Novedades

- (15/12) Ya están disponibles novedades de Diciembre, ¡no te las pierdas!

- (15/12) Ya podéis pedir los dracs del mes de Diciembre.

- (15/12) En el pregón, nueva entrevista a Cyrenia.

- (15/12) ¿Quieres conocer las leyes? Pásate por aquí.

- (15/12) ¡La llegada del anexo del Gremio ya está aquí! ¡Conócelos!

- (15/12) ¿Quieres conocer nuestro índice? Pásate por aquí.

Staff
Letyko
Admin
MP
Thareon
Admin
MP
Nyssa
Mod
MP
Aldrik
Mod
MP
Selene
Mod
MP
Síguenos

Afiliaciones V.I.P
Foros Hermanos

05/06

Directorios y Recursos

09/14

Afiliados Élite
Expectro PatronumRandom High SchoolElentarirpgLoving PetsFINAL FANTASY: ZeroTime Of Heroes
59/60

Afiliados Normales


Light 'em up-FB (Megerah)

Página 3 de 5. Precedente  1, 2, 3, 4, 5  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Re: Light 'em up-FB (Megerah)

Mensaje por Moira el Dom Ago 16 2015, 20:08

Asintió en las termas. Sí, únicamente en la cabeza. No sabía si eso era normal o no en la resaca. Ni siquiera sabía que se iba a sentir tan mal después de probar esas bebidas. Algunas asquerosas, que dejaban un sabor amargo y persistente en la boca. Deslizó las yemas de sus dedos por uno de los brazos de su amiga, intentando reconfortarla y llevarse todo el dolor que pudiese tener. Si pudiese, lo sufriría por ella para librarla de ese sufrimiento gratuito que además era culpa suya.

-¿E… Erah? –inquirió, buscando la mirada de la rubia.

Sus irises siguieron la dirección que tomaban los increíblemente claros ojos de la otra esclava. Llegó a ver el inicio de un hematoma en el hombro. ¿La habían castigado físicamente al llegar ebria? Un escalofrío de preocupación y culpabilidad viajó por su cuerpo de adolescente. Escuchó al diminutivo de su nombre que su amiga se había inventado años atrás. Actuó sin pensar. Más importante el estado anímico que presentaba la rubia que su propio miedo. Se metió en el agua, empapando sus ropas, al tiempo que abrazaba a la otra humana.

No necesitó más explicación. Supo lo que había pasado. Cerró los ojos con fuerza, trabando la mandíbula. Mientras intentaba protegerla entre sus brazos. Como si con ese simple gesto, nadie pudiese alcanzar a su amiga y estaría a salvo. Por un instante, rememoró su plan, aquel que había fallado en el pasado. Si lo hubiera modificado, si se hubieran quedado en las alcantarillas, nada de aquello le hubiera pasado a la rubia.

-Voy a matarlo –gruñó en un susurro frío. Su bestia interior se retorció, deseando salir a la superficie-. Después te irás de aquí. Hoy mismo. Conmigo o sin mí. Si me pillan, asumiré las consecuencias. Si no, esta vez no nos agarrarán. Por si algo sale mal, te daré la dirección de la casa donde tienes que ir. Al dragón que vive allí le dirás que vas de mi parte. Haré todo cuanto esté en mi mano para que no vuelva a hacerte daño –murmuró antes de separarse y depositar sus labios en la frente de la rubia, con ternura-. Te quiero mucho, Erah. Para mí eres más que mi amiga, eres como mi hermana. No dejaré de pelear por tu libertad, lejos de las garras de ese monstruo.





Whatever it takes for you. I will make another world for us, Elianne. My daughter, my heart:
avatar
Moira
Human

Ocupación : Esclava
Mensajes : 1371

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Light 'em up-FB (Megerah)

Mensaje por Megerah el Lun Ago 17 2015, 17:07

La rubia no conseguía reaccionar más allá de la inconsciente expulsión de lágrimas, más por el significado de todo aquel dolor, de aquel egoísmo del dragón, de su posesión, que por el hecho de recordar completamente lo que había pasado aquella noche.

Escuchó un chapoteo y las mansas aguas se agitaron algo más, golpeando su cuerpo con suavidad antes de que Megerah sintiese el abrazo de su amiga. Alcanzó a tragar saliva, antes de dejarse e, incluso, corresponderlo, inesperadamente-. No... -se oyó salir de sus labios justo después de aquel beso en su frente. Como si una parte de la rubia fuera consciente y capaz de contestar a las palabras de Moira.

Finalmente se apartó un tanto para poder encararla, mientras negaba con la cabeza, haciendo un esfuerzo mayúsculo por recuperar la compostura lo antes posible. Erah seguía queriendo la exclusividad de poder matar a aquel dragón... Y tampoco quería que Moloch se acabase llevando a la morena. Ya le había quitado a la persona que más significaba para ella una vez-. No dejaré que lo toques. No quiero que te haga daño. -murmuró antes de fruncir el ceño-. Además, no quieras convencerme de irme sola, después de lo que hablamos ayer... -recordó, aunque tuviera la mitad de la conversación a medias, perdida en la inmensidad de aquellas lagunas que tenía. Cerró los ojos, y se llevó la mano a la frente, como si con ello pudiera menguar aquel dolor punzante que martilleaba su cabeza y enrojecía sus ojos.

- No voy a dejar que te arriesgues tanto por mí. Ni en broma. -¿quiso tranquilizarla? Seguramente sí. Como siempre solía hacer, desde que conocía a la morena-. Si tú no te quieres ir por mí, yo pienso hacer lo mismo. -enarcó suavemente las cejas, para remarcar la contundencia de sus palabras, mientras perdía su mirada en la de Moira-. Me da igual lo que él me haga... -llegó a admitir. No era del todo cierto, porque tuvo miedo por un momento. Pero sí tenía claro que, cuando la morena entraba en la ecuación, Erah se sentía más que capaz de dejar cualquier miedo atrás, e interponerse sin miramientos entre su dueño y su amiga. Así tuviera que repetir lo ocurrido aquella noche, siendo consciente esta vez, de ello- ... Y por tu bien, no te acostumbres a que te devuelva el gesto. Tengo una reputación que mantener. -alegó finalmente, queriendo olvidarse del tema, hacer que Momo también se relajara y se olvidara de ello. Aunque no las tenía todas consigo por la obstinación de su compañera.

Esperó la reacción de la morena, pero, instantes después, una curiosidad la hizo fruncir el ceño. Una de las mayores diferencias en gusto entre Moira y ella, era esa pasión de la rubia por las termas, que la otra esclava parecía no compartir. De hecho, Erah siempre la observaba caminar con recelo por el borde-. Momo, es la primera vez que te veo metida en el agua. -igual no se había dado cuenta. Igual Megerah estaba equivocada. O, incluso, sólo fuera aquel punzante dolor que no dejaba pensar con excesiva claridad.





couldn't help myself <333333:


honours:




avatar
Megerah
Redeemed

Mensajes : 833

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Light 'em up-FB (Megerah)

Mensaje por Moira el Sáb Ago 22 2015, 22:47

La negación de su amiga la entendió. ¿Cómo no iba a hacerlo? De estar en su lugar, también habría rehusado. Porque frente a aquella dura vida y al incierto futuro, se tenían la una a la otra. Porque las dos eran capaces de salvar a la otra, ayudándola escapar y quedándose atrás para salvaguardar a su amiga. Porque las dos se quedaron en el castillo para no dejar a su amiga sola y desamparada. Y era ahí, en ese profundo cariño que se tenían, donde chocaban. Por querer protegerse la una a la otra con tanto ahínco. Cuando al final sólo podía tomarse de las manos e infundirse fuerza mutuamente, esperando que la tempestad las sacudiese a la vez.

Y, aquel hecho, emocionó a la morena. Porque alguien la quería como lo hacía Megerah. Porque para la rubia era tan importante como para sacrificarse también a sí misma. La esclava de Corah era consciente de que nadie más la querría así por su forma de ser. Podía darse por contenta al haber descubierto el cariño en una amistad inquebrantable. Un tesoro que no estaba dispuesta a perder. Algo que hizo que sus ojos se llenasen de lágrimas, intentando que estas no escapasen para no incomodar a la rubia.

-Erah… sabes que ambas nos arriesgaríamos tanto o más, lo que hiciese falta, por la otra –su voz sonó rota por la emoción y tuvo que carraspear y parpadear, intentando serenarse-. Entonces ambas nos quedaremos… hasta que podamos ser libres. Las dos –susurró, mirando a los ojos claros de la de cabellos dorados-. A mí no me da igual. Sé lo que somos. Sé que tenemos que consentir. Sé que los deseos de nuestros amos están por encima. Pero… para mí tú estás por encima de ellos. Tú eres la prioridad. Esta noche encontraremos algún lugar para dormir las dos –habló con seguridad y resolución.

En su ingenuidad, pensaba que podría salvarla si no dormía en la habitación de siempre. Que, quizá, si estaba con ella, no le pasaría nada. O al menos, intentaría protegerla aunque fuese poniéndose de escudo. ¿Qué eran unos golpes más si podía mantenerla debajo, a salvo? Aprovechó para continuar abrazándola un poco más antes de soltarla con suavidad.

-Tranquila, será nuestro secreto. Tu reputación está a salvo –respondió, rozando varias veces la punta de su nariz con la de Erah, de forma cariñosa y juguetona. Antes de mirarla con seriedad-. Erah… por favor… no me dejes sola… -murmuró, con los ojos brillantes y temblándole el mentón un poco.

La observación de su amiga la hizo mirar el agua que la rodeaba. Su boca se abrió y sus pupilas se dilataron. En una máscara de horror. Perdió el equilibrio en el banco en el que estaban, resbalando y soltándose de la otra esclava. Se hundió en el líquido, asustada, cayendo hasta el fondo. Pudo escuchar los fuertes latidos de su corazón, paralizada, sin saber cómo salir. Aún cuando podía hacer pie en aquellas termas, pero su mente solamente podía quedarse aterrada dentro del agua.

Un par de años después

Fiesta en el salón… una oportunidad perfecta para liarla parda. Moira había asistido con Corah, a quien le había hecho un bonito (no, mentira, era horrible) degradado de colores en el vestido. Parecía un arcoíris de tonalidades chillonas. ¿Y el resto de la ropa? Ay, qué pena. Toda húmeda, después de haber sido lavada. Qué torpeza la suya. Pobre de aquella prenda que se había salvado, toda desteñida misteriosamente.

Había puesto un cubo encima de la puerta, con una cuerdecita que cruzaba disimuladamente por detrás de la cortina, para que no se viera. Dentro había unas tinciones que había preparado para mandar al carajo el pelo y la ropa de los asistentes que pasasen por debajo. Miró a Megerah, quien estaba también en el salón. Un guiño fue la señal de que lo suyo ya estaba preparado. Oh, no. Le faltaba algo más, pero lo haría cuando empezasen a moverse y a bailar. Evitó balancearse hacia delante y hacia atrás con carita pícara, no Corah a pillarla en la travesura antes de tiempo.

-Ve a la mesa y tráeme bebida –escuchó la voz de la dragona.

-Sí –respondió la esclava, avanzando hacia la mesa de bebidas, antes de que la rubia teñida la hiciese detenerse de nuevo con su voz.

-¿Sí, qué?

-Sí, señora –murmuró Moira, intentando portarse medianamente bien para no perderse la diversión.

Caminó hasta la mesa de bebidas y miró sutilmente a su amiga. Como si quisiera preguntarle de cuál le servía a la lagarta.





Whatever it takes for you. I will make another world for us, Elianne. My daughter, my heart:
avatar
Moira
Human

Ocupación : Esclava
Mensajes : 1371

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Light 'em up-FB (Megerah)

Mensaje por Megerah el Dom Ago 23 2015, 22:13

Ese afán de la morena por hacer las cosas juntas, era algo que Megerah no terminaba de entender. ¿Conseguir la libertad juntas? Era algo impensable si no conseguían ni ponerse de acuerdo para irse sin que ninguna contemplase la idea de quedarse para  cubrir la huida de la otra-. No gastes más tiempo en darle más vueltas. Seguramente, y por mucho que te fastidie, a ti te liberarán mucho antes que a mí. -era una corazonada que siempre había rondado a la rubia. Y tenía envidia de Moira en ese sentido. Envidia sana, por supuesto.

El mentón de Erah tembló por un nimio momento, pues las palabras de la otra esclava la hicieron sentirse protegida por primera vez en mucho tiempo. Pero, ¿acaso Megerah no era consciente de que la morena poco podría hacer frente a Moloch? ¿No sabía que aquel dragón, o la dragona que tenían por dueños, no tendrían miramientos a la hora de actuar si una se ponía delante de la otra? Sí, claro que sí. Pero ese abrazo y esas palabras idílicas de Momo la hicieron sentir una calidez... humana. Quiso decirle que era recíproco, pero la rubia era pésima para plasmar sentimientos o férreas promesas en palabras, prefiriendo claramente actuar antes de hablar.

A lo más que llegó fue a terminar de tranquilizarse, y hasta sonrió con cierta timidez cuando su amiga rozó repetidamente sendas narices, en un gesto cariñoso y tierno, para hacerla saber que esa fama de seria, borde e petulante seguiría intacta. Pues así era ella con los demás. Hasta con su propio dueño-. Nunca, Momo. -aseguró, pagada de sí misma.

Su comentario pareció bloquear a Moira, quien tuvo la mala fortuna de perder pie y caerse del banco en el que estaban. Erah se quedó mirándola, dando por sentado que saldría... frunciendo el ceño conforme pasaban los segundo y la morena parecía no levantarse.

Esta tía es idiota.

Megerah alargó sus brazos hacia la morena, enganchándola de la tela que bordeaba su cuello, asiéndola con fuerza. A pesar del punzante dolor de cabeza, y el entumecimiento de sus brazos, la rubia tiró hacia arriba, consiguiendo sacar a la otra muchacha a la superficie-. ¿Estás loca? -la arrastró hasta el borde. Erah se incorporó sobre el banco, para tener libertad de movimiento suficiente para sacar a Moira de la piscina-. ¿Por qué no saliste? -inquirió realmente confundida, antes de echarse una de las manos a la sien, donde el dolor repiqueteó tan intensamente que la hizo volver a sentarse. No obstante, se quedó cerca de la cabeza de su amiga, dejando que tosiera y cogiera de nuevo el aire que había perdido-. ¿Estás bien?

Dos años después...
Moloch la había arrastrado a aquella fiesta, cuando la rubia tenía poco que hacer allí, más que ser su discreta compañía, oficialmente como esclava pero, extraoficialmente, como la única mujer con la que el dragón negro iría a un evento así. Por lo que, se entretenía observando al personal mientras jugueteaba con su cabello. Desde aquella noche en la que Erah perdió la consciencia por la borrachera y se dio cuenta posteriormente de lo que su dueño había hecho en consecuencia, aquellos encuentros íntimos con su señor se habían repetido. Tanto que hasta la rubia había empezado a encontrar cierto gusto por ellos. Inesperadamente. Mantuvo el ceño levemente fruncido hasta que sonrió al ver entrar a su compañera de travesuras, conteniendo la risa al ver a la dragona. Menudas pintas. No tuvo duda de que Moira ya había hecho de las suyas antes de aquel evento. Y ahora le tocaba a ella.
Aprovechó el hecho de que a la morena le mandaran a la zona de bebidas para acercarse ella también, ya que Moloch andaba a lo suyo con un par de dragones. Sin descaro alguno, aún a sabiendas de que no era para nada una conversación fortuita la que tendrían-. ¿Qué? ¿Preparada para el espectáculo? -enarcó las cejas mientras le preguntó en un murmullo a la otra esclava. Erah sirvió bebida del mismo ponche para ambas, antes de sacar, con disimulo un bote de tamaño medio, al parecer, lleno de azúcar. No tuvo contemplaciones a la hora de verterlo en lo que quedaba de bebida. Se trataba de una mezcla de semillas de sen, linaza y ortiga, con un exceso claro de azúcar. Una bomba laxante, que volviendo el líquido tan dulce, generaría adicción. La rubia cogió un tercer vaso, vertiendo en él, el nuevo cocktail-. Ten. Me supongo que Corah querrá algo de beber. Yo te guardo tu bebida intacta, tranquila.

Qué ganas tenían de resarcirse y pasar un buen rato aquella noche.





couldn't help myself <333333:


honours:




avatar
Megerah
Redeemed

Mensajes : 833

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Light 'em up-FB (Megerah)

Mensaje por Moira el Sáb Ago 29 2015, 15:30

Tragó saliva. ¿Liberarla de qué manera? Pues su ama siempre decía que la única liberación era la muerte. No tenía miedo a ese fin. Pero sí a dejar sola a Megerah. En aquel oscuro mundo, en aquella condición que la limitaba, con aquel amo que la maltrataba. Y, a pesar de que sabía que la rubia no era de gestos tiernos, la rodeó con sus brazos. Como si quisiera estrecharla contra sí. Pensando un detalle a tener con ella, por si aquello llegaba a pasar.

Nunca, Momo. Aquellas palabras en un tono tan seguro hicieron que los ojos de la morena se volvieran acuosos. Emocionada por ser tan importante para alguien que nunca la abandonaría. Desde que se conocieron habían crecido juntas. Se habían hecho a sí mismas con ayuda de la otra. Habían sobrevivido a los brutales castigos. Se habían escapado de la mano. Habían sido pilladas in fraganti a la par. Habían disfrutado de travesuras sin separarse, maquinando entre ellas. Porque de tener una hermana, Moira estaba segura de elegir a Megerah como tal.

En el agua, sintió un tirón. La superficie la esperó, dejando que al aire la envolviese en vez del agua. Una vez fuera de la piscina, gracias al esfuerzo de la rubia, empezó a toser, quedándose de lado. Se llevó una mano al pecho, el cual ardía. Escupió agua que había entrado en sus pulmones, oyendo las preguntas de su amiga sin poder responder todavía. Cuando finalmente se recuperó, sus irises, en ese momento de un verde muy claro, se fijaron en Megerah.

-Lo siento… le tengo miedo al agua… Tortura con agua… Me bloqueé… Estoy bien… gracias a ti… me has salvado… -murmuró, deslizando una mano por la superficie hasta casi rozar los cabellos rubios de su amiga.

Estaba tranquila con que la otra esclava conociese una de sus debilidades, estando las dos solas allí. Porque confiaba en ella. Sabía que ella nunca la utilizaría en su contra.

***

La miradita de su amiga le dijo que la rubia iba a empezar su parte de travesura. Se encontró con ella en la mesa de bebidas. Sus ojos, en ese momento azul grisáceo, miraron a la otra esclava. Ladeó una sonrisa maliciosa antes de responderle.

-Siempre –susurró.

Tapó con su cuerpo el ponche, alargando la mano hacia uno de los vasos, como si fuese a cogerlo. Con total suavidad. Por el rabillo del ojo no perdió detalle de lo que hacía su amiga. Asintió y tomó el tercer vaso que le tendía, antes de volver con su ama. Con un gesto neutro, se lo entregó. No miró a la dragona mientras bebía, para no levantar sospechas. Justo un poco antes de que se escuchase un grito. Se volvió para ver a un dragón empapado con su mezcla de tintes, arruinándole el traje para hacerlo multicolor. Ah, y el pelo también. Ups.

Sintió que Corah la miraba de manera sospechosa, enarbolando una media sonrisa de diversión. Sí, sí, que se divirtiese la reptil… hasta que la mezcla de Erah hiciese efecto. Se retiró con disimulo a la mesa de comida. Tanteó debajo de esta, sacando un envoltorio de tela. Con rapidez y sutileza cambió el pastel de chocolate a secas por los brownies con el ingrediente especial de marihuana. Los que había antes, sin adulterar, los guardó en el envoltorio, debajo de la mesa. Salvo dos, que los puso en dos platillos distintos y caminó con majestuosidad hasta Erah, dándole uno. Le guiñó un ojo.

-Está casi todo listo… -murmuró, justo antes de ver aparecer a un dragón que trabajaba para el periódico de Talos en la fiesta. Al cual había invitado haciéndose pasar por su ama. Oh, sí, ya podía ver las noticias en primera plana sobre la fiesta.





Whatever it takes for you. I will make another world for us, Elianne. My daughter, my heart:
avatar
Moira
Human

Ocupación : Esclava
Mensajes : 1371

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Light 'em up-FB (Megerah)

Mensaje por Megerah el Lun Ago 31 2015, 19:30

Erah mantuvo la mirada en el rostro de su amiga mientras ésta tosía, echando todo el agua que había tragado. En cuanto Moira se llevó la mano al pecho, la rubia posó su mano en el hombro ajeno, como si quisiera tranquilizarla con la obviedad de que ya había terminado todo. La preocupación marcó su fruncimiento de ceño hasta que la morena le explicó por qué no había reaccionado. Megerah apretó la mandíbula entonces, reteniendo la rabia hasta que aquel dolor de cabeza punzó ésta, obligándola a olvidarse de ese sentimiento tan negativo como arraigado. No. Corah o Moloch no tenían cabida en aquel momento-. Tú habrías hecho lo mismo en mi situación. -era una verdad y, a la par, una tranquilidad para la rubia-. Ahora ya sé qué tengo que hacer para que no vengas a abrazarme. -murmuró, en broma, casi tan retadora como divertida. Esa sonrisa traviesa se fue tan rápidamente como llegó, cuando la rubia vio ese ademán de su amiga por aproximar su mano. Megerah no tuvo reparo en bajar la suya, para apresar la de la morena, con un ligero apretón-. Ya está, Momo. -añadió, mientras se sentaba, volviendo a la realidad de su situación, al dolor que castigaba su cuerpo y esa pesadez que la hizo apoyar la barbilla en el borde, sin soltar las manos.

En la fiesta, dos años después...

Erah enarcó ambas cejas ante la simple respuesta de Moira, ensalzando la travesura en su gesto. La morena se alejó y Megerah observó desde la distancia cómo Corah, ignorante, bebía con ganas. La rubia tuvo ganas de reír a carcajadas, por el hecho de que la dragona todavía no fuese capaz de saber que si ambas esclavas se juntaban, era más que fácil que ella sufriese daño colateral de algún modo. Así como Moloch. La cristalina mirada de la rubia buscó a su dueño entonces. Por suerte, él ya se había conseguido bebida propia. Erah sabía que el dragón negro era desconfiado, trayéndose su propia petaca o como fuera que se llamara aquello para no tener que rendir cuentas a los demás ni sufrir las bromas de la rubia. Una parte de Megerah se quedaba tranquila con ello. Si no sufría consecuencias, la dejaba tranquila, aunque también...

La esclava no quería que él las sufriera.

La rubia paseó entonces su mirada por el resto del salón, en su intento por olvidarse de esos sentimientos contradictorios, escuchando la voz del dragón que se había llevado por delante una de las bromas pesadas de la morena. Y a ésta misma, trasteando con la comida antes de acercarse de vuelta junto a la rubia-. ¿Casi? -se sorprendió, mientras sostenía el plato que su amiga le tendió. La esclava bebió, mas no probó el pastel. No tenía hambre particularmente-. Momo, eso ya no depende de nosotras. -rió en un murmullo.

Vio la inquisitiva mirada de la dragona entonces, dueña de Moira, sopesando lo que pudieran estar hablando o tramando ellas dos. Como una decisión rápida, dejó el vaso y el plato en la mesa y tomó la mano de su amiga, tirando de ella-. Ven. Vamos a bailar, anda...





couldn't help myself <333333:


honours:




avatar
Megerah
Redeemed

Mensajes : 833

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Light 'em up-FB (Megerah)

Mensaje por Moira el Vie Sep 04 2015, 14:05

Si le diesen a elegir entre tener un montón de amigos o a Erah… elegiría a aquella esclava rubia, sin pensárselo dos veces. Durante años, desde que se habían conocido, se habían comprendido. No es que hubieran tenido todo el tiempo del mundo, pero el que habían podido compartir, no lo habían desaprovechado. Prácticamente, habían crecido juntas. Acompañándose, desarrollando una fuerza al apoyarse en la otra. O, al menos, la morena pensaba que era fuerte gracias, en mayor medida, a Erah.

Asintió. Sí, lo hubiera hecho sin pensarlo. De hecho, al verla mal, se había tirado al agua sólo para estrecharla entre sus brazos. Como si eso pudiese alejar todo el dolor y el sufrimiento del que era presa la rubia. Porque el bienestar y la vida de su amiga primaban sobre sus miedos. O quizá era que el miedo a perderla era más fuerte que todos los demás.

Apretó la mano de su amiga en cuanto la tuvo en la suya, en respuesta a la presión que Erah ejerció. Se deslizó en el suelo lo suficiente como para rodear con uno brazo los hombros ajenos y apoyar sus labios a un lado de la cabeza de la rubia. Sintiendo los rubios cabellos mojados.

-Atrévete, que te vuelco agua encima –susurró en un intento de broma por el tono jocoso sobre sus abrazos que empleó la rubia-. No te vas a librar de mí tal fácilmente… -murmuró, deslizando la punta de la nariz cariñosamente por una de las húmedas mejillas de la otra esclava-… eres mi única familia…

En la fiesta, dos años después

Observó disimuladamente la sala y chasqueó la lengua cuando vio a Moloch con su propio alijo de bebida. Puto dragón. Hasta de eso se iba a zafar. Le daban ganas de utilizar su último recurso directamente en él. Por cabrón. Por castigar a su amiga. Por forzarla. Por hacerle daño. Y, si lo hacía ella, Erah no tendría que sufrir las consecuencias… ¿verdad? Aunque claro, la Muerte Negra era retorcida.

Sonrió divertida en cuanto escuchó a la otra esclava… claro que se le borró la sonrisa con la decisión que la rubia tomó. ¿Bailar? Si ella no sabía… Pero, por inercia, dejó el platito en la mesa y se fue con ella, de la mano.

-Erah… más a mandarme a la mierda dentro de dos segundos, no sé bailar –murmuró, preocupada por ser tal inútil que su amiga perdiese la paciencia con ella.

No que careciese de ritmo. Era capaz de bailar sola. Pero en pareja… aquello era otro cantar. Se tensó nada más empezar. Sus manos y sus brazos parecían férreas, sin relajarse. Su cuerpo no se dejaba llevar. Lo que derivó en un pisotón sobre un pie de su amiga. Sin ser a propósito, sólo que la morena marcó un paso que no debía.

-Lo siento… ¿te hice daño? –su entrecejo se frunció en gravedad.

Su amiga era de las pocas personas a las cuales no quería hacer daño. Bastante ya sufría la rubia además. Miró al suelo, intentando no pisarla de nuevo. Se puso más nerviosa, más tensa, con sus propios pies liándose entre ellos. ¿Y al final qué pasó? Otro pisotón al canto. Y en ese momento tuvo miedo. De perder a la adolescente que era como su hermana. De no ser capaz de algo tan básico en la corte. De que aquello la convirtiese en nula para sociabilizar. Porque su forma de ser tampoco ayudaba.

Y, por un instante, se preguntó si a Richard le hubiera importado. Idea que tuvo que descartar de su mente para que su amiga no se diese cuenta. Porque estaba segura de que cada vez que pensaba en él, se reflejaba en su mirada de manera transparente y Erah lo captaba.





Whatever it takes for you. I will make another world for us, Elianne. My daughter, my heart:
avatar
Moira
Human

Ocupación : Esclava
Mensajes : 1371

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Light 'em up-FB (Megerah)

Mensaje por Megerah el Dom Sep 13 2015, 18:41

Megerah había encontrado en Moira la ocasión de mantener esa faceta sobreprotectora y humana mientras Moloch oscurecía su alma con el paso de los años a su servicio. No por nada, la morena pensó de primeras que pertenecía a la raza dracónica nada más verla. Erah sonrió con levedad al sentir esa presión sobre su mano, llegando a repasar lo que alcanzaba con una suave caricia de su propio pulgar.

La rubia soltó una carcajada, todo lo alto que la resaca y el dolor de su cuerpo la dejaron por la respuesta de su amiga a su pique-. No me refería a tirarte al agua, boba. Antes prefiero huir de tus abrazos metiéndome yo en el agua.. -enarcó una de sus cejas doradas mientras explicaba. No era ningún secreto cuanto adoraba el líquido elemento, a estas alturas. Rió con suavidad por la caricia que llegó a hacerla cosquillas, por lo que se removió ligeramente para que Moira parase-. ¿Quién te ha dicho que yo quiera librarme de ti? -como mera contestación, Megerah terminó por corresponder ese abrazo que la morena comenzó, dejándolo a medias por la limitación de la postura.

***

Erah frunció el ceño, inquisitiva, cuando el gesto de Moira se volvió serio... Hasta inquieto. La rubia acabó sonriendo con su explicación-. No importa. Aprendes. Yo te enseño. -todo formaba parte de la treta de la esclava, para disimular y que no resultara tan evidente que estaban haciendo sus trastadas para amenizar la fiesta.

No obstante, los planes de Megerah como distracción no fueron del todo como ella pensó: la pared estaba menos tensa que su amiga. Erah llegó a pensar que se haría daño de tanta tensión. Hasta una piedra tenía más gracia para moverse que ella. Sí sabía los pasos, pero los hacía con movimientos herméticos-. Si no te relajas vas a ponérmelo muy dif-¡Ay! ¡Momo! -murmuró en un suave regaño. Llegó a gruñir con su pregunta. ¿No era evidente? Megerah no le dio mayor importancia... Hasta que llegó el segundo pisotón sin propósito. En el mismo pie. La rubia juró que se quedó sin aire por unos segundos. Se paró, forzando a la morena a hacerlo con ella, sintiendo el latir de su pie. Fue a hablar, a preguntarle, mas el rostro de su amiga cambió a una mueca que Megerah ya había visto en varias ocasiones. Cuando un recuerdo acudía a su mente-. No estarás pensando en él mientras me destrozas el pie, ¿verdad? -inquirió con fingida molestia y tono suave pero contundente-. Así me va a ser imposible enseñarte a bailar, Momo. -quédate conmigo, por favor. No dejes a tus pensamientos irse con Richard. Erah tenía esa inquietud, pues cada vez que la otra esclava pensaba en él... Ya podía la rubia buscarse otra compañía.

Y la triste realidad, era que no tenía más que a Moloch.





couldn't help myself <333333:


honours:




avatar
Megerah
Redeemed

Mensajes : 833

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Light 'em up-FB (Megerah)

Mensaje por Moira el Lun Sep 14 2015, 19:28

Después de un par de años, ninguna había querido librarse de la otra. A la morena le había enternecido que su amiga prefiriese irse ella al agua que tirarla para zafar de abrazos. Y así había continuado siendo. Protegiéndose mutuamente. Megerah había pasado a ser un fuerte pilar. Uno que le recordaba a cada minuto no acabar como otros esclavos que parecían tener síndrome de Estocolmo. La rubia era la familia que ella había escogido. Su ama era obligada.

Al escuchar a la otra adolescente, ladeó la cabeza y sonrió al mismo tiempo. No parecía que iba a darse por vencida ni a ignorar su amistad por no saber bailar. Asintió, animada. Pero llegó el primer pisotón. Intentó decirle que quería relajarse, pero cada vez estaba más nerviosa y, por ende, más tensa. El segundo pisotón no lo facilitó. Se detuvo frente a su amiga.

Y, como siempre, pareció leer sus pensamientos. Sobre todo cuando se trataba de aquel… muchacho en la actualidad. Debía de tener un radar que le dictaba el momento para ponerse celosa. Suspiró. ¿Cómo decirle que nunca la hubiera abandonado de volver a verlo? ¿Que siempre sería su familia?

-No. Fue después del segundo pisotón. Una pregunta mental –admitió en un murmullo-. Erah… -susurró, clavando sus pupilas en las de la rubia-. Tú me has enseñado algo más importante que bailar en pareja. A no darme por vencida. A ser fuerte. A resistir. Si no fuera por ti, los otros esclavos seguirían haciéndome la vida imposible. Si no fuera por nuestras travesuras, no recordaría lo que es sonreír -tragó saliva suavemente y levantó una mano, con intención de acunar la mejilla de su amiga, pero se quedó en el aire, antes de bajarla. Sus labios esbozaron una sonrisa y, de repente, un brillo divertido asomó en sus irises-. Anda, bailaré sin destrozarte los pies, mira –y empezó a bailar sola, de espaldas un momento y frente a la otra esclava de nuevo después-. Dale caña, rubia.


Dos años después de la fiesta

Abrió y cerró un par de veces las manos. Hacía un año que su ama la había castigado duramente. Los huesos, por fortuna, habían soldado. Pero, de vez en cuando, dolían. Las quemaduras habían desaparecido. Benditas pomadas hechas a base de aloe de vera y caléndula. A sus dieciocho años y siendo esclava, hubiera sido terrible que sus manos quedasen inutilizadas.

Caminó por los pasillos con rapidez, saliendo finalmente a los jardines. Recorrió la distancia hasta aquel banco oculto, un escondite de su amiga, esperando encontrarla. No estaría mal conversar un rato, marujear, cotillear. Y lanzarle la pregunta de: ¿qué? ¿ya te gusta alguien?





Whatever it takes for you. I will make another world for us, Elianne. My daughter, my heart:
avatar
Moira
Human

Ocupación : Esclava
Mensajes : 1371

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Light 'em up-FB (Megerah)

Mensaje por Megerah el Mar Sep 15 2015, 16:48

Erah suspiró cuando Moira le admitió que el recuerdo de aquel chaval paseaba por su mente en aquel momento. ¿Por qué? ¿Tenía algo que ver con el baile? ¿Con el pisotón? ¿O era por simple gusto? Megerah seguía sin entender muy bien esa fijación de su amiga por aquel chico que no habían vuelto a ver.

La rubia alzó sus cejas, con cierta sorpresa, por esa venada ñoña de Moira. Acabó sonriendo, cuando comprendió que todo ello lo decía por los supuestos -y más que verídicos- celos indefensos de la rubia-. Bueno, visto está que aprendiste bien. -amplió su sonrisa. Estuvo tentada de pellizcarle la barbilla a la morena, pero se contuvo. Si lo hacía le daría pie a seguir con aquel momento íntimo de aparente confesión y agradecimiento. A Megerah le costaba tremendamente mostrar sus sentimientos con palabras. Ella era muchacha de actos. Y hasta podía admitir que se sentía incómoda cuando alguien era honesto con ella en ese sentido. Pues era algo a lo que no estaba acostumbrada-. No vale. No me gusta que me adules con tanta sinceridad como método evasivo. -se quejó cómicamente, casi deseosa de confesarle a Moira que ella era igual de importante para la rubia. Pero no pudo ser.

Le devolvió la mirada con curiosidad, antes de dejar que una sonrisa irrumpiera en su semblante, más marcada conforme veía bailar a la morena sin más compañía que un ritmo aparentemente inventado... Y Erah comprobaba que se movía bien. La rubia llevó los ojos al cielo, con un teatral gesto de resignación y capitulación ante la peculiaridad de la morena, antes de acabar uniéndose a ella en ese baile totalmente atípico y discordante con la música que sonaba. Fue realmente fácil dejarse llevar esa vez y disfrutar de un momento así con aquella muchacha que consideraba como la hermana que nunca tuvo.

Dos años después, contando con 17 años...


Megerah abrió los ojos al escuchar ruidos. Se había quedado dormida en aquel santuario suyo, escondido en los jardines, donde solía ir para poder abstraerse... o, incluso, descansar. Había sido una noche movidita en los aposentos de Moloch. Y, para colmo, cabía decir, que la rubia sí había disfrutado de aquella situación que llevaba aguantando varios años, queriendo extenderla, y sentirla durante toda la noche. Había aprendido, poco a poco, y con ayuda de unos sentimientos contradictorios que se intensificaban de igual modo, a sacar partido y aprovecharse, de ese único momento en el que el dragón que era su dueño, la dejaba dominarlo. La rubia podía, aunque no quisiera, admitir que se había vuelto adicta a aquella sensación.

La esclava de melena dorada sonrió ligeramente, cuando reconoció a su amiga, volviendo a cerrar sus ojos-. Hola, Momo... -su saludo no fue más que un hilo de voz, con aire cansado pero tranquilo. Se planteó la posibilidad de incorporarse pero, aún con la incomodidad del duro mármol, se sintió momentáneamente sin las fuerzas necesarias para sentarse sobre aquel banco.

Pereza.





couldn't help myself <333333:


honours:




avatar
Megerah
Redeemed

Mensajes : 833

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Light 'em up-FB (Megerah)

Mensaje por Moira el Jue Sep 17 2015, 22:46

Sonrió divertida al escuchar a su amiga y negó con la cabeza.

-No era una evasiva, era para que veas que no tienes por qué tener celos. Te quiero, Erah –susurró, dándole un suave apretón en una mano. Acompañándolo de una tierna sonrisa.

Rió divertida cuando finalmente la rubia se dejó llevar y bailó con ella. Como si nada más importase. Como si aquella corte se difuminase alrededor. Mientras los demás empezaban a acusar el efecto de sus travesuras y al día siguiente aparecería en el periódico.

Dos años después

Vio a Megerah echada en aquel banco. Le preocupó aquel saludo con el hilo de voz y que volviese a cerrar los ojos. De repente, le vino a su memoria aquella vez en las termas, cuando la encontró tras la borrachera. Sus ojos se volvieron acuosos y acortó la distancia que la separaba de su amiga con rapidez, para quedar arrodillada frente a ella. Sin importar manchar el vestido ocre rojo o la capa púrpura que llevaba, haciéndola parecer austera y dándole un aire juvenil con el cabello largo suelto, formando ondas marcadas.

-Hey, Erah… -susurró.

Alzó una mano para acariciar los finos cabellos dorados de la otra esclava, de manera suave y rítmica. Se inclinó para posar sus cálidos labios color cereza sobre la sien ajena, en un gesto tierno.

-¿Qué te ha hecho? –preguntó, a medio camino entre la preocupación y la rabia-. Apóyate en mí, te llevaré a las termas. ¿Vale? Te hará bien el agua caliente –susurró con un deje de ternura en su voz.





Whatever it takes for you. I will make another world for us, Elianne. My daughter, my heart:
avatar
Moira
Human

Ocupación : Esclava
Mensajes : 1371

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Light 'em up-FB (Megerah)

Mensaje por Megerah el Sáb Sep 19 2015, 19:52

Erah gruñó. No estoy celosa, pensó en respuesta, reprimiendo el comentario pero no la mirada entrecerrada a la morena. No obstante, y de nuevo, como cada vez que Moira era tremendamente sincera con ella, con esa facilidad que tenía -y Erah envidiaba ligeramente- para expresar sus sentimientos, lo que enterneció a la rubia lo suficiente como para relajar el gesto y dejar que una sonrisa aflorase en la comisura de sus labios. La esclava correspondió el apretón como contestación. Porque el hecho de que la rubia se abriese de tal manera en un lugar tan concurrido como aquel era algo más que insólito. En realidad, el hecho de que expresase lo que sentía era algo realmente complicado de por sí.

Deseando deshacerse de esa incómoda sensación interna, del que por más que quisiera no puede, decidió que la mejor manera era dejarse llevar por el impulso de imitar a su compañera de melena negro azabache y despreocuparse de todas esas travesuras, cuyas consecuencias podría leer al día siguiente, en El Pregón.

Un tiempo después, en los jardines...

Llevaba casi cuatro años frecuentando el lecho de Moloch, cuando éste así lo quería. De hecho, en los últimos meses, aquellos encuentros habían pasado a ser casi diarios, agotando al amo como a la esclava. Fue el día anterior, que el dragón había regresado de un corto viaje de unos días a vete tú a saber dónde... y ambos quisieron desquitarse. La rubia, sin ser plenamente consciente, rayaba la obsesión por aquel hombre, que deseaba y odiaba a partes iguales. Era un sentimiento tan arraigado e intenso como contradictorio y contrario. Algo tóxico, del que Megerah no se quería deshacer. Quizás por ello, ya no se planteaba con tanta frecuencia el acabar con Moloch.

Al tener los ojos cerrados, no vio acercarse a Moira, ni cuando se arrodillo, pero sí sintió esa caricia que la hizo sonreír y la calidez de sus labios en su piel. Fue entonces cuando abrió sus azules, buscando la mirada contraria, ladeando ligeramente la cabeza hacia su amiga, levantándola parcialmente del mármol. Frunció el ceño ante la pregunta. Su mente aún dormía plácidamente como para entender a la primera a qué se refería. Tuvo que añadir la sugerencia para que Megerah reaccionase-. ¿Qué? -aún así, le costó procesar respuesta-. No, no. Momo, no es lo que crees. -finalmente, sonrió, como si con ello fuese a calmarla más rápido-. Moloch regresó después de varios días de ausencia y... -la rubia ladeó la sonrisa, junto con un burdo intento por encogerse de hombros-. Bueno, digamos que lo había echado en falta. No dormimos mucho esta noche... -se limitó a explicar con toda la tranquilidad del mundo-. Es sólo falta de sueño...





couldn't help myself <333333:


honours:




avatar
Megerah
Redeemed

Mensajes : 833

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Light 'em up-FB (Megerah)

Mensaje por Moira el Sáb Sep 19 2015, 23:25

Ay, pobrecita, seguro que estaba tan agotada y dolorida que no podía ni tenía ganas de pensar con claridad. Así lo pensó la morena. Puto Moloch. Las ganas que tenía de colarse en su habitación mientras el dragón dormía y destriparlo con un cuchillo de jade. Y liberar a su amiga de una vez por todas de aquel sufrimiento y tormento, yéndose juntas, sin ninguna sombra que las persiguiese.

En lo que tardaba en contestar, tomó con su mano libre una de las de su amiga. Primero rozó la piel ajena en una tierna caricia de su pulgar. Después giró la muñeca para entrelazar un poco sus dedos, con un suave apretón, como si quisiera decirle que estaba ahí, que no la iba a dejar. Hasta que la rubia volvió a hablar. Ladeó la cabeza, confundida y extrañada. ¿Cómo que no era lo que creía?

Frunció el entrecejo ante esas sonrisas. No auguraban nada bueno. ¿Ausencia? ¿Echar en falta? ¿No dormir? El cerebro de la morena pareció trabajar a mil por hora. La miró a los ojos, directamente. ¿Pero qué le estaba contando? ¿Se había vuelto loca?


-¿Te has vuelto tonta? ¿Te diste un golpe la cabeza? ¡¿Con Moloch?! ¿En serio? ¿No había otro? –inquirió, frunciendo el entrecejo suavemente-. Oh, nonononono. Tú no has podido caer en eso. No, por favor… No… -musitó, soltándola y quedándose de rodillas, mirándola-. Erah… ¿te voy a perder, verdad? –susurró-. ¿Por qué él? Te ha tratado mal. Te ha castigado. Te ha torturado. Te ha forzado. ¡Es Moloch! Podrías tener a quien quisieras. Alguien adorable, que te tratase bien. Alguien que te mereciese. Y… él sólo te va a cambiar… Te va a volver como él. Es lo que hacen. No quiero que seas como él. No quiero perder a MI amiga. No quiero perderte, Erah. ¿Qué fue de querer matarlo? –dejó de balbucear, suspirando.





Whatever it takes for you. I will make another world for us, Elianne. My daughter, my heart:
avatar
Moira
Human

Ocupación : Esclava
Mensajes : 1371

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Light 'em up-FB (Megerah)

Mensaje por Megerah el Dom Sep 20 2015, 12:33

Erah no se percató de la cara de extrañeza y posterior estupefacción de la morena según le explicaba por encima. De hecho, esa misma cara es la que la rubia repitió ante esa batería de preguntas que Moira formuló, presa de un pánico que iba más allá de la preocupación o la indignación-. ¿Perdona? -Megerah no lo entendía, sencillamente. Se acabó incorporando hasta quedar sentada cuando la otra esclava se separó-. ¿Caer en qué? ¿Por qué demonios me dices esto, Momo? -la rubia frunció el ceño, con aire incrédulo. No podía dar crédito de ese comportamiento desesperado de la morena. Le había pillado tanto de sorpresa que, para ser ella, se limitó a dejar que Moira se desahogara. Quizás así, ella misma se daba cuenta de las tonterías que estaba diciendo.

Pero hubo algo en la mente de Megerah que hizo click ante las palabras de su amiga. Esa parte de la rubia que deseaba estrangular a Moloch hasta la muerte y que había sido adormecida, coleteó con rebeldía por un momento. Atravesar su corazón con una daga de jade, mirando con satisfacción como se le escapaba la vida entre estertores. Algo que con los años, se le había complicado llevar a cabo, por eso que sentía por el dragón. Que no podía sacarlo de su mente, por más malos detalles que tuviera con ella. Porque en realidad, Erah había aprendido a quedarse sólo con lo bueno.  

Rió, a caballo entre la sorpresa, la incredulidad y lo ridícula que aquella conversación le pareció por un momento. No obstante, aquel sonido, aparentemente tranquilo, se perdió con rapidez-. Soy esclava, Momo. ¿Tener a quien yo quisiera? Eso está demasiado lejos de mi alcance como para siquiera contemplarlo. -no supo encontrarle respuesta a esa pregunta de la morena. ¿Perderla? ¿Cómo? ¿Qué quería decir con eso si vivían en el mismo lugar? Además, ambas ya sabían dónde poder encontrar a la otra. Porque era eso, ¿no?-. Acepto lo que soy y lo que tengo. Sólo busco sacarle partido... porque nunca llegaré a más. -se acabó levantando, para mirarla con cierta decepción, pese a que, al verla desde arriba, tan atenta a lo que ella tuviera que decirle, terminó por calmar sus ánimos. Su indignación. Suspiró, antes de tragar saliva-. Adelante... Júzgame por querer sobrevivir de la manera más fácil. De intentar disfrutar de ese dolor que no voy a dejar de sentir, luche o no. -hablaba con seriedad. Demasiada para ser ella, quizás dolida por no esperarse precisamente ese reproche por parte de la que había sido su única amiga durante tanto tiempo. Apretó los labios, dispuesta a ser tan sincera con Moira como con ella misma-. Es justo esa decisión la que me impide deshacerme de él. -no era exactamente así, pues la rubia omitió el peso que los sentimientos tenían en esa decisión-. Pero no soy idiota. Soy consciente de cómo están las cosas. -quería pensar que tenía todo controlado. Pero la realidad, es que a lo mejor, no podía controlar tantas cosas como quisiera.

Ese último alarde egoísta de la otra esclava, le hizo entender a Megerah bastante de los comentarios que antes habían escapado a su comprensión. No quería perderla en el sentido físico de la palabra. Ante eso, Erah terminó por sucumbir con comprensión. Había muchas cosas que Moira no podría entender, pero la rubia sí podía hacer el esfuerzo de comprenderla a ella. Terminó por agacharse, acuclillándose frente a la morena. Apoyó una de sus manos, ahora hecha un puno, sobre el césped para mantener el equilibrio, mientras que la otra descansó sobre sus piernas encogidas. Clavó sus azules en los de su amiga, que, para lo parlanchina que era, parecía haber tomado la decisión silenciosa de dejar que Megerah se explicara antes de seguir rebatiéndola. No obstante, la esclava de melena dorada quiso dejarle algo bien claro a su amiga-. Momo, ¿cómo podrías perderme... si tú eres la única que consigue que no me vuelva como él? -era algo que no había admitido hasta ese momento, pero de lo que estaba más que segura. Lo había ido comprobando a lo largo de los años, observando el cambio de los demás esclavos frente a ella. Y, sin embargo, Erah tenía presente que ella era la que corría mayor riesgo de sufrir esos cambios al estar tan apegada a Moloch. Sólo había una persona que evitaba que se olvidara de la humana que era.

Y la tenía justo delante.





couldn't help myself <333333:


honours:




avatar
Megerah
Redeemed

Mensajes : 833

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Light 'em up-FB (Megerah)

Mensaje por Moira el Lun Sep 21 2015, 21:23

No parecía que la rubia la hubiese entendido. La miró cuando se incorporó en el banco, quedándose sentada frente a ella. Ante la pregunta, suspiró. ¿Es que no se daba cuenta de lo que le estaba pasando? Era probable que no.

-En ese síndrome que he visto en otros esclavos. Fascinados por sus dueños. Te lo digo porque lo has echado en falta. Dime que no te gusta Moloch –susurró la última frase, antes de callarse.

La risa de la otra esclava fluyó hasta sus oídos. ¿Tan absurdo le parecía lo que le decía? Dudó un momento, preguntándose si se había precipitado por su temor. Entonces dejó hablar a Megerah. Dejó caer los párpados un momento, escapándose un delicado suspiro de su pecho. Esclava. A merced de los deseos de su amo. Ni siquiera su vida ni su existencia le pertenecían. La morena sabía bien cómo era aquello, porque ella compartía aquella condición. Sabía que la rubia no era tan soñadora como ella.

Para cuando alzó la mirada, la vio de pie. En los claros irises pudo observar decepción, que la hizo agachar la cabeza y posar los propios sobre la hierba. Pero volvió a levantarlos, hacia el rostro de la rubia. Con determinación por escucharla si había algo más que fuese a decir. Negó con la cabeza. ¿Juzgarla? No, sólo estaba preocupada y asustada. Por Erah, por ella misma. Porque no quería ningún mal ni ese maldito síndrome para su amiga. Pero tampoco quería quedarse sola. Ver cómo la otra esclava se volvía como Moloch, oscureciéndose por completo. Perdiendo a su amiga en el proceso. Y sabía que era egoísta por pensarlo.

Pero, ¿cómo iba a juzgarla por ello? Cuando ella misma tomaba lo que le parecía útil de su ama. Sólo que ella se rebelaba contra su condición, ansiando la libertad. Soñando que, tal vez un día, ambas serían libres. Aunque ese día parecía cada vez más lejano. Un deseo imposible de cumplir, probablemente muriendo ambas antes de hacerlo realidad. Pero quizá, un día aquella sociedad cambiase, aunque ella no pudiese verlo. Un mundo exento de esclavitud, donde primase la convivencia.

Una pregunta acudió a su mente. ¿Debería resignarse y disfrutar de su condición? ¿Debería de dejar atrás su actitud soñadora? Sus irises, en ese momento verde acuosos, fueron atrapados por los azules cristalinos de su amiga. Cuando se acuclilló frente a ella. Entonces, al escucharla, sus ojos se abrieron completamente. Una cortina acuosa se instaló en ellos, emocionada. Y se inclinó con rapidez sobre la rubia, en un impulso por abrazarla, por rodearla con sus brazos, estrechándola con fuerza contra sí.

-Erah… -murmuró, sin soltarla-. Seguiré aquí, no dejaré que te vuelvas como él –agregó en un susurro tomado por la emoción. Se separó sólo para mirarla a los ojos antes de posar sus labios sobre la frente de la otra humana-. No te voy a juzgar –confesó-. ¿Cómo lo haces? Yo sólo puedo en parte… -preguntó, mirándola de nuevo a los ojos.

“Erah. ¿Cómo lo logras? ¿Cuál es el secreto para aguantar?”





Whatever it takes for you. I will make another world for us, Elianne. My daughter, my heart:
avatar
Moira
Human

Ocupación : Esclava
Mensajes : 1371

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Light 'em up-FB (Megerah)

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 3 de 5. Precedente  1, 2, 3, 4, 5  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.