Novedades

- (15/11) Ya están disponibles novedades de Noviembre, ¡no te las pierdas!

- (15/11) Ya podéis pedir los dracs del mes de Noviembre.

- (15/11) En el pregón, nueva entrevista a Sabrina.

- (15/11) ¿Quieres conocer las leyes? Pásate por aquí.

- (15/11) ¡La llegada del anexo del Gremio ya está aquí! ¡Conócelos!

- (15/11) ¿Quieres conocer nuestro índice? Pásate por aquí.

Últimos temas
» Llegaremos a 100?
Ayer a las 23:21 por Moira

» Confieso que...
Ayer a las 22:32 por Moira

» Stealth is the key [Oswin]
Ayer a las 21:58 por Oswin

» Habilidades perecederas -FB (Jeanne Lionheart)
Ayer a las 21:31 por Jeanne Lionheart

» Buscado el consejo de un hombre sabio [Vaurien]
Ayer a las 20:50 por Vaurien

» Draconians por Cerrar Temas
Ayer a las 20:34 por El Anciano

» Registro de Rango
Ayer a las 20:14 por Letyko

» Registro de PB
Ayer a las 20:11 por Letyko

» Registro de Grupo
Ayer a las 20:06 por Letyko

» An unexpected presence [Ariakas Verminaard]
Ayer a las 19:50 por Ranema

Staff
Letyko
Admin
MP
Thareon
Admin
MP
Nyssa
Mod
MP
Aldrik
Mod
MP
Selene
Mod
MP
Síguenos

Afiliaciones V.I.P
Foros Hermanos

05/06

Directorios y Recursos

09/14

Afiliados Élite
Expectro PatronumRandom High SchoolElentarirpgLoving PetsFINAL FANTASY: ZeroTime Of Heroes
60/60

Afiliados Normales


Catch me if you can (Kyrieth, Trystan)

Página 2 de 3. Precedente  1, 2, 3  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Re: Catch me if you can (Kyrieth, Trystan)

Mensaje por Nyssa el Miér Mar 25 2015, 14:56

Lo picó de vuelta con una ceja alzada que decía un “ni tú hubieras podido distraerlos mejor”. Desde que había sido una renacuaja mal nutrida y con sucios harapos lo había molestado en ese inofensivo juego. Pero es que… si entre tantos desconocidos ves a un niño casi de tu edad, que encima parece callado y reservado, te pegas a él como lapa a sabiendas de que no es uno de esos matones de colegio.

En ese momento apareció Kyrieth. Algo le dijo a la pelirroja que la morena no estaba bien. Avanzó un par de pasos hacia ella, pero entonces se desmayó. Trystan fue más rápido en alcanzarla para que no llegase a golpearse por completo contra el suelo. Compartió con él una mirada de preocupación… hasta que tuvo que levantarla hacia los guardias que habían continuado la persecución. Chasqueó la lengua con molestia.

Estaba a punto de decirle al pelirrojo que se largarse con Kyri, cuando él le entregó el arco de la otra resistente. Lo agarró y asintió. Por suerte, ya estaba tensado. Se puso el carcaj a su propia espalda y sacó dos flechas. Una la puso entre sus rodillas y la otra la preparó en el arco. Tensó, casi besando la cuerda con sus carnosos labios.

-¡Lárgate con ella! Yo os sigo –le interrumpió, justo antes de lanzar la primera flecha, que se clavó en el cuello de uno de los guardias.

Se agachó para agarrar la segunda flecha, justo para zafar del disparo del otro guardia. Cuando se incorporó, la colocó con rapidez en el arco y disparó casi sin mirar. Dio en un hombro masculino, lo cual le hizo torcer el gesto. Fallo suyo. Hizo hacia atrás su brazo y alcanzó una tercera flecha. De nuevo tomó posición y esta vez le dio en pleno corazón. Se aproximó a los cuerpos y agarró un par de bolsas con oro, el otro arco, el carcaj y un par de cuchillos.

Después bajó por una escalera que habían puesto para reparar parte del tejado. Al mismo tiempo revisaba que no hubiese más de esos inútiles rondando. No quería volver a correr en aquellos momentos. Cuando finalmente tocó el suelo, caminó con pasos seguros y con una postura que parecía decir “bitch, I’m awesome”. Más que nada para picar al líder. Su mirada cambió a una de preocupación cuando observó el bulto en los brazos del único varón del grupo. Por suerte, Kyrieth seguramente se recuperaría.

-Sí, claro, sígueme –contestó con seriedad.

Empezó a andar por las calles de la ciudad, aquel laberinto que conocía como la palma de su mano. Cada poco se cercioraba de que él la siguiese. Hasta que se detuvo y se agachó para abrir la trampilla de un sótano. Uno que conocía bien. Desplegó las escaleras de madera y descendió por los peldaños, después de hacerle una señal para que la siguiese. Dentro encendió unas velas con una antorcha permanentemente en llamas. Había una mesa, una silla, un montón de paja con una manta como único mobiliario. Había provisiones, pocas, las suficientes como para poder pasar allí un rato. Evidentemente, utilizaba ese lugar a menudo.

Dejó las dos bolsas con oro en la mesa. Los dos arcos y los carcajs contra la pared de piedra. Los cuchillos sobre el asiento de la silla. Fue a un hueco en una de las paredes y sacó un par de frascos, un mortero y unos trapos limpios que servirían de vendas. Además de unas hierbas que se había agenciado.

-Déjala sobre la cama –le señaló el montón de paja.

Acumuló leña en la chimenea, puso bolitas de los carteles que había guardado en su zurrón, salvo uno de Alaric, y lo prendió todo con la antorcha encendida. Aquel sótano fue iluminado, viéndose un par de dibujos propios de alguien de unos cinco años, donde se veía a alguien mayor y otra figura más pequeña con pelo rojo. Aquel era el sótano de la casa de su padre adoptivo, un refugio que nadie más conocía salvo ella.

-Levántate la ropa de arriba o quítatela. No te hagas el tímido, no es como si fuese algo que nunca he visto –lo picó, ladeando una sonrisa un par de segundos antes de ponerse seria-. Tu costado derecho está sangrando. No vuelves a salir de la base hasta que te cures y tengas entrenamiento. Y cuidado con desobedecer, porque entonces seré tu peor pesadilla y sabes de lo que soy capaz –lo avisó, frunciendo encantadoramente el entrecejo.





avatar
Nyssa
Hybrid

Ocupación : Exploradora
Mensajes : 2862

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Catch me if you can (Kyrieth, Trystan)

Mensaje por Trystan el Miér Mar 25 2015, 22:10

Vale, tenía que admitir que me tranquilizaba el verla aparecer entre la gente, con el arco que le había dado instantes antes y… espera, ¿otro más? No me fue difícil adivinar que eran de los guardias abatidos con las flechas. A saber qué más traería.

Tampoco era momento para preguntarle.

Asentí, con Kyrieth aún en brazos. Tenía la ligera sospecha de que ver a un muchacho llevando a una chica, en apariencia dormida, no es que fuera a pasar muy desapercibido, que digamos. Aunque rezaba para no nos topáramos con más guardias porque ya no podía asegurar que saliésemos bien parados. Y lo que me pasara a mí no llegaba a importarme ni remotamente tanto como lo que pudiera pasarles a ellas. Tenía muy claro que estaba dispuesto a lo necesario si eso les daba una oportunidad a Nyssa y a Kyrieth.

Por suerte, el escondrijo no estaba tan lejos como en un principio pensé. Mejor. Me las apañé para bajar los peldaños, cargando con la chica hasta que, con las indicaciones de la pelirroja, la tumbé en el montón de paja que me indicó, con cuidado. Debía de estar exhausta después de todo ese alarde irreflexivo para salvarnos el culo. Igual se lo agradecía más tarde, cuando volviésemos a estar en la base-. ¿Tienes algo de agua, Nyss? –se me ocurrió preguntar. Quizás el contacto de un paño mojado la ayudase a recobrar el conocimiento. Nada más formular la pregunta me volví hacia ella, echando un primer vistazo al lugar bajo la tenue luz de una pequeña hoguera que apenas empezaba a prender. Más que un escondite, propiamente dicho parecía un santuario particular e inofensivo, con todas esas cosas que los humanos tendíamos a guardar de nuestro pasado, o que nos recordasen a alguien especial.

Algo que yo no tenía.

Busqué sus pupilas glaucas cuando se dirigió a mí, y agaché la mirada después al costado, dándome cuenta de que llevaba razón-. ¿Esto? Pero si no es nada. –no obstante, me incorporé para contentar su petición. Prefería asegurarme de que, aunque no me doliera mucho, aquello no llegaba a mayores-. Conste que lo hago por precaución, no porque piense que tu excusa barata sea suficiente para alegrarte la vista. –repliqué casi con diversión y poca vergüenza al quitarme la camisa. Fue entonces cuando aspiré ligeramente entre dientes, por un ligero pinchazo que me atravesó el costado. Tarde, me di cuenta que Nyssa no había visto las marcas que habían quedado después de que me capturasen y me torturasen, hacía ya casi un año. Porque por muchas curas y potingues que pudieron hacerme entre Rainreth y la sanadora de turno, hubo huellas que no se pudieron borrar-. O, ¿qué? –enarqué una de mis cejas, con cierta suficiencia y reto brillando en mis azules, auscultando su rostro mientras ella andaba pendiente de mi herida-. ¿Me atarás a la cama?




De parvis grandis acervus erit
This above all: to thine own self be true
avatar
Trystan
Heartless

Mensajes : 1300

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Catch me if you can (Kyrieth, Trystan)

Mensaje por Nyssa el Vie Mar 27 2015, 19:51

La pregunta del líder la hizo ladear la cabeza pensativa. Después asintió en silencio. Volvió donde parecía tener todo y sacó un pellejo en el que quedaba todavía un cuarto de agua. Dividió el contenido en dos cuencos. Uno lo llevó con un trapo limpio hacia la cama. La tela la mojó en el agua y la colocó doblada sobre la frente de Kyrieth. Con delicadeza, apartó un mechón castaño que caía sobre el femenino rostro de la más joven.

Después se giró y se dirigió hacia Trystan, con seriedad. Sus manos estaban ocupadas con el otro cuenco y más paños limpios. Enarcó una ceja pelirroja, observando los zarcos ojos del varón. ¿Qué no era nada? Hasta el más leve rasguño podía infectarse y podías acabar en una fosa. Ambos lo sabían. Y, desde luego, ella no iba a dejar que eso pasase. Tanteó un frasco con alcohol que evidentemente había robado para aquellas situaciones en las que algún sanador borde de la resistencia estaba hasta las pelotas de curarla y la mandaba a paseo.

-Ambos sabemos que no tienes problemas en quitarte la camisa delante de mí –le devolvió, curvando sus labios en una sonrisa ladeada.

Pero no estaba preparada para las marcas que la tortura había dejado en su amigo. Tuvo que hacer amago de autocontrol para no abrazarlo y pedirle perdón por no haber estado ahí para impedirlo. Sabía que, si lo rodeaba con sus brazos, ella se pondría a lloriquear totalmente afectada. Trys no necesitaba aquel drama. No ahora. “Di algo, no te quedes muda mirando las cicatrices. No se merece esto después de lo que ha pasado últimamente. ¡Reacciona!”, gritó en su mente. Hizo esfuerzos por no tragar saliva y alzar la mirada, ladeando una sonrisa que intentó que no fuese forzada.

-Mmm… -emitió un sonido, pensando qué decir-. Justo como lo recordaba. No has cambiado nada –le bromeó en ese juego inocente que se traían.

Empapó una de las telas en el alcohol y luego aplicó delicadamente pero con firmeza sobre la herida del costado, centrándose en la tarea. Después machacó en el mortero unas hierbas medicinales con un poco de agua, haciendo una pasta, que colocó cuidadosamente después sobre aquel rasguño. Tras ello, empezó a vendar con el resto de telas limpias que tenía, con esmero y haciendo una presión sin hacerle daño para que quedasen bien colocadas.

-¿Es una invitación? –le devolvió ante la pregunta sobre atarlo, mirándolo en ese momento a los ojos y quedando sus rostros a apenas un par de centímetros de distancia. Más por picarlo que por otra cosa.






avatar
Nyssa
Hybrid

Ocupación : Exploradora
Mensajes : 2862

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Catch me if you can (Kyrieth, Trystan)

Mensaje por Kyrieth el Vie Mar 27 2015, 21:08

Mi sonrisa se reflejaba en aquellos zafiros que jamás iba a volver a ver. En el fondo lo sabía, sabía dónde estaba, pero en cierta manera, no quería despertar.
El chico, propietario de aquellos ojos me sonrió de vuelta mientras llevaba su dedo índice sobre una línea de un viejo volumen que tenía abierto sobre la mesa.
-... y eso es todo lo que la menta puede hacer- zanjó el joven Ever mientras devolvía su mirada al libro -¿Me has escuchado Kyr?- yo asentí sin pensarlo dos veces. Si hubiese podido, seguramente me hubiese lanzado a darle un abrazo sabiendo que en cuanto despertara y saliera de aquel lugar, ya no iba a verle más, pero allí no podía decidir. Solo podía ver, oír y sentir -Está claro que no. No pondrías esa cara de boba- rió suavemente mientras pasaba otra página de su libro -Algún día montaré mi pequeña tienda. Madre estaría muy contenta si pudiera verlo- él hundió un poco el rostro comenzado a sumirse en sus pensamientos, pero yo en seguida le agarré de la mano y tiré de ella para que me siguiera fuera de la habitación. Mi querido amigo volvió a sonreír sabiendo perfectamente a dónde lo iba a llevar. Nunca había dejado que él pensara demasiado en su madre y aquella vez no iba a ser diferente. Yo era la única que podía devolverle la alegría a aquel dragón al que conseguía sorprenderle tanto una estúpida planta de menta y sus cualidades. Un dragón al que había aprendido a querer a pesar de mi odio a su raza en aquella época y precisamente, fue el dragón que me ayudó a cambiar.
Hubo un momento en el camino en el que comenzamos a correr pudiendo reír libremente, gracias a la ausencia del amo, por los pasillos para abrirnos paso hacia el exterior de la casa y justo al pasar por la puerta... todo se volvió negro.




Lo primero que hice al notar que había recuperado la conciencia fue llevarme la mano a la frente que notaba húmeda. Palpé una especie de trapo mojado que me habían colocado. Entonces fue cuando me di cuenta de verdad de que me había desmayado y todos los recuerdos de los últimos sucesos se cruzaron por mi mente a una velocidad apabullante.
Y había sido mi culpa.

Abrí los ojos para ver el lugar en el que me encontraba, que parecía ser una especie de refugio o algo así. Incluso había fuego allí a juzgar por el sonido del crepitar de unas llamas. Fruncí el ceño y decidí erguirme sin hacer mucho caso al trapo húmedo que cayó sobre mi regazo en cuanto levanté la espalda de aquella cama a base de paja. Apoyé las manos para no caerme redonda de nuevo pues se me había nublado la vista con el movimiento y pestañeé un par de veces para recuperar la visión.
Y qué sorpresa lo que vi... es decir, ¿qué?

Acentué más todavía mi gesto de fruncir el ceño convirtiéndolo luego en uno de como confusión y sorpresa... o algo así.
Miré a Trystan que estaba allí, sin camiseta con todo el torso al descubierto y a Nyssa que estaba frente a él, con los rostros a escasos centímetros. Luego miré a Trystan y luego a Nyssa y así repetí el proceso un par de veces más. Estaban A ESCASOS. CENTÍMETROS.
Me quedé congelada, como... ¿qué hago yo ahora? ¿vuelvo a tumbarme y a cerrar los ojos como si no pasara nada? que era todo muy raro ¿finjo ser un mueble? porque era un poquillo incómodo. Que yo no tenía nada contra aquello, fuera lo que fuese, a ver, que hicieran lo que quisieran con sus vidas...
Abrí la boca para decir algo, pero acabé carraspeando y ya luego sí me aventuré a hablar.

-Chicos... ehm, sí, esto, no quiero interrumpir lo que quiera que estéis haciendo, pero ya me he despertado. Y sí, me encuentro bien, algo mareada, pero... ¿Trys?- mis ojos recayeron entonces sobre las vendas que tenía recién puestas, porque estaban demasiado limpias y bueno, para eso se habría quitado la ropa ¿no? -¿Qué ha pasado?- pregunté preocupada. Preocupada por muchas cosas como por ejemplo ¿cómo se había hecho aquella herida? o ¿por qué había tanto feeling entre aquellos dos?

P.D.::





Kyrieth:

I can't scape from my dreams:

avatar
Kyrieth
Human

Ocupación : Arquitecta e inventacosas en general. Jinete de dragón.
Mensajes : 616

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Catch me if you can (Kyrieth, Trystan)

Mensaje por Trystan el Sáb Mar 28 2015, 14:52

Reí con suavidad antes de agachar la mirada un momento-. No, la verdad es que no. Es lo que tiene… la confianza. –concluí mientras dejaba la camisa en el lado contrario de la mesa, para que ella tuviera mejor acceso a la herida.

Pero su rostro fue más que expresivo cuando me vio las cicatrices que adornaban mi pecho y abdomen. Mis azules auscultaron la frustración y el dolor que reflejaban esas esmeraldas a la tenue luz del fuego-. Eh… -musité bajito, intentando que apartara la mirada de esas marcas que ya no había forma de borrar. Lo cierto era que hacía mucho tiempo que Nyssa y yo… bueno, no habíamos vuelto a vernos de una forma tan íntima. Y todo lo que me pasó mientras estaba con la dragona, era normal que ella no supiera nada. O de saberlo, no lo hubiera visto. Suerte para ella que no lo vio cuando aún no estaba curado-. Tranquila, estoy bien. -añadí con media sonrisa cuando se atrevió por fin a aguantarme la mirada y sonreírme. No lo decía ya por esas marcas que sólo implicaban un mal recuerdo. Lo decía porque sabía que la pelirroja estaba preocupada por mí. No ya por el rasguño que me había hecho –que no dejaba de ser un rasguño por mucho que ella se emperrase en decir que no-, sino por todo. Vivíamos una vida que te exigía recuperarte rápido de cualquier herida, ya fuera visible o no. Si no, estabas muerto. Y yo tenía aún muchas cosas que hacer para dejar que la parca me pillara antes de tiempo. Rain se había ido, sí, pero me dejó parte de ella conmigo. A modo de guardián, de un recuerdo, de unos orbes dorados que se me aparecían en sueños… quién sabe. Pero tenía asumido que por más esfuerzos que hiciera en contra, aquella dragona que tanto marcó mi vida, seguiría en ella hasta el fin de mis días. ¿Por qué luchar contra algo así?

No se podía empezar de cero, cuando arrastrabas parte de tu vida pasada.

Sólo quedaba asumirlo y seguir con aquellas losas a la espalda. Era consciente de que habría días que pesarían demasiado y me hundirían en el abismo lo suficiente como para que la tentación de rendirme fuera categórica. Mas tenía la esperanza de que llegara un momento en el que dejasen de afectarme tanto. Pero, para ello, había que propiciarlo y mantenerme vivo, ¿no?

Dejé que Nyss me mimara, curándome la herida y vendándomela-. Y todo esto por un arañazo. –añadí, con la ceja alzada, antes de ver cómo se acercaba a mí, en una muestra más de ese juego de piques y tentaciones inocentes… ¿o no tan inocentes? Que existía entre ambos. Respiré con levedad, propiciando también ese acercamiento-. Hmm… puede… -susurré justo antes de rozar ligeramente su nariz con la mía, correspondiendo su pícara mirada. A eso sabíamos jugar los dos-. ¿La aceptarías? –bajé mis ojos a sus labios y, de repente, se me antojaron demasiados carnosos como para no probarlos…

Peeeeeeeeero no.

Seguía siendo una broma como para romper el momento… ¿no? Además, escuché a tiempo un carraspeo que acabó por hacer que ampliara la distancia entre nuestros semblantes y girase la cabeza para mirar a Kyrieth, ahora sentada en aquella especie de camastro de paja-. No interrumpes nada. –aseguré sin necesidad de volver mis azules a la pelirroja para asegurarme. Me incorporé, dejando de apoyarme en la mesa y me acerqué a la muchacha, sentándome en el borde, a su lado-. Es un simple roce. Nada preocupante. Toda esta parafernalia es cabezonería de Nyssa para que no vaya a mayores… -busqué fugazmente esas glaucas pupilas que nos observaban a los dos-. Ten un poco de agua, anda. –le tendí el odre que nuestra compañera me había dejado instantes antes-. Nos quedaremos aquí un rato hasta que te encuentres con fuerzas para otra carrera hasta la base, ¿va? –palmeé su pierna cariñosamente antes de añadir:- pero no más reestructuración de las calles de Talos por hoy, ¿entendido?




De parvis grandis acervus erit
This above all: to thine own self be true
avatar
Trystan
Heartless

Mensajes : 1300

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Catch me if you can (Kyrieth, Trystan)

Mensaje por Nyssa el Dom Mar 29 2015, 16:11


Le dedicó una sonrisa divertida, marcándose los pómulos, marcándosele suaves y pequeños hoyuelos cerca de la comisura de sus carnosos labios. Sí, ambos tenían una confianza que habían adquirido a través de los años. Desde que se había acercado por primera vez a él, mal nutrida, con esos harapos, sin conocer a nadie en la resistencia. Apenas había sido una niña de diez años. Se había sentado junto a él, con el cuenco con comida que le habían dado. Demasiada para lo que llevaba metiéndose en la boca los últimos cinco años. Le había dedicado una hermosa sonrisa, impropia de todo lo que había pasado, y le había dicho un: hola, me llamo Nyssa. ¿Tú cómo te llamas?



Estoy bien. “No, no estás bien. ¡No estás bien! Ambos lo sabemos, pero… pero… no podemos hablar de ello. No puedo meter el dedo en la llaga. Yo tendría que haber estado ahí, tendría que haberte protegido. Tendría que… Lo siento, Trys, lo siento mucho. Perdóname”, quiso decirle, pero aquellas palabras murieron en su mente. No era justo para él que las soltase.

Suerte que se le ocurrió bromear, algo que pensó que les vendría bien a los dos. El intentar fingir que aquella vida no era tan dura, que no la arriesgaban cada segundo que existían, que no perdían a gente por el camino mientras ellos se sentían impotentes. Ahora no iba a dejarlo solo, iba a ayudarlo a levantarse. Era su mejor amigo. La única persona que había estado allí cuando no tenía nada más. No podía dejarlo a su suerte, no quería.

-¿Sólo un arañazo? Tú sabes que también se puede infectar, ¿verdad? Puedes enfermar y pasarte algo más grave. Así que te vas a curar bien y no hay más que hablar. Te necesitamos –le regañó con seriedad. “Yo te necesito, a salvo, sano. Eres mi amigo. Es egoísta, lo sé. Pero si… si te fueras… no sé lo que haría”, pensó, tragando saliva suavemente.

Cuando sus narices se rozaron apenas, se movió un poco para lograr una caricia entre las puntas en un gesto cariñoso y tierno. Porque aunque jugasen, aunque esporádicamente en el pasado hubiesen yacido juntos, al final del día lo que quedaba era aquella amistad que durante años había cosechado.

Pero entonces lo vio mirando a sus labios. ¡A sus labios! No había que ser muy inteligente para saber lo que él andaba pensando ni tampoco poder leer su mente. Todo el puñetero mundo sabía que era señal inequívoca de que la otra persona quería besarte. ¿Y qué hizo ella? Quedarse quieta y gritar en su mente que no lo hiciera. No era el momento, ni el lugar, ni ninguno de los dos estaba preparado para ello. Suficientes complicaciones en sus vidas ya.

-Trys… -empezó a susurrar, queriendo decirle que no acortase la distancia, que su amistad era más importante que un beso por despecho, un beso que quizá él necesitase después de todo lo que había pasado… pero… no quería darle falsas esperanzas.

Entonces escuchó un carraspeo y sus mejillas se sonrojaron súbitamente. Mierda, Kyrieth. Por suerte, Trystan fue más rápido, se alejó de ella y le habló.

-No interrumpes nada –dijo casi a la misma vez que el otro pelirrojo-. No ha pasado nada –añadió rápidamente, mirando a ambos-. Quiero decir… te has desmayado, te hemos traído aquí y a Trys le han herido. Él, por cierto, va a quedarse en la base hasta que se recupere del todo. O le ato a la cama si no es capaz de obedecer –agregó, girándose entonces para fingir que guardaba lo que no había usado porque se había dado de que sus malditas mejillas ardían.

“Piensa en… ¡en Derek desnudo! ¿Qué? No, no, no, ¿por qué piensas en Derek desnudo con Alaric? Ok, piensa en otra cosa. En Alastair poniéndote contra una mesa a lo bruto y… ¡¡¡MAAAAAL!!! Vale, en… en Trystan poniendo mirada asesina. No sirve, demasiado hot. Probemos otra situación. Evolet y Alexion echándose miraditas de te odio pero te amo. Ahhh, eso está mejor. Adiós sonrojo, vía libre para acercarte”.

Pensado y hecho, porque agarró unas provisiones de comida que tenía y las llevó junto a la cama de paja. Le dedicó una suave sonrisa a Kyrieth y le acarició los cabellos con una mano libre.

-Tómate el tiempo que necesites para recuperarte. Podéis comer algo para retomar fuerzas mientras esperamos –los convidó.





avatar
Nyssa
Hybrid

Ocupación : Exploradora
Mensajes : 2862

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Catch me if you can (Kyrieth, Trystan)

Mensaje por Kyrieth el Dom Mar 29 2015, 17:24

Bueno, eso de que no interrumpía nada era mentira porque esa tensión tan extraña que había entre los dos no era normal, pero yo decidí ignorarlo y hacerme la loca ya que insistían tanto.
Al menos lo de Trystan no era nada grave, podía tranquilizarme un poco. Agarré el odre que me tendió con una sonrisilla tímida. La verdad es que aquella estúpida visión, por muy irónico que fuera, me había puesto de buen humor. Sabía que Ever seguía conmigo, de alguna forma u otra, al igual que sabía que tarde o temprano iba a tener que luchar por él y descubrir qué le había pasado. Era un incógnita que no iba a quedar sin resolver. No podía permitir que Ever hubiese muerto en vano.
Estaba claro que, como bien me habían dicho anteriormente Trys y el mismo Ever, mi don era algo de lo que podía sacar partido en cuanto lo aceptara, y eso era lo que había hecho. Ahora veía las cosas desde otro ángulo y aquello, aunque siguiera trayéndome pesadillas, también me traía buenos recuerdos. Más el añadido de que poco a poco iba tomando el control sobre aquellas visiones.

Bebí del odre como si no fuera a ver más agua nunca más en toda mi vida. Estaba sedienta después de todo lo que había corrido e hidratarme un poco no me venía nada mal. Al menos aquel agua tenía mejor gusto que la de mi cantimplora. Ahora me sentía algo mejor.

-Lo siento...- dije ante el comentario de Trystan sobre las calles. La verdad es que quizás me había pasado un poco. La reina se iba a volver loca cuando se lo contaran. Además del dinero que iba a tener que invertir en arreglar el asunto -... aunque me he divertido, lo prometo- añadí mientras devolvía el odre a Trystan y mi cara se iluminaba con una sonrisa completa, antes de cerrar los ojos para que Nyssa me acariciara el pelo como si fuera un gatete.



-Si yo estoy bien, de verdad- no hacía falta que nos quedáramos más tiempo de la cuenta lejos de la base si ellos querían volver ya. Hice amago de levantarme, pero no, porque se me volvió a nublar la vista y tuve que sentarme más acomodada sobre el camastro aquel -No, mejor esperar y gracias Nyssa- acepté su invitación y me hice con una manzana de entre aquellas pocas provisiones que tenía la pelirroja. Le di un bocado y miré a mi alrededor con los ojos brillando por mi naturaleza curiosa -¿Qué este lugar?- pregunté antes de devolver la mirada a la manzana que tenía entre las manos y darle otro bocado.




Kyrieth:

I can't scape from my dreams:

avatar
Kyrieth
Human

Ocupación : Arquitecta e inventacosas en general. Jinete de dragón.
Mensajes : 616

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Catch me if you can (Kyrieth, Trystan)

Mensaje por Trystan el Lun Mar 30 2015, 12:29

Era esa sonrisa precisamente la que no me costaba corresponder, pues llevaba implícitos tantos años de relación y complicidad que era inevitable resumirlos en ese simple gesto. Después de casi veinte años teniendo que soportar mi timidez o introversión, aquella pelirroja se había ganado mi respeto, mi aprecio e, incluso, más. Habían sido incontables las veces que nos habíamos movido por Talos juntos, habíamos robado, explorado o tanteado a los dragones y sus hábitos, saliendo ilesos de todas esas veces. Y esta no parecía pintar diferente, aunque estuviera Kyrieth con nosotros. Sin embargo, ambos habíamos pasado por mucho y habíamos cambiado desde aquella primera vez que cruzamos palabra. Desde aquella primera vez que viera esa melena pelirroja revoltosa sentarse a mi lado, entablando conversación. ¿Y mi reacción? La verdad era que pensé que estaba loca, pues con la sola contestación de mi nombre, no volvió a separarse de mí en lo que quedó de día. No paró de hablar, incluso le dio conversación a mi madre, quien andaba desesperada por que yo hiciera amigos. Y, la verdad, Nyssa fue la única con quien llegué a ser yo mismo hasta que Rainreth llegó. Ella me vio cuando perdí a mis padres, uno tras otro, cuando me hice explorador -llegando a darme algún consejo y todo-, o incluso cómo llegué a ser elegido para velar por el bienestar y futuro de toda aquella gente. No obstante, sí que noté que la relación que tenía con ella se enfrió al llegar la dragona. Supongo que era lo normal, pues Nyssa siempre fue mi... ¿amiga?...No, más que eso.  ¿Cómo definirla después de haber vivido tantas experiencias o descubierto tantas cosas con ella? Sin embargo, nunca nos llegamos a considerar pareja, aunque hubiera unos años en los que... Los beneficios de una relación así nos llamaban demasiado la atención. Habíamos sido inseparables durante tantos años que ya la gente daba cosas por sentado.

Por mi parte, lo que no di por sentado fue esa turbación en sus glaucas pupilas cuando vio el espectáculo que había dibujado sobre mi piel. Así como su contestación seria cuando bromeé-. Nyss, he sobrevivido a heridas peores, ¿hm? Tranquila... -le pedí en un murmullo. De sobra sabía que algo así iba a afectarla y hacerla sentir culpable cuando ella tenía su vida, paralela y distinta a la mía. No podía pedirle que estuviera velando por mí siempre. Es más, no quería.

Aquella tarea era la mía, no la suya.

Que, ¿me necesitaban? Busqué su mirada por un segundo, extrañado. Estuve tentado de rebatirle, de decirle que no era verdad. En la base, cada uno hacía lo que le daba la gana dentro de los métodos de organización que yo había propuesto. Como líder, aguantara o no, corría más riesgo, vale, pero si yo caía, no tardarían en encontrar un sustituto. A rey muerto, rey puesto. Siempre había sido así. No me necesitaban más que al resto.

Mi nombre en su voz hizo que volviera a su mirada con la mía cuando estábamos tan cerca. Y supe ver ese ruego tácito para que no lo hiciera, aunque no llegara a separarse. De hecho, me sorprendió que no fuera ella quien lo hiciera. ¿Acaso seguía jugando? No obstante, no era momento y, quién sabe si realmente queríamos llegar a más. Mi vida se había venido abajo hacía cuestión de semanas y, para ser franco, no sabía qué había vivido la pelirroja en esos dos-tres últimos años como para ser impulsivo justo ahora. Ya nada era como antes. Ya nada sería como antes. Por mucho que a mí no me importara yacer con ella una vez más, las cosas eran distintas. Y, antes que todo eso, seguía respetándola. No alcancé a mencionar palabra pues Kyrieth entró en escena, apurada por interrumpir aquello.

Podía hablar con Nyssa después y aclarar lo que hubiera que aclarar, pues no se me escapó el sonrojo que apareció en sus mejillas y el nerviosismo con el que recogió las cosas. He de reconocer que aquello me divirtió, porque había sido ella la que, de una forma sutil me había dicho que no. ¿Por qué le afectaba tanto?

Cuando Kyrieth me cogió el odre que le tendí me levanté de un movimiento rápido a por la camisa y me la puse de nuevo. No tenía ganas de incomodar más. Al sentarme, solté una carcajada a la replica de su propia disculpa-. No lo sientas si te has divertido. Pero si queremos salir de aquí, mejor que no llamemos la atención a partir de ahora hasta llegar a la base. -expliqué. No estaba de más incordiar a la reina con algo así. El único inconveniente que le veía a todo aquello serían esos impuestos que el pueblo acabaría pagando. Algunos de ellos lo hacían con creces.

El gesto entre las chicas me llegó a enternecer antes de indicarle, con un sólo gesto a la pelirroja, que yo declinaba el convite. No tenía hambre. Me quedé mirando a la muchacha mientras sopesaba la fragilidad de su consciencia y asentí ante esa recomendación, fruto de un nuevo y leve mareo. Acabé mirando a Nyssa, ante la pregunta de Kyrieth, casi con la misma curiosidad brillando en mi mirada.




De parvis grandis acervus erit
This above all: to thine own self be true
avatar
Trystan
Heartless

Mensajes : 1300

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Catch me if you can (Kyrieth, Trystan)

Mensaje por Nyssa el Lun Mar 30 2015, 19:59

Tranquila, ¡las pelotas! Pero ante el pedido, no le replicó. Asintió suavemente, en silencio. Mejor no se ponía a discutir con él sobre rasguños. No cuando a ella, hacía seis meses casi le rompen la espalda, le hicieron una buena herida en la cascada y suma y sigue. Era obvio que al final no iban a salir completamente ilesos.

Cuando él buscó su mirada, la encontró. Unos irises verdes se clavaron en los azulados. Su carita, seria pero algo melancólica, le decía que no hablaba de él como líder, sino como persona. Parecía como si aquella mirada le suplicase que se mantuviese con vida. Hasta que la bajó y la ladeó, intentando evitar un mohín. Casi podía verse reflejada en su expresión aquel vacío, aquella sensación de estar incompleta que no la abandonaba desde hacía unos meses.


-Si te has divertido, podemos repetirlo otro día –invitó a Kyrie, dedicándole una sonrisa-. No  hay nada que agradecer –agregó ladeando la cabeza para mirar a la morena, de forma que parecía adorable y tierna. Puso una mano sobre uno de los pequeños hombros de la otra resistente, invitándola a echarse de nuevo en la cama hasta que se recuperase. Pero esa expresión se le terminó cuando le metió un trozo en la boca a su jefe porque sí-. Come –le ordenó, antes de que Kyr-Kyr hiciese aquella pregunta incómoda. Encima, Trys-Trys la miró también con curiosidad. Se cruzó de brazos, en pose defensiva. Desvió la mirada para contestar-. El sótano de la casa donde viví de pequeña –respondió, dando por zanjado el tema.


Se alejó de la cama y se puso de cuchillas para atizar el fuego de la chimenea con una barra de hierro. Miró las llamas un momento, retomando fuerzas para poder mirarlos de nuevo. Fingía estar seria, despreocupada… pero dentro, estaba lidiando con el dolor del pasado. Los recuerdos invadieron su mente, logrando que se quedase quieta, olvidando todo a su alrededor, salvo el hipnótico danzar de las llamas y el suave y rítmico crepitar del fuego.





avatar
Nyssa
Hybrid

Ocupación : Exploradora
Mensajes : 2862

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Catch me if you can (Kyrieth, Trystan)

Mensaje por Kyrieth el Mar Mar 31 2015, 00:06

Fruncí el ceño al escuchar la respuesta evasiva de Nyssa y lentamente pude levantarme, al fin, sin mareos. Me puse al lado de Nyssa mientras avivaba el fuego y mi mirada fue directa a uno de esos dibujos que colgaban de la pared. La pared de mi despacho cambiante en la base solía adquirir un aspecto similar, pero multiplicando los dibujos por cien ya que después de haber tenido un charlita con Trystan hacía meses había terminado por volcar sobre papel todo lo que veía en mis sueños y visiones.

Alcé la mano libre hacia el dibujo y rocé con las yemas de mis dedos la figura que se hallaba junto a la que tenía el pelo rojo, que probablemente se trataría de Nyssa.

-¿Quién es...- me quedé en silencio de sopetón porque de nuevo me sumergí en aquella vorágine que tan bien conocía. El caos que me seguía allá donde fuera.

Reía, reía mientras un hombre me perseguía. Vale, dicho así suena un poco raro, pero aquel hombre me era muy familiar y solo era un juego. Pasábamos horas así hasta que finalmente me cogía y me rodeaba estrechándome entre sus brazos y me sentía en casa allí donde estuviera él pasa sostenerme.
De repente todo el ambiente se volvió agobiante, era tan solo una niña y las imágenes cambiaron súbitamente, me llevaron lejos de aquellas sensaciones, a un lugar donde mi casa dejó de existir y aquel hombre que hasta la fecha había sido mi padre desaparecía de mi vida para siempre de una de las formas más horrendas posibles. Y sí, era solo una niña y mi mundo ya se había tornado gris y tormentoso.
Vagaba por las calles de la ciudad, sucia, desnutrida, empapada por la lluvia, asustada, escondiéndome donde bien podía sin volver a encontrar un lugar que pudiera llamar hogar, un lugar donde esos brazos volvieran a rodearme. Solo quedaban oscuras esquinas donde acurrucarme y llorar.


Cuando volví en mi, no habría pasado quizás ni un minuto. Las visiones habían sido solo cuestión de segundos. Los recuerdos habían llegado en forma de flashes, mucho más borrosos que cuando recordaba una situación completa, una que luego podía describir con pelos y señales, pero las sensaciones y los resquicios de las emociones encontradas todavía podía notarlos siempre que despertaba. Al menos el "golpe" no había sido de esa forma tan fuerte y no me había puesto a llorar como una idiota, como ya había pasado en anteriores ocasiones.
Demasiadas visiones en un solo día. Más me valía reponer fuerzas rápido, porque todo se debía al cansancio y agotamiento. Estaba empezando a controlar mi don, pero requería cierta resistencia que en ese momento no podía llevar a cabo. Probablemente por eso era más débil ante el peligro de que me tocase tener que meterme en cabezas que no eran la mía viendo cosas que no debería ver.
Mierda.

Me giré hacia Nyssa porque ella no podría entenderlo, pero mis ojos viajaron rápidamente hacia los de Trystan pues él si sabía de lo que yo era capaz de hacer y obviamente me había demorado mucho al tocar aquel dibujo.

-¿Cuándo decíais que nos íbamos?- pregunté nerviosa y visiblemente incómoda.




Kyrieth:

I can't scape from my dreams:

avatar
Kyrieth
Human

Ocupación : Arquitecta e inventacosas en general. Jinete de dragón.
Mensajes : 616

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Catch me if you can (Kyrieth, Trystan)

Mensaje por Trystan el Miér Abr 01 2015, 11:37

Nyssa y yo pecábamos de tener el mismo sentimiento sobreprotector para con los nuestros demasiado desarrollado.

Bastaba con mirar la preocupación intrínseca por Kyrieth desde que perdió el conocimiento. No había hecho falta más que un par de miradas para saber perfectamente de lo que se tenía que encargar cada uno, con la muchacha fuera de combate. Ninguno de los dos se planteó el dejarla atrás, cómo se solía hacer. No, yo me sentía incapaz de hacer algo así. Y era plenamente consciente de que aquello me acabaría trayendo problemas, pues quería proteger a demasiada gente.

Pero no me importaba lo más mínimo.

Me sorprendió cuando la pelirroja me puso en la boca la fruta, y me ordenó que comiera. Después del primer mordisco, la cogí con la mano, bajando ésta a mi regazo, pensando lo cabezota que era mientras masticaba. Pero puesto que no tenía hambre, no tardé en olvidarme de ella adrede, aprovechando que la pelirroja se alejó de nosotros con cierto aire nostálgico tras esa breve explicación. O Nyssa era demasiado evidente, o el tiempo que habíamos pasado juntos me había hecho conocerla tanto como para ver que la inocente pregunta de Kyr le había hecho perderse entre recuerdos que no era fácil rememorar. Bien porque habían sido agradables y por la contundente idea de que nunca podrían volver a darse, o bien, porque la pelirroja había salido escaldada de mala manera. Sólo ella lo sabía, en realidad. La seguí con la mirada, con aire preocupado, por esa manera tan suya de zanjar un tema del que no quería hablar. No era la primera vez que lo hacía.

Me mantuve expectante cuando Kyrieth hizo por incorporarse, atento por si necesitaba un apoyo estable en un último momento antes de cualquier vahído que pudiera darle de nuevo. Nunca estaba de más prevenir antes que lamentar. Observé cómo se fue al lado de Nyss, se acuclilló con ella y pareció interesarse por la curiosa decoración del cuarto. De haber sido otro, bien podía haber pensado que aquella escena entre las dos mujeres era una pequeña muestra de acercamiento, que afianzaba un poco más el lazo que pudiera haber entre ellas.

Yo sólo veía parte de la familia que me quedaba.

Hasta que la más joven del grupo se interrumpió. No me hicieron más que un par de segundos para reaccionar, levantarme, dejar la comida en la mesa, y acercarme a ellas. Adrede, me acuclillé también al otro lado de Kyrieth asiendo esa mano suya que se había quedado extendida en la pared, con la mía. La muchacha no dudo en buscarme cuando volvió de aquel reflejo del recuerdo que el dibujo de la pared le proporcionó. Porque sí, no me había hecho falta mucho tiempo para saber que ese curioso don ya había hecho de las suyas. Pude verlo cuando le ocurrió conmigo. Cuando sintió todo mi dolor y pude ver toda aquella angustia que yo intentaba atar en corto en su llorosa mirada cuando me miró justo después, en aquel túnel aleatorio de la base. Por suerte, avanzaba -y bien- a la hora de controlarlo, pues cuando su mirada se fijó en la mía de nuevo, vi mucho más control que esa última vez. Mi mano presionó la suya y mis ojos preguntaron, aunque mis labios no pronunciaran palabra. Lo que Kyrieth hubiera visto no era asunto mío. Pero sí lo era el bienestar de las dos. Entonces, unos orbes esmeraldas brillaron al asomarse por detrás de la muchacha, con cierta extrañeza. Como simple gesto, les sonreí de forma comprensiva–. Voy a asegurarme de que no hay peligro. Tampoco podemos quedarnos aquí mucho tiempo más. –con esto último, miré a la pelirroja, de manera consecuente. Como exploradores con experiencia sabíamos que cuanto más esperáramos más guardias habría y sería más complicado cruzar.

Con suavidad, me incorporé, soltando su mano menuda antes de acercarme a la entrada. Bueno, trampilla, más bien. Subí los escalones y me asomé con cuidado. Aparentemente, todo estaba tranquilo en aquella zona. Así que, con el mismo gesto pero a la inversa, volví a dejar caer la madera. Cuando agaché la mirada buscándolas, ya se habían acercado. Ambas, parecían ¿ansiosas? por salir, pero yo no las tenía todas conmigo. Miré a Kyrieth con gesto consecuente-. ¿Seguro que te encuentras preparada? No nos moveremos de aquí hasta que así sea, Kyr.




De parvis grandis acervus erit
This above all: to thine own self be true
avatar
Trystan
Heartless

Mensajes : 1300

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Catch me if you can (Kyrieth, Trystan)

Mensaje por Nyssa el Jue Abr 02 2015, 17:04

Se había perdido en sus recuerdos cuando la pequeña figura de Kyrieth se acuclilló a su lado. Parecía sostenerse ya por sí misma, pero estuvo atenta por si se mareaba. No había que pensar mucho para saber que la morena se había levantado para estar con ella. La miró y le dedicó una sonrisa ladeada para que se despreocupase y a la vez de agradecimiento. Vio que estiraba una mano hacia uno de los dibujos y suspiró ante la pregunta.

-Mi padre adoptivo… -susurró, pero su respuesta se perdió en al aire nada más formularla, dándose cuenta de que algo no estaba bien con Kyrieth. Se había quedado inmóvil. Puso una mano en su hombro-. ¿Kyr? ¡Hey! –intentó llamar su atención.

Trystan también se había acercado y había tomado la mano de la más joven. Compartió con él una mirada de preocupación y volvió a posar sus ojos sobre la otra resistente. Estaba a punto de levantarse y llevarla como pudiese de vuelta a la cama, pero entonces volvió en sí. Buscó su mirada y, por un instante, se miraron, pero ella pareció rehuir sus irises y fue al encuentro de los azules del líder.

-Cuando estés bien. ¿Cómo estás? ¿Qué te ha pasado? –preguntó visiblemente preocupada a la otra fémina.

Asintió cuando el único varón del grupo habló. Sabía que era mejor descansar lo suficiente y después moverse. Los refugios no eran seguros para siempre. Apagó la chimenea, no fuera a arder todo cuando se fuesen. Después, se quedó al lado de Kyrieth.

-Sabes que puedes contarme lo que sea, ¿verdad? –intentó darle confianza a la morena, justo un momento antes de que el pelirrojo volviese con ellas.

Miró a la otra chica, esperando la respuesta que le debía a Trys. Tomó una de las pequeñas manos de Kyr-Kyr, dándole un suave y firme apretón, como queriendo decirle que estaban ahí para ella. Que lo primero era ella y su bienestar.





avatar
Nyssa
Hybrid

Ocupación : Exploradora
Mensajes : 2862

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Catch me if you can (Kyrieth, Trystan)

Mensaje por Kyrieth el Vie Abr 03 2015, 02:55

Trys no se demoró en ir a ver si el camino estaba despejado para que pudiéramos salir de allí, cosa que ansiaba más que nunca en ese momento. Me iba a costar cruzar miradas con Nyssa ahora.
Nyssa se mostraba preocupada por mí. Era normal, después de todo, ella no tenía ni la más remota idea de lo que me había pasado mientras que Trystan estaba al tanto de ello. Y no sabía si decirle a Nyssa lo que podía hacer era buena idea y mucho menos contarle lo que había visto, no quería causarle pesar a la pelirroja metiendo el dedo en heridas que no eran las mías. Por otro lado también me parecía una injusticia no decírselo porque me había metido en una vida ajena y tenía derecho a saberlo. Quizás también porque sabía que podría volver a pasar en cualquier momento y entonces no me serviría ninguna excusa. Lo cual era magnífico porque eso significaba que iba a tener que aprender a permanecer estoica cada vez que tenía una visión de esas, viera lo que viera o si no todo el mundo estaría preguntándome cada dos por tres que qué me pasaba. Que claro, si me quedaba en shock durante unos segundos quién no se iba a preocupar.
Era más complicado de lo que parecía.

-Estoy bien- le aseguré a Nyssa evitando tener que mirarla durante más tiempo del necesario porque si lo hacía se me iban a humedecer los ojos del simple agobio. Que sí, que los flashes habían sido rápidos y casi no había tenido tiempo de sentir, pero la culpa la tenía la huella que habían dejado en mí. No solo porque no fueran recuerdos míos, sino porque encima habían abierto un cajón lleno de recuerdos que sí eran míos y que quería que se estuviera quietecito y bien cerrado. No era nada agradable ver perecer a un ser querido delante de tus ojos, eso lo sabía tan bien como podía saberlo Nyssa.

-Lo sé, Nyssa. Yo...- Entonces sentí la presión de su mano sobre la mía, su apoyo y... mis defensas se derrumbaron. No podía esconderle un secreto a ella. No podía esconder más cosas a aquellos a los que quería. Tenía el mismo derecho que Trystan a saber el peligro que corría si estaba conmigo -... te lo contaré. Pero ahora no es el momento ni el lugar- aseguré mientras me separaba, soltando la mano de la pelirroja, de aquella pared donde se encontraba el endemoniado dibujo y me acercaba a la salida -Estoy bien- repetí esta vez mirando a Trystan -De verdad, vámonos- ni siquiera les esperé. Fui yo quien tomó la iniciativa subiendo por la escalerilla, subiendo la trampilla y mirando a todos lados para comprobar que no hubiera nadie por allí. Salí al exterior tirando el hueso de la manzana al suelo y volví a mirar a mi alrededor -Sigue sin haber nadie- dije algo más alto para que me pudieran escuchar desde dentro.




Kyrieth:

I can't scape from my dreams:

avatar
Kyrieth
Human

Ocupación : Arquitecta e inventacosas en general. Jinete de dragón.
Mensajes : 616

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Catch me if you can (Kyrieth, Trystan)

Mensaje por Trystan el Vie Abr 03 2015, 17:57

A ver, era algo obvio que Nyssa se había percatado de esa ausencia de Kyrieth, pero la explicación que le diera la muchacha ya no dependía de mí. Respetaba que la más joven quisiera guardarse el secreto de su don. Yo tampoco era quién para contarle nada a la pelirroja si no me atañía en absoluto. Por mucho que las quisiera a las dos, era un asunto en el que yo no debía meterme.

Claro que, tampoco era de esos que no podían vivir sin meterse en la vida de los demás.

Aquellos que, muy amablemente, destaparon mi relación con Rainreth, enfrentando a todos esos que me habían elegido como líder con aquellos que odiaban a esa raza contra la que supuestamente luchábamos. Me gané el cartel de traidor, tan solo por querer a una mujer. Porque para mí Rain no era una dragona, era la mujer que yo quería. ¿Por qué le daban tanta importancia a la raza? Los prejuicios infundados contra ella, por sus cortantes contestaciones o comentarios, llevaron a pensar a muchísima gente que a mí me había lavado el cerebro. Era una lástima, pues yo no había conocido a persona con mayores conocimientos en estrategia. Rainreth siempre estuvo dispuesta a ayudar, mucho más después de que yo consiguiese escapar con vida de las garras de uno de sus congéneres. Y nunca llegué a entender esa desconfianza hacia ella simplemente por no ser humana.

Pero así éramos de desconfiados.

He de admitir que yo también tuve mi momento de duda para con ella. Sólo al principio, hasta que me demostró que su lealtad no distaba mucho de la mía. Tiempo después, me confesó lo que sentía. Rain sólo quería estar conmigo, pero mis malas decisiones la hicieron abandonarme. ¿Cómo podía pensar que sería un buen líder para tanta gente si ni siquiera era capaz de mantener a quien más quería a mi lado?

Esa era una pregunta que me formulaba con cada determinación que tomaba, desde entonces.

Mis ojos se cruzaron con los orbes glaucos de Nyssa, con el reflejo de la preocupación e intriga cuando Kyrieth decidió subir y salir a la calle. Hice un pequeño movimiento de cabeza, indicándola que también subiera, dejándome a mí el último.

Y no, no fue para recrearme en sus curvas. No seáis mal pensados.

De hecho, mientras Nyssa salía por la trampilla, yo me volví a por el arco y el carcaj de Kyr, haciéndome con ellos y siguiendo los pasos de las dos mujeres, antes de salir, cerrando y escondiendo la entrada de nuevo. Ambas andaban un poco tensas, mirando a todos lados, por si acaso, hasta que nos juntamos-. Seguramente habrán doblado los guardias en las salidas más cercanas a nuestra carrera. –enuncié en voz alta-. Lo mejor que podemos hacer es bajar por esta calle y probar suerte en esa puerta. ¿Qué os parece? -sugerí sin llegar a mirarlas, pues en la parte superior de la calle en la que nos encontrábamos, había visto pasar un par de guardias con paso apresurado en otra dirección que, por suerte no era la nuestra.

Lo cierto era, que yo, al menos, tendría que adecentar mis pintas, porque dudaba mucho que con una mancha de sangre en mi ropa rasgada, pasase inadvertido. A ver si en lo que llegábamos encontraba algo que me pudiera servir.




De parvis grandis acervus erit
This above all: to thine own self be true
avatar
Trystan
Heartless

Mensajes : 1300

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Catch me if you can (Kyrieth, Trystan)

Mensaje por Nyssa el Sáb Abr 04 2015, 16:33

No, Kyrieth no estaba bien. Lo notaba cada vez que evitaba mirarla. No sabía qué había pasado, pero estaba tentada a abrazar a la morena. A cobijarla entre sus brazos y decirle que, fuese lo que fuese, la tenía ahí. Te lo contaré. Las palabras de la más joven hicieron que ella asintiese con suavidad y la dejase ir, muy a pesar suyo por no poder ayudarla en ese momento. La observó salir, sin esperarlos, a la desesperada. Entonces miró a los irises azules de Trystan.

Ella dudó un momento ante aquella orden silenciosa, pero finalmente salió con Kyr-Kyr. Era de esos momentos en que le gustaría desdoblarse, tener un clon o algo para cuidar a dos personas por las cuales estaba preocupada. Pero la chica estaba fuera, a merced de los guardias. Él estaba dentro, a salvo. La decisión no había sido difícil de tomar.

Sólo que… no le apetecía dejarlo solo. Había perdido a sus hijos, su mujer se había ido. No que la culpase a ella. Podía entender que era su forma de lidiar con el dolor. Rainreth no había despertado simpatías en la resistencia. La parte más fanática la había rechazado y odiado. Incluso cuando supieron que estaba con Trystan, mostraron que la detestaban y empezaron de decir barbaridades. La pelirroja había visto en ella lealtad, inteligencia… y amor hacia su amigo. ¿Qué más pruebas podía tener para aceptarla? Aún cuando la gruñía. Ojalá volviese.

Una vez al lado de Kyrieth, miró alrededor. Ni un solo guardia. Finalmente, Trysie se unió a ellas. Una cosa menos de la que preocuparse. Al menos por el momento… hasta que llegasen de nuevo a la base.

-Me parece bien. Por esta calle suelen dejar ropa colgando para que se seque. Podemos hacernos con algunas prendas para pasar desapercibidos –comentó a sus compañeros de fatigas.

Sin duda, las necesitarían. Llamaban demasiado la atención ahora mismo. Sobre todo Trys con esas ropas y los carteles de se busca. Ella con su pelo rojo y su traje de cuero. Kyri había hecho de las suyas, transformando la ciudad. No le sorprendería que los guardias se hubieran quedado también con ciertos rasgos de ella a tener cuenta para continuar persiguiéndola.

Empezó a caminar calle abajo y sólo podía ver vestidos. “¿Y si agarramos tres?”, pensó, valorando el panorama. “Seguro que hay de la talla de Kyr y mía. En cuanto a Trys… a lo mejor le lanzan piropos por la calle si lo ven con corset y con falda”, agregó muy divertida ante la idea. Ok, hora de mirarlos con seriedad.

-Va a ser mejor tomar prestados tres vestidos, no veo nada más a mano –les comentó con rostro sereno.

Si veía unos pantalones y una camiseta de varón, los iba a patear por fastidiarle la diversión. Total, no les vendría mal a los otros dos tampoco algo con lo que olvidar sus preocupaciones. Simple terapia psicológica en grupo.





avatar
Nyssa
Hybrid

Ocupación : Exploradora
Mensajes : 2862

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Catch me if you can (Kyrieth, Trystan)

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 2 de 3. Precedente  1, 2, 3  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.