo sostenía retiró sus manos y se las llevó de inmediato a su cuello, manchándoselas de la sangre alrededor del cuchillo de hoja negra que tenía incrustado. Su compañero se desconcentró, Thein tragó una bocanada de aire y le dio una patada en la entrepierna que lo hizo torcerse con dolor antes de recibir de pecho el filo de un hacha que lo lanzó varios metros contra el suelo.

Se giró, obedeciendo inconscientemente la voz de la castaña y guiado por esta misma alzó la vista hacia ella solo para encontrarse con la visión de dos hombres que la sometían con esfuerzo y un tercero que ya estaba casi sobre ella, elevando con ambas manos una gran roca. Thein resopló y sus dientes se apretaron con fuerza sin darse cuenta que ya se había levantado y tomado el cuchillo del cuello del agónico hombre para lanzarlo contra uno de los que sostenían a Juls y darle de lleno en la espalda; sus piernas se movían a zancadas veloces, acortando la distancia en apenas un instante. Su cabeza zumbaba, su pecho ardía con una flama alimentada por una furia que no había sentido nunca; ni los atentados terroristas, ni las muertes en la plaza bajo el fuego del híbrido o la dragona misteriosa, nada podía compararse a lo que sentía contra los pobres infelices que trataban de dañar a Julenth.

El hombre que sostenía la roca ya la estaba descendiendo cuando Thein lo embistió por detrás con el hombro con tal fuerza que pudo escuchar el quebrar de algún hueso. Su pie mientras tanto fue a parar en el rostro del aún ileso que sostenía a Juls, apartándolo de inmediato- ¡IDIOTAAA! -Bramó Locust pero Thein simplemente sonrió en el momento que las miradas suya y de la castaña se encontraron. Sus ojos claros inyectados de rojo contra sus gemas ambarinas; pese a que su pecho aún ardía en la más intensa rabia, sintió paz y tranquilidad. El tiempo le pareció detenerse y el mundo quedar en silencio, quedando solo ella, nada más importaba. Pero pronto la imagen de Juls fue reemplazada por el azul del mar y el silencio se volvió silbido del viento mientras caían él, el exiliado y la roca que había querido usar para herirla.




Thein - Locust

Awards:
avatar
Thein
Heartless

Ocupación : Capitán al servicio de su Majestad, la Divina y Gloriosa Reina Madre
Mensajes : 231

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Together we stand | Julenth

Mensaje por Julenth el Miér Abr 20, 2016 9:36 pm


Julenth espiró sonoramente con el golpe al suelo, cuando se vio sujetada de manos y hasta de piernas por dos tipejos cuya fuerza poco tenía que ver con su apariencia. La híbrida supo entonces que no eran humanos, pues ese par de tirones que ella dio, habían sido bloqueados con facilidad. Recibió un par de golpes que quisieron dejarla fuera de combate, pero Julenth no era fácil de noquear. De soslayo vio a aquel fortachón caminando hacia ella con lo que Juls no consideraría precisamente una piedrecita. Contuvo la respiración, clavando la mirada en él, como desafío implícito, con su mente bien concentrada en encontrar una solución que la sacara de ahí lo menos perjudicada posible. Cuando de repente, uno de los opresores se retorció, soltándola. De la sorpresa, no se dio cuenta de que había sido Thein quien había tirado aquel cuchillo antes de lanzarse contra el que portaba el pedrusco. Juls se revolvió, girándose sobre si misma, cuando el otro contrincante recibió una patada en la cara, que le hizo perder la ubicación.


Sus miradas se encontraron. Un segundo. La del capitán rezumaba rabia, pero aquella sonrisa le daba un aspecto siniestro. La de Juls distaba mucho de aquello, pues sabía que lo inminente sería observarlo caer por el precipicio-. ¡Thein! -gritó, siendo esta una de las pocas veces que lo llamara por su nombre-. ¡NO! -fue todo lo que alcanzó a decir al verlo perder altura. No tardó en incorporarse, sintiendo un repentino tirón en una de sus piernas: el desgraciado que había quedado en tierra con la huella de la bota del capitán en plena cara.
- Estáis muertos. -rio sin pudor, inmediatamente antes de que Julie le acertara en plena mandíbula con el puño cerrado.
- Y tú estás más guapo, callado. -dijo, mascando cierto desprecio-. Ugh, T... -se enderezó, volviendo la vista al acantilado y en apenas dos segundos saltar al vacío tras el capitán.

Los poros de su piel se fueron tornando en escamas. Sus labios se alargaron hasta ser hocico. Sus dientes pasaron a ser triangulares, con el doble de filo de lo normal. Sus manos se extendieron y agrandaron, pasando a ser garras, así como lo hicieron sus pies, rasgando su uniforme por el camino. Y lo que era el cuerpo de Julenth, se fue transformando al roce del aire, en un magnífico dragón blanco con la mirada irisada y ambarina fiera y las alas totalmente plegadas para ganar velocidad.

Extendió su garra hacia Thein, tomándolo con extrema suavidad a pesar de la situación. Y entonces, expandió sus tremendas alas, frenando su tremendo cuerpo, esquivando la línea del agua por los pelos. Aunque no evitó que su cola golpeara contra la cola. El estruendo le siguió hasta que Juls ganó algo de altura. No miró a Thein. No se atrevía a mirarlo. ¿Para ver la sorpresa y el rechazo en aquellos zarcos? No, no estaba preparada.

No tuvo tiempo de darle muchas vueltas, pues una sombra se cernió sobre ella. Resulta que el contrincante al que ella había callado resultó ser uno de su misma raza. Un dragón de escamas áureas que le ganaba en tamaño. "Joder", la cosa no dejaba de complicarse. Pero aquel dragón, no contaba con las horas de vuelo acumuladas de la híbrida. Intentó, sin éxito zigzagear entre rocas, y quiebros, liberarse de su persecución pero ambos animales eran demasiado grandes. Con un sonoro resoplido que trajo un gruñido vibrante a lo largo de todo su cuello, Julenth se arriesgó a hacer algo que no había hecho hasta ahora: en pleno vuelo, su propio cuerpo se encogió, llegando incluso a retorcerse, perdiendo tamaño. La híbrida, aguantó bastante mal todo ese dolor, pero no dejó de volar. Thein podría notar cómo disminuía hasta ser algo más grande que un simple caballo. Más sus garras ahora tan sólo el doble de grandes que las de un humano, lo sostenían fuertemente. Con un último quejido, entre el cansancio y el daño que aquel esfuerzo le había causado, Julie pareció recuperarse, pues buscó al otro animal volviendo su cabeza hacia atrás. Tenía en mente ya la idea bien clara antes de siquiera divisarlo-. Agárrate bien, T. -enunció en esa voz que mantenía del todo humana y que el capitán no tendría problemas en reconocer. Cambió el rumbo otra vez, empezando a ascender, con intención de rozar las nubes. El otro dragón la siguió aún con su gran forma, rugiendo por su inesperada (y nueva) lentitud frente al bólido que ahora representaba Julie en comparación. Lo llevó alto, todo lo que supuso que Thein soportara y cuando a punto estuvo de alcanzarla, ella se dejó caer. Plegó sus alas de nuevo, colocando su cuerpo perpendicularmente al agua. Con satisfacción, vio como aquella mole que era su perseguidor la imitó, creyendo que por peso, la alcanzaría. Y estuvo a nada de conseguirlo, pero no contaba con el último quiebro que Julenth ya había hecho anteriormente. El contrincante no tuvo tiempo de abrir sus alas, yendo directo al agua, mientras la híbrida ya se alejaba de la escena, volando entre las grandes rocas de los acantilados hasta que encontró un pequeño saliente que incluía una pequeña cueva en la que ella, con aquel tamaño, cabía.

Dejó a Thein con extremo cuidado antes de aterrizar ella, con un batir de alas que levantó un pequeño remolino de tierra. Soltó aire, preocupada, y a la vez poco interesada en cómo estaría él, o lo que estuviera pensando. Al fina, terminó por mirarlo con aquella mirada reptiliana-. ¿Estás loco? No tenías que haber saltado tan cerca del precipicio -le regaño, como si el hecho de que fuese una híbrida y aún estuviera en su forma de dragón fuese un detalle sin importancia.




avatar
Julenth
Hybrid

Mensajes : 211

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Together we stand | Julenth

Mensaje por Thein el Jue Abr 21, 2016 6:13 pm


Thein siempre imaginó que cuando estuviera en una situación de muerte segura muchas cosas pasarían por su cabeza, que patearía, blasfemaría, lamentaría su miserable existencia e incluso que quizá algún que otro recuerdo se dispararía dentro de su mente solo para darle un vistazo de aquello que perdió momentos antes de que su vida fuera arrebatada; pero ahora que caía al abismo con los ojos entrecerrados y el viento silbando en su oído, acariciándolo con su frío toque, podía sentir como la rabia lo abandonaba hasta que se sintió en paz. Quizá no había logrado demasiadas cosas, quizá podría haber conseguido más y hasta quizá recuperar su corazón en algún momento; sin embargo, si tenía que elegir una forma de irse no había mejor que esa, entregando la vida por alguien más, por alguien que le significaba demasiado. Fue en ese momento que la oleada de recuerdos asaltó su mente, su primer encuentro con la castaña, las barridas en el piso, la bola de nieve, el entrenamiento en el patio de armas, el cálido guisado… las incontables charlas… Cerró los ojos conforme la masa azul se hacía más grande ante él. Solo se arrepentía de que no podría volver a sentir la cercanía de Julenth… Ya nada más podía hacer, únicamente esperar el abrazo de la fría oscuridad.

Mas lo que sintió fue la firmeza de la cálida aspereza de ¿Garras? Abrió los ojos al instante que sentía como era elevado y el agua de mar pasaba a escasos metros de él, salpicando su rostro sorprendido tras un estruendo que le hizo girar como pudo el rostro para encontrarse con la magnífica figura de una dragona de escamas blancas ¿Qué hacía un dragón tan lejos de Talos? Pero algo era distinto, no parecía tan grande como debería ser. Frunció el ceño un instante, había algo familiar que no lograba… Ambas cejas se elevaron hasta que sintió todo su rostro tensionarse, como queriendo que sus ojos salieran de sus órbitas ante la sorpresa de reconocer el aroma que inundaba sus sentidos- ¿Ju… Julenth? -Articuló con esfuerzo las palabras en apenas un hilo de voz que no estaba seguro podría oír. No le cabía la menor duda. Aquella era la castaña ¿Cómo había logrado convertirse en eso? Pero no había tiempo para pensar o preguntar siquiera cuando la débil luz del sol que cruzaba el manto nublado del cielo se vio bloqueada por una figura mayor de escamas brillantes que se cernía sobre ambos con las garras y mandíbulas extendidas.

Rápidamente sintió como se desplazaban de un lado a otro con vertiginosos movimientos, igualados de la misma forma por su perseguidor. Todo era tan surreal y, de no ser porque sus vidas corrían peligro, hasta maravilloso. Una mezcla de terror y asombro que hacía subir la adrenalina dentro de su cuerpo. Pero fue cuando el cuerpo de Juls se contrajo y redujo su tamaño que la mente del desafiado entró en corto. Podría sentir los crujidos y músculos tensionarse alrededor suyo, elevando la mirada para apreciar su rostro contraído por el claro dolor que parecía sentir y Thein solo pudo morderse el labio hasta que la escuchó gruñir. Se sentía más inútil de lo que nunca jamás creyó poder, verla pasar por eso por su causa le estaba lastimando por dentro. Mas nada podía hacer excepto obedecer las indicaciones, sosteniéndose de donde podía conforme ascendían más y más hasta caer en picada. Thein se vio forzado a entrecerrar los ojos hasta que todo era apenas un borrón delante suyo pero se negó a cerrarlos por completo. La masa de agua crecía cada vez más ante ellos con peligrosa rapidez pero el rubio no temblaba ni dudaba, confiando plenamente en que ella sabía lo que hacía. Conteniendo la respiración hasta que sintió el tirón al cambiar de dirección y volver a elevarse, provocándole una fuerte exhalación que lo vació y mareó aunque no se perdió la imagen del dragón cayendo desesperado en las frías aguas, gruñendo y hundiéndose y algo dentro de Thein encontró regocijo en ello.

Cuando su cuerpo tocó tierra firme casi se queda tirado sobre la roca, descubriendo que sus brazos y piernas le temblaban bastante, producto de la tensión constante durante la persecución. Como pudo y con un gran esfuerzo logró incorporarse, llevando inmediatamente la mirada hacia ella, jadeante mientras buscaba aquellas dos gemas ambarinas que reconoció cuando le correspondió la mirada. No pudo reprimir una sonrisa algo idiota pese a las recriminaciones que le lanzaba.
Con cuidado alzó una mano y avanzó hacia ella con pasos cortos pero decididos. Sin pensar en que lo que hacía era correcto o no deslizó la mano por el costado de su rostro, palpando las escamas de su hocico sin apartar la mirada en ningún momento ¿Seguía bastante sorprendido y aturdido? Si ¿No tenía ni la más remota idea de lo que pasaba? También; aun así el haber reconocido su aroma, el sentir su cercanía cuando pensó que nunca más podría volver a tenerla, a ella que había estado con él desde siempre como un apoyo ¿Cómo debía reaccionar?- Lo siento por haberte hecho pasar por esto… -Susurró con voz baja- Pero volvería a hacerlo si con eso te salvaba -Terminó por sentenciar con firmeza. Por supuesto que lo haría, por más extraño e insólito que todo esto le estuviera resultando. Por más dudas que en su mente retumbaran tras este nuevo descubrimiento no cambiaría lo que pensaba, después de todo, todos tienen secretos que guardan por aquellos que les importan ¿No?




Thein - Locust

Awards:
avatar
Thein
Heartless

Ocupación : Capitán al servicio de su Majestad, la Divina y Gloriosa Reina Madre
Mensajes : 231

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Together we stand | Julenth

Mensaje por Julenth el Vie Abr 22, 2016 9:49 pm

Esa sonrisa bobalicona. Su sonrisa bobalicona. "No me sonrías así, T...", pensó la dragona justo después de reprenderle. De haber tenido apariencia humana, Thein habría podido ver con mucha más claridad la sonrisa torcida de Juls cuando él se aproximó de forma titubeante. La híbrida siempre había temido esa misma situación, en la que él finalmente descubriera su naturaleza, por ello, se cuidó mucho de no moverse, resoplar, casi conteniendo el aliento en esos segundos de asimilación. El cuerpo le temblaba por esa transformación que ella misma se había provocado en medio vuelo. Los pliegues de sus alas, medio extendidas, se mecían al son de la brisa que quería estrellarse contra la roca.

Primeramente, por instinto, Juls levantó ligeramente el labio superior, de un lado, enseñando parte de la hilera de afilados dientes que poseía. Como si Thein fuese una amenaza o fuera a hacerle daño al tocarla. Cuando, en realidad, no podía ser más opuesta la situación. Aquel contacto de la mano del soldado en el lateral de su reptiliana cabeza supuso un golpe de alivio para Julenth. La aceptaba. No estaba enfadado por haberle ocultado tamaño secreto. ¿Por qué? Aquella dragona exhaló por sus narinas el aire cálido que había guardado en su interior, según aquella mano humana se deslizaba por el lateral.

Entrecerró su mirada, irisada y doblemente intensa por su murmullo solemne-. Más te vale que no vuelvas a darme un susto así, ¿me oyes? -articuló, fingiendo un enfado que no tenía. El alivio que sentía era tan grande que Julie no podía haberse enfadado con él ni aunque hubiera querido.

Entre el silbido del viento en aquel saliente y el estruendo de las olas al chocar con la piedra por debajo de ellos, la híbrida oyó voces. Por encima. Supuso que en el mismo lugar donde se habían enfrentado con ellos unos minutos atrás. Desvió su cabeza, rompiendo el contacto con la mirada de Thein. El ala que tenía en la parte más exterior de aquel hueco, se desplegó de forma instintiva, queriendo camuflarlos. Julenth intentó atender la conversación pero poco pudo alcanzar a escuchar-. Será mejor que nos quedemos aquí un rato… -sentenció, girando su cabeza de nuevo a su compañero-. Aún es pronto para considerarnos a salvo y… yo no debería pasearme por Talos así. -recordó con cierto pesar repentino. De hecho, si lo hacía, ya podía darse por muerta.




avatar
Julenth
Hybrid

Mensajes : 211

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Together we stand | Julenth

Mensaje por Thein el Sáb Abr 23, 2016 6:39 pm

Una sensación de alivio recorrió su cuerpo y se transformó en una exhalación silenciosa. Estaba más que seguro que Julenth no le haría daño cuando se acercó a posar su mano pese a que la hilera de dientes triangulares y perlados no le pasó desapercibido. La propia exhalación de la dragona le causó un estremecimiento agradable al chocar su cálida respiración contra su pecho frío y húmedo por las salpicaduras del mar ante tanto ajetreo. Su mano seguía recorriendo con cuidado el contorno de su reptiliano rostro, pasando las yemas de los dedos con extremo cuidado; era la primera vez que palpaba escamas y pese a la aspereza las encontraba sumamente agradables.

Le devolvió una sonrisa ante sus palabras, captando el cambio en el tono de su voz- De acuerdo, lo prometo -No podía hacerlo, no realmente. Si llegaba a darse una situación parecida, algún momento en que Julie estuviera en peligro estaba más que seguro que sin dudarlo se lanzaría al frente.

Thein podría seguir así todo el tiempo del mundo, perdido en esas dos gemas ambarinas salvajes pero algo pareció llamar la atención su atención y rompió contacto. El rubio se sobresaltó de lo repentino del movimiento y siguió con su mirada al punto de parecía observar hasta que entendió que debía tratarse de algún ruido. Una de sus manos fue de inmediato al mango de su espada en caso de necesitarla- Supongo… ¿Pero estarás bien así? -Claro que se refería a su forma de dragón. Sabía que los dragones no llevaban bien el frío y por lo que había visto y escuchado transformarse era peligroso.

- Juls -Habló con cierta duda en su voz. No sabía si era el momento indicado pero conforme la situación se iba tranquilizando su mente volvía a ser un hervidero de preguntas- ¿Por qué no me lo dijiste? -Sabía por qué no lo había hecho, o al menos, quería creer que sabía. Que había sido por lo peligroso, por miedo a que la descubriera alguien más. Quería creer que no era porque no confiaba en él- “¿Con qué cara hago una pregunta así?” -pensó a sabiendas que él había hecho lo mismo.




Thein - Locust

Awards:
avatar
Thein
Heartless

Ocupación : Capitán al servicio de su Majestad, la Divina y Gloriosa Reina Madre
Mensajes : 231

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Together we stand | Julenth

Mensaje por Julenth el Sáb Abr 23, 2016 10:26 pm

Julenth bajó la cabeza y la acercó a la de Thein, pronunciando aún más esa diferencia de tamaño entre ambos cráneos-. No seas embustero, T. No me mientas. ¿Con lo suicida que eres? Vas a tener que garantizármelo con algo más que una promesa en palabras. -mantuvo su voz en un murmullo así como la mirada al humano. Julie estaba sorprendida de que Thein aguantase estoicamente al hecho de que ella le hubiera ocultado su verdadera raza. Parecía hasta... ¿maravillado?

No terminaba de entender a los humanos.

Ladeó la cabeza, curiosa, antes de que aquellas voces por encima de ellos, llamaran su atención y ella la desviara de Thein. Sólo fue un momento, agradeciendo esa conformidad del soldado a su sugerencia posterior. No quería correr más riesgo en compañía del capitán. De haber estado sola, las cosas habrían sido bien distintas. No obstante, no alcanzó a darle muchas vueltas, porque la pregunta del hombre, la hizo clavar su mirada irisada en él. Tardó un par de segundos en reaccionar con una carcajada extraña, gutural. Más animal que humana-. Es mi verdadera forma, T. ¿Por qué no iba a estar bien así? -de haber tenido la posibilidad de enarcar una ceja, lo habría hecho. Juls perdía muchísima expresividad en su forma dragón, y era lo que más podía echarse en falta de ella-. Pero, si no te importa, prefiero que nos alejemos del borde... -estiró sus níveas patas, levantándose. Tenía suerte que aquel hueco, tuviese la suficiente altura como para albergarla a ella, un poco más alta que una simple montura-. Podremos resguardarnos del viento y no podrán vernos con tanta facilidad. -añadió, plegando sus alas por completo. Aquel agujero en la roca no podía llegar a considerarse una cueva, pero si ofrecía cobijo y cierta seguridad si caminaban un poco hacia el fondo.

Por fin, Thein salió de esa nube en la que estaba desde que saltase del precipicio, lanzándole a Julenth una pregunta que ella había venido temiendo, como posterior consecuencia a la posibilidad de que lo contase. Bueno, no se lo había contado, pero igualmente el capitán ahora lo sabía. La dragona se acabó echando sobre el frío suelo, acomodando sus patas, encogiéndolas, antes de volver a soltar el aire por sus narinas-. No quería que tuvieras problemas si llegaba a descubrirse lo que soy. -era mejor mantenerlo en la ignorancia, para evitar que le hicieran daño. A Juls le pareció algo tan obvio que ni siquiera se había planteado otra opción-. Además... nadie lo ha sabido durante años... ¿Por qué iba a querer que cambiara ahora? -¿era tan importante, en verdad?




avatar
Julenth
Hybrid

Mensajes : 211

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Together we stand | Julenth

Mensaje por Thein el Dom Abr 24, 2016 6:03 am

Solo pudo sonreír tras verse descubierto tan fácilmente por ella en un claro ejemplo de lo transparente que resultaba el rubio frente suyo. El tener su rostro dracónico más cerca debería haberlo quizá intimidado de alguna forma ¿Era acaso su imaginación o todo estaba siendo en extremo llevadero? – ¿Cómo? -Dijo con la voz igual de baja que ella, sonándole incluso un poco ronca- No pidas cosas que no vas a cumplir -En un alarde propio de conocimiento hacia ella. Considerando lo impulsivo y falto de juicio que solía ser estaba llevándolo muy bien, tal vez era el aroma que desprendía, tan familiar; o los ojos, incluso la voz. Pese a la apariencia no dejaba de tratarse de Julenth, su instructora, su cómplice… su…

Sus mejillas se sintieron entrar en calor de un momento a otro, dándose cuenta de lo inmerso que estaba en su mirada y agradecido de alguna forma por las voces del exterior que le daban el tiempo suficiente para respirar y calmarse en silencio ¿Qué le estaba pasando? De un momento a otro sentía sus dedos temblarle ¿Por qué de repente se sentía demasiado nervioso? ”Ya Thein, cálmate”, pensó para si, recobrando un poco de compostura hasta que la risa gutural se la devolvió por completo además de provocar que una de sus cejas se elevada ante la confusión de su cerebro hasta que captó que no se expresó bien- No me refería a la forma, bueno, si… lo que quiero decir es que me preocupa por el frío que hace -Se llevó una mano a la nuca para rascársela, siguiéndola con la mirada y luego con el resto del cuerpo al fondo de la cueva. Que de cueva apenas tenía unos cuantos metros pero al menos cumpliría con la idea de Juls.

Thein la esperó, dándole su tiempo para acomodarse sobre el suelo de la cueva en silencio. No la iba a obligar el responderle si no deseaba hacerlo pero cuando lo hizo se sintió en un principio agradecido, pero solo por un instante antes de dar paso a otras sensaciones. Suspiró, claro que la entendía, era probable que en su situación el hubiese tomado la misma decisión pero aún así sentía una pequeña molestia en el pecho- Lo entiendo… Aun así hubiese querido que me lo dijeras -Pese a que lo intentó no podía hacer desaparecer del todo cierta amargura en su voz. Se llevó una mano al cuello y deshizo el broche de su capa, la deslizó por sobre uno de sus hombros y tomándola por dos extremos la extendió sobre ella; no la cubriría por completo pero al menos parte del torso quedaría más cálido, o eso esperaba.

Se cruzó de piernas y se sentó a su lado con la vista perdida en la entrada de la gruta, en el sonido de las olas ¿Por qué iba a querer? ¿Por él? ¿Qué había hecho para merecer su sinceridad completa? Nada y ahora en un impulso se había descubierto. Pese a que Thein seguía firme que la había salvado por su culpa se vio obligada a revelarle algo que de otra forma seguiría desconociendo. Volvió a suspirar- Tengo algo que decirte -Su respiración se aceleraba, sintiendo el pecho querer hincharse hasta reventar y sus manos volvieron a temblarle; todo él quería temblar como una hoja al viento y cono tal deseaba ser llevada, lejos de las preocupaciones, de los problemas y quizá de todo lo que habían sufrido- Soy un Desafiado -Y hacia el final de la palabra pudo sentir su voz querer quebrarse pero aguantó, al igual que aguantaría la decisión que ella tomara a partir de ese momento.




Thein - Locust

Awards:
avatar
Thein
Heartless

Ocupación : Capitán al servicio de su Majestad, la Divina y Gloriosa Reina Madre
Mensajes : 231

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Together we stand | Julenth

Mensaje por Julenth el Dom Abr 24, 2016 2:15 pm

De haber podido, Julenth habría fruncido el ceño ante la sentencia del capitán... y encogerse de hombros también. Quizás le estaba pidiendo mucho al soldado, pero lo conocía demasiado como para sabe que la promesa que le había hecho no era seria. ¿Qué sentido tenía hacerla entonces? Hacer una promesa para luego faltar a ella a la primera de cambio. ¿Qué confianza podía depositar en él entonces? La híbrida emitió un gruñido que nació en su pecho y recorrió todo su cuello, al conocer la respuesta: toda, por supuesto. No por esa promesa estúpida que rompería a la primera oportunidad. Sino por todo lo demás.

Las irisadas pupilas de la dragona adquirieron un toque agradecido cuando él mencionó el frío, en una confesión silenciosa de preocupación por ella-. Soy híbrida, T. El frío no me afecta tanto como lo hace a los dragones. -aunque lo hacía. De repente, cayó en la cuenta de que, a lo mejor, y por falta de costumbre, Thein la extrañaba en su forma humana-. ¿Te... incomoda? -preguntó, mirándolo de soslayo mientras se adentraban un poco en aquel sitio.

Pudo contestarse a sí misma cuando el rubio tuvo el detalle de colocar su capa sobre ella. No hubo sonrisa, pues en su forma real era algo más complicado por la disposición de los músculos faciales. No obstante, cuidó mucho sus palabras, por la seriedad del asunto-. Ya me sobreproteges, T. Si hubieras sabido lo que soy, ni me hubieras dejado hacer guardias o hablar con dragones. -porque no le había pasado por alto la predilección que tenía hacia ella. La comodidad de los horarios que le asignaba o incluso lo alejados que solían estar los puestos de guardia de los que les correspondían a los dragones. Es como si él, de antemano, sospechara de su naturaleza sin llegar a tener confirmación de lo que Julie era.

El suspiro masculino volvió a llamar a su instinto. Ese instinto que ponía sus sentidos alerta y sus presentimientos le hacían sentir incómoda. No le gustaba el cariz que estaba tomando la situación. Thein se estaba poniendo nervioso. ¿Qué le pasaría? La sorpresa la golpeó con fuerza cuando él mismo confesó- ... Que eres ¿qué? -pese al arranque inquisitivo de la mujer, y la forma dracónica que tenía en ese momento, la suavidad y preocupación que desprendía su voz eran demasiado tangible-. ¿Desde cuándo? -de todas las preguntas que la híbrida estaba proyectando en su cabeza, salían con cuentagotas por su boca. Julenth tenía la mirada clavada en aquel soldado que se sentaba a su lado. El capitán del escuadrón humano del ejército. Un desafiado. Un humano que tenía los años contados por un maldito capricho de un dragón aburrido-. ¿Por qué? -¿qué había hecho para que lo desafiaran? Y una última pregunta que se le pasó a Julenth por la cabeza y expresó sin filtro alguno:- ¿Por qué no me lo has dicho antes? -la misma pregunta que Thein le había lanzado minutos antes. ¿Era la misma situación? Juls estaba convencida de que no. Él se perdía en la oscuridad de un desafío, ella simplemente gozaba de otras cualidades, unas pertenecientes a una raza que la obligaba a mentir para poder seguir existiendo. Ambos corrían peligro, pero demasiado diferente para considerarse la misma situación.




avatar
Julenth
Hybrid

Mensajes : 211

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Together we stand | Julenth

Mensaje por Thein el Dom Abr 24, 2016 4:13 pm

En su mente ya adquirían colores las diferentes y posibles reacciones de Juls, todas terminando casi de la misma forma, con ella apartándose de él. No la culparía ¿Cómo podría? Luego de lo que le dijera Gihaial en el teatro, luego de lo que había buscado acerca del tema en algún que otro libro ¿Quién querría estar con un monstruo? Porque en eso se convertiría, o estaba casi seguro de que así sería. Lo que menos se esperaba fue captar ese dejo de preocupación en la voz dracónica de la castaña, tan palpable que hizo asomar una sonrisa torcida que desapareció casi al instante en su rostro cada vez más decaído- No lo sé… -Podía sentir la intensa mirada clavada en él, esperando con ansias cada respuesta a las preguntas que ni él podía responder y le dolía el saber que no podría contestarlas. La poca compostura que había recobrado se desvanecía cual hoja en la tormenta, arrasada por la tempestad que crecía en su interior – No lo sé… -repitió con la voz temblorosa- No puedo recordarlo, no puedo recordar cómo era mi vida o si tenía una vida -Ya las palabras le salían quebradas entre la rabia y la desesperación; y su cuerpo no se sentía diferente hasta llegar al punto en que se levantó y se acercó a la pared. Julenth tenía derecho a saber, ya que estaba siendo sincero se lo contaría todo pero no soportaba que lo viera así, tan susceptible, tan iracundo… tan roto- Lo primero que recuerdo de mi vida es despertar en medio del bosque, mi primera sensación fue la helada agua que caía del cielo sobre mi piel desnuda y sucia… mi primera sensación fue sentir miedo. Eso es lo primero que recuerdo antes de ser encontrado por la armada hace poco más de dos años y para entonces ya tenía la marca -Se llevó una mano al pecho- Ya me habían quitado el corazón ¡Y no lo sabía! -Su puño fue a estamparse contra la roca con un golpe seco que Thein no llegó a sentir- Porqué… porqué… porqué… no sé por qué me lo arrebataron y aún no lo sé -Con cada palabra daba un nuevo puñetazo a la pared, resquebrajando la roca y hundiendo su mano en esta a la vez que la manchaba de rojo carmesí pero el rubio seguía sin sentir absolutamente nada, solo la rabia que le quemaba por dentro hasta que se detuvo y su mano cayó al costado, derramando gota tras gota de sangre en el suelo.

- Me enteré hace unas noches -Continuó cabizbajo con un hilo de voz pese a que su cuerpo no había perdido la tensión- La noche que fui al teatro con Gihaial ¿Recuerdas lo nervioso que estuve todo el día? -Un intento de risa lastimera brotó del fondo de su garganta- Vaya que si fue memorable… Enterarme que no tengo corazón… que la voz que me ha estado atormentando todo este tiempo no era mía, sino el dragón que me desafió y se niega a decirme el desafío… con creces la mejor noche de todas ¿No? Enterarse que no eres más que un condenado, que te convertirás en un monstruo sin alma -Porque eso era lo que más temía por sobre todas las cosas, no el hecho de no tener corazón pues no recordaba ni como era tener uno, sino el volverse una bestia peligrosa que puede llegar a amenazar a los que le rodean. Que puede destruir en un arrebato todo lo que ama… a quienes ama…




Thein - Locust

Awards:
avatar
Thein
Heartless

Ocupación : Capitán al servicio de su Majestad, la Divina y Gloriosa Reina Madre
Mensajes : 231

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Together we stand | Julenth

Mensaje por Julenth el Sáb Abr 30, 2016 5:10 pm

Julenth fue a agachar su cuello y poder poner sus ambarinos ojos al nivel de los de Thein cuando éste se levantó. Lo siguió con sus irisadas pupilas acercarse a la pared, mientras lo escuchaba. Mientras tomaba consciencia de esos “algo más de dos años” que lo acercaban peligrosamente a una fiera sin escrúpulos ni alma. Una fiera que empezó a reflejarse en cada uno de los golpes a aquel muro de pura roca. ¿Qué iba a conseguir con eso? Sus dientes rechinaron conforme oía cada uno de esos golpes que agrietaban la pared rocosa. Ahora entendía esa fuerza y rapidez ganadas por parte del soldado, en los entrenamientos. Julenth sintió su pecho arder mientras éste se iluminaba ligeramente, como clara señal de lo que se hacía evidente e inminente. Pero no pasó. La híbrida se recompuso, atando en corto a esa rabia que compartía con Thein por su recién descubierta situación. No era justo. Así como curiosa le parecía el tremendo giro que había comenzado hablando de su real naturaleza que inesperadamente el capitán se había tomado tan bien.

¿Por qué era así? Julenth no negaba que adoraba a Thein, pero su faceta resignada no le gustaba nada. De hecho, le enfurecía sobremanera. Así, mascó molestia con las sentencias del soldado... y, a pesar de que Juls esperó a que el soldado terminara de hablar, su impaciencia la impulsó a rugir tras la última palabra de Thein. No retuvo su instinto animal que le instó a levantarse súbitamente, echándose encima del desafiado. Lo empujó con la cabeza, haciéndole perder el equilibrio y caer. De no saber que era Julie, quizás el hombre habría pensado que ese era su final, cuando una dragona le inmovilizaba los brazos con sus garras, contra el suelo. Un gruñido hizo eco en su pecho y garganta, dándole un aspecto fiero. Predador-. Deja de ser tan conformista, ¡Maldita sea! -¿por qué se había rendido nada más empezar?-. Ahora que sabes la verdad, conoces tus limitaciones. ¿Por qué no les sacas provecho? -resopló fuertemente sobre él, antes de apartarse bruscamente. Los impulsos era algo que Julenth controlaba de pena, sobre todo en su forma dracónica. Le molestaba la situación de Thein, y que aceptara un destino que sólo él podía cambiar. Que no luchara. Que lo diera todo por perdido ya.

Porque ella no quería perderlo.

En realidad, la mujer tenía verdadero miedo, ahora que sabía que los días de Thein estaban más que contados. Paseó de un lado al otro, molesta, con ella misma, con el mundo, como un animal enjaulado, queriendo hacer tantas cosas y verse enormemente encadenada, hasta el hocico. Terminó sentándose sobre sus cuartos traseros, dejando que la cola rodeara sus patas, guareciéndolas. Inspiró largamente para luego echar el aire con la misma lentitud, calmándose-. ¿Por qué te das por vencido ya, T?




avatar
Julenth
Hybrid

Mensajes : 211

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Together we stand | Julenth

Mensaje por Thein el Lun Mayo 02, 2016 6:15 pm

El rugido hizo que Thein se girara en seco con el rostro lleno de preocupación, pensando que quizá había hecho demasiado ruido y alguien venía por ellos, jamás se esperó el arrebato de parte de Juls por lo que solo pudo caer de espaldas al suelo cuando su pecho fue “golpeado” por la cabeza dracónica y sus brazos retenidos a cada lado por sus garras. En un instante cada fibra de su cuerpo se tensó instintivamente y sus pupilas se contrajeron hasta casi ser dos puntos negros. Podía percibir la calidez de su aliento caerle sobre el rostro, percibir el eco del gruñido que reverberaba en sus fauces y su aroma que parecía más intenso que antes. Cerró sus puños con fuerza y apretó la mandíbula, soltando con fuerza el aire de sus pulmones, haciendo acopio de cada gramo de voluntad que le quedaba para contrariar los impulsos de su instinto que le mandaban pelear, retorcerse, lanzar patadas o gritar siquiera. En su interior luchaban con ahínco la ira innata que buscaba a toda costa emerger contra el temor en un choque de fuerzas que lo hacían temblar debajo de la dragona; porque Thein tenía miedo de no lograr controlarse, de hacer alguna idiotez que le costara demasiado caro.

Las palabras de la dragona golpeaban su rostro y retumbaban en su mente con fuerza pero Thein permanecía en silencio con la mirada fija en sus ambarinos orbes e incluso cuando esta se apartó, sus ojos permanecían perdidos en el mismo lugar. Por un instante quedó quieto en la misma posición sobre el suelo de la cueva hasta que se removió y con mucha lentitud fue incorporándose. Cada movimiento era de alguna forma un suplicio, un esfuerzo tremendo por no dar un paso en falso y caer dentro del pozo que significaba su propia ira. Podía no solo entender los movimientos de Juls, sino también sentirlos como propios ¿Cuántas veces él había vagado de un lado a otro en la oscuridad y el silencio de su despacho? Lleno de dudas, de preguntas sobre sí que no llegaban a encontrar respuesta, dejándose embargar por la impotencia. En ese momento fue cuando más se odió a sí mismo. Sin quererlo estaba preocupándola ¿Y qué esperaba? ¿Qué todo quedara bien, que fuera un día más?- N… no quiero… hacerlo -Le costaba hablar ante tanta tensión que parecía querer partirlo en dos desde dentro. Su pecho subía y bajaba con movimientos lentos y amplios en un intento de que el frío aire invernal lo calmara y de alguna forma parecía funcionar- Gihaial conoce a alguien… yo… creo conocer a alguien… que cumplió el desafío… -Apenas logró ponerse de pie ya estaba dando pasos cortos y algo endebles en dirección de Juls hasta que se dejó caer de rodillas a su lado. Sus claros ojos buscaban con insistencia los suyos en una súplica silenciosa- Pero tengo miedo… No conozco mi desafío y… y si no lo sé tengo que matar al dragón...pero tampoco sé quién es... -Bajó su temblorosa vista para perderla en algún lugar entre las patas de Juls- ¿Qué provecho puedo sacar de esto? Cada día que pasa me siento más como el monstruo que temo… Y tengo miedo de lastimarte -Sus puños volvieron a cerrarse con fuerza- Tengo miedo de perder el control y de lo que pueda llegar a hacer… a hacerte… -Porque ese era el verdadero motivo, el más fundamental por el que Thein temía de verdad. No recordaba lo que era sentir un corazón palpitando en su pecho, lo que si recordaba eran los buenos momentos que vivía con ella. Las risas, las discusiones, los entrenamientos, los mejores momentos que jamás pudiera recordar. Era por ella por la que de verdad temía.




Thein - Locust

Awards:
avatar
Thein
Heartless

Ocupación : Capitán al servicio de su Majestad, la Divina y Gloriosa Reina Madre
Mensajes : 231

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Together we stand | Julenth

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 1 de 2. 1, 2  Siguiente

Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.